Itinerario del viaje. Costa Rica, 10 Días A tu aire en coche Ruta Pura Vida

Descargar (0)

Texto completo

(1)

Costa Rica: Ruta Pura Vida

Costa Rica, 10 Días · A tu aire en coche

Ruta Pura Vida

Si algo define a Costa Rica es la palabra “naturaleza”. Naturaleza en estado puro, sin filtros, ni añadidos. Todo el país es un gran escenario natural lleno de parques protegidos en donde habitan centenares de plantas y animales, muchos de ellos en peligro de extinción. El espectáculo no es sólo

terrestre. Bajo sus aguas se encuentra un mundo lleno de fauna y flora digno de ser descubierto. Entre sus habitantes más famosos se encuentran las tortugas que vienen hasta este punto del planeta a desovar. La

fascinante “Ruta Pura Vida” te permitirá conocer algunos de sus parajes naturales más impresionantes, como los volcanes Poás y Arenal, el Bosque Nuboso de Monteverde y la Reserva de Santa Elena. Innumerables

senderos por la selva tropical te llevarán hasta cascadas, lagos y cráteres únicos en el mundo. Pero también habrá tiempo de disfrutar en aguas del inmenso Pacífico. Lo haremos entrando en la zona de Guanacaste, en donde nos esperan las populares playas de Tamarindo y Sámara. O bien bajando hacia el Pacífico sur, alojándonos en las inmediaciones del Parque Natural Manuel Antonio, en donde encontraremos playas totalmente vírgenes en donde nuestra única compañía será la de los monos y mapaches. ¡Viaja a Costa Rica y disfruta de su gastronomía y su

inconfundible estilo de vida! Desconecta del mundanal ruido y déjate llevar por la conocida como "slow life". Sólo así comprenderás por qué aquí todo es ¡Pura Vida!

Fechas de salida_ Salidas desde Septiembre 2021 hasta Agosto 2022 Desde_ Madrid, Valencia, Bilbao, Alicante, Sevilla, Málaga, Vigo, Santiago de Compostela, Barcelona, Mallorca, Lanzarote, Gran Canaria, Tenerife

NATURALEZA EXÓTICOS

(2)

DÍA 1 · CIUDAD DE ORIGEN - SAN JOSÉ

Salida del vuelo desde la ciudad de origen hasta San José en Costa Rica. Después de efectuar los pertinentes trámites de llegada y aduaneros, ya podemos recoger el coche de alquiler y empezar a descubrir por qué el lema de este país es tan sencillo como la forma de vida de sus habitantes, que han hecho de este país el más feliz de toda Centroamérica: ¡Pura vida! Tras dejar las maletas en el hotel, nos lanzamos a conocer la bulliciosa y cosmopolita San José. Es la capital de Costa Rica y una de las ciudades más habitadas del país, tanto es así que aquí viven o trabajan la mitad de costarricenses. Comprobarás nada más llegar el tráfico y el ajetreo de esta localidad. Un bullicio que contrasta con la paz que encontrarás en los parajes naturales que la rodean. Uno de los tesoros de la ciudad es su Teatro Nacional, de estilo neoclásico. Imposible no parar de contemplarlo. Es mejor dejar el coche un rato para pasear por las calles centrales de la ciudad. Junto al Teatro se encuentra el Museo del Oro y, a pocos minutos, el Museo del Jade, ambos reúnen sorprendentes piezas históricas de la cultura precolombina. También puedes pasear por el Paseo Colón y el Parque Central hasta llegar al mercado. Un lugar algo laberíntico, lleno de pasillos en donde encontrarás prácticamente de todo. Este es un buen lugar para empezar a degustar los productos locales, ya que hay una gran variedad de comida y a muy buenos precios. Dispones del resto del día libre para pasear o descansar. Alojamiento en San José.

