7.- RIESGOS DERIVADOS DE LA EXPOSICIÓN A AGENTES FÍSICOS Y SU PREVENCIÓN

Texto completo

(1)

Tema 7.- Riesgos derivados de la exposición a agentes físicos y su prevención.

Contenidos

Introducción. 1- Ruido. 2- Vibraciones. 3- Calor y frío. 4- Radiaciones.

Introducción

Los agentes físicos, son distintas formas de energía, mecánica, térmica o electromagnética que pueden afectar a la salud de los trabajadores que se encuentran expuestos a las mismas, como consecuencia de su generación en el entorno de trabajo.

Energía mecánica: ruido y vibraciones.

Energía térmica: en forma de calor o frío.

Energía electromagnética: radiaciones ionizantes y no ionizantes.

El aplicador de biocidas aplica tratamientos en industrias con distintas características, por tanto, es importante que conozca los distintos agentes físicos presentes en la instalación para aplicar las medidas preventivas y utilizar los equipos de protección individual necesarios.

1.- Ruido.

El ruido es todo sonido no deseado y molesto, que en determinadas situaciones puede causar un daño a la salud del trabajador. Según la periodicidad que presente se pueden diferenciar tres tipos de ruido:

Ruido continuo o estacionario: todo aquel cuyas variaciones de nivel se producen en intervalos inferiores a 1 segundo, se percibe como un ruido constante.

Ruido de impacto: todo aquel cuyas sus variaciones de nivel sonoro se producen en intervalos superiores a 1 segundo, es el ruido de golpes.

Ruido no estacionario: es todo aquel que se produce de manera discontinua. La exposición prolongada a niveles elevados de ruido continuo, causa frecuentemente, lesiones auditivas progresivas, que pueden llegar a producir sordera o hipoacusia. Es importante destacar que los efectos de ruido para la salud se pueden clasificar en dos tipos, ver tabla 1:

Efectos auditivos: efectos que afectan directamente al oído.

Efectos no auditivos: efectos no localizados en el oído.

7.- RIESGOS DERIVADOS DE LA EXPOSICIÓN A AGENTES FÍSICOS Y SU

PREVENCIÓN

Imagen 1.- Aplicador en la instalación

Imagen 2- Aplicador con exceso de ruido

(2)

EFECTOS DEL RUIDO

Efectos auditivos

Pérdida temporal de audición.

Pérdida permanente de audición.

o Trauma acústico.

o Hipoacusia por ruido.

Efectos no auditivos

Aumento de la tensión arterial.

Aumento de la frecuencia

respiratoria.

Úlcera de estomago.

Trastornos del sueño.

Molestias.

Disminución del rendimiento.

Dificultad para concentrarse.

Dificultad para la comunicación hablada.

Tabla 1.- Efectos del ruido.

La aparición y la gravedad de los efectos anteriormente mencionados se relacionan directamente con el tiempo de exposición y la intensidad.

Tiempo de exposición

Cantidad de tiempo total que la persona permanece expuesta a la acción del agente agresor, en este caso el ruido, y se mide en horas.

A diferencia de otros contaminantes, el ruido no se exporta ni perdura, está localizado y cesa cuando lo hace el emisor. La única manera de prevenir sus consecuencias y entre ellas la más notable la sordera, es que el ruido no alcance el oído, reduciendo sus niveles de producción en el origen, amortiguando su propagación o mediante la protección personal.

Las medidas preventivas que se adoptaran frente al ruido son las siguientes:

Actuación sobre el foco de origen, eliminando la fuente de ruido.

Actuación sobre el medio de propagación, colocando barreras, aislando la fuente, insonorizando techos, paredes, etc.

Actuación sobre el trabajador, reduciendo el tiempo de exposición al ruido, utilizando equipos de protección individual (EPIS), cascos, orejeras y los tapones.

En las zonas donde sea necesario la utilización de protección auditiva, estará indicado

Imagen 3 aplicador con EPI auditivo

(3)

Siempre que la instalación lo requiera, el aplicador de biocidas debe utilizar obligatoriamente los protectores auditivos.

2.- Vibraciones.

