Relaciones internacionales del Ecuador en la fundación de la república

104 

Loading....

Loading....

Loading....

Loading....

Loading....

Texto completo

(1)

Núñez Endara, Pablo. Relaciones internacionales del Ecuador en la fundación de la república. En publicación: Relaciones internacionales del Ecuador en la fundación de la república. Núñez Endara, Pablo. Universidad Andina Simón Bolívar, Corporacion Editora Nacional, Abya-Yala: Ecuador 2001. ISBN:

9978-84-286-1.

Disponible en: http://bibliotecavirtual.clacso.org.ar/ar/libros/ecuador/programa_uasb/magister/nunez_endara.pdf

Red de Bibliotecas Virtuales de Ciencias Sociales de América Latina y el Caribe de la Red CLACSO http://www.clacso.org.ar/biblioteca biblioteca@clacso.edu.ar

(2)
(3)

UNI VER SI DADAN DI NASI MÓNBO LÍ VAR, SE DEECUA DOR

To le do N22-80 •Te lé fo nos: (593-2) 556405, 508150 •Fax: (593-2) 508156 Apar ta do pos tal: 17-12-569 •Qui to, Ecua dor

E-mail: uas b@uas b.e du.ec •http: //ww w.uas b.e du.ec

EDICIONESABYA-YALA

Av. 12 de Octubre 1430 y Wilson •Te lé fo nos: (593-2) 562633, 506247 Fax: (593-2) 506255 •Apar ta do pos tal: 17-12-719 •Qui to, Ecua dor

E-mail: editorial@abyayala.org

COR PO RA CIÓNEDI TO RANA CIO NAL

Ro ca E9-59 y Ta ma yo •Te lé fo nos: (593-2) 554358, 554558 Fax: (593-2) 566340 •Apar ta do pos tal: 17-12-886 •Qui to, Ecua dor

(4)

Relaciones internacionales del Ecuador

en la fundación de la República

(5)

Relaciones internacionales del Ecuador en la fundación de la República

Pablo Núñez Endara

Pri me ra edi ción:

Uni ver si dad An di na Si món Bo lí var, Se de Ecua dor Ediciones Abya-Yala

Corporación Editora Nacional Qui to, julio 2001 Coor di na ción edi to rial:

Quin che Or tiz Cres po

Di se ño grá fi co y ar ma do:

Jorge Ortega Jiménez

Cu bier ta:

Raúl Yépez

Im pre sión:

Impresiones Digitales Abya-Yala, Isabel La Católica 381, Qui to

ISBN: Universidad Andina Simón Bolívar, Sede Ecuador 9978-19-001-5 (se rie)

9978-19-026-0 (nú me ro 14) ISBN: Ediciones Abya-Yala

9978-04-700-X (se rie) ISBN: Corporación Editora Nacional

9978-84-250-0 (se rie) 9978-84-286-1 (nú me ro 14)

De re chos de au tor: Ins crip ción: 015398 De pó si to le gal: 001903

Tí tu lo ori gi nal: Institucionalidad y política exterior del Ecuador a inicios de la República

Te sis pa ra la ob ten ción del tí tu lo de Ma gís ter en Estudios Latinoamericanos Pro gra ma de Maes tría en Estudios Latinoamericanos, 2000

Au to r: Pablo Núñez Endara

Tu tor: Enrique Ayala Mora

(6)

Pró lo go / 7

Re co no ci mien tos / 11

In tro duc ción / 13

Ca pí tu lo I

El con tex to in ter na cio nal / 15

La Eu ro pa del Con gre so de Vie na. 1815-1848 / 15

Eu ro pa y Es ta dos Uni dos fren te a la In de pen den cia La ti noa me ri ca na / 18

His pa noa mé ri ca y el ini cio de la Re pú bli ca. Vi sión ge ne ral / 21

Ca pí tu lo II

La he ren cia co lo nial y gran co lom bia na / 23

Las Re for mas Bor bó ni cas del si glo XVIII / 23

El pe río do gran co lom bia no / 26

Per ma nen cias y con ti nui da des / 28

Ca pí tu lo III

Es truc tu ra or ga ni za ti va del Es ta do / 31

No cio nes so bre Bu ro cra cia y Es ta do / 31

La for ma ción del Es ta do: los po de res Eje cu ti vo, Le gis la ti vo y Ju di cial / 33

Es truc tu ra mi nis te rial a ini cios de la Re pú bli ca / 35

Ca pí tu lo IV

La ins ti tu cio na li dad. El Mi nis te rio del In te rior y Re la cio nes Ex te rio res / 39

Or ga ni za ción in ter na. Es truc tu ra ad mi nis tra ti va / 39

(7)

El go bier no de Flo res y las pri me ras mi sio nes di plo má ti cas y con su la res / 45

Ro ca fuer te y su ac ción di plo má ti ca / 47

Es ta do, co mer cio y di plo ma cia / 51

Ca pí tu lo V

Los tra ta dos. Re co no ci mien to po lí ti co e in ser ción en la eco no mía mun -dial / 53

El re co no ci mien to po lí ti co y la sus crip ción de tra ta dos de amis tad y co mer -cio. As pec tos me to do ló gi cos / 53

La in ser ción del Ecua dor a la eco no mía mun dial / 55

Las re la cio nes con Pe rú. Alian zas de fen si vas y vín cu los co mer cia les / 57

Las re la cio nes con la Nue va Gra na da. Pro ble mas te rri to ria les y cir cui tos co -mer cia les / 62

Las re la cio nes con Es ta dos Uni dos. Pre sio nes e in te re ses po lí ti cos / 66

Las re la cio nes con Fran cia. Los pri me ros con tac tos con Eu ro pa / 68

Las re la cio nes con Es pa ña. El re co no ci mien to de la in de pen den cia / 72

Las re la cio nes con Gran Bre ta ña. El pro ble ma de la deu da y las ba ses pa ra el fu tu ro flu jo co mer cial / 75

Con clu sio nes / 79

Ane xos

Di vi sión te rri to rial de 1824 / 83

Mi sio nes Di plo má ti cas y Con su la dos del Ecua dor en Amé ri ca. 1831-1845 / 84

Mi sio nes Di plo má ti cas y Con su la dos del Ecua dor en Eu ro pa. 1836-1845 / 85

Re pre sen ta ción Di plo má ti ca del Ecua dor. 1830-1845 / 86

Re pre sen ta ción Con su lar del Ecua dor. 1831-1845 / 88

Re pre sen ta ción Di plo má ti ca del ex tran je ro en el Ecua dor. 1830-1845 / 91

Re pre sen ta ción Con su lar del ex tran je ro en el Ecua dor. 1830-1845 / 93

Tra ta dos sus cri tos por el Ecua dor. 1830-1845 / 95

Bi blio gra fía / 97

Uni ver si dad An di na Si món Bo lí var / 101

Tí tu los de la Se rie Ma gís ter / 103

(8)

Por lar go tiem po, en el Ecua dor se pen só que la His to ria de las Re la cio nes In ter na cio na les del país de bía en fa ti zar, y a ve ces re du cir se ex clu si va men te, a las in ci den cias de la dis pu ta te rri to rial con el Pe rú. A es te te ma se de -di ca ron los me jo res es fuer zos de va rias ge ne ra cio nes de in ves ti ga do res y se des cui da ron otros as pec tos que, vis tos en am plia pers pec ti va, ve nían a ser de gran im por tan cia pa ra la vi da na cio nal.

Fe liz men te, des de ha ce ya al gu nos años se ha de sa rro lla do una preo cu pa ción por el es tu dio de las re la cio nes in ter na cio na les de nues tro país, en ten dién do las co mo ele men to de su pro yec to co mo Es ta doNa ción, co mo ve -hí cu lo de su in ser ción en el sis te ma mun dial, e in clu si ve co mo me ca nis mo de es truc tu ra ción de la ad mi nis tra ción pú bli ca. Es te tra ba jo de Pa blo Nú ñez, rea -li za do co mo te sis de maes tría en la Uni ver si dad An di na Si món Bo lí var, Se de Ecua dor, en fren ta el te ma des de es ta nue va pers pec ti va. Y lo ha ce ofre cien do apor tes ver da de ra men te sig ni fi ca ti vos pa ra la me jor com pren sión del pa sa do de nues tro país.

En los pri me ros años de vi da del Ecua dor, des de 1830 en ade lan te, las preo cu pa cio nes fun da men ta les de los go ber nan tes apun ta ban a ob te ner el re -co no ci mien to po lí ti -co del nue vo país por par te de la -co mu ni dad in ter na cio nal y a po ner las ba ses de acuer dos que per mi tie ran re gu la ri zar y am pliar las re la cio nes co mer cia les. Es te tra ba jo ex plo ra esos es fuer zos que rea li zó el go -bier no del na cien te país, en me dio de gran des li mi ta cio nes de co mu ni ca ción y de la ines ta bi li dad po lí ti ca pre va le cien te.

Las prio ri dad de la ini cial di plo ma cia ecua to ria na fue sus cri bir tra ta -dos de amis tad y co mer cio con los paí ses ve ci nos y tam bién con las gran des po ten cias de la épo ca. Pa ra ello de sig nó mi sio nes asu mi das por des ta ca das per so na li da des, que lo gra ron los ini cia les con tac tos in ter na cio na les y el co -mien zo de las pri me ras re la cio nes di plo má ti cas y con su la res. Pa blo Nú ñez, va lién do se de la do cu men ta ción del Ar chi vo del Mi nis te rio de Re la cio nes Ex -te rio res, en al gu nos ca sos con sul ta da por pri me ra vez, en fren ta el es tu dio de las es tra te gias y ac cio nes des ple ga das en ton ces pa ra lo grar un es pa cio in ter -na cio -nal pa ra el país y pa ra am pliar el co mer cio con otros paí ses.

