Elaboracion de Jabon a Base de Sabila Para El Cuidado de La Piel

16  436  Descargar (0)

Texto completo

(1)

ELABORACION DE JABON A BASE DE SABILA PARA EL CUIDADO DE LA PIEL

INTRODUCCIÓN

A lo largo de la historia, los humanos han recurrido a las plantas lo mismo como alimento que como medicina, incluso para embellecerse. Desde los pobladores primitivos que buscaban la corteza del sauce para usarla a manera de aspirina, hasta la civilización moderna que recurre a la penicilina antibiótica procesada a partir de simple moho de pan, los humanos siempre han hecho un buen uso de las plantas curativas y buena prueba de ello, es el hecho de que aún hoy, como ayer, muchos fármacos y cosméticos proceden del reino vegetal.

Es por ello que, el estudio de dichas reino, nos han permitido conocer el origen, las propiedades y el poder curativo de muchas plantas, principalmente de la sábila.

CAPÍTULO I

Planteamiento del Problema

Las plantas se utilizan desde el principio de los tiempos para proporcionar belleza y salud. También desde tiempos inmemoriales el hombre ha tratado de conseguir por otros medios imitar el poder de los activos naturales de las plantas y desde el siglo XIX, la química, los ha ido sustituyendo con preparados médicos, más fáciles de elaborar, almacenar, transportar, dosificar y administrar.

En los últimos tiempos se ha vuelto la vista de nuevo a las propiedades de las plantas para curar o sencillamente para mejorar la salud, la belleza o el bienestar. Por lo que, recurrir a las propiedades cosméticas de las plantas medicinales para

(2)

conservar una piel sana es tan antiguo como la humanidad. Por tal motivo, se quiere determinar el porqué de las propiedades

y beneficios medicinales de la sábila como la elaboración de jabón para el cuidado de la piel

Formulación del Problema

Determinación y comparación de los factores que inciden en la sábila como jabón

Objetivo General

* Determinar y comparar las características medicinales y cosmetológicas para el cuidado de la piel

Objetivos Específicos

* Identificar las propiedades curativas y cosmetológicas de la sábila

* Conocer la importancia de la sábila como planta medicinal.

* Establecer y comprender los principios activos de la sábila que beneficia al cuerpo humano.

* Adquirir el conocimiento básico acerca de las propiedades medicinales de la sábila.

Justificación

La recopilación de información referida a las características medicinales de la sábila, es con el fin de proyectar e interpretar las propiedades de la planta, así

(3)

como de evidenciar el uso de sus agentes activos como la preparación del jabón

CAPÍTULO II

MARCO TEÓRICO

Antecedentes de la Investigación

Si se investigan los antecedentes históricos de la sábila, se podrá notar que su estudio está bien documentado ya que, el uso de la planta se remonta a los orígenes de la humanidad.

Los chinos fueron los primeros en usar la sábila y en el antiguo Egipto era comúnmente utilizado y se referían a la sábila como la planta de la inmortalidad incluyéndolo entre los regalos funerarios enterrados con los faraones.

Se ha escrito que Alejandro Magno conquistó la isla Socotora en el sur de Arabia, porque en ella había gran cantidad de sábilas que servirían

para la curación de heridas y enfermedades de sus soldados durante las campañas.

También, Cleopatra usaba diariamente la sábila como ingrediente esencial en sus cuidados diarios. Ya, en el siglo I de nuestra era, Dioscórides lo describió

intensamente en su herbario griego por sus virtudes medicinales y cosméticas. Existen documentos históricos de los romanos, griegos, hindúes, árabes y otros pueblos de climas cálidos, que comentan sus virtudes medicinales y cosméticas. Los Franciscanos españoles la trasladaron desde nuestras tierras a América, seguramente a la isla Barbados, de donde viene su actual nombre científico ALOE BARBADENSIS.

(4)

esencial en la medicina popular, hasta que el empleo generalizado de la farmacopea moderna lo relegó al olvido junto a la mayoría de las plantas medicinales.