Las vibraciones son oscilaciones de un objeto que se transmiten al cuerpo humano como una sensación de movimiento. Según la frecuencia que presenten se distinguen distintos tipos de vibraciones:

Vibraciones de muy baja frecuencia (<1 Hz): Son las que se pueden sentir en los transportes, por ejemplo, al viajar en barco. Producen náuseas y vómitos, trastornos en el oído interno y en el sistema nervioso central.

Vibraciones de baja frecuencia (1-20 Hz): Se producen en maquinaría agrícola, vehículos industriales, vehículos de obras públicas, etc. Producen lumbalgias, hernias, desplazamientos lumbares, alteración del equilibrio, trastornos en la visión, etc.

Vibraciones de alta frecuencia (20-1.000 Hz): Se producen, por ejemplo en los martillos picadores o martillos neumáticos. Las lesiones son de tipo osteoarticular: en muñecas, en el codo, mayor incidencia de enfermedades de estómago, calambres, pérdida de sensibilidad en las manos, etc.

Los aplicadores de biocidas que se encuentran sometidos a una serie de vibraciones mecánicas de forma prolongada, pueden llegar a sufrir una serie de trastornos de salud que afectan a la capacidad de trabajo y a su propia seguridad, lo cual puede dar lugar a enfermedades profesionales.

Los trastornos originados por las vibraciones en el organismo son múltiples, afectando a distintas partes del cuerpo y variando según los siguientes factores:

Tipo de vibración.

Tiempo de exposición.

Postura del afectado y tipo de actividad.

Zona del cuerpo afectada por la transmisión.

Constitución física del individuo.

Los efectos producidos por las vibraciones al organismo atendiendo a la parte del cuerpo que afectan se dividen en vibraciones globales del cuerpo y vibraciones mano-brazo (tabla 2).

EFECTOS PRODUCIDOS POR LAS VIBRACIONES Vibraciones de cuerpo

completo

Lesiones en la espalda (hernia discal, lumbalgias, pinzamientos, etc.).

Trastornos digestivos.

Alteraciones en los órganos reproductores femeninos.

Problemas circulatorios.

Pérdida de audición. Imagen 4.- Aplicador realizando el tratamiento Imagen 5.- Aplicador quejándose de lumbalgia

(4)

Vibraciones mano-brazo

Dolor muscular y articulaciones.

Reducción o pérdida temporal de la sensibilidad.

Hinchazón y enrojecimiento de las extremidades.

Tabla 2.- Efectos de las vibraciones.

Las medidas preventivas a tomar frente a las vibraciones deben atenuar o eliminar la vibración desde su origen, entre ellas destacan las siguientes:

Modificar el proceso evitando las herramientas vibratorias.

Utilizar herramientas con diseño ergonómico.

Mantener en perfecto estado la maquinaria.

Evitar la frecuencia de resonancia modificando la masa de la herramienta de trabajo.

3- Calor y frío.

El ambiente térmico influye directamente sobre el organismo humano, pues éste reacciona para mantener una temperatura interna constante de 37º C.

La producción interna de calor aumenta con el trabajo muscular, con lo que durante el trabajo, si es intenso, puede ocurrir que la temperatura central supere los 37º C.

Por ello, es necesario perder el exceso de calor corporal cediéndoselo al ambiente. Para que esto tenga lugar el ambiente que rodea al trabajador debe estar a menor temperatura, ya que si es más caluroso el flujo de calor va en sentido contrario, es decir , el trabajador gana calor, mientras que el ambiente lo pierde.

En el organismo, el sistema termorregulador, se encarga de mantener la temperatura del cuerpo estable. Cuando la temperatura central varía de los 37º C, la pérdida de exceso de calor corporal tiene lugar mediante mecanismos físicos de convección, radiación, conducción y evaporación.

Convección: El intercambio de calor ocurre entre el cuerpo del trabajo y el aire que le rodea. Se produce a través de la piel y las vías respiratorias. En este mecanismo influye la temperatura y la velocidad del aire.

Radiación: El intercambio de calor se produce entre el individuo y los objetos que lo rodean, debido a la radiación infrarroja.

Conducción: El intercambio de calor sucede entre los cuerpos en contacto, con lo que influye la temperatura de la piel y la temperatura superficial de los objetos.

