S a n t a M a r í a La M a y o r ( S o r i a )

Texto completo

(1)

E C O

P A R R O Q U I A L

22 abril 2018 Nº327 S a n t a M a r í a L a M a y o r ( S o r i a )

ZONA LIBRE

“La vocación del cristiano es la santidad, en todo momento de la vida:

en la primavera de la juventud, en la plenitud del verano de la

madurez, en el otoño y en el invierno de la vejez y por último en la

hora de la muerte”. San Juan Pablo II

CELEBRACIÓN

+MISAS: diaria 19.30 h, domingos y festivos 12.30 h. y 19.30 h. A las 19.00h, rezo del Santo Rosario. Tras la Misa de 19.30, Exposición

del Santísimo y Vísperas, excepto los viernes.

+Los Martes a las 10h. Misa y Laudes. Adoración del Santísimo hasta las 13.30h.

CÁRITAS

Atención y entrega de alimentos: martes, 17.30 h. Salones.

Grupo de madres: lunes, 18.30 h. Salones.

FORMACIÓN

Reflexión sobre la Palabra del Domingo: miércoles de 20 a 21h en el Coro.

‘P

ALABRA DE

V

IDA

D

OMINGO

29

DE ABRIL

,

D

OMINGO

V

DE

P

ASCUA

H

CH

9,

26-31;

S

AL

21,

26-32;

1J

N

3,

18-24;

J

N

15,

1-8

(2)

Mensaje del Papa Francisco

22 de abril, Jornada Mundial Oración por las Vocaciones

y

Jornada Vocaciones Nativas

Escuchar, discernir, vivir la llamada del Señor Queridos hermanos y hermanas:

El próximo mes de octubre se celebrará la XV Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos, que estará dedicada a los jóvenes, en particular a la relación entre los jóvenes, la fe y la vocación. Profundizaremos sobre cómo la llamada a la alegría que Dios nos dirige es el centro de

nuestra vida y cómo esto es el «proyecto de Dios para los hombres y mujeres de todo tiempo» .

La 55 Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones nos anuncia nuevamente que no vivimos inmersos en la casualidad, ni somos arrastrados por una serie de acontecimientos desordenados, sino que nuestra vida y nuestra presencia en el mundo son fruto de una vocación divina.

En estos tiempos inquietos en que vivimos, el misterio de la Encarnación nos recuerda que Dios siempre nos sale al encuentro y es el Dios-con-nosotros, que pasa por los caminos a veces polvorientos de nuestra vida y, conociendo nuestra ardiente nostalgia de amor y felicidad, nos llama a la alegría. En la diversidad y la especificidad de cada vocación, personal y eclesial, se necesita escuchar, discernir y vivir esta palabra que nos llama desde lo alto y que nos permite hacer fructificar nuestros talentos, nos hace instrumentos de salvación en el mundo y nos orienta a la plena felicidad.

Escuchar

La llamada del Señor no es tan evidente como todo aquello que podemos oír, ver o tocar en nuestra experiencia cotidiana. Dios viene de modo silencioso y discreto, sin imponerse a nuestra libertad. Su voz puede que quede silenciada por las numerosas preocupaciones y tensiones de nuestra mente y corazón. Es

(3)

necesario entonces prepararse para escuchar con profundidad su Palabra, prestar atención a los detalles de nuestra vida diaria, aprender a leer los acontecimientos con los ojos de la fe, y mantenerse abiertos a las sorpresas del Espíritu. Si permanecemos encerrados en nosotros mismos, en nuestras costumbres y en la apatía de quien desperdicia su vida en el círculo restringido del propio yo, no podremos descubrir la llamada especial y personal que Dios ha pensado para nosotros, perderemos la oportunidad de soñar a lo grande y de convertirnos en protagonistas de la historia única y original que Dios quiere escribir con nosotros.

También Jesús fue llamado y enviado; para ello tuvo que, en silencio, escuchar y leer la Palabra en la sinagoga y así, con la luz y la fuerza del Espíritu Santo, pudo descubrir plenamente su significado, referido a su propia persona y a la historia del pueblo de Israel.

Esta actitud es hoy cada vez más difícil, inmersos en una sociedad ruidosa, con un exceso de estímulos e información. El Reino de Dios llega sin hacer ruido y sin llamar la atención, y solo podemos percibir

sus signos cuando entramos en las profundidades de nuestro espíritu, dejando que se abra al imperceptible soplo de la brisa divina.

Discernir

Jesús, leyendo en la sinagoga de Nazaret el pasaje del profeta Isaías, discierne el contenido

de su misión: «El Espíritu del Señor está sobre mí, porque él me ha ungido. Me ha

enviado a evangelizar a los pobres, a proclamar a los cautivos la libertad, y a los ciegos, la vista; a poner en libertad a los oprimidos; a proclamar el año de gracia del Señor» (Lc 4, 18-19).

Del mismo modo, cada uno de nosotros puede descubrir su propia vocación solo mediante el discernimiento espiritual, un proceso por el cual la persona llega a realizar, en el diálogo con el Señor y escuchando la voz del Espíritu, las elecciones fundamentales, empezando por la del estado de vida.

La vocación cristiana siempre tiene una dimensión profética. Los profetas son enviados al pueblo en situaciones de precariedad material y crisis espiritual y moral, para dirigir palabras de conversión, esperanza y consuelo en nombre de

(4)

Dios. Todo cristiano debería desarrollar la capacidad de «leer desde dentro» la vida e intuir hacia dónde y qué es lo que el Señor le pide.