(9)

pue de ser con si de ra do co mo el pri mer di plo má ti co de nues tra his to ria. Don Die go No boa, un no ta ble gua ya qui le ño que años des pués lle ga ría a ser Pre si den te de la Re pú bli ca, fue en via do a Li ma y lo gró la sus crip ción de un tra ta -do que lo gra ba tan to el re co no ci mien to del país co mo la con so li da ción de las re la cio nes co mer cia les.

Nú ñez no so lo es tu dia el des ti no de las pri me ras mi sio nes di plo má ti cas, si no que se preo cu pa tam bién por es ta ble cer las ca rac te rís ti cas de la ad -mi nis tra ción pú bli ca de di ca da a di ri gir y apo yar las re la cio nes ex te rio res del país. Su tra ba jo ex pli ca el fun cio na mien to de las ofi ci nas es pe cia li za das en es -te cam po, en el mar co de la in ci pien -te es truc tu ra del Es ta do.

Co mo en va rios sen ti dos es te tra ba jo se re fie re a cues tio nes no tra ta das pre via men te, po de mos des cu brir en él la gu nas y li mi ta cio nes. Hu bie ra si do in te re san te, por ejem plo, co te jar lo más am plia men te con las fuen tes de épo ca de otras can ci lle rías. Pe ro no ca be du da de que, tal co mo es tá, la obra de Pa blo Nú ñez en fren ta con so li dez pro fe sio nal te mas pio ne ros y ofre ce sig ni fi ca -ti vos apor tes y orien ta cio nes pa ra la com pren sión de los mo men tos ini cia les de la vi da del Ecua dor.

Enrique Ayala Mora Quito, julio del 2001

(10)
(11)
(12)

En pri mer lu gar, de bo un re co no ci mien to a la Uni ver si dad An di na Si -món Bo lí var por la for ma ción aca dé mi ca re ci bi da y por ha ber me otor ga do una be ca pa ra cur sar es ta Maes tría. En se gun do lu gar, al Mi nis te rio de Re la cio nes Ex te rio res del Ecua dor, en las per so nas de los Em ba ja do res Jo sé Aya -la Las so y Die go Ri ba de nei ra por con ce der me el apo yo ins ti tu cio nal.

El apor te que es ta te sis pue da brin dar al es tu dio de la His to ria de las Re la cio nes In ter na cio na les del Ecua dor, es en gran par te fru to de la guía y ob ser va cio nes que el Dr. En ri que Aya la Mo ra, tu tor de es ta te sis y el Dr. Gui ller mo Bus tos, pro fe sor de es ta uni ver si dad, rea li za ron en el trans cur so de su ela -bo ra ción.

Un es pe cial agra de ci mien to a la Mtra. Ma ría Ele na Po rras por la in sis ten cia y afán pa ra ini ciar y cul mi nar es te pro ce so aca dé mi co. Las con ver sa cio nes man te ni das con ella for ta le cie ron la es truc tu ra de es te tra ba jo. Fi nal -men te, a las que ri das com pa ñe ras y com pa ñe ros del Ar chi vo His tó ri co y de la Bi blio te ca de la Can ci lle ría por su apo yo y amis tad.

(13)
(14)

La in ves ti ga ción que plan tea mos pre ten de vi sua li zar, en un pe río do his tó ri co cor to, los me ca nis mos uti li za dos por el Es ta do pa ra lo grar el re co no ci mien to po lí ti co de la co mu ni dad in ter na cio nal, ya sea a tra vés de la sus crip ción de Tra ta dos Co mer cia les, al es ta ble ci mien to de re la cio nes di plo má ti cas o la aper tu ra de ofi ci nas con su la res, en tre otros. Si mul tá nea men te, la in -ves ti ga ción se pro po ne uti li zar el ma ne jo de la Po lí ti ca Ex te rior co mo uno de los ve hí cu los pa ra en ten der la or ga ni za ción del Es ta do.

La re vi sión bi blio grá fi ca ha si do cla ve pa ra po der evi den ciar los va cíos his to rio grá fi cos que ado le ce es ta pro ble má ti ca, tan to en su vi sión co mo tra ta -mien to. Los es tu dios de la His to ria de las Re la cio nes In ter na cio na les del Ecua dor han en fo ca do su aten ción al pro ble ma li mí tro fe de nues tro país, des cui dan do otros as pec tos im por tan tes co mo el co mer cial y el ma ne jo di plo má -ti co, en cuan to me ca nis mos de vin cu la ción con otros paí ses. Por tan to, uno de los ob je ti vos cen tra les de es te es tu dio va di ri gi do a es ta ble cer una lec tu ra di -fe ren te de la cues tión, al tra tar la His to ria de las Re la cio nes In ter na cio na les des de una óp ti ca que pri vi le gie los as pec tos in te gra cio nis tas que pro mue ven los pri me ros tra ta dos in ter na cio na les que in ten tan ha cer de la Amé ri ca his pa na una zo na que al me nos ga ran ti cen la de fen sa mu tua y la aper tu ra al co mer -cio in tra rre gio nal.

El es pa cio tem po ral de la in ves ti ga ción es tá en mar ca do en el pe río do que go bier na el país el ge ne ral Juan Jo sé Flo res, es de cir, des de el ini cio de la Re pú bli ca en 1830 has ta su caí da en 1845. In clu yen do, ob via men te, el pe río -do en el que Ro ca fuer te asu me la je fa tu ra del Es ta -do en tre 1835 y 1839, el cual, sin em bar go, es li de ra do des de otra po si ción por el mis mo Flo res y su gru po. He con si de ra do es te pe río do, por que es en es ta eta pa ini cial cuan do el Ecua dor de be afir mar se co mo Es ta do in de pen dien te. Ade más, el pe río do mar ca cla ra men te dos li de raz gos que pue den ser su je tos a com pa ra ción en el ma -ne jo de las re la cio -nes ex te rio res.

Otro fac tor que jus ti fi ca la de mar ca ción tem po ral es tá aso cia do con el ma ne jo de las Re la cio nes In ter na cio na les, pues en es tos años el Ecua dor tra za las pri me ras lí neas en su ini cial e in ci pien te Po lí ti ca Ex te rior al fir mar di ver sos tra ta dos con el fin de in ser tar se en la eco no mía re gio nal y mun dial. Pa

(15)

ra el ca so, exa mi na mos fun da men tal men te los Tra ta dos de Paz, Amis tad, Co mer cio y Na ve ga ción que se sus cri ben en los pri me ros años de vi da re pu bli -ca na con va rios Es ta dos, tan to de Amé ri -ca co mo de Eu ro pa.

La po si ción que adop ta rá es te tra ba jo es par tir de la hi pó te sis que el Es ta do sur ge ins ti tu cio nal men te a raíz de la cons ti tu ción del Ecua dor co mo re -pú bli ca in de pen dien te, ubi can do al en tor no bu ro crá ti co co mo uno de los ejes de su or ga ni za ción. Y so bre es ta ba se, plan tea mos que la Po lí ti ca Ex te rior del Es ta do es tá en ca mi na da a con so li dar su po si ción co mo en te so be ra no, tan to a ni vel in ter no co mo ex ter no con el pro pó si to de lo grar el re co no ci mien to in ter -na cio -nal. Con es tos re fe ren tes, si tua mos el ob je to de es tu dio en la sus crip ción de Tra ta dos de Amis tad y Co mer cio co mo uno de los ins tru men tos uti li za dos por el Es ta do pa ra afian zar su pre sen cia an te la co mu ni dad in ter na cio nal.

Los prin ci pa les ob je ti vos de es ta in ves ti ga ción se en ca mi nan pri me ra -men te a lo grar un es que ma cla ro de la con fi gu ra ción bu ro crá ti ca a ini cios de la Re pú bli ca, po nien do én fa sis en lo que to ca a la ins ti tu cio na li dad de las Re la cio nes In ter na cio na les, pa ra lo cual, re crea mos de ma ne ra par ti cu lar la com -po si ción bu ro crá ti ca del Mi nis te rio del In te rior y Re la cio nes Ex te rio res en su es truc tu ra in ter na y ex ter na. En se gun do lu gar, es ta in ves ti ga ción se pro po ne de fi nir las es tra te gias apli ca das por el Es ta do pa ra lo grar el re co no ci mien to in ter na cio nal de su so be ra nía así co mo pa ra pro pi ciar vín cu los co mer cia les con di ver sas na cio nes.

(16)

El con tex to in ter na cio nal

Pa ra com pren der el pro ce so de in ser ción del Ecua dor al or den mun -dial, de be mos en pri mer tér mi no vi sua li zar el con tex to in ter na cio nal en el que se de sen vuel ven los prin ci pa les acon te ci mien tos de nues tro pe río do, te nien do co mo re fe ren te el nue vo or de na mien to que el tér mi no de las gue rras na po leó -ni cas de fi ne en la po lí ti ca eu ro pea, pri me ra men te con las es ti pu la cio nes del Con gre so de Vie na que de li nean, en tre otros asun tos, los már ge nes te rri to ria -les de la Eu ro pa de la pri me ra mi tad de si glo; y, lue go con la con for ma ción de la San ta Alian za co mo un ór ga no eu ro peo des ti na do a con tra rres tar cual quier bro te re vo lu cio na rio en Eu ro pa y sus co lo nias.