DÍA 2 · SAN JOSÉ - VOLCÁN POAS - VOLCÁN ARENAL

Después del típico desayuno, hoy vamos a descubrir una de las joyas naturales cercanas a San José: el volcán Poás, uno de los más visitados del país. Empezarás así a tener contacto con los conductores locales. Ya te avisamos que encontrarás bastantes costarricenses circulando en motocicleta, así que sólo debes estar atento al volante para no tener ningún imprevisto. En las carreteras no abundan las señalizaciones, por eso es importante llevar un buen GPS que nos ayude a dirigirnos a nuestro destino de la forma más directa posible. Para llegar al volcán deberías ir hasta Alajuela y luego llegar hasta el Parque del Volcán Poás, el más antiguo de Costa Rica. Tardarás poco más de 1 hora si coges las carreteras 712 y 1. Antes de entrar, te recomendamos usar un buen repelente de mosquitos y abundante protección solar. De esta forma, evitarás las quemaduras y las picaduras de insectos. Una vez listos, podemos entrar en el parque. Es de los pocos que existen en el mundo a los que se puede acceder en coche prácticamente hasta la cima. Una vez llegues al aparcamiento, tendrás tan sólo unos 10 minutos a paso ligero hasta llegar al mirador del cráter. La ruta es accesible para toda la familia, así que lo único que necesitas es un calzado cómodo y los ojos muy abiertos para contemplar la belleza que su fauna y flora ofrece al visitante. Este volcán es el más activo del país, aunque hace más de 60 años que no entra en erupción. Su principal atracción es su cráter que tiene 300 metros de profundidad y 2.700 de altura en cuyo centro se encuentra una magnífica laguna. Imagínate, sus aguas están a una temperatura de 40 ºC. Contemplar las fumarolas de azufre también es un espectáculo, así como las conos de lava seca y cenizas que encontrarás en tu camino si decides dar un paseo por alguno de sus senderos para descubrir la auténtica naturaleza de este parque. Uno de ellos es el que te llevará a la laguna Botos, un paseo bastante cómodo que no te llevará más de 30 minutos de camino. Regresamos al coche. Todavía nos queda un trayecto de casi 3 horas hasta nuestro siguiente destino. Durante la ruta hacia la ciudad de La Fortuna, situada a los pies del Volcán Arenal, recomendamos una parada en las espectaculares cataratas del río la Paz, situadas a unos pocos minutos del Poas, donde el transcurso del río se ve interrumpido por las majestuosas cataratas envueltas por una frondosa vegetación y que pueden llegar a una altura de 28 metros. Disfruta de las vistas del camino, ya que en esta zona se encuentran algunas de las plantaciones de café más importantes de Costa Rica. Coge la carretera 4 hasta llegar a la ciudad de La Fortuna, en Volcán Arenal, y continua hasta el hotel. Aquí haremos noche hoy y lo visitaremos mañana con calma. Alojamiento en Volcán Arenal.

(3)

DÍA 3 · VOLCÁN ARENAL

¡Iniciamos la jornada con un buen desayuno! Hoy visitaremos una joya de la zona: el Parque Nacional del Volcán Arenal, famoso por sus espectaculares vistas. Aquí tienes varias opciones para pasar el día. Te recomendamos efectuar una intensa excursión a pie o a caballo por los senderos que transcurren por el bosque lluvioso y por caminos sobre la lava solidificada, producida en la última erupción en 1992. Aquí también podrás comprobar los efectos que este efecto de la lava ha ido produciendo en la naturaleza de este entorno. Desde el mirador Lavas, tendrás la posibilidad de fotografiar un antiguo río de lava solidificado que data del 1968. Paseando por su frondosa selva tropical, contemplarás todo tipo de animales como coatíes, monos y tucanes. ¡Y además tendrás ocasión de bañarte en alguna de las piscinas naturales que existen con aguas termales! Eso sí, antes de meterte, comprueba bien la temperatura. Llegar al Cerro Chato o la catarata de la Fortuna tampoco te decepcionará. Aunque para llegar a ver este salto de agua tendrás que ir preparado y cómodo para bajar primero y subir después unos 300 escalones bien empinados para llegar a la poza y disfrutar de un impresionante baño a los pies de la catarata. Si lo tuyo es la espeleología, te recomendamos acercarte hasta las Cavernas de Venado, una grutas que se crearon hace más de 15 millones de años bajo el nivel del mar. Fue el movimiento de las placas tectónicas de la zona lo que hizo que estas grutas vieran la luz y ahora están abiertas al público. Si no te importa acabar lleno de barro, ya que en ocasiones hay que pasar por ríos subterráneos, meterte por estas cuevas será una experiencia inolvidable. Los que necesiten un buen descanso también tienen otra alternativa en este magnífico parque. Pueden acercarse hasta el balneario de Tabacón, del que hablan mil maravillas y en donde seguro recargarán las pilas. Alojamiento en Volcán Arenal.