Durante la II Guerra Mundial se redescubrió su valor terapéutico. Las quemaduras causadas en las poblaciones de Hiroshima y Nagasaki por las explosiones

atómicas, se curaron más rápidamente con el aloe y en muchos casos sin dejar señales ni cicatrices.

En la actualidad, y por sus características como regenerador celular y otras particularidades medicinales, ha despertado el interés de muchos países para su estudio y su aprovechamiento. Por ser la sábila una especie susceptible de adaptarse y ser propagada en las zonas áridas y semiáridas, presenta un gran potencial como generadora de una actividad económica de importancia en tales regiones.

Bases Teóricas

La sábila es un género de

plantas suculentas de la familia Asphodelaceae con alrededor de 400 especies. Es nativo de las regiones secas de África y Oriente Medio, aunque se halla difundido en todo el mundo en la actualidad.

Los miembros de los géneros Gasteria y Haworthia, que tienen un modo de

crecimiento similar son, a veces, cultivados y popularmente conocidos como aloes. Otra familia generalmente confundida con los aloes son las agaváceas, pero se diferencian de éstas en que sus hojas jóvenes no se agrupan de forma cónica y su escapo no es terminal y la planta no muere después de la floración.

Características

(5)

gruesas que salen de un tallo corto (en algunas especies es muy largo e incluso ramificado). Estas hojas son normalmente lanceoladas con un afilado ápice y márgenes espinosos, los colores varían del gris al verde brillante y a veces están rayadas o moteadas. Las flores tubulares, con colores desde amarillo,

anaranjadas o rojas, nacen en un tallo sin hojas, simple o ramificado, agrupadas en densos racimos (inflorescencias). La sábila son plantas que se reproducen por polinización cruzada y se multiplica por semilla o por retoños.

Muchas de las especies aparentemente no poseen tallo, surgiendo la roseta directamente a nivel del suelo; otras variedades pueden tener o no tallos

ramificados de donde brotan las carnosas hojas. Algunos de las sábilas nativas de Sudáfrica tienen largos troncos, lo que les da el aspecto de árboles.

Este género tiene la capacidad de conservar el agua de lluvia, lo que le permite

sobrevivir durante largos períodos de tiempo en condiciones de sequía.

Después de tres años de vida de la planta, el gel contenido en las duras hojas verdes externas está al máximo de su contenido nutricional.

Hábitat, Distribución y Composición

Se crían cerca de 200 especies en las laderas soleadas, en lugares rocosos y pedregales de Europa, Asia, África, América. Por lo general es fácil encontrarla en los mercados de hierbas y de plantas medicinales.

Las hojas de la sábila producen un jugo cuajado en una masa sólida, de color muy oscuro y un tanto amargo, llamada acíbar. Generalmente se obtiene dejando fluir el licor que se escurre de sus hojas cortadas transversalmente, por la cortadura de las cuales rezuma. Este licor se deja que se concentre y se vaya espesando por el calor del sol o con el calor artificial.

(6)

marrón rojizo hasta el negro, en forma de terrones similares al barro seco, frágiles, de fractura concoide, a los que hay que proteger de la humedad. La composición del acíbar varía según el tipo de sábila del que proceda, la época de recolección y la forma de elaborarlo.

Contiene del 6 al 10% de agua y los de mayor calidad dejan un 2% de cenizas. Lo que más varía es la cantidad de resina, que oscila entre el 40 y el 80%. Esta

resina que no tiene importancia farmacológica es un éster del ácido paracumaico y un alcohol resínico, el aloerresinotanol. Además, el acíbar contiene hasta el 20% de aloínas. Por hidrólisis, las aloínas dan emodina que es el constituyente

activo del acíbar.

La sábila contiene también aloemicina, de gran poder antiinflamatorio y analgésico, y aloeuricina, cuya propiedad es activar y fortificar las células epiteliales, lo que la hace de mucha utilidad en las úlceras gástricas y estomacales. Contiene gran cantidad de aminoácidos como son la valina, metionina, fenilalanina, lisina y leucina.

