Estoy embarazada? El resultado de la prueba de embarazo es positivo y la noticia me hace feliz

Texto completo

(1)

¿Estoy embarazada?

Descubrir que está embarazada puede causar excitación o frustración, o una mezcla de ambos sentimientos. Independientemente de su situación, nuestro objetivo es proporcionarle las respuestas a sus preguntas sobre el embarazo y ofrecerle una guía sobre lo que debe hacer.

Creo que estoy embarazada, pero no me he hecho ningún test

Si cree que está embarazada, puede realizarse un test de embarazo para salir de dudas. Hoy en día existen tests digitales que le indicarán de forma muy clara si está embarazada y las semanas de gestación. Para obtener más información, utilice los enlace siguiente: http://www.clearblue.com/es/

También puede consultar en nuestra página los síntomas del embarazo para obtener más información sobre los síntomas que aparecen en las primeras etapas del embarazo.

El resultado del test de embarazo es negativo

• Si el resultado de la prueba es negativo pero sigue sospechando que está embarazada, se recomienda volver a realizar una prueba de embarazo. Si ha realizado la prueba antes de producirse la primera falta, es posible que los niveles de hormona del embarazo en la orina no fueran suficientemente altos para su detección. Se recomienda volver a realizar el prueba cuando se produzca la primera falta. Si ya se ha producido la falta, realiza de nuevo la prueba dentro de tres días. Si el resultado de la prueba es negativo y sigue sin tener el período, se recomienda acudir al médico. El resultado de la prueba de embarazo es positivo y la noticia me hace feliz

Si deseaba quedarse embarazada y acaba de descubrir que lo está, la felicitamos. Debe concertar una cita con el médico lo antes posible para informarle que está embarazada. Le proporcionarán una lista de recomendaciones y pautas a seguir con la programación de las citas a las que debe asistir, donde se incluirán análisis de sangre y ecografías. La programación exacta de estas citas variará en función de si se trata del primer embarazo y de su estado de salud. Mientras tanto, hay muchas cosas que puede hacer ahora para asegurarse un embarazo saludable y darle al bebé el mejor inicio posible en la vida. Es posible que también le interese saber cómo cambiará su cuerpo al principio del embarazo

Síntomas del embarazo

Existen distintos síntomas que pueden indicar que podría estar embarazada. Varían de una mujer a otra y de un embarazo a otro.

(2)

Si está embarazada, es posible que experimente uno o más de estos síntomas. No se preocupe; es poco probable que los experimente todos al mismo tiempo.

De todas maneras, no debe preocuparse si no experimenta ninguno. Es perfectamente posible estar embarazada sin notar ninguno de los siguientes síntomas “típicos” del embarazo.

Síntomas típicos del embarazo

Ausencia del período. Es el primer signo y el más fiable si tiene un ciclo mensual regular. No obstante, es posible que presente un leve sangrado o manchado en la época en la que debería tener el período aunque esté embarazada.

Si su ciclo no es regular, puede observar algunos otros síntomas del embarazo antes de darse cuenta de la ausencia del período.

Cansancio. Es posible que sienta un cansancio especial durante las primeras semanas del embarazo. Esto se debe probablemente a los aumentos en los niveles de la

hormona progesterona.

Mareos. Es posible que comience a experimentar mareos, e incluso vómitos, entre la segunda y la octava semana de embarazo. Aunque a menudo estos síntomas se

denominan “malestar matutino”, pueden producirse en cualquier momento del día o de la noche.

Cambios en los senos. Es posible que perciba que sus senos aumentan de tamaño, que están más sensibles o que note un hormigueo (una sensación que perciben algunas mujeres antes de tener el período) en las primeras semanas del embarazo. Además, es posible que las venas de los senos sean más visibles y que los pezones se oscurezcan.

Necesidad más frecuente de orinar. Aproximadamente entre 6 y 8 semanas después de la concepción, puede notar que debe levantarse durante la noche para orinar. Algunas mujeres embarazadas experimentan “fugas” leves cuando tosen, ríen o estornudan.

Cambios de humor y estrés. Es posible que experimente cambios de humor repentinos durante las primeras etapas del embarazo e incluso comenzar a llorar sin motivo alguno en ocasiones. Es probable que la causa sean los cambios en los niveles hormonales que se producen en el cuerpo.

Cambio de sabor de los alimentos. Es posible que dejen de apetecerle ciertos productos, como el té, el café o los alimentos grasos. Algunas mujeres también sienten antojos por tipos de alimentos que generalmente no les gustan.