Evaporación: Es un mecanismo por el que el organismo, mojado, pierde calor, tiene lugar a través de la evaporación del sudor. Cuanto mayor sea la humedad del aire menor será la evaporación del sudor y menor la refrigeración de la piel y viceversa. La evaporación se favorece al aumentar la velocidad del aire. No obstante, cuando el sistema termorregulador no logra mantener la temperatura del cuerpo, pueden aparecer una serie de alteraciones cutáneas y sistémicas en el

Imagen 6- Aplicador con dolor muscular

Imagen 7.- Aplicador sudando

(5)

EFECTOS PRODUCIDOS POR CALOR

Alteraciones cutáneas

Erupción por calor: enrojecimiento de las zonas de la piel cubiertas por sudor sin evaporar.

Quemaduras: se producen cuando el aporte de calor hace que sobrepasa la temperatura máxima cutánea en una zona determinada.

Alteraciones sistémicas

Golpe de calor: rápido ascenso de la temperatura corporal a 41º C sin sudoración. Origina convulsiones y pérdida de conciencia.

Agotamiento por calor: fatiga física ocasionada por una deficiente circulación.

Deshidratación: pérdida excesiva de agua corporal.

Déficit salino: se produce cuando el nivel de cloruro sódico en el organismo cae por debajo de unos valores predeterminados, produce calambres y pérdida de conciencia.

Tabla 3.- Efectos del calor en el organismo.

Es importante destacar que el aplicador de biocidas, no siempre realizará los tratamientos en condiciones extremas de calor. También puede realizar tratamientos en ambientes a bajas temperaturas: cámaras de refrigeración, aire libre, cuartos fríos, etc. que pueden generar una serie de efectos negativos como hipotermia, congelación, pérdida de sensibilidad, etc.

Muchas salas de las industrias alimentarias se mantienen a bajas temperaturas (cámaras de refrigeración, salas de despiece, etc.) el aplicador de biocidas debe realizar los tratamientos en estas condiciones, por este motivo debe utilizar la ropa de abrigo adecuada.

Las medidas preventivas que se pueden adoptar para evitar estas alteraciones debidas tanto a bajas como altas temperaturas son las siguientes:

Actuación sobre el foco, modificando la temperatura y la humedad siempre que se pueda hasta conseguir una temperatura confortable.

Actuación sobre el medio: apantallamiento del foco, ventilación general o extracción localizada, etc.

Imagen 8- Aplicador al aire libre agotado

Imagen 9.- Aplicador en cámara de refrigeración

(6)

Actuación sobre el trabajador: formación adecuada, uso de equipos de protección individual (chaquetas, gorros, guantes, etc.), consumo de bebidas apropiadas, etc.

Para garantizar la salud y el bienestar de los trabajadores, en este caso los aplicadores de biocidas, es fundamental que se apliquen las medidas preventivas anteriormente descritas así como la utilización correcta de los distintos EPIs.

4.- Radiaciones.

La energía tiene distintas formas de materializarse, una de ellas es por radiación. Las radiaciones se caracterizan por su energía y frecuencia y atendiendo a ello se clasifican en:

Radiaciones no ionizantes: Este tipo de radiaciones, no producen fenómenos de ionización. Tienen su origen en causas naturales como la radiación solar, las tormentas, diferentes elementos químicos, etc. Son radiaciones de este tipo: radiaciones ultravioletas, radiaciones visibles, microondas o rayos laser.

Radiaciones ionizantes: Estas radiaciones se caracterizan por su capacidad de ionización, es decir la capacidad de incidir sobre la materia provocando un desequilibrio electrónico. Su origen puede ser natural, procedente de distintos elementos químicos (radio o uranio) o artificial, provocado por máquinas o instalaciones. Este tipo de radiaciones no se percibe por los sentidos, sino por los efectos que pueden provocar en el organismo.

Todo aplicador de biocidas que esté expuesto a una radiación durante su jornada laboral, puede sufrir una pérdida de salud o alteración de la misma que irá en función del tipo de radiación, tiempo de exposición, la intensidad y cantidad recibida (tabla 4 y tabla 5), por este motivo debe aplicar las medidas preventivas necesarias.

EFECTOS EN EL ORGANISMO RADIACIONES NO IONIZANTES Radiaciones

ultravioletas Sus efectos principales son: quemaduras y conjuntivitis. Radiaciones

visibles e infrarrojas

Sus efectos son lesiones en la vista como cataratas, opacidad y lesiones térmicas.

Radiaciones microondas

Producen tanto lesiones térmicas, como quemaduras internas y no térmicas, alteraciones a nivel genético.