Otro pun to de in te rés en es te ca pí tu lo es el re la cio na do con la po lí ti ca adop ta da por las po ten cias eu ro peas y los Es ta dos Uni dos fren te al pro ce so de re co no ci mien to de los nue vos Es ta dos la ti noa me ri ca nos. In ten ta mos ana li zar los di ver sos in te re ses que se con ju gan pa ra es te re co no ci mien to, con tem plan -do tan to los as pec tos po lí ti cos co mo los eco nó mi cos. Fi nal men te, abor da mos de una ma ne ra glo bal los re tos que de bie ron asu mir los na cien tes Es ta dos la -ti noa me ri ca nos pa ra en fren tar la cons -ti tu ción de un nue vo sis te ma po lí -ti co y la in ser ción a la eco no mía mun dial.

LA EU RO PA DEL CON GRE SO DE VIE NA. 1815-1848

Con la sus crip ción de los Tra ta dos que sur gen del Con gre so de Vie na, en 1815, te rri to rial men te el con tor no eu ro peo su fre al gu nas mo di fi ca cio nes. Da do que en la Eu ro pa de las pri me ras dé ca das del si glo XIX los na cio na lis mos aún no emer gían, los es ta dis tas del Con gre so de Vie na no tu vie ron re pa ro en ane xar y de sa gre gar te rri to rios, con for me a los in te re ses de las mo nar -quías ven ce do ras. Así, Aus tria fue for ta le ci da en Ita lia, Pru sia en Ale ma nia; y la Re pú bli ca Ho lan de sa ad qui rió los Paí ses Ba jos aus tría cos (ca si to da la ac -tual Bél gi ca). Fran cia tu vo que re nun ciar a to das sus con quis tas y vol ver a las «an ti guas fron te ras» que ha bía te ni do an tes de la Re vo lu ción. Ru sia re ci bió la

(17)

par te cen tral de Po lo nia, y Gran Bre ta ña, si guien do su po lí ti ca de no ane xio -nar se te rri to rios en el con ti nen te eu ro peo, li mi tó sus ga nan cias te rri to ria les al ca bo de Bue na Es pe ran za en el ex tre mo me ri dio nal de Áfri ca.1

Con la de rro ta de Na po león, las prin ci pa les po ten cias eu ro peas se plan -tean la ne ce si dad de crear un sis te ma en el que se im pon ga un equi li brio de po der. Es te pro ce so se ini cia con el Con gre so de Vie na, lla ma do de Res tau ra -ción, por que su po ne el afian za mien to del An ti guo Ré gi men, es de cir, el re tor -no al sis te ma an te rior a la Re vo lu ción Fran ce sa. Las mo nar quías de Aus tria, Pru sia y Ru sia cons ti tu yen la San ta Alian za, un pac to de so li da ri dad de fen si va fren te a to do mo vi mien to re vo lu cio na rio y el re pu dio a los mo vi mien tos li -be ra les y na cio na lis tas, ins tau ran do pa ra es to un sis te ma de «gen dar me ría con ti nen tal», que pro cla ma ba su vo lun tad de pro mo ver la ins tau ra ción de go -bier nos pa triar ca les y cris tia nos en to do el con ti nen te.2

La San ta Alian za se sus ten tó en el prin ci pio de la le gi ti mi dad, prin ci pio que de cla ra ba her ma nos a to dos los mo nar cas rei nan tes, a quie nes la pro -vi den cia ha bía en co men da do el go bier no de las dis tin tas por cio nes de una mis ma fa mi lia cris tia na. La or ga ni za ción in ter na cio nal así con ce bi da se ba sa -ba en la he ge mo nía de las gran des po ten cias de la épo ca, que a sí mis mas se ha bían otor ga do el de re cho de in ter ven ción co lec ti va en los asun tos in ter nos de los de más Es ta dos. La San ta Alian za se con vir tió en pen tar quía al in gre sar pri me ro In gla te rra y más ade lan te Fran cia, en el Con gre so de Aquis grán (1818) a es te pri mer bro te de or ga ni za ción su praes ta tal.3

En la Eu ro pa con ti nen tal, el arre glo es ta ble ci do en 1815 tro pe zó con la opo si ción de aque llos gru pos so cia les cu yas as pi ra cio nes e in te re ses se veían ame na za dos por la res tau ra ción de los re gí me nes tra di cio na les; y tam bién con la de aque llos pue blos cu yos sen ti mien tos se vie ron de sa ten di dos con oca sión del tra za do de sus fron te ras.4Se rá la mis ma Fran cia, en 1830, con el gol pe de es ta do bur gués, que ini cie en Eu ro pa Oc ci den tal el pe río do de pre do mi nio bur gués, ex pre sa do en mo nar quías cons ti tu cio na les. La chis pa que pro vo có el in cen dio –al de cir de Fon ta na– se ori gi nó, en Pa rís, a fi na les del mes de ju lio de 1830, en los «tres días glo rio sos» que aca ba ron con la di nas tía de los Bor

-16 Pablo Núñez Endara

1. Henry Kis sin ger, Di plo ma cia, Bar ce lo na, Edi cio nes B, 1996, pp. 78-79. Cfr. ade más, pa ra un ma yor de ta lle de los cam bios te rri to ria les a Jo sep Fon ta na, His to ria Uni ver sal Pla ne ta. La épo ca de las re vo lu cio nes, vol. 10, Bar ce lo na, Edi to rial Pla ne ta, 1995, p. 375.

2. Keith W. Ol son, y otros, Re se ña de la His to ria de los Es ta dos Uni dos, Ser vi cio in for ma ti vo y cul tu ral de los Es ta dos Uni dos de Amé ri ca, s.l., s.a., pp. 73-74.

3. Is mael Mo re no Pi no, La Di plo ma cia. As pec tos teó ri cos y prác ti cos de su ejer ci cio pro fe sio -nal, Mé xi co, Se cre ta ría de Re la cio nes Ex te rio res, 1996, p. 77.

4. Pie rre Re nou vin, His to ria de las re la cio nes in ter na cio na les, to mo II, vol. I, Ma drid, Edi cio -nes Agui lar, 1964, p. 11.

(18)

bo nes y pro cla ma ron a Luis Fe li pe, du que de Or leans, co mo el rey de la bur -gue sía.5

La pri me ra re per cu sión de la re vo lu ción fran ce sa de 1830, tu vo lu gar en Bél gi ca, mo ti va da por la cri sis eco nó mi ca y sen ti mien tos an ti ho lan de ses que pug na ban por la in de pen den cia. El mo vi mien to se ex ten dió rá pi da men te y per mi tió de cla rar la in de pen den cia de Bél gi ca, lo gran do reu nir, al mis mo tiem po, una Asam blea Cons ti tu yen te que en 1831 pro mul gó un tex to de ca rac te res muy li be ra les pa ra la épo ca. Es ta pri me ra al te ra ción al ma pa del Con -gre so de Vie na, tras va rias pug nas, con tó con la apro ba ción de las po ten cias de la San ta Alian za. En Po lo nia, mien tras tan to, bro tes na cio na lis tas que in -ten ta ban sa cu dir se de la do mi na ción ru sa no con ta ron con el apo yo de las otras po ten cias y sin ca pa ci dad de mo vi li za ción y con vo ca to ria fue ron so fo -ca dos.6

Mo vi mien tos na cio na lis tas de si mi la res ca rac te rís ti cas se ini cia ron tam bién en Ita lia, pe ro la frag men ta ción in ter na y la ac ti tud do blez de los re -ye zue los lo ca les no per mi tió que la uni dad ita lia na se con cre te en 1830. Es te cli ma in su rrec cio nal se ex ten dió tam bién a los es ta dos ger má ni cos, pe ro sin ma yo res lo gros, a más de al gu nas con quis tas de cor te li be ral. Sin em bar go, en Ale ma nia la uni dad em pe za ba a for jar se des de otro ám bi to: el eco nó mi co. En 1834, co mo an te ce den te de la in te gra ción ale ma na se crea la «zoll ve rein», una es pe cie de unión adua ne ra en tre va rios Es ta dos ale ma nes, que ba sa da en iden ti dad de in te re ses, pro yec ta ba la unión eco nó mi ca y po lí ti ca de la fu tu ra Ale -ma nia de 1871.7

En cuan to se re fie re a la Gran Bre ta ña, en sus re la cio nes con los otros con ti nen tes no co no cía ri val, pues era la úni ca po ten cia eu ro pea po see do ra de un gran im pe rio co lo nial, por sus pun tos de apo yo en el mun do en te ro y por su in dis cu ti ble su pre ma cía na val. Pe ro en sus re la cio nes con el con ti nen te eu -ro peo, se sen tía me nos fir me, de bi do a la ca ren cia de me dios mi li ta res. En con jun to, su po lí ti ca in ter na cio nal se orien ta ba al man te ni mien to del sta tu quo

te rri to rial, y, por ello, el go bier no in glés no pres ta ba oí dos a las rei vin di ca cio -nes de las na cio na li da des. Era pa cí fi ca, tan to más cuan to que aquel cli ma de paz in ter na cio nal ten día a fa vo re cer el de sa rro llo de una ac ti vi dad eco nó mi ca be ne fi cio sa pa ra los ex por ta do res in gle ses, dis pues tos siem pre a su mi nis trar equi po in dus trial a los paí ses con ti nen ta les.8

Las in fluen cias que se ejer cían en la di rec ción de esa po lí ti ca ex te rior en Gran Bre ta ña eran com ple jas, ya que el po der del so be ra no y el del go bier

-5. Fon ta na, La épo ca de las re vo lu cio nes…, op. cit., pp. 403-404. 6. Ibíd., p. 406.

7. Re nou vin, op. cit., pp. 18 y 65. Fon ta na, La épo ca de las re vo lu cio nes…, op. cit., p. 408. 8. Re nou vin, op. cit., pp. 31-33.