(3)

Embarazo saludable

Si está embarazada, existen muchas cosas que puede hacer para garantizar su salud y la de su bebé. Las recomendaciones que presentamos en este sitio le parecerán probablemente de sentido común, pero es fácil que una mujer se sienta abrumada con la información al descubrir que está embarazada. Si comienza a sentirse ansiosa o preocupada sobre alguna cuestión, es posible que desee concertar una cita con el médico o la comadrona para aclarar sus dudas.

Información para disfrutar de un embarazo saludable

Los siguientes consejos tienen por objetivo ayudarle a disfrutar de un embarazo saludable y de dar la mejor bienvenida a su bebé.

Controles físicos

Si aún no se ha realizado ningún examen físico, se recomienda que visite o al médico para que le practiquen un control general. Es un buen momento para revisar su estilo de vida, los medicamentos que está tomando y las vacunas, así como para recibir algunos consejos más generales para disfrutar de un embarazo saludable, y para evitar entornos y enfermedades que puedan perjudicar al feto.

Control de peso

Estar por encima o por debajo de un peso adecuado puede ser perjudicial durante el embarazo. Si le preocupa su peso, consulte a un profesional sanitario. Durante el embarazo, es natural un aumento de peso de entre 10 y 15 kilogramos, que se controlará como parte del programa de cuidados.

Ejercicio

El ejercicio la ayudará a tonificar y a fortalecer los músculos, y aliviará la carga física del embarazo. No obstante, preste atención a las demandas de su organismo (no se exceda, especialmente si no ha hecho mucho ejercicio antes de quedarse

embarazada). Se recomienda no iniciar ningún plan de ejercicios riguroso si no está acostumbrada a este nivel de la actividad.

Se recomiendan técnicas como el yoga para embarazadas para mantenerse en forma. Independientemente del ejercicio que haga, se recomienda que hable con un

entrenador físico cualificado sobre su estado y que evite deportes potencialmente peligrosos, como el buceo, el esquí acuático y los deportes de contacto.

Nutrición

Durante el embarazo, la única fuente de nutrición del bebé proviene de lo que la madre come y bebe. Es posible que le digan que debe comer por dos, algo que no es realmente cierto. Además, después de dar a luz, puede resultarle difícil perder el peso en el embarazo. . Muchas mujeres mantienen los patrones de alimentación saludables adoptados en el embarazo durante el resto de sus vidas.

(4)

Si tiene en cuenta estas sencillas recomendaciones nutricionales, tanto usted como su bebé se beneficiarán.

Calcio

Una dieta rica en calcio es esencial, ya que los huesos del bebé comienzan a formarse entre la cuarta y la sexta semana del embarazo. La leche es una buena fuente de calcio, como también lo son el brócoli, las sardinas en lata (incluidas las espinas), los productos de soja, las semillas de sésamo y los productos lácteos, aunque se recomienda tener en cuenta la cantidad y el tipo de productos lácteos que se ingieren, ya que pueden presentar un alto

contenido en grasas. Proteínas

Junto con el calcio, las proteínas son otro constituyente de la dieta de gran importancia para el crecimiento del bebé. Intente consumir tres raciones de proteínas al día. El pescado fresco, los huevos cocidos, la carne bien asada, el queso seco pasteurizado y la soja son excelentes fuentes de proteínas.

Vitaminas y suplementos

Intente consumir cinco raciones de fruta y verdura al día como mínimo. Le proporcionarán vitaminas y minerales, además de fibra. Complementar una dieta saludable con suplementos puede darle la tranquilidad adicional de que tanto usted como su bebé reciben los nutrientes que necesitan. Sin embargo, asegúrese de que el suplemento que toma está recomendado para el

embarazo, ya que algunos preparados no son adecuados en este caso.

Los profesionales y las guías sanitarias recomiendan ingerir un suplemento de ácido fólico de 400 microgramos (µg) al día mientras quedarse embarazada y durante las primeras 12 semanas de embarazo. Tomar un suplemento de ácido fólico contribuye al desarrollo sano de la médula espinal del bebé.

Carbohidratos

Es ideal ingerir cuatro o cinco raciones de carbohidratos al día como, por

ejemplo, arroz, pastas, patatas y pan integral. Los carbohidratos le dan energía, y comer pan integral, pasta y arroz integral resulta todavía más beneficioso, ya que aumenta la ingesta de fibras, lo que puede ayudar a aliviar el

estreñimiento, un malestar común en el embarazo. Alimentos y bebidas que debe evitar:

o Alcohol: la opción más segura es no beber alcohol durante todo el embarazo para garantizar la salud del bebé.

o Té y café (bebidas con cafeína): debe limitar la cantidad de cafeína que consume cada día, aunque no es necesario que la elimine por completo de su dieta. Aunque no está claro si la cafeína es segura durante el embarazo, la mayoría de los profesionales sanitarios coinciden en que es mejor no consumir más de 200 mg de cafeína1 al día durante el

embarazo.

