3 Gestión de riesgo financiero

3.2 Factores de riesgo

Los riesgos de mercado corresponden a aquellas incertidumbres asociadas a variaciones en variables de mercado que afectan los activos y pasivos de la Compañía, entre las cuales podemos destacar:

a) Riesgo País: La condición económica de los países donde está presente la Sociedad puede afectar su situación financiera. Por ejemplo, las ventas que realiza la Compañía en mercados emergentes exponen a SQM a riesgos relacionados con condiciones económicas y tendencias en aquellos países. Por otro lado, los niveles de existencias también pueden verse afectados debido a la situación económica de estos países y/o la economía global, entre otros posibles impactos económicos.

b) Riesgo por volatilidad en los precios: Los precios de los productos de la Compañía están afectos a los movimientos de los precios internacionales de fertilizantes y productos químicos, y los cambios en las capacidades productivas o en la demanda de estos podrían afectar nuestro negocio, condición financiera y resultados operacionales.

c) Riesgo de precios de commodities: La Sociedad está expuesta a cambios en los precios de materias primas y energía que pueden impactar sus costos de producción, generando inestabilidad en los resultados.

Actualmente, la Sociedad incurre en un gasto directo anual cercano a los US$110 millones por concepto de combustibles, gas y equivalentes, y cerca de US$ 55 millones en gastos relacionados a consumo directo de energía eléctrica. Variaciones en un 10% en los precios de la energía necesaria para las actividades de la Sociedad, pueden significar, en el corto plazo, movimientos de US$16,5 millones en estos costos.

3.2.2 Riesgo de incobrables

Una contracción económica global - y sus efectos potencialmente negativos en la situación financiera de nuestros clientes - podría ampliar los plazos de pagos de las cuentas por cobrar de SQM aumentando su exposición a incobrables. Aunque se toman medidas para minimizar el riesgo, esta situación económica global podría significar pérdidas que podrían tener efecto material adverso en el negocio, condición financiera o en los resultados de las operaciones de la Compañía.

Como forma de mitigación de estos riesgos, SQM mantiene un activo control de cobranza y utiliza medidas tales como el uso de seguros de crédito, letras de crédito y pagos anticipados para una parte de las cuentas por cobrar.

Nota 3 - Gestión del riesgo financiero (continuación) 3.2.3 Riesgo de tipo de cambio

Como resultado de su influencia en la determinación de niveles de precio, de su relación con los costos de ventas y dado que una parte significativa del negocio de la Sociedad se transa en esa divisa, la moneda funcional de SQM es el dólar estadounidense. Sin embargo, el carácter global de los negocios de la Sociedad genera una exposición a las variaciones de tipo de cambio de diversas monedas con respecto al dólar. Por esto, SQM mantiene contratos de cobertura para asegurar sus principales descalces (activos netos de pasivos) en monedas distintas al dólar contra la variación del tipo de cambio, actualizándose dichos contratos periódicamente dependiendo del monto del descalce a cubrir en estas monedas. Ocasionalmente, y sujeto a la aprobación del Directorio, la compañía asegura los flujos de efectivo provenientes de ciertas partidas específicas en moneda distinta al dólar en el corto plazo.

Una porción importante de los costos de la Sociedad, en especial remuneraciones, se encuentra relacionada con el peso chileno. Por ello, un aumento o una disminución en la tasa de cambio respecto del dólar afectarían el resultado de SQM. Aproximadamente US$400 millones de los costos de la Sociedad se encuentran relacionados al peso chileno. El efecto de dichas obligaciones en el Estado de Situación Financiera se encuentra cubierto por operaciones de instrumentos derivados que cubren el descalce de Balance en esta moneda.

Al 31 de diciembre de 2010, la Compañía mantenía instrumentos derivados clasificados como de cobertura de riesgos cambiarios y de tasa de interés asociados a la totalidad de las obligaciones por bonos nominados tanto en pesos chilenos como en UF, por un valor razonable de US$97,5 millones. Al 31 de diciembre de 2011, este valor asciende a US$56,1 millones, ambos a favor de SQM.

Al 31 de diciembre de 2011, el valor de la tasa de cambio para la equivalencia de pesos a dólares era de Ch$ 519,20 por dólar y al 31 de diciembre de 2010 era de Ch$ 468,01 por dólar.

Nota 3 - Gestión del riesgo financiero (continuación) 3.2.4 Riesgo de tasa de interés

Las fluctuaciones en las tasas de interés, producto principalmente de la incertidumbre respecto del comportamiento futuro de los mercados, pueden tener un impacto material en los resultados financieros de la Compañía.

La Sociedad mantiene deudas financieras corrientes y no corrientes valoradas a tasa LIBOR más un spread. La Compañía se encuentra parcialmente expuesta a fluctuaciones en dicha tasa, ya que actualmente SQM cuenta con instrumentos derivados clasificados como de cobertura para cubrir una porción de sus pasivos valorados a tasa LIBOR.

Al 31 de diciembre de 2011, la Sociedad presenta aproximadamente un 28% de sus obligaciones financieras sujetas a variaciones en la tasa LIBOR y, por lo tanto, aumentos significativos en la tasa podrían impactar su condición financiera. Una variación de 100 puntos base sobre esta tasa, puede generar variaciones en los gastos financieros cercanas a los US$3,7millones. No obstante, en la realidad se ve contrarrestada de manera significativa por los retornos de las inversiones que maneja la Sociedad, que también se encuentran fuertemente relacionadas a la tasa LIBOR.

Adicionalmente al 31 de diciembre de 2011, sobre el total del capital de la deuda financiera, la Sociedad mantiene un porcentaje cercano al 11% con vencimiento menor a 12 meses, disminuyendo de esta manera la exposición a las variaciones en las tasas de interés.

Nota 3 - Gestión del riesgo financiero (continuación) 3.2.5 Riesgo de liquidez

El riesgo de liquidez está relacionado con las necesidades de fondos para hacer frente a las obligaciones de pago. El objetivo de la Compañía es mantener la flexibilidad financiera mediante un equilibrio holgado entre los requerimientos de fondos y flujos provenientes de la operación normal, préstamos bancarios, bonos públicos, inversiones de corto plazo y valores negociables, entre otros.

La Sociedad mantiene un importante programa de gasto de capital que está sujeto a variaciones a través del tiempo.

Por otra parte, los mercados financieros mundiales están sujetos a períodos de contracción y expansión, los que no son previsibles en el largo plazo, que pueden afectar el acceso a recursos financieros por parte de SQM. Estos factores pueden tener un impacto adverso material en nuestro negocio, condición financiera y resultados de operaciones de la Compañía.

Por lo anterior, SQM monitorea constantemente el calce de sus obligaciones con sus inversiones, cuidando como parte de su estrategia de gestión de riesgo financiero los vencimientos de ambos desde una perspectiva conservadora. Al 31 de diciembre de 2011, la Sociedad mantenía líneas bancarias no comprometidas y disponibles por un total de US$611 millones y adicionalmente líneas comprometidas por US$40 millones, disponibles en caso de requerir recursos adicionales.

La posición en otro efectivo y equivalentes al efectivo así generada por la Sociedad se invierte en fondos mutuos altamente líquidos con clasificación de riesgo AAA.

In document ESTADOS FINANCIEROS CONSOLIDADOS Correspondientes al período terminado al 31 de diciembre de 2011 (página 55-58)