(4)

DÍA 4 · VOLCÁN ARENAL - MONTEVERDE

El día de hoy puedes combinarlo como quieras. Puedes aprovechar la mañana para hacer una nueva excursión por el Volcán Arenal, o irte directamente hasta Monteverde para conocer mejor esta zona del país. Si quieres disfrutar del volcán y sus alrededores, puedes acceder hasta la Laguna de Arenal. Este es el mayor lago del país y un curioso lugar en donde quedaron varios pueblos sumergidos durante su creación. El viento del noroeste de Costa Rica es uno de los más constantes del mundo y en esta laguna se aprovecha para generar energía eléctrica a toda la región. Un viento que los amantes del windsurf y del kitesurf utilizan para surcar sus aguas bajo la atenta mirada de los molinos de viento. La laguna Arenal está considerada como uno de los mejores destinos de windsurf del planeta, sobre todo desde finales de noviembre a abril. Aunque si no quieres meterte en el agua, puedes hacer alguna de las rutas que se ofertan para conocer esta parte de la selva del Arenal a través de sus puentes colgantes. Si decides encaminarte hacia Monteverde, sólo tienes que tener en cuenta que está a unas 3 horas en coche si coges la carretera 619. La ruta transcurre bordeando el lago Arenal para comenzar a ascender un escarpado camino que se desliza entre colinas, cerros y valles de la cordillera de Tilarán, dando acceso a pequeños núcleos de población agrícola en las zonas bajas. A medida que se asciende, recorriendo un camino rústico, sin pavimentar, va surgiendo la vegetación. Después del pueblo de Monteverde, se penetra en el bosque nuboso de esta Reserva Biológica. El conocido Bosque Nuboso de Monteverde es un paraje natural que supone el 2,5% de la biodiversidad de todo el planeta. Está dividido en dos zonas. Por una parte, el Bosque Lluvioso de Monteverde y, por otra, la Reserva del Bosque Lluvioso de Santa Elena. En esta gran reserva natural existen más de 600 especies de animales y más de 2.000 tipologías de plantas. Una

variedad tan extensa que te dejará sin palabras. Monteverde es además un asentamiento cuáquero, cuya fama empezó en la década de los ochenta gracias a un reportaje de la prestigiosa "National Geographic" en el que la revista aseguraba que era el lugar perfecto para observar una de las aves más famosas de Centroamérica: el quetzal. Por aquí tienes muchas actividades para hacer. Sólo tienes que planificar bien la jornada y seleccionar la actividad que más se ajuste a tus gustos y presupuesto. En el Jardín de las Mariposas podrás contemplar más de 400 especies diferentes y estudiar cómo es su ciclo de vida. ¿Quieres seguir descubriendo los secretos del mundo animal? En el Parque Temático de Monteverde podrás entrar en el ranario. Aquí tienen 25 especies de ranas que conviven en recintos dentro de la misma selva. Por su parte, los protagonistas del serpentario son las serpientes, los lagartos y las tortugas. Como ves, en este parque hay fauna de todo tipo, pero también flora. Entrar en el Jardín de Orquídeas es algo parecido a hacerlo en el Edén. Si siempre te ha gustado esta flor, pero te resulta difícil su mantenimiento estás de enhorabuena. Aquí te darán los mejores consejos para conservarlas en casa, además de poder conocer hasta 400 tipos de orquídeas diferentes. En cuanto a las excursiones, también tienes un amplio abanico para elegir. Una de ellas te llevará a recorrer el sendero del "Bosque Eterno de los Niños", la mayor reserva privada del país. Los amantes del montañismo encontrarán en Monteverde el pico más alto de la zona: el Cerro Amigos, que se erige en el horizonte con sus 1.842 metros de altura. Si en cambio lo que quieres es disfrutar del paisaje desde una perspectiva diferente, puedes optar por alguna de las rutas que se organizan a caballo para ver cascadas o contemplar el atardecer con vistas al golfo de Nicoya. (Nota. Excursiones y visitas sugeridas no incluidas). Alojamiento en Monteverde. DÍA 5 · MONTEVERDE