(19)

no es ta ban li mi ta dos por el Par la men to. La Cá ma ra de los Co mu nes es ta ba to da vía, en 1815, do mi na da por los te rra te nien tes, que se ha lla ban tra di cio nal men te en un es ta do de es pí ri tu in su lar y que, por tan to, de sea ban re du cir al mí -ni mo los com pro mi sos de Gran Bre ta ña en el ex tran je ro. Sin em bar go, los me dios in dus tria les y co mer cia les ad qui rían in fluen cia ca da vez ma yor, so bre to do des pués de las re for mas de 1832, que am plia ron el es pec tro elec to ral; ta les cír cu los es ta ban di rec ta men te in te re sa dos en el de sa rro llo de los in ter cam -bios con el ex tran je ro, y ello les in du cía a de sear una ac ti va po lí ti ca ex te rior.9 En tér mi nos ge ne ra les, la Eu ro pa del Con gre so de Vie na lo gró man te ner la paz en el con ti nen te, no obs tan te las di ver gen cias, fre cuen te men te ás -pe ras, en tre las gran des po ten cias. Las ten ta ti vas rea li za das pa ra mo di fi car el es ta tu to te rri to rial en el cen tro del con ti nen te fra ca sa ron, con la úni ca ex cep ción del mo vi mien to na cio nal bel ga. Es te pe río do, mues tra una re la ti va es ta -bi li dad eu ro pea, de -bi do so bre to do a que las fuer zas dis gre ga do ras fue ron neu tra li za das en ca si to das par tes. Sin em bar go, aquel es ta do de equi li brio era pre ca rio. La efer ves cen cia de los mo vi mien tos na cio na lis tas se pre sen ta rá po cos años des pués y mo di fi ca rán sen si ble men te el ma pa eu ro peo, par ti cu lar men te a par tir de la uni fi ca ción de Ita lia en el de ce nio de 1860 y la de Ale ma -nia en 1871.10

EU RO PA Y ES TA DOS UNI DOS FREN TE A LA IN DE PEN DEN CIA LA TI NOA ME RI CA NA

Uno de los te mas cons tan tes en la agen da po lí ti ca de la San ta Alian za fue la si tua ción la ti noa me ri ca na, con si de ra da por las po ten cias con ti nen ta les de Eu ro pa co mo una pe li gro sa eclo sión re vo lu cio na ria, que aten ta ba con tra el «nue vo or den» in ter na cio nal y de bía ser con ju ra da. Pa ra la res ta ble ci da mo -nar quía es pa ño la, la Alian za re sul tó ser un exi to so fo ro don de ver ter que jas por su im pe rio co lo nial en vías de per di ción, pe ro en nin gún ca so un efi caz me ca nis mo de re con quis ta mi li tar. Lo más que Es pa ña con si guió de sus alia dos, con re la ción a His pa noa mé ri ca, fue ron cons tan tes mues tras de so li da ri dad di plo má ti ca y cier tas di fu sas pro me sas de apo yo mi li tar de par te de Ru -sia y Fran cia.11

18 Pablo Núñez Endara

9. Ibíd.

10. Re nou vin, op. cit., pp. 104-105.

11. Jor ge Nú ñez, «Mar co in ter na cio nal del pro ce so in de pen den tis ta la ti noa me ri ca no», en En ri -que Aya la Mo ra, edit., Nue va His to ria del Ecua dor, vol. 6, Qui to, Cor po ra ción Edi to ra Na -cio nal / Gri jal bo, 1994, p. 32.

(20)

Pa ra Gran Bre ta ña, Fran cia y Es ta dos Uni dos, po ten cias con in te re ses en Su da mé ri ca, la in de pen den cia de las co lo nias es pa ño las re ves tía ca rac te res par ti cu la res, es pe cial men te en el as pec to eco nó mi co. Es te pro ce so, afec ta ba sin gu lar men te a Gran Bre ta ña, na ción que ya man te nía un co mer cio re gu lar con las co lo nias es pa ño las a raíz de la aper tu ra con ce di da en 1810, co mo con tra par te es pa ño la al apo yo mi li tar brin da do por los in gle ses du ran te la in va -sión na po leó ni ca a la pe nín su la. Por es tas con si de ra cio nes, al tér mi no de la gue rra con Na po león, los co mer cian tes in gle ses que ha bían es ta ble ci do nue -vos y flo re cien tes mer ca dos en Amé ri ca lo que me nos de sea ban era per der los, por tan to pre sio na ban al go bier no bri tá ni co pa ra que adop te una po si ción de apo yo más de ci di da a la Amé ri ca re vo lu cio na ria.

El re co no ci mien to bri tá ni co de la in de pen den cia de las co lo nias es pa -ño las se pro du ce en tre 1822 y 1825, pro duc to de la in ten sa la bor di plo má ti ca em pren di da por los agen tes ame ri ca nos y la pre sión ejer ci da por los gru pos co mer cia les in gle ses. Sin em bar go, es te re co no ci mien to bri tá ni co se rá pa ga -do por los nue vos Es ta -dos con Tra ta -dos de Amis tad, Co mer cio y Na ve ga ción que re co gen en te ra men te las as pi ra cio nes in gle sas. En ese mo men to la he ge -mo nía de In gla te rra se apo ya en su pre do mi nio co mer cial, en su po der na val, en tra ta dos in ter na cio na les. Pe ro se apo ya tam bién en un uso muy dis cre to de esas ven ta jas. En pri mer lu gar no as pi ra a una do mi na ción po lí ti ca di rec ta, que im pli ca ría gas tos ad mi nis tra ti vos y la com pro me te ría en vio len tas lu chas de fac cio nes lo ca les. Por el con tra rio, se pro po ne de jar en ma nos his pa noa me ri -ca nas, jun to con la pro duc ción y bue na par te del co mer cio in ter no, el cos to so go bier no de es tos te rri to rios. No quie re de cir eso que no ten ga tam bién en es te as pec to pun tos de vis ta muy fir mes, ni que se in hi ba de ha cer sen tir su po -der pa ra im po ner los.12

Las as pi ra cio nes po lí ti cas de Gran Bre ta ña en La ti noa mé ri ca es tán de fi ni das tam bién por el ti po de in te rés eco nó mi co que la vin cu la con es tas tie rras. Lo que se bus ca en La ti noa mé ri ca son so bre to do de sem bo ques a la ex por ta ción me tro po li ta na, y jun to a es to un do mi nio de los cir cui tos mer can ti -les lo ca -les que acen túe la si tua ción fa vo ra ble pa ra la me tró po li. Su po lí ti ca es so lo muy oca sio nal men te la de su Can ci lle ría, más fre cuen te men te es la de sus agen tes, iden ti fi ca dos con gru pos de co mer cian tes que as pi ran so bre to do a man te ner ex pe di tos los cir cui tos mer can ti les que uti li zan; en tér mi nos más ge -ne ra les, a man te -ner el sta tu quosi és te ase gu ra ra zo na ble men te la paz y el or -den in ter no.13

Pa ra Fran cia, aun que su in dus tria no se equi pa ra ba con la de Gran Bre

-12. Tu lio Hal pe rin Dong hi, His to ria con tem po rá nea de Amé ri ca La ti na, Ma drid, Alian za Edi to -rial, 1993 [1969], pp. 153 y 161.

(21)

ta ña, el mer ca do su da me ri ca no ofre cía pers pec ti vas fa vo ra bles in me dia tas pa -ra la ex por ta ción de se de rías y vi nos. Tam bién el go bier no f-ran cés exa mi nó, so bre to do a par tir de 1820, las po si bi li da des fu tu ras, y mos tró su de seo de evi -tar que Gran Bre ta ña se ase gu ra se un mo no po lio de he cho. Por tres oca sio nes en vió mi sio nes a los puer tos su da me ri ca nos pa ra es tu diar la for ma de de sa rro -llar los in ter cam bios co mer cia les.14No obs tan te, la pre sen cia fran ce sa nun ca sig ni fi có un ries go pa ra el co mer cio bri tá ni co: más que com pe ti ti vo, el co mer -cio fran cés era com ple men ta rio del in glés, orien ta do ha cia los pro duc tos de con su mo de lu jo y se mi lu jo, y se cun da ria men te ha cia los de ali men ta ción de ori gen me di te rrá neo, en los que Fran cia ten día a reem pla zar a Es pa ña.15

La po si ción de los Es ta dos Uni dos fren te a la in de pen den cia his pa noa -me ri ca na des de un prin ci pio fue abier ta a su re co no ci mien to. No obs tan te, tam bién su po lí ti ca mos tró mu cha cau te la en no per tur bar sus re la cio nes con Es pa ña, de bi do so bre to do a que la ce sión de la Flo ri da se ha lla ba aún pen dien te, a más de los in te re ses co mer cia les que lo ata ban a Es pa ña. Sin em bar go, en 1821, ape nas se con cre ta la ce sión te rri to rial, Es ta dos Uni dos aban do na su neu tra li dad y el pre si den te Mon roe pro po ne al Con gre so el re co no ci mien to de las nue vas na cio nes, si tua ción que se con cre ta al año si guien te. Em pe ro, Mon roe tu vo buen cui da do de afir mar que la in de pen den cia era un he cho con su ma do y que de bía re co no cer se a las co lo nias, pe ro que ello no de -bía afec tar las re la cio nes amis to sas con am bas par tes y, en ca so de con ti nuar la gue rra, Es ta dos Uni dos ob ser va ría la mis ma es tric ta neu tra li dad que ha bía guar da do des de 1817.16

La po lí ti ca de los Es ta dos Uni dos no se afir mó con cla ri dad has ta des -pués de 1823. El Se cre ta rio de Es ta do nor tea me ri ca no acon se jó for mal men te a los go ber nan tes de los nue vos Es ta dos que fue ran fie les a la for ma re pu bli -ca na, úni -ca con for me a los «prin ci pios ame ri -ca nos», pues el go bier no fe de ral se in quie ta ba en esos mo men tos por la po si bi li dad de una in ter ven ción fran -ce sa.17Ba jo es tas cir cuns tan cias, en 1823, el pre si den te Mon roe, en su men -sa je anual al Con gre so enun cia la Doc tri na que lle va su nom bre y que se la ha acu ña do ba jo el le ma «Amé ri ca pa ra los ame ri ca nos», en alu sión a la fla gran te ame na za que cons ti tuía la San ta Alian za pa ra las nue vas na cio nes ame ri ca -nas.18Sin em bar go, la his to ria ha in ter pre ta do es ta fra se, no sin ra zón, co mo una cla ra ex pre sión del im pe ria lis mo nor tea me ri ca no.