Posee además al polisacárido lignina, el glucomannan y otros glúcidos como la pentosa, galactosa y los ácidos urónicos que proporcionan una profunda limpieza de la piel, pues penetran en todas sus capas, eliminando bacterias y depósitos grasos que dificultan la exudación a través de los poros.

Entre los elementos constitutivos figuran el yodo, cobre, hierro, zinc, fósforo, sodio, potasio, manganeso, azufre magnesio y gran cantidad de calcio. Es una de las pocas especies que contienen vitamina B12, además de vitaminas A, B1, B2, B6 y C. Contiene fuertes proporciones de germanio que actúa como filtro depurador del organismo, elimina los venenos y desechos de las células, reestructura y revitaliza la médula ósea, reactiva el sistema inmunológico, estimula la producción de

endorfinas, que calman el dolor. Todas las plantas que contienen germanio han sido consideradas milagrosas y son: aloe vera, ging-seng y las setas shitake.

(7)

El gel obtenido del aloe produce seis agentes antisépticos de elevada actividad antimicrobiana: el ácido cinamónico, un tipo de urea nitrogenada, lupeol, fenol, azufre, ácido fólico y un ácido salicílico natural que combinado con el lupeol tiene importantes efectos analgésicos.

Composición

Química

La sábila contiene una mezcla de glucósidos llamados Aloína colectivamente, la cual es el principio activo de la planta. El contenido de aloína en la planta puede variar según la especie, la región y la época de recolección.

El principal constituyente de la Aloína es la barbaloína, un glucósido amarillo pálido soluble en agua. Otros constituyentes son la emodina isobarbaloína, betabarbaloína y resinas. El olor es debido a trazas de un aceite esencial. De manera general, la proporción de los compuestos anteriormente es la siguiente:

1. Dos resinas amarillo-brillantes, muy activas, posiblemente idénticas, solubles en bicarbonato de sodio, 30%.

2. Una resina muy activa soluble en bicarbonato de sodio 6,8% 3. Aloína, ligeramente activa, 15.0%

4. Emodina, ligeramente activa 1.5 a 1.8 % 5. Substancias hidrosolubles inactivas, 15.2 %

6. Substancias amorfas que producen alteraciones estomacales pero que no llegan al efecto purgativo, 5.1%

Los diferentes análisis realizados a la planta y su extracto han permitido conocer la naturaleza de las substancias que la componen. Algunas de ellas se mencionan a continuación.

(8)

* Polisacáridos: glucosa, manosa, galactosa, xilosa, arabinosa * Ácidos: glucorónico, cítrico succínico, málico

* Enzimas: oxidasa, celulosa, bradiquinasa, catalasa, amilasa * Taninos

* Esteroides

* Proteínas: una solamente, no se hidroliza, contiene 19 aminoácidos * Estimuladores biogénicos

* Saponina * Magnesio * Esteroles: tres

Principios Activos

El jugo solidificado de las células

del periciclo y zonas adyacentes del parénquima de la hoja, que fluyen espontáneamente al cortar la hoja que luego se secan. Esta parte de la hoja contiene derivados hidroxiantraquinónicos: Aloínas A y B (aloína, barbaloína), aloerresinas A, B y C (glucosilcromonas). Estos principios activos se encuentran en el canal sub-epidérmico de las hojas de Aloe, y se observan como un líquido amarillento, denominado Aloína. Producen un efecto laxante, más o menos

intenso según la dosis. Tras administración oral, los derivados hidroxiantracénicos son transformados por la flora intestinal en aloe-emodín antrona, que actúa

específicamente a nivel de colon sobre las terminaciones nerviosas de la pared del colon. Por un lado, estimulando el peristaltismo del intestino grueso, por el otro, estimulan la secreción mucosa y de líquido hacia la luz intestinal, al mismo tiempo que inhiben la reabsorción de agua y