¡Y seguimos disfrutando de un viaje lleno de aventuras! Aprovecha que en Santa Elena se ofertan todo tipo de

actividades. En esta localidad se colocaron las primeras tirolinas del país, así que te encuentras en el mejor lugar para iniciarte en el "canopy" y sobrevolar los bosques mientras disfrutas de impactantes imágenes de la naturaleza te rodea. Los que no sean amantes de las alturas, también encontrarán actividades para disfrutar de las vistas de la zona sin necesitar de quedarse con los pies en el aire. Es posible hacerlo atravesando pintorescos puentes colgantes y pasarelas o con el teleférico transparente que recorre el bosque nuboso. Otra excursión que seguro entusiasmará a los más pequeños de la casa es visitar la fábrica en donde la comunidad cuáquera elabora sus quesos y otros

derivados lácteos como yogures y helados. Podrás ver cómo es todo el proceso de elaboración del queso y conocer a los herederos de ese grupo de pacificistas que llegaron en la década de los 50 a Costa Rica para reclamar el desarme de la zona. Al atardecer, regresamos a Monteverde para disfrutar de alguna de sus excursiones nocturnas que te mostrarán de una forma muy diferente el parque. Las hay que te llevan por el cañón del Valle Escondido y también está la caminata nocturna Santamarías. El 80% de los animales del bosque nuboso son nocturnos, así que si lo que quieres es verlos en su hábitat natural, esta es la mejor opción para conseguirlo. ¡Adéntrate en el bosque

acompañado de un guía especialista para descubrir la sorprendente vida nocturna del bosque nuboso! (Nota. Actividad no incluida). Alojamiento en Monteverde.

DÍA 6 · MONTEVERDE - GUACIMAL - PLAYAS DEL PACÍFICO (ELEGIR ENTRE GUANACASTE O MANUEL ANTONIO) Dejamos definitivamente Monteverde para acercarnos a las playas del Pacífico, en la costa oeste de Costa Rica. En

(5)

Dejamos definitivamente Monteverde para acercarnos a las playas del Pacífico, en la costa oeste de Costa Rica. En nuestro itinerario podemos descender hasta Guacimal, cuyo río es el encargado de aportar agua a la Reserva Natural de Monteverde y a las plantaciones de café que hay en la zona para llegar posteriormente a la carretera

Panamericana, una vía que une el país de norte a sur y que además pasa por casi todos los países del continente desde Alaska hasta Buenos Aires. Es una vía cómoda, de varios carriles, que aunque te permitirá cubrir las distancias en menos tiempo que en días anteriores, es una vía de bastante tráfico. Posteriormente, proseguiremos la Ruta hasta las playas del Pacífico. A partir de aquí, tú decides en qué zona quieres alojarte para conocerlas, en la zona de Guanacaste o en la de Manuel Antonio. Si te decides por el primero, deberás seguir esta ruta con dirección al norte, hacia la ciudad de Liberia, capital de la región, y continuar hacia la costa. Si tu opción es Manuel Antonio, deberás dirigirte por esta vía hacia el sur, hasta el desvío con dirección Puntarenas y seguir hacia Tarcoles, Playa Jaco. Desde aquí debes seguir bordeando la costa para llegar a Quepos y Manuel Antionio. Nosotros te informamos de todo lo que puedes ver en cada una de ellas para que puedas elegir el destino que más se adapta a tus gustos. ALOJAMIENTO EN GUANACASTE. Nuestra primera opción nos llevará a la zona de Guanacaste, que nos servirá de base de operaciones para conocer sus áreas naturales, volcanes y playas de azul turquesa. Si quieres seguir maravillándote por su