20 Pablo Núñez Endara

14. Re nou vin, op. cit., pp. 71-72. 15. Hall pe rin, op. cit., pp. 159-160.

16. Ma ría Eu ge nia Ló pez de Roux, El re co no ci mien to de la In de pen den cia de Mé xi co, Mé xi co, Se cre ta ría de Re la cio nes Ex te rio res, 1995, p. 19.

17. Re nou vin, op. cit., p. 76. 18. Ol son, op. cit., pp. 73-74.

(22)

HIS PA NOA MÉ RI CA Y EL INI CIO DE LA RE PÚ BLI CA. VI SIÓN GE NE RAL

Tras ob te ner la in de pen den cia, las na cio nes la ti noa me ri ca nas se en con -tra ron en un mun do de ri va li da des in ter na cio na les y de po lí ti ca ba sa da en el po der. La se pa ra ción de Es pa ña sig ni fi có rom per con el úni co ele men to aglu ti na dor en tre so cie da des he te ro gé neas que se veían aho ra en fren ta das al de sa -fío de ha llar una ins ti tu cio na li dad via ble pa ra su de sa rro llo fu tu ro. Los ras gos co mu nes que dis tin guen es tos pri me ros años en tre las na cio nes de Amé ri ca La ti na, co mo lo sos tie ne Fon ta na, pue den sin te ti zar se en tres fra ca sos: el de las as pi ra cio nes a la uni dad, el del de sa rro llo eco nó mi co y el de la es ta bi li dad so cial y po lí ti ca de los nue vos paí ses.19

El sue ño bo li va ria no de crear una gran na ción que aglu ti ne los di ver -sos es pa cios que con for ma ron el Vi rrei na to de Nue va Gra na da, du ró po co, la ato mi za ción que si guió al des mem bra mien to de la Gran Co lom bia, en 1830, hi zo im po si ble la reu ni fi ca ción de es te es pa cio. El te rri to rio de la Amé ri ca Cen tral, que en 1823 pro cla mó la so be ra nía de las Pro vin cias Uni das de Cen tro de Amé ri ca, aglu ti nan do en és tas a Gua te ma la, El Sal va dor, Hon du ras, Ni -ca ra gua y Cos ta Ri -ca en un so lo Es ta do, tam bién ten drá efí me ra exis ten cia, pro duc to de las pug nas que tan to a ni vel po lí ti co co mo re gio nal, lo des mem bra ron en los ac tua les Es ta dos que cons ti tu yen la Amé ri ca Cen tral, más Pa na -má y Be li ce que tie nen pro ce sos dis tin tos. El pro yec to de la Con fe de ra ción Pe rua no-Bo li via na, crea da en 1836, ba jo el man da to de An drés San ta cruz, des per tó los re ce los de Chi le y Ar gen ti na an te el sur gi mien to de un nue vo po -der en el nor te y fue li qui da do tras una cruen ta gue rra en 1839.20De tal for ma, en Amé ri ca La ti na los pro pó si tos de lo grar es pa cios re gio na les co he sio -na dos fra ca sa ron por di ver sas cir cuns tan cias, ya sean in ter -nas o ex ter -nas, la uni dad no fue po si ble ni si quie ra a tra vés de los Tra ta dos que in fruc tuo sa men -te tra ta ron de rom per las ba rre ras co mer cia les.

En lo que se re fie re al as pec to eco nó mi co y las nue vas vin cu la cio nes ex ter nas, tal vez la di fe ren cia más im por tan te sur ja sim ple men te del he cho de que se es ta ble cen en pe río dos di fe ren tes en los dis tin tos paí ses. En re gio nes don de ya exis tían vín cu los co mer cia les des de an tes de la in de pen den cia, és -tos flo re cen am plia men te en el si glo XIX y des de muy tem pra no, so bre to do en paí ses don de In gla te rra mos tró es pe cial in te rés co mo Bra sil, la re gión del Río de la Pla ta, Chi le, Amé ri ca Cen tral y Mé xi co. La otra ca ra la mues tran en cam bio los ex cen tros co lo nia les y los paí ses del Pa cí fi co, don de la in ser ción

19. Fon ta na, La épo ca de las re vo lu cio nes…, op. cit., p. 290. 20. Ibíd., p. 292.

(23)

co mer cial se ope ra con len ti tud a lo lar go de va rias dé ca das; por otro la do, trá ta se de paí ses apar ta dos de las vías de co mu ni ca ción más ac ce si bles y no pa re cen dis po ner del ti po de re cur sos pro duc ti vos que co rres pon de a las exi gen cias del mer ca do mun dial de la épo ca. El Ca ri be si guió sien do un la go do mi na do por los eu ro peos, don de Es pa ña, Gran Bre ta ña, Fran cia, los Paí ses Ba jos, Sue cia y Di na mar ca do mi na ban las nu me ro sas is las, con ver ti das en co lo -nias, por tan to la su je ción con las me tró po lis es mu cho ma yor por ra zo nes eco nó mi cas y geo grá fi cas.21

Las ideo lo gías y las ins ti tu cio nes for ma les crea das en las nue vas re pú bli cas son bas tan te si mi la res, da do que re fle jan la es truc tu ra eco nó mi ca y so cial he re da da de la épo ca co lo nial, pe ro, a más de es to, du ran te la pri me ra mi -tad del si glo XIX la in fluen cia ex ter na es de ci si va en tre quie nes par ti ci pa ron en los pro yec tos de cons ti tu ción de los Es ta dos la ti noa me ri ca nos. Des de el pun to de vis ta po lí ti co, la in fluen cia prin ci pal pro vie ne de las ideas de la Re -vo lu ción fran ce sa, así co mo de la ima gen re pu bli ca na de los Es ta dos Uni dos. Es tas ideas tra tan fun da men tal men te de la con cep ción li be ral in di vi dua lis ta que des ta ca las li ber ta des per so na les, la so be ra nía na cio nal, la for ma de or ga -ni za ción re pu bli ca na, la igual dad an te la ley, la re pre sen ta ción y par ti ci pa ción de mo crá ti cas, en tre otras. Aun que es ta con cep ción li be ral fue la pre do mi nan -te en el pen sa mien to de los que or ga ni za ron la vi da na cio nal, en su en tor no tam bién se sus ci ta ron dis cu sio nes so bre la for ma de go bier no que se im plan -ta ría, ya sea re pu bli ca no o mo nár qui co, fe de ra lis -ta o uni -ta rio. No obs -tan te, la for ma li be ral de go bier no es la que in flu yó de ci si va men te so bre el cuer po le -gal que se fue es truc tu ran do en los paí ses la ti noa me ri ca nos.22

Fi nal men te, en es te pe río do, en con tra mos en la ma yo ría de paí ses, pug nas en tre un cen tra lis mo for mal y un fe de ra lis mo ma ni fes ta do en in ten tos se pa ra tis tas, li de ra das ge ne ral men te por un cau di llo o gru po mi li tar, o en la rea li dad de una or ga ni za ción en que ca da po der lo cal con tro la ba efec ti va men -te su en tor no eco nó mi co y so cial, con lo que im pe día que se lle ga se a crear una ha cien da es ta tal só li da, ca paz de sos te ner una po lí ti ca cen tra li za da efi caz, y di fi cul ta ba, por otra par te, la for ma ción de un mer ca do na cio nal.23

22 Pablo Núñez Endara

21. Os val do Sun kel y Pe dro Paz, El sub de sa rro llo la ti noa me ri ca no y la teo ría del de sa rro llo, Mé xi co, Si glo Vein tiu no Edi to res, 1993 [1970], p. 303. Ade más, Cfr. Ro bert Free man Smith, «Amé ri ca La ti na, los Es ta dos Uni dos y las po ten cias eu ro peas, 18301930», en Les lie Bet -hell, edit., His to ria de Amé ri ca La ti na, vol. 7, Bar ce lo na, Edi to rial Crí ti ca, 1991, p. 73. [El tí tu lo ori gi nal en in glés The Cam brid ge His tory of La tin Ame ri ca, 1986].