Vivir

Por último, Jesús anuncia la novedad del momento presente, que entusiasmará a muchos y endurecerá a otros. La alegría del Evangelio, que nos abre al encuentro con Dios y con los hermanos, no puede esperar nuestras lentitudes y desidias; no llega a nosotros si permanecemos asomados a la ventana, con la excusa de esperar siempre un tiempo más adecuado; tampoco se realiza en nosotros si no asumimos hoy mismo el riesgo de hacer una elección. ¡La vocación es hoy! ¡La misión cristiana es para el presente! Y cada uno de nosotros está llamado —a la vida laical, en el matrimonio; a la sacerdotal, en el ministerio ordenado, o a la de especial consagración— a convertirse en testigo del Señor, aquí y ahora.

María santísima, la joven muchacha de periferia que escuchó, acogió y vivió la Palabra de Dios hecha carne, nos proteja y nos acompañe siempre en nuestro camino.

CONCIERTO DE GOSPEL

Música a capella a cargo del grupo ugandés ABA TAANO:

MIÉRCOLES

25 abril

A las 20.15hs.

En Santa María

La Mayor

Dentro del proyecto ‘Música para salvar vidas’, proyecto de ayuda a niños

y niñas huérfanos de Uganda para crecer y aprender a través de la música

y la danza con el fin de encontrar un futuro en su propio país.

(5)

ENCUENTRO DIOCESANO DE

CATEQUISTAS

Lunes 23 de abril

A partir de las 11.30hs

En la Casa Diocesana de Soria

La Delegación episcopal de catequesis organiza el XXVI

Encuentro diocesano de catequistas. El tema será:

“El catequista, acompañado y acompañante”.

Para profundizar en este tema, nos acompañará

Mons. Antoni

Vadell Ferrer, Obispo auxiliar de Barcelona

y hasta hace unos

meses delegado de catequesis de la Diócesis de Mallorca;

actualmente es miembro de la Subcomisión episcopal de Catequesis.

A las 11.30 h. tendrá lugar la acogida

en la Casa diocesana. Tras

un tiempo para la oración se dedicará toda la mañana, en dos

momentos, a la reflexión sobre el tema.

La Santa Misa se celebrará por la tarde, a las 17.00hs.,

presidida por el Obispo de Osma-Soria en la iglesia de Santo

(6)

RECUERDE EN SU DECLARACIÓN DE LA RENTA

La labor de la Iglesia. Juntos X un mundo mejor

Hora Santa

en la Iglesia de Santo Domingo

La Delegación episcopal para el Año Jubilar ha organizado una Hora Santa en la iglesia del Monasterio de las HH. Clarisas. Para ayudarnos en la oración darán su testimonio de fe Oswaldo y Arce, un matrimonio venido a España desde México que sirven

(7)

CELEBRACIÓN DEL PRIMERO DE MAYO 2018

JORNADA MUNDIAL DEL TRABAJO

26de abril, jueves

Charla coloquio: “Se busca un trabajo decente”

Impartida por:

Milagros Villamarín, de HOAC, y Teresa Villanueva, de Cáritas.

En la Casa Diocesana a las 20.00hs.

1 de mayo, martes

EUCARISTÍA

En la Iglesia de El Salvador, a las 11.30hs.

A las 13.00hs:

Participación en la Manifestación del 1º de mayo.

Organizan: HOAC, Delegación de Pastoral Social y Cáritas de Osma-Soria.

formación

Lectura recomendada:

La nueva Exhortación Apostólica del

Papa Francisco,

“GAUDETE ET EXSULTATE”

Alegraos y regocijaos

Sobre la llamada a la santidad en el mundo

actual:

Todos estamos llamados a ser

reflejo de la presencia de Dios, viviendo

con caridad e identificándonos con Cristo

y su empeño por construir un reino de

amor, justicia y paz. Las bienaventuranzas

son la clave de una buena práctica cristiana

y de la genuina felicidad.

(8)

Imagen de la semana

“Yo soy el buen Pastor”

¿Hay algo tan consolador como volver una y otra vez a las palabras de Jesús? Cuando Jesús dice Yo soy está revelando su amor más entrañable

por nosotros.Caminando con él a nuestro lado, nadie está perdido.

“Yo doy mi vida por las ovejas”

El amor de Jesús no tiene límites, nadie tiene mayor amor que el que da la vida por sus amigos. Su amor entregado sale al encuentro de nuestro vacío

total. No se guarda nada para sí, todo lo que el Padre le da lo comunica gratuitamente, nos entrega el Espíritu. Quien se fía de él, no queda defraudado. A nosotros, que nos decimos sus amigos, se nos conocerá si

entregamos la vida con alegría, como él.

¿TE CONOCERÁN EN NOSOTROS, SEÑOR?

[Fuente: www.misioneros-monfortanos.org ]

Cuentas parroq.: Banco Santander ES88 0049 0024 34 24 1111 3385 Caja Duero ES55 2108 2900 1300 1003 1955 Caja Rural ES17 3017 0100 5422 8056 5918

Dirección: Arco del Cuerno 4, 42002 Soria. Tf. 975213596

Figure

Actualización...

Referencias

Actualización...

Related subjects :