naturaleza, aquí encontrarás varios Parques Nacionales para la práctica de senderismo y navegación por sus canales, como son Palo Verde, el Parque Nacional Diría, el parque marítimo terrestre de Santa Rosa, unido al de Guanacaste, y el Parque del Rincón de la Vieja. En los dos últimos, podrás hacer senderismo en busca de sus espectaculares volcanes: el Orosi y el Rincón de la Vieja. A estas alturas del viaje, seguro que ya te has rendido al característico “slow life” costarricense. Y cuando estés cansado, apúntate a un rejuvenecedor baño de barro en alguna de las fuentes termales cercanas a estos dos volcanes. ¡Te dejarán como nuevo! En cambio, si lo que te apetece es tumbarte bajo el sol en una playa paradisíaca, desconectar del estrés y descansar, en la costa del Pacífico norte encontrarás alguna de las mejores playas del país, con un cierto desarrollo turístico, en sus diferentes bahías y playas. Playas de arena blanca, rosada o grisácea, algunas de ellas con una amplia oferta complementaria. Entre nuestras preferidas se encuentran las playas de Flamingo, Tamarindo, Potrero o Samará donde se puede disfrutar del sol, el mar y de diversas actividades como el surf, la pesca deportiva, los deportes acuáticos, el buceo... Una de las experiencias más sorprendentes que podrás realizar durante el viaje es la de contemplar -con las debidas y ultraseguras jaulas de protección- ejemplares de tiburones blancos y peces tropicales. Además, podrás contratar alguna de las excursiones que te llevarán a conocer la ecológica y protegida Isla Plata. Se encuentra a poco más de 1 hora en coche desde Liberia, la capital de Guanacaste, y está alejada de los turistas y el ambiente es puramente natural. Cerca, en la costa del Parque Nacional Marino Las Baulas de Guanacaste, se encuentra el lugar en donde cientos de tortugas baulas, caracterizadas por su piel negra con manchas y su caparazón con cresta, van a desovar entre los meses de octubre a marzo. Lo hacen principalmente en Playa Grande. (Nota. Se puede llegar hasta Playa Grande en coche y para esta actividad, sólo se puede acceder a ella por la noche, acompañados de un guarda y únicamente en el momento en el que las tortugas ya hayan llegado a la arena. El cupo máximo es de 15 personas por guía, por lo que hay que reservar con antelación directamente en la web del Parque Nacional. Tampoco se permite hacer fotografías con flash ni iluminarlas). Dentro de este Parque Nacional se encuentra la playa de Tamarindo. Sus olas son famosas entre los aficionados del surf que llegan desde diversas partes del mundo. En sus aguas también descubrirás un mundo marino sorprendente. Y a pesar de ser una reserva natural, aquí también es posible pescar en mar abierto. Sólo tienes que coger alguno de los barcos que realizan pesca deportiva cada día y estar dispuesto a vivir toda una aventura marina. Al final del día, puedes contemplar uno de los mejores atardeceres del planeta en la playa Tamarindo. Aprovecha tu descanso para degustar el guaro, una bebida tradicional de aguardiente de caña que se elabora en el país desde el siglo XIX. ALOJAMIENTO EN MANUEL ANTONIO. Si has optado por alojarse en Manuel Antonio, también tienes todo un mundo de relax, descanso y diversión por descubrir. Para llegar, cogeremos la misma carretera en dirección sur hasta llegar a Puntaneras, el principal puerto del país con vistas al Pacífico. Desde allí, bordearemos la costa hasta llegar a las poblaciones de Quepos y a Manuel Antonio, originalmente un pequeño pueblo pesquero que ha florecido animado por el turismo. Manuel Antonio seduce al viajero con una interesante combinación de parajes naturales de gran belleza y una amplia oferta de actividades y deportes náuticos. La localidad está salpicada de numerosas tiendas y mercadillos de artesanía, galerías de arte y una amplia variedad de terrazas y restaurantes que se animan al caer la tarde. El Parque es uno de los más famosos del país, en su interior, un paraíso natural que cuenta con más de 800 especies diferentes de fauna y flora, que te garantizarán una aventura continua. Puedes pasear por el bosque tropical y estar atento a los animales que pueden sorprenderte... desde monos titís hasta perezosos. Durante la época seca, los verás seguramente en busca de alimento cerca de la playa y, en la época lluviosa, tendrás que explorar en el interior del bosque para detectarlos. Al estar dentro de una reserva natural, aquí la playa está totalmente virgen. ¡Es maravillosa! Puedes bañarte en sus aguas, alejado del bullicio pero ¡ojo! Ya que tendrás que estar alerta porque puede que algún mono o mapache se acerque hasta tu toalla en busca de comida o de algún entretenimiento. En los

(6)

extremos de la playa, tienes otra acción natural digna de fotografiar: las iguanas que suelen estar tranquilamente tomando el sol a sus anchas. Esta es, sin duda, una imagen de ¡Pura Vida! Alojamiento en Guanacaste o Manuel Antonio.