22. Sun kel y Paz, op. cit., pp. 300-302.

(24)

La he ren cia co lo nial

y gran co lom bia na

En el as pec to ins ti tu cio nal, el ini cio de la Re pú bli ca mar ca un pro ce so de tran si ción que de be ser es tu dia do co mo una co yun tu ra en la que se en tre -cru zan ver tien tes ideo ló gi cas que son de ter mi nan tes en la con fi gu ra ción del nue vo Es ta do. En es te sen ti do, ana li za mos la se rie de ins ti tu cio nes co lo nia les y la fun ción que de sem pe ña ban con el ob je to de iden ti fi car las per ma nen cias que en ma te ria or ga ni za cio nal se pro lon gan en el nue vo Es ta do. So bre la cues -tión ins ti tu cio nal de fi ni mos dos pe río dos en lo que a la co lo nia se re fie re. El pri me ro, co rre a par tir de la con quis ta y la im po si ción de to do el apa ra ta je bu -ro crá ti co que con so li da la pre sen cia es pa ño la en Amé ri ca. El se gun do, que es el que in te re sa a es te es tu dio, se ini cia con las Re for mas Bor bó ni cas de me -dia dos del si glo XVIII y que mar ca una se rie de cam bios en el ám bi to de las or ga ni za cio nes es ta ta les. Fi nal men te, es te ca pí tu lo re vi sa bre ve men te el pe río do en el que el Ecua dor for mó par te de la Gran Co lom bia, que en lo ins ti -tu cio nal tie ne su pro pia ló gi ca, pues to que los ele men tos de con for ma ción del nue vo Es ta do es tán su je tos al in flu jo de ideas que pro vie nen de la Fran cia re -vo lu cio na ria y de la ima gen re pu bli ca na de los Es ta dos Uni dos.

LAS RE FOR MAS BOR BÓ NI CAS DEL SI GLO XVIII

Pa ra el aná li sis de la épo ca co lo nial el pe río do que re sul ta de in te rés pa ra es ta in ves ti ga ción es el que co rre a par tir de la se gun da mi tad del si glo XVIII, de bi do a que el Es ta do es pa ñol im pul sa una se rie de trans for ma cio nes so bre el ma ne jo de la eco no mía y el go bier no que son co no ci das co mo las Re -for mas Bor bó ni cas. El ob je ti vo prin ci pal de las Re -for mas no fue el de di se ñar nue vas es truc tu ras, si no el de trans for mar las exis ten tes; su me ta eco nó mi ca pri mor dial fue el me jo ra mien to de la agri cul tu ra más que la pro mo ción de la in dus tria. Los Bor bo nes re fac cio na ron el go bier no im pe rial, cen tra li za ron los me ca nis mos de con trol y mo der ni za ron la bu ro cra cia. Crea ron nue vos vi rrei na tos y uni da des ad mi nis tra ti vas adi cio na les. Nom bra ron nue vos fun cio na

(25)

-rios, en sa ya ron nue vos mé to dos de go bier no, que eran en par te ins tru men tos ad mi nis tra ti vos y fis ca les, y que im pli ca ban tam bién una su per vi sión más es -tre cha de la po bla ción his pa noa me ri ca na.1

En 1717, con el pro pó si to de con tro lar ade cua da men te las nue vas zo -nas de in te rés eco nó mi co pa ra la me tró po li, se crea el Vi rrei na to de San ta Fe, al cual se le in clu yó la ju ris dic ción de la Au dien cia de Qui to. El Vi rrei na to se lo su pri me en 1723, pa ra lue go ser res ta ble ci do en 1739 con un con trol te rri -to rial más am plio y con nue vos pro pó si -tos. Es -tos in vo lu cra ron el in te rés por el pro gre si vo de sa rro llo mi ne ro de la re gión, la lu cha por des te rrar el con tra ban do in tro du ci do por las po ten cias ex tran je ras, así co mo el con trol del trá fi co ma rí ti mo y la pro tec ción de las pla zas ase dia das por es tas po ten cias. Bá si -ca men te, son es tas ra zo nes, las que im pul sa ron la crea ción del Vi rrei na to y con ello la cen tra li za ción ad mi nis tra ti va.2

La ne ce si dad de ejer cer un ma yor con trol fis cal por par te de la Co ro na de ter mi nó la reor ga ni za ción a pro fun di dad del ré gi men ad mi nis tra ti vo en Amé ri ca, adop tan do pa ra es to el pro yec to de In ten den cias y la ley de li bre co -mer cio. El prin ci pal ob je to del pro yec to de In ten den cias fue el de com ba tir la pri va ti za ción en el ejer ci cio de car gos pú bli cos y el con trol de la fuer za de tra ba jo in dí ge na. Ade más, las re for mas ad mi nis tra ti vas con tem pla ron el es ta ble -ci mien to de fun -cio na rios que ga ran ti za ran el me jor apro ve cha mien to de los re cur sos de Real Ha cien da.3

En re la ción con la or ga ni za ción ju ris dic cio nal, pre va le ció el cri te rio mi li tar y fis cal, con la con for ma ción de co man dan cias ge ne ra les, go bier nos mi li ta res y ca pi ta nías ge ne ra les, en el pri mer ca so, y con crea ción de in ten -den cias, en el se gun do.4Una In ten den cia era pre si di da por un Go ber na dor In ten den te, nom bra do en Es pa ña por el Con se jo de In dias y se di vi día en dis tri -tos a car go de Sub de le ga dos que can di da ti za ba el In ten den te y de sig na ba el Vi rrey por un pe río do de cin co años. El In ten den te es ta ba a car go de una pro -vin cia o par ti do, mien tras que el Sub de le ga do o Ad mi nis tra dor, pa ra el ca so de Qui to, re si día co mo au to ri dad en los pue blos ca be ce ras. Que da ban así eli -mi na dos los Go ber na do res, Co rre gi do res y Te nien tes de Go ber na dor.5

En la Au dien cia de Qui to, la apli ca ción del pro yec to de In ten den cias fue par cial y por un bre ve lap so. En tre 1778 y 1783 ocu pa la Pre si den cia de

24 Pablo Núñez Endara

1. John Lynch, His pa noa mé ri ca 1750-1850. En sa yos so bre la so cie dad y el Es ta do, Bo go tá, Uni ver si dad Na cio nal de Co lom bia, 1987, pp. 9-12.

2. Ro se ma rie Te rán Na jas, Los pro yec tos del Im pe rio Bor bó ni co en la Real Au dien cia de Qui -to, Qui to, Ab ya-Ya la / TE HIS, 1988, pp. 15-22.

3. Ibíd., pp. 60-63. 4. Ibíd.

5. Al fre do Pa re ja Diez can se co, Las ins ti tu cio nes y la ad mi nis tra ción de la Real Au dien cia de Qui to, Qui to, Edi to rial Uni ver si ta ria, 1975, p. 281; Te rán Na jas, op. cit., p. 64.

(26)

la Au dien cia Jo sé Gar cía de León y Pi za rro, per so na je que im pul sa una se rie de cam bios a ni vel ad mi nis tra ti vo y fis cal. En tre és tos, la su pre sión del car go de Co rre gi dor en Qui to, se ve ri fi ca en 1781, mien tras que los Co rre gi mien tos de Gua ya quil y Cuen ca ya ha bían si do ex tin gui dos años an tes, pa ra con ver tir -se en go ber na cio nes. Es te pro ce di mien to -se ex ten dió a ca da una de las Ren tas Rea les, con el ob je to de ha cer de la Real Ha cien da un área ad mi nis tra ti va su -je ta es tre cha men te al con trol di rec to de la Co ro na.6

Los re sul ta dos ini cia les de las me di das adop ta das se tra du je ron en un con si de ra ble in cre men to de los in gre sos fis ca les. Sin em bar go, las re for mas con ce bi das por León y Pi za rro no re ba sa ron mu cho más allá de su pro pio pe -río do pre si den cial, sal vo en el ca so de Vi lla len gua (1784-1790), que efec tuó re for mas ad mi nis tra ti vas en las re gio nes orien ta les. A más de es to, la im po si -bi li dad de fi nan ciar el man te ni mien to del nue vo cuer po bu ro crá ti co ter mi nó por rom per el sis te ma, el cual pro pen dió a rea si mi lar las for mas del vie jo ré -gi men ad mi nis tra ti vo.7

Fi nal men te, du ran te las pri me ras dé ca das del si glo XIX la Au dien cia de Qui to, en fren ta, al igual que las de más po se sio nes es pa ño las, el fe nó me no de la In de pen den cia. La his to rio gra fía que es tu dia es te pe río do men cio na un sin nú me ro de an te ce den tes que oca sio na ron la rup tu ra de la Au dien cia de Qui to con la me tró po li, sin em bar go, és tos pue den re su mir se en tres: la pér di da de im por tan cia de la Au dien cia fren te a otras pro vin cias del im pe rio, la se -gre ga ción ad mi nis tra ti va de cier tas pro vin cias y la frag men ta ción in ter na de la Pre si den cia. Uno de los prin ci pa les fac to res que ex pli ca la re la ti va de ca den cia qui te ña se ría la de sin te gra ción eco nó mi ca y po lí ti ca del Vi rrei na to del Pe -rú, en el cual la mi ne ría ac tua ba co mo eje ar ti cu la dor y di na mi za dor de las eco no mías no-mi ne ras. A es to se su ma la po lí ti ca bor bó ni ca de pro mo ver el de sa rro llo de la agri cul tu ra cos ta ne ra pa ra con ver tir a Amé ri ca en pro vee do ra de ma te rias pri mas y mer ca do pa ra pro duc tos de la me tró po li, en des me dro de otras áreas co mo la sie rra ecua to ria na y su in dus tria tex til.8

Del mis mo mo do, la se gre ga ción ad mi nis tra ti va de cier tos te rri to rios efec tua da des de las úl ti mas dé ca das del si glo XVIII fue ron dis mi nu yen do la au to ri dad de Qui to so bre al gu nas de sus pro vin cias pe ri fé ri cas, al tiem po que se co men zó a ad mi nis trar las en for ma ca da vez más di rec ta des de las pro pias ca pi ta les vi rrei na les. De es ta ma ne ra, co mo bien lo ano ta Ma ría Ele na Po rras,

6. Ro se ma rie Te rán Na jas, «Si nop sis his tó ri ca del si glo XVIII», en En ri que Aya la Mo ra, edit.,

Nue va His to ria del Ecua dor, vol. 4, Qui to, Cor po ra ción Edi to ra Na cio nal / Gri jal bo, 1991, pp. 292-295.

