Vincent Van Gogh, entre la genialidad y la locura

Texto completo

(1)

Vincent Van Gogh, entre

la genialidad y la locura

Ensayo

Arelli Berenice García Veloz 18/06/2015

En el presente ensayo se buscará llevar al lector por una pequeña reflexión sobre los trastornos mentales que estuvieron dentro de la vida de algunos artistas (pintores), para que de este modo se pueda comprender un poco mejor tato de su vida cotidiana, como de su labor artística.

(2)

Docente: David Gutiérrez

Van Gogh, Autorretrato 1889.

En el presente texto se procurará analizar la relación que se presenta entre la genialidad y la locura que existe en muchos artistas, los cuales, en su tiempo por el poco avance de la ciencia y la medicina, no pudieron ser diagnosticados de una manera efectiva, y que sin embargo realizaron obras de una genialidad indiscutible, como el caso del pintor noruego Edvard Munch cuya vida estuvo inmersa de ansiedad y alucinaciones debido a la esquizofrenia que padecía, y la del también pintor holandés Vincent Van Gogh considerado uno de los grandes genios de la pintura moderna del cual se hablara de manera particular.

El trastorno mental que padecía Van Gogh ha sido objeto de múltiples especulaciones, “sin embargo, muchas de las hipótesis diagnósticas <se basan en una consideración parcial o incompleta de la biografía y de las indicaciones sobre las vivencias subjetivas tomadas de las cartas de van Gogh a su hermano” (Konrad, 1996).

Con base a los síntomas que presentaba, lo más probable en que Van Gogh sufriera una enfermedad maniaco-depresiva, que incluso lo llevo al manicomio de Saint-Rémy.

(3)

y la enfermedad mental que padecía, es necesario adentrarse un poco en lo que fue su vida, así como en una de las enfermedades que sufrió, que para el caso del presente ensayo será la depresión.

Van Gogh nace en Holanda en 1862 en el seno de una familia protestante, y durante toda su vida mantuvo una relación muy cercana con su hermano Theo; trabajó como comerciante de arte en la galería de arte Goupil tanto en la Haya como en Bruselas en la que su tío era socio. (Galeria, 2013)

Estudió teología y fue misionero evangelista aunque fracaso al intentar seguir la carrera eclesiástica y tras varios fracasos sentimentales empezó a dibuja en 1880, luego estudió arte en Bruselas, La haya y Antwerp. “En 1886 fue a París para unirse con su hermano Theo, el director de la Galería de Goupil. En París, Van Gogh estudió con Cormon, conoció inevitablemente a Pissarro, Monet, y Gauguin” (Galeria, 2013).

El propio Van Gogh en una carta a su hermano escribió: (Lee, 2014)

Soy incapaz de describir exactamente cuál es mi problema. De cuando en cuando tengo ataques horribles de ansiedad, aparentemente sin motivo, y otras veces una sensación de vacío y fatiga en la cabeza... a veces tengo ataques de melancolía y de remordimientos atroces.

Su temperamento inestable lo hizo una persona difícil, y las discusiones eran cosa de prácticamente todos los días; dichas discusiones en ocasiones duraban toda la noche y el día siguiente pintaba todo el día. Este ritmo vida afecto su salud y su inestabilidad emocional se acentuó, llegando al extremo de perder una oreja en una pelea con Gauguin.

Así la vida de Van Gogh alternaba entre la locura y la lucidez. Hasta el grado de atentar contra su propia vida y dispararse en el pecho el 27 de julio 1890, muriendo a causa de la herida dos días después.

La depresión es uno de los trastornos mentales más frecuentes en el mundo; actualmente, según estadísticas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) se calcula que afecta aproximadamente a 350 millones de personas en el mundo, lo que la hace una pandemia. (OMS, 2012)

(4)

Docente: David Gutiérrez No se sabe a ciencia cierta porque, pero la depresión afecta más al género femenino, y aunque existen tratamientos eficaces contra ella, en los casos más graves la depresión puede llevar al suicidio, que causa la muerte de aproximadamente un millón de personas en el mundo. (OMS, 2012)

La depresión desde una perspectiva común, “se puede describir como el hecho de sentirse triste, melancólico, infeliz, abatido o derrumbado” (MedlinePlus, 2014). Sin embargo la mayoría de las personas se han sentido así en más de una ocasión en su vida durante períodos cortos de tiempo, sin que desde la perspectiva de la salud se considere una enfermedad.

Las simples variaciones habituales del estado de ánimo y de las respuestas emocionales breves a los problemas de la vida cotidiana no deben confundirse con el trastorno mental llamado depresión, en otras palabras, no basta con sentirse solamente triste para creer que se padece dicha afección mental.