DÍA 7 · PLAYAS DEL PACÍFICO: GUANACASTE O MANUEL ANTONIO

ALOJAMIENTO EN GUANACASTE. Los que han decidido alojarse en Guanacaste pueden seguir conociendo las playas de la costa del Pacífico norte. Entre ellas se encuentra una de las más famosas de Costa Rica: la playa de Sámara. Coge tu cámara de fotos e inmortaliza la auténtica imagen del paraíso. Un sueño hecho realidad. ¡Bienvenido al Pacífico! Es una larga playa de arena blanca con palmeras y aguas turquesas. Pronto descubrirás por qué se

considera a Sámara una de la mejores playas del país. En ella encontrarás todas las actividades que quieras realizar. Podrás conocer la fauna marina y los arrecifes de coral buceando; iniciarte en el surf, el windsurf y el kitesurf

dejándote llevar por el viento y el mar; disfrutar de agradables paseos a caballo... A la vez, es un espacio de descanso y relax. Encontrarás propuestas para hacer yoga y pilates con vistas únicas que nunca olvidarás. Todo en contacto absoluto con la naturaleza de Costa Rica. Pon atención allá donde mires, porque cientos de animales exóticos seguro que te están observando. Y es que en la costa del Pacífico podrás hacer de todo, como visitar el Parque Nacional de Diriá Costa Rica. Además de ser una reserva natural, el parque cuenta con una de las mayores concentraciones de árboles de Caoba que existen en el mundo. Por fortuna, el gobierno costarricense lo declaró Parque Nacional y evitó así la deforestación masiva que sufría la zona. ALOJAMIENTO EN MANUEL ANTONIO. Si estás alojado en Manuel Antonio, puedes ir al Parque Nacional Marino Ballena, que está a 1 hora de camino. Cuando llegues, deberás dejar el coche aparcado a la entrada del parque porque está prohibida la entrada de vehículos. Eso sí, la recompensa de caminar unos minutos es que verás una hermosa playa que tiene la forma de una cola de ballena conocida como el Tómbolo de Punta-Uvita. Para contemplarla bien lo mejor es llegar a primera hora, cuando la marea está baja. Desde aquí, se hacen excursiones en barco para ver ballenas jorobadas, delfines, mantarrayas y tiburones martillo. (Nota. La observación de ballenas tiene dos temporadas, desde la mitad de julio hasta mediados de noviembre y de finales de diciembre hasta abril. Excursiones sugeridas no incluidas). También puedes hacer snorkeling y contemplar bajo el agua una de las reservas de coral más destacadas del país, acercarte a ver las cataratas o, simplemente, disfrutar de las aguas del Pacífico. Alojamiento en Guanacaste o Manuel Antonio.

DÍA 8 · PLAYA DEL PACÍFICO - SAN JOSÉ

EN GUANACASTE. Hoy es un buen día para visitar algunas de las playas de Guanacaste. Nuestra primera parada es la playa de Conchal que está a 1 hora de camino por la carretera 21. Se trata de una hermosa playa que se caracteriza porque su arena está hecha con restos de conchas. Posteriormente, puedes acercarte a la bahía de los piratas, que está a unos 30 minutos en coche, en donde encontrarás una playa rodeada de islotes, perfecta para ver cómo se esconde el sol al finalizar el día. EN MANUEL ANTONIO. Si estás alojado en Manuel Antonio, hoy es el día de