7. Ibíd.

8. Car los Lan dá zu ri, «La In de pen den cia del Ecua dor (1808-1822)», en En ri que Aya la Mo ra, edit., Nue va His to ria del Ecua dor, vol. 6, Qui to, Cor po ra ción Edi to ra Na cio nal / Gri jal bo, 1994, pp. 84-92.

(27)

«las re gio nes de la ju ris dic ción de la Au dien cia se ar ti cu la ron po lí ti ca y eco -nó mi ca men te a una de ter mi na da ju ris dic ción vi rrei nal. En esa me di da… la Sie rra-Nor te, por ejem plo, se ar ti cu ló al cen tro mi ne ro de Bar ba coas, y en con se cuen cia al Vi rrei na to de San ta Fe; la Sie rra-Sur, al Vi rrei na to del Pe rú; y, fi nal men te la Cos ta, a tra vés de su pro duc ción ca cao te ra am plió el mer ca -do in te rre gio nal ha cia las pro vin cias san ta fe re ñas o pe rua nas»9e in clu so Mé xi co. Por tan to, se rán es te ti po de vin cu la cio nes las que ca rac te ri cen el pro ce so in de pen den tis ta y con fi gu ren las ini cia les re la cio nes po lí ti cas y eco nó mi -cas del Es ta do que sur gi rá en 1830.

EL PE RÍO DO GRAN CO LOM BIA NO

El pro ce so in de pen den tis ta ha si do am plia men te es tu dia do y no es ob je to de es te tra ba jo el por me no ri zar en ese pe río do de nues tra his to ria. Sin em -bar go, de be mos ano tar que el ac tual Ecua dor na ce a la vi da in de pen dien te en 1822, mo men to en el cual en tró a for mar par te de la Re pú bli ca de Co lom bia, cons ti tui da por las re gio nes que in te gra ban el Vi rrei na to de Nue va Gra na da, es de cir, la Ca pi ta nía Ge ne ral de Ve ne zue la, el Rei no de Nue va Gra na da y la Pre si den cia de Qui to. Las cir cuns tan cias en las que ca da re gión de la Au dien cia va ad hi rién do se a la nue va re pú bli ca tie ne ca rac te rís ti cas pro pias que obe -de cen a los in te re ses -de las eli tes lo ca les o a las pre sio nes mi li ta res y po lí ti cas ex ter nas que pug na ban por la ad he sión de es tos te rri to rios pro ce den tes de Co -lom bia y el Pe rú.

En el Con gre so de Cú cu ta ce le bra do en 1821, lue go de in ten sas dis cu sio nes, se de fi ne la cons ti tu ción de la Re pú bli ca de Co lom bia co mo un Es ta -do cen tra lis ta, con la se pa ra ción de po de res: Eje cu ti vo, Le gis la ti vo y Ju di cial. El po der Eje cu ti vo es tu vo re pre sen ta do por un pre si den te y un vi ce pre si den -te, ele gi dos por las jun tas elec to ra les, nom bra mien tos que eran apro ba dos y ra ti fi ca dos por el Con gre so. A su vez, el Eje cu ti vo di vi dió su ám bi to en cua -tro mi nis te rios o se cre ta rías de es ta do: In te rior, Ha cien da, Gue rra y Ma ri na, y de Asun tos In ter na cio na les. El po der Le gis la ti vo, con su prin ci pal ór ga no, el Con gre so, se es truc tu ró en dos asam bleas: se na do res y re pre sen tan tes. En cuan to a los pri me ros, el Con gre so de bía con tar con la asis ten cia de cua tro se -na do res por ca da de par ta men to, de sem pe ñan do sus fun cio nes du ran te ocho

26 Pablo Núñez Endara

9. Ma ría Ele na Po rras, «His to ria del es pa cio y el te rri to rio en el Ecua dor (Des de la Epo ca Abo -ri gen has ta el si glo XIX)», en Ecua dor: las raí ces del pre sen te, fas cí cu lo 12. Qui to, dia rio

(28)

años, en tan to que los re pre sen tan tes de bían ele gir se uno por ca da 30.000 ha -bi tan tes y por un lap so de cua tro años.10

En lo que to ca al po der Ju di cial, és te con tem pló su má xi ma ins tan cia en la Al ta Cor te de Jus ti cia o Cor te Su pre ma, en lo pos te rior. Asi mis mo, en ca da dis tri to se es ta ble ció una Cor te Su pe rior de Jus ti cia con se de en la ca pi tal res pec ti va, la cual ac tua ba ba jo la res pon sa bi li dad de va rios jue ces y fis ca les de par ta men ta les, que eran nom bra dos por el Eje cu ti vo y cu yo nú me ro de pen día de la can ti dad de ha bi tan tes de ca da dis tri to. Pe rió di ca men te, y a tra -vés del Je fe Su pe rior del Dis tri to o el In ten den te De par ta men tal, es tas Cor tes pa sa ban in for mes a la Cor te Su pre ma de Bo go tá.11

El go bier no mu ni ci pal con ser vó en gran par te las ca rac te rís ti cas que ha bía te ni do en el ré gi men co lo nial, con sus al cal des y re gi do res, so me ti do, eso sí, a las au to ri da des de par ta men ta les co mo a las na cio na les, és tas úl ti mas re pre sen ta das por un fun cio na rio lla ma do juez po lí ti co. A con ti nua ción ve nía la pro vin cia, re gi da por un go ber na dor pro vin cial, que en la prác ti ca no te nía fun cio nes muy cla ras. En rea li dad, el en gra na je bá si co del nue vo me ca nis mo del go bier no re gio nal cons ti tu yó el in ten den te, en car ga do de la ad mi nis tra -ción y con trol de un de par ta men to. Tan to los go ber na do res co mo in ten den tes fue ron nom bra dos por el pre si den te con la apro ba ción del Se na do.12

Con la Ley de Di vi sión Te rri to rial pro mul ga da en ju lio de 182413se de li mi tan los do ce de par ta men tos de Co lom bia. El Dis tri to del Sur se sub di vi dió en tres de par ta men tos: Ecua dor, con las pro vin cias de Pi chin cha, Im ba bu ra y Chim bo ra zo; Azuay, con las pro vin cias de Cuen ca, Lo ja y Jaén de Bra ca mo ros y Mai nas; Gua ya quil, con las pro vin cias de Gua ya quil y Ma na bí. Pa ra la ad mi nis tra ción del Dis tri to del Sur se de sig nó un Je fe Su pe riorIn ten den te que de bía re si dir en Qui to y ba jo cu ya au to ri dad se su bor di na ron los in ten -den tes de par ta men ta les. Has ta 1825 es ta au to ri dad de sem pe ñó fun cio nes más bien mi li ta res, im par tía ór de nes re la cio na das con la for ma ción y abas te ci mien to de tro pas des ti na das a las cam pa ñas de Pe rú y a la pa ci fi ca ción de Pas -to. En ade lan te su rol fue más ac ti vo den tro de la po lí ti ca y so bre to do en el as pec to eco nó mi co. Pa ra el ma ne jo de ca da uno de los de par ta men tos se de sig nó a un In ten den te, ge ne ral men te un mi li tar de al to ran go con his to rial dis -tin gui do en las cam pa ñas li ber ta rias. Los In ten den tes de sem pe ña ron un pa pel

10. Ma ría Su sa na Ve la Witt, El De par ta men to del Sur en la Gran Co lom bia. 1822-1830, Qui to, Ab ya-Ya la / Agen cia Es pa ño la de Coo pe ra ción In ter na cio nal / PU CE, 1999, pp. 13-26. 11. Ibíd.

12. Bush nell, op. cit., p. 35.

13. AM RE / T.5.1.3 / Bo go tá, 1824VI25, Ley que arre gla la di vi sión te rri to rial de la Re pú bli -ca, f. 57-59.

(29)

muy im por tan te en el de sen vol vi mien to y ma ne jo de los de par ta men tos, su ju -ris dic ción les per mi tía in ter ve nir en áreas po lí ti cas, so cia les y eco nó mi cas.14

El pro yec to bo li va ria no de crear una gran na ción con gre ga da ba jo el nom bre de Co lom bia tu vo efí me ra exis ten cia, aun que mar ca rá de fi ni ti va men -te el ca rác -ter de las nue vas re pú bli cas que sur gen de su es ci sión. Las cau sas de su fra ca so de ben en ten der se co mo una acu mu la ción de fac to res que van des de lo eco nó mi co has ta lo po lí ti co. Si tuán do nos en el pri mer as pec to, la po lí ti ca li bre cam bis ta eje cu ta da por San tan der con tra rió la ten den cia pro tec cio nis ta de las eli tes qui te ñas, al tiem po que en Gua ya quil las ex por ta cio nes mer -ma ban y las re la cio nes con Li -ma de al gún mo do me jo ra ban. En lo po lí ti co, a pe sar de que Bo lí var ape ló a re for mas de ca rác ter con ser va dor que mo de ra -ban la ten den cia li bre cam bis ta, la si tua ción es ta ba da da y el des con ten to era ge ne ral. Los he chos se pre ci pi ta ron con la re nun cia de Bo lí var y la se pa ra ción de Ve ne zue la. El Ca bil do de Qui to se pro nun ció por la se pa ra ción y al po co tiem po se ad hi rie ron Gua ya quil y Cuen ca, pa ra for mar el nue vo Es ta do.