Rayos láser Pueden afectar a la retina del ojo y a la piel.

Tabla 4.- Efectos de las radiaciones no ionizantes en el organismo.

Imagen 11- señal radiaciones no ionizantes

Imagen 12- señal radiaciones ionizantes

(7)

Radiaciones por elementos radiactivos naturales (uranio, radio, etc.) o artificiales, por ejemplo, rayos X

Producen efectos que no son percibidos por los sentidos, a corto plazo producen vómitos, hemorragias, quemaduras, etc. A largo plazo suelen ser efectos más graves. Además el trabajador expuesto puede transmitir estas consecuencias a sus descendientes.

Tabla 5.- Efectos de las radiaciones ionizantes en el organismo.

Las medidas preventivas que se pueden adoptar para evitar los efectos de las radiaciones variarán según el tipo de radiación:

Medidas preventivas radiaciones no ionizantes:

o Utilización de pantallas protectoras y blindajes que impidan el paso de las radiaciones.

o EPIS (equipos de protección individual), como gafas, pantallas con filtros adecuados y ropa de trabajo.

o EPIS (equipos de protección individual), como gafas, pantallas con filtros adecuados y ropa de trabajo.

Medidas preventivas radiaciones ionizantes:

Aislar la fuente o disminuir su intensidad.

Disminuir los tiempos de exposición de los trabajadores.

Realizar una vigilancia médica periódica.

RECUERDA

Los agentes físicos, son distintas formas de energía, mecánica, térmica o electromagnética que pueden afectar a la salud de los trabajadores.

El ruido es todo sonido no deseado y molesto, que en determinadas situaciones puede causar un daño a la salud del trabajador:

o Efectos auditivos: sordera

o No auditivos: ulcera de estomago, trastornos del sueño, molestias. disminución del rendimiento, etc.

Las vibraciones son oscilaciones de un objeto que se transmiten al cuerpo humano como una sensación de movimiento, generando una serie de efectos negativos según sea la parte del cuerpo que afecten:

Vibraciones de cuerpo completo: trastornos digestivos, alteraciones en los órganos reproductores femeninos, problemas circulatorios, pérdida de audición, etc.

Vibraciones mano-brazo: dolor muscular y articulaciones, reducción o pérdida temporal de la sensibilidad, hinchazón, etc.

Imagen 13 aplicador con gafas de pantalla

(8)

En el organismo, el sistema termorregulador, se encarga de mantener la temperatura del cuerpo estable, mediante mecanismos físicos de convección, radiación, conducción y evaporación.

Las radiaciones se caracterizan por su energía y frecuencia y atendiendo a ello se clasifican en: radiaciones no ionizantes y radiaciones ionizantes.

Para evitar los efectos negativos de los distintos agentes físicos se deben aplicar correctamente las medidas preventivas adecuadas que variaran según el agente así como utilizar los equipos de protección individual siempre que sea necesario.

EVALUACIÓN. Marca con una cruz la respuesta correcta. Encontrarás las soluciones al final

del texto.

V

F

1.-Los agentes físicos son distintas forma de energía: mecánica, térmica o electromagnética.

2.- Un ruido continuo es todo aquel, cuyas variaciones de nivel sonoro se producen en intervalos superiores a 1 segundo.

3.- El tiempo de exposición es la cantidad de tiempo total que la persona permanece expuesta a la acción del agente agresor.

4.- El dolor muscular, hinchazón y enrojecimiento de las extremidades son efectos de vibración mano-brazo.

5.- La producción interna de calor disminuye con el trabajo muscular.

6.- En la convección el intercambio de calor ocurre entre el cuerpo del trabajador y el aire que le rodea.

7.- Las radiaciones no ionizantes tienen capacidad de incidir sobre la materia.

8.- Aislar la fuente de emisión o disminuir la intensidad, así como realizar una vigilancia médica periódica son medidas preventivas de las radiaciones ionizantes.

9.- Las vibraciones son oscilaciones de un objeto que se transmiten al cuerpo humano.

10.- En el organismo, el sistema termorregulador, se encarga de mantener la temperatura del cuerpo estable, mediante mecanismos físicos de convección, radiación, conducción y evaporación.

Figure

Actualización...

Referencias

Actualización...

Related subjects :