acercarse a ver el mirador del único parque de Costa Rica que la revista "Forbes" incluyó entre los 12 mejores parques naturales del mundo. Necesitarás una hora a paso tranquilo para recorrer el sendero que te lleva a Punta Catedral. Por el camino, podrás cruzarte con monos y perezosos colgados de un árbol tomando el desayuno. ¡Toda una experiencia! Las vistas que verás a tu llegada son espectaculares. Paisajes verticales de pura naturaleza que caen casi en picado sobre la playa y el mar. Posteriormente, puedes relajarte en Playa Espadilla. Otras playas del parque son las playas Gemelas, la de Biesanz y la de Puerto Escondido, una ensenada de 800 metros rodeada de acantilados. A esta última, sólo se puede acceder caminando durante más de 1 kilómetro desde la playa Manuel Antonio. Una advertencia antes ir: ten en cuenta la marea y planifica bien a qué hora te marchas de la playa para no tener ninguna sorpresa de última hora. Lo que es seguro es que Biesanz y Puerto Escondido son menos concurridas que otras. Así que no lo dudes, estira la toalla y disfruta del día a la sombra de alguna palmera. Una vez aprovechada la mañana, ya podemos volver a San José para cenar. Para que calcules a qué hora tienes que volver a ponerte en Ruta hacia la capital, piensa que desde Playa Conchal hay casi 4 horas y media de camino y desde Biesanz o Puerto Escondido el trayecto se cubre en algo menos de 3 horas por la carretera 34 y enlazando con la 27. Una vez llegues a San José, te recomendamos disfrutar de su amplia oferta gastronómica en sus restaurantes de moda. ¿Una recomendación? Te recomendamos degustar los famosos ceviches o los tamales, una mezcla de carne de cerdo, frijoles, arroz, maíz y verduras envueltos en una hoja de plátano. Acompáñalo con chan, una bebida dulce hecha a base de semillas de chan y que tiene un sabor parecido a la lavanda. Alojamiento en San José.

(7)

San José Parque Nacional Volcán Poás Volcán Arenal

Monteverde Playa Sámara Manuel Antonio

DÍA 9 · SAN JOSÉ - CIUDAD DE ORIGEN

Presentación en el aeropuerto con suficiente tiempo de antelación para devolver el coche de alquiler y vuelo de regreso a la ciudad de origen. Noche a bordo.

DÍA 10 · CIUDAD DE ORIGEN

Llegada. Fin del viaje y de nuestros servicios.

Tu viaje incluye

Tu viaje incluye  Vuelo de ida y vuelta. 

Estancia en el hotel seleccionado en San José.

Régimen seleccionado en San José.

Estancia en el hotel seleccionado en Volcán Arenal.

Régimen seleccionado en Volcán Arenal.

Estancia en el hotel seleccionado en Monteverde.

Régimen seleccionado en Monteverde.

Estancia en el hotel seleccionado en Quepos.  Régimen seleccionado en Quepos.  Coche de alquiler.  Seguro de viaje.

Destinos visitados

- Consultar en vuestro centro de vacunación internacional acerca de las medidas sanitarias preventivas recomendadas en Costa Rica.

Notas importantes

Tu viaje no incluye

Tasas de salida en Costa Rica.

Posible pago de peajes.

(8)

- Conducir por Costa Rica: 1. Dada la orografía del país, y especialmente en los períodos de lluvia, es recomendable la selección de un vehículo todo terreno, para las rutas que se llevan a cabo, especialmente para los accesos a

Monteverde y a Rincón de la Vieja, ya que son tramos no pavimentados. 2. Las rutas son lentas, por lo que para las distancias deberemos contar con una velocidad media de unos 50 Km/h. en las zonas abiertas y de unos 40 Km/h. en las zonas altas.

- Si los vuelos de ida o regreso hacen escala en algún punto de Estados Unidos, consulta la documentación necesaria para efectuar dicha escala.

- Generalmente en Costa Rica la acomodación en habitaciones triples es en dos camas dobles o una cama doble y una individual y la acomodación en cuádruple es en dos camas dobles.

- Es obligatoria una prueba de seguro con las siguientes coberturas: USD 50.000 en gastos médicos y USD 2.000 en gastos de cuarentena.

- Consultar la documentación necesaria para entrar al país.

- Las excursiones y visitas sugeridas para cada día son orientativas, pudiendo el viajero diseñar el viaje a su medida, de acuerdo a sus gustos y necesidades.

- La tarjeta de crédito está considerada una garantía, por lo que, a veces, su uso es imprescindible para poder registrarse en los hoteles.

- Normalmente los hoteles disponen de cuna para los bebés. De lo contrario, tendrán que compartir cama con un adulto.

- Para la recogida del coche de alquiler se requerirá una tarjeta de crédito (no de débito) a nombre del titular de la reserva, quien además deberá ser el conductor principal del vehículo.

- Deberás contar con tarjeta de crédito para realizar el alquiler del vehículo y para efectuar el pago de cualquier seguro o servicio adicional.

Figure

Actualización...

Referencias