PER MA NEN CIAS Y CON TI NUI DA DES

A ma ne ra de con clu sio nes, es in te re san te no tar que a pe sar de que las re for mas bor bó ni cas, en lo que to ca al ré gi men de in ten den cias, no tu vo real apli ca ción en la Nue va Gra na da, el go bier no gran co lom bia no adop ta la fi gu ra del In ten den te en la or ga ni za ción ad mi nis tra ti va de su te rri to rio, no so lo co -mo su per vi sor en cues tio nes eco nó mi cas si no tam bién asu mien do un pa pel de ca rác ter po lí ti co y mi li tar. En lo que con cier ne al na cien te Es ta do ecua to ria no, el apa ra to ad mi nis tra ti vo que se ins tau ra asu me las ca rac te rís ti cas re pu bli -ca nas que he re da de la Gran Co lom bia, pe ro con pro fun dos ras gos co lo nia les que se ma ni fies tan en dis tin tos ni ve les de la es truc tu ra bu ro crá ti ca del Es ta do. El le ga do co lo nial y gran co lom bia no en la or ga ni za ción del Es ta do du ran te los pri me ros años re pu bli ca nos se evi den cia en va rios as pec tos. Por ci -tar uno de ellos, el sis te ma ju di cial con ser va la es truc tu ra or ga ni za ti va que se ins tau ra en la Gran Co lom bia, mien tras que la ad mi nis tra ción de jus ti cia asu -me las or de nan zas es pa ño las.15En lo que to ca a la es truc tu ra mi nis te rial, és ta

28 Pablo Núñez Endara

14. Ve la Witt, op. cit., pp. 34-36.

15. Qui to, 1831-XI-18, «Lei del pro ce di mien to ci vil», Pri mer re jis tro…, op. cit., pp. 192-225. «El or den en que de ben ob ser var se las le yes… es el si guien te: 1° Las de cre ta das ó que en lo su ce si vo de cre ta re el po der le jis la ti vo, 2° Las prac má ti cas, cé du las, ór de nes, de cre tos i or de -nan zas del go bier no es pa ñol, san cio na das has ta el 18 de mar zo de 1808…, 3° Las le yes de re co pi la ción de in dias, 4° Las de re co pi la ción de Cas ti lla, 5° Las de las sie te par ti das…», p. 192.

(30)

man tie ne el mis mo es que ma gran co lom bia no, no obs tan te, hay que ad ver tir que las in fluen cias en tor no a la con fi gu ra ción del apa ra to bu ro crá ti co que adop tó la Gran Co lom bia pro vie nen de la es truc tu ra mi nis te rial fran ce sa, di -vi di da en des pa chos con fun cio nes cla ra men te de fi ni das y que se rá asu mi da por la ma yo ría de paí ses la ti noa me ri ca nos. Del mis mo mo do, en la or ga ni za -ción de la ins ti tu cio na li dad bu ro crá ti ca de las re la cio nes ex te rio res, se to man co mo ba se los re gla men tos con su la res de la Gran Co lom bia emi ti dos en 1824 y la se rie de nor ma ti vas en el ma ne jo di plo má ti co que pro ce den del De re cho de Gen tes.

(31)
(32)

Es truc tu ra or ga ni za ti va

del Es ta do

Con for me avan za la Re pú bli ca, la or ga ni za ción es ta tal va ad qui rien do com ple ji dad y sus es truc tu ras re fuer zan el an da mia je po lí ti co. Pa ra ob ser var es te fe nó me no, re crea mos la or ga ni za ción del na cien te Es ta do, uti li zan do pa ra el efec to los con cep tos que so bre Es ta do y bu ro cra cia ma ne jan va rios au to -res que se en mar can en los pa rá me tros de es ta in ves ti ga ción. A par tir de es tas pre ci sio nes con cep tua les es te tra ba jo adop ta el es que ma bu ro crá ti co apli ca do por Mai guash ca pa ra in ter pre tar los ini cios del Es ta do ecua to ria no, abor dan -do pa ra el efec to, de una ma ne ra ge ne ral la con fi gu ra ción de las ins ti tu cio nes que se van ge ne ran do en los pri me ros años de vi da re pu bli ca na.

NO CIO NES SO BRE BU RO CRA CIA Y ES TA DO

Al ini ciar es te ca pí tu lo de be mos acla rar que es te tra ba jo abar ca ex clu -si va men te el tra ta mien to del Es ta do co mo ins ti tu ción, ob vian do su aná li -sis en lo so cial y eco nó mi co. A par tir de es tas pun tua li za cio nes, la in ves ti ga ción re co ge las pro pues tas teó ri cas que se en mar can en la te má ti ca y pa ra si tuar con cep tual men te al Es ta do re cu rri mos a We ber, quien lo de fi ne co mo una re la ción de do mi nio de hom bres so bre hom bres ba sa do en el me dio de la coac -ción le gí ti ma. Pa ra que sub sis ta es me nes ter que los hom bres do mi na dos se so me tan a la au to ri dad de los que do mi nan en ca da ca so. Y es to se jus ti fi ca, cuan do se co no cen los mo ti vos in ter nos y ex ter nos en los que la do mi na ción se apo ya. Pa ra es te au tor, en el Es ta do mo der no, el ver da de ro do mi nio no re si de en los dis cur sos par la men ta rios, ni en las pro cla mas de los mo nar cas, si no más bien en el ma ne jo dia rio de la ad mi nis tra ción, es de cir, en la bu ro cra -cia, tan to ci vil co mo mi li tar.1Pa ra com ple men tar lo an te rior, la bu ro cra cia se gún la no ción he ge lia na for ma par te de una es truc tu ra so cial tri par ti ta, sir vien

-1. Max We ber, Eco no mía y So cie dad, to mo II, Bo go tá, Fon do de Cul tu ra Eco nó mi ca, 1977, pp. 1057 y 1060.

(33)

do de ne xo en tre la so cie dad ci vil y el Es ta do. Su exis ten cia ad quie re sen ti do a par tir de la ne ce si dad de con ci liar el in te rés ge ne ral del Es ta do y los in te re -ses par ti cu la res de las cor po ra cio nes.2

Si re to ma mos es tos con cep tos pa ra el ca so ecua to ria no, la bu ro cra cia, se gún nues tro es que ma, for ma par te del pro yec to es ta tal, en ca mi na do a con so li dar su pre sen cia co mo cen tro he ge mó ni co. Aho ra bien, a par tir de las no -cio nes ver ti das an te rior men te, es ta in ves ti ga ción in ten ta vi sua li zar al Es ta do co mo un en te que se su per po ne a tra vés de su ins ti tu cio na li dad bu ro crá ti ca, man te nien do la hi pó te sis que su ori gen en el Ecua dor se ini cia con la ins tau ra ción de la Re pú bli ca, lo que no quie re de cir, el des co no ci mien to de las par -ti cu la ri da des po lí -ti cas y eco nó mi cas que lo pre sen tan co mo un Es ta do dé bil y frac cio na do. To man do co mo ba se es tas pre ci sio nes, en el as pec to bu ro crá ti co, es te tra ba jo se fo ca li za esen cial men te en la con for ma ción de las ins ti tu cio nes li ga das al ma ne jo de las re la cio nes in ter na cio na les, sin em bar go, pa ra po der en ten der la di ná mi ca en la que se ge ne ra el de sa rro llo del Es ta do, lo ana li za -re mos des de su con fi gu ra ción pri mi ge nia, es de cir, -re c-rea -re mos el mon ta je de to do el apa ra to que sur ge lue go del es ta ble ci mien to de la re pú bli ca.

En es te pun to, se gui mos la lí nea in ter pre ta ti va de Mai guash ca, au tor que par te de la no ción que en el Ecua dor el Es ta do «co mo ins ti tu ción» ha ce ac to de pre sen cia des de 1830 y que, le jos de ser un fac tor se cun da rio, fue el mo tor prin ci pal del pro ce so de la in te gra ción na cio nal du ran te to do el si glo XIX. En es tas cir cuns tan cias, el Es ta do sur ge pri me ro co mo ins ti tu ción bu ro crá ti ca, aun que ini cial men te un tan to pri mi ti va, pe ro no por eso de jó de ge ne -rar una ló gi ca muy pro pia que se ar ti cu ló a tra vés de la eje cu ción de ta reas que le eran es pe cí fi cas, co mo por ejem plo la de ins ti tu cio na li zar su au to ri dad a lo lar go del te rri to rio na cio nal, la de ad mi nis trar va rias ra mas de la co sa pú bli ca y, por fin, la de crear sím bo los con el pro pó si to de ha cer de la po bla ción del país una en ti dad co lec ti va.3

Sin em bar go, Mai guash ca en su aná li sis no con si de ra la di men sión de las re la cio nes in ter na cio na les co mo uno de los ele men tos que le gi ti me la pre -sen cia es ta tal. So bre la ba se del es que ma tra za do por es te au tor, plan tea mos que la po lí ti ca apli ca da en el ma ne jo de los asun tos ex ter nos cons ti tu ye tam -bién una de las pie zas fun da men ta les pa ra con so li dar al Es ta do en los ini cios de la Re pú bli ca, so bre to do en el pe río do que Ro ca fuer te es tá en el po der. Ob -ser va mos en su go bier no, una lí nea de fi ni da que in ten ta le gi ti mar la pre sen cia

32 Pablo Núñez Endara

2. Os car Osz lak, «No tas crí ti cas pa ra una teo ría de la bu ro cra cia es ta tal», en Os car Osz lak, comp., Teo ría de la bu ro cra cia es ta tal: en fo ques crí ti cos, Bue nos Ai res, Edi to rial Pai dós, 1984, p. 255.

3. Juan Mai guash ca, «El pro ce so de in te gra ción na cio nal en el Ecua dor», en Juan Mai guash ca, edit., His to ria y re gión en el Ecua dor,Qui to, FLAC SO / Cor po ra ción Edi to ra Na cio nal, 1994, pp. 355-357.

Figure

Actualización...

Related subjects :