(5)

contener salmonela u otros organismos que pueden causar intoxicación alimentaria.

o Productos lácteos sin pasteurizar, hígado o paté de hígado y alimentos cocinados sin calentar: pueden contener la bacteria listeria, que puede producir un aborto espontáneo o un nacimiento del bebé sin vida. Medicación

Es importante que hable con su médico sobre cualquier medicamento que esté tomando, tanto si se lo ha recetado el médico o no. prueba de embarazo prueba de embarazo Si selecciona cualquier medicamento de venta libre, revise siempre el

prospecto para confirmar que sea seguro utilizarlo durante el embarazo. Por lo general, es más fácil decirle al farmacéutico que está embarazada y pedirle que le aconseje el producto adecuado en su caso.

Toxoplasmosis

La toxoplasmosis es una enfermedad causada por el parásito Toxoplasma.

Generalmente no presenta síntomas, aunque puede producir los síntomas de una gripe leve. Sin embargo, la toxoplasmosis puede causar problemas graves al feto, incluidos el aborto espontáneo. La infección por este parásito se puede contraer al comer vegetales sin lavar o carne poco asada, y a través del contacto con las heces de gatos (ya sea de la bandeja higiénica para gatos o del suelo). Para evitar una infección, lave siempre la fruta y los vegetales, y asegúrese de que la carne que ingiere esté bien asada. Asimismo, utilice guantes al realizar tareas de jardinería o al vaciar y limpiar bandejas higiénicas para gatos.

Cigarrillos y drogas

Todas estas sustancias son tóxicas, por lo que teniendo en cuenta que el bebé está expuesto a todo lo que usted ingiere se recomienda que las evite por completo. Debe reducir la ingesta de cafeína, y sería ideal que dejara de fumar y de beber alcohol. Las drogas ilegales también pueden perjudicar al bebé. El médico podrá recomendarle maneras para ayudarle a dejar de fumar o de beber, o bien derivarla a un profesional que pueda ofrecerle ayuda.

Intervenciones dentales

Si necesita alguna intervención dental, es importante que le diga a su dentista que está embarazada, ya que algunos tratamientos dentales pueden resultar perjudiciales para la salud del bebé. Es importante acudir a controles periódicos, ya que la gingivitis (inflamación de las encías) es un problema común durante el embarazo y puede ser detectado por su dentista.

Riesgos laborales

La mayoría de los puestos de trabajo son seguros para las embarazadas, siempre que no estén expuestas a rayos X, sustancias químicas tóxicas o al levantamiento de objetos de peso medio o pesados. Si tiene dudas, solicite asesoramiento a su médico.

(6)

Cambios corporales que se producen durante el embarazo

El organismo atraviesa una completa serie de cambios durante el embarazo, algunos más obvios que otros. A continuación se ofrece un breve esquema de los cambios que se esperan durante el primer trimestre (las primeras 12 ó 13 semanas de embarazo). En las primeras semanas, puede experimentar algunos de los primeros síntomas del embarazo, como una falta, cansancio, náuseas o un estado más emocional de lo normal debido a los cambios que se producen en los niveles hormonales.

Durante este tiempo, el útero (el término médico para la matriz) se agranda. El útero en crecimiento que presiona la vejiga es una de las causas por las que puede necesitar orinar con mayor frecuencia.

Al mismo tiempo, los senos se pueden agrandar y puede sentir más sensibilidad u hormigueo. Al finalizar el segundo mes, los pezones y el área alrededor que los rodea se oscurecerán.

También puede sufrir estreñimiento durante el embarazo. Para evitarlo, beba líquido abundante e ingiera alimentos ricos en fibra, como fruta fresca, frutos secos, vegetales crudos y cereales integrales. La reducción de la ingesta de cafeína (café, té, bebidas de cola, etc.) y el ejercicio regular pueden ayudar a evitar el estreñimiento.

Puede sufrir calambres en las piernas o en los pies durante el primer trimestre y, en ocasiones, en etapas posteriores del embarazo. Este síntoma se debe a cambios en la manera en que el cuerpo procesa el calcio.

Al final del primer trimestre, el útero se eleva hacia el abdomen (elimina parte de la presión que ejercía sobre la vejiga).

Figure

Actualización...

Related subjects :