(5)

sentimientos de tristeza, pérdida, ira o frustración interfieren con la vida diaria durante un período de algunas semanas o más” (MedlinePlus, 2014). Según la OMS (2012) la depresión es “un trastorno mental frecuente, que se caracteriza por la presencia de tristeza, pérdida de interés o placer, sentimientos de culpa o falta de autoestima, trastornos del sueño o del apetito, sensación de cansancio y falta de concentración”.

La depresión leve, puede ser tratada sin la necesidad de medicamentos, sin embargo si existe depresión crónica o recurrente, que dificulte sensiblemente la capacidad de afrontar de manera adecuada los problemas de la vida diaria, es necesario que se diagnostique por un especialista para que pueda ser tratada con medicamentos y psicoterapia, ya que en su manifestación más grave puede llevar al suicidio.

Teniendo como base lo anteriormente descrito, tanto en la biografía de Van Gogh, como en lo que es la depresión como enfermedad mental, se analizará la posible relación que guardó el artista y su proceso de creación con la enfermedad que lo aquejó dura toda su vida.

El tema de dicha relación ha sido abordado tanto por diversos investigadores y como es obvio suponer es polémico, y continuará siéndolo, sin llegar de manera definitiva a una solución “acerca del carácter real o mítico de esa vinculación” como comenta Romero (2000),

Las posturas pueden ser tan encontradas como las que sugieren que todo artista para llegar a la creación debe poseer cierto grado de locura, (Romero, 2000), ya sea por enfermedad o en su caso inducido por el consumo de alguna sustancia alucinógena natural (peyote, marihuana, hongos, etc.), o alguna droga, o la idea contraria, en la que la simple casualidad ha relacionado las enfermedades mentales con los artista y sus creaciones. (Melgar, López, & Medina, 2000).

La vida difícil de Van Gogh es un claro ejemplo de que, independientemente de la postura en la que nos encontremos, es innegable la relación entre la locura y el arte, y en el caso de Vincent Van Gogh con la genialidad.

(6)

Docente: David Gutiérrez

Van Gogh, Noche estrellada. 1889.

Dicho todo lo anterior y como mera opinión personal y a manera de conclusión del presente documento, me parece un tanto ilógico como en la actualidad y desde tiempo atrás, se pretenda usar el arte como medio para evitarle a la sociedad jóvenes maliciosos entre drogas, alcohol y algunas otras adicciones, siendo los propios artistas si no adictos como tal, si personas que recurren a sustancias alucinógenas para llevar a cabo su arte.

Una connotación que se le ha buscado al arte, es utilizarlo como eje regulador de violencia social, o bien como objeto de contemplación estética que busca sensibilizar al espectador, más sin embargo que esto no es palpable para toda la sociedad, la mayoría del arte no es de fácil acceso para todas las clases jerárquicas de la sociedad, teniendo como limitante las posibilidades económicas de cada individuo.

Otro punto de gran relevancia es como a través del arte, algunas personas con algún trastorno mental como ya se mencionó a un par de pintores, buscan el desahogo emocional (con esa connotación desde un punto de vista personal) que es palpable en sus obras.

Sin lugar a dudas el arte ha ido evolucionando con el paso de los años, siendo en remotos tiempos una forma de vida (trabajo), estatus social, para poco a poco ir llegando a ser un medio para agradar o desagradar al espectador, así como una plataforma de expresar la locura del ser.

(7)

sentido solo es el medio por el cual se manifiestan las ideas, emociones y sentir del artista. Sin embargo como se mencionó en el texto Limitantes de lo

artístico en torno a trastornos mentales los trastornos no son una limitante para

la creación artística, por el contrario, para diversos artistas es su motor creativo.

Bibliografía

Galeria. (2013). Vinvent Van Gogh: Biografía. Obtenido de Galería de Van Gogh: http://www.vangoghgallery.com/es/misc/biografia.html

Konrad, W. (1996). La enfermedad psiquica de Van Gogh. Revista argentina de clínica

neuropsiquiátrica. Obtenido de http://www.alcmeon.com.ar/5/19/a19_07.htm

Lee, W. (2014). La sombra de la creatividad: depresión + ansiedad x locura = ¿genialidad? Obtenido de CNN México: http://mexico.cnn.com/salud/2014/02/03/la-sombra-de-la-creatividad-depresion-ansiedad-x-locura-genialidad

MedlinePlus. (2014). La depresión. Obtenido de Biblioteca Nacional de Medicina de los EE.UU.: http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/003213.htm

Melgar, M., López, E., & Medina, R. (2000). Arte y locura. Buenos Aires: Lumen Argentina. OMS. (2012). La depresión. Obtenido de Centro de prensa de la OMS:

http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs369/es/

Romero, J. (2000). Creatividad, arte, artísta, locura: una red de conceptos limítrofes. Arte,

individuo y sociedad, 131-141. Recuperado el 1 de Junio de 2015, de

Figure

Actualización...

Referencias

  1. , Monet,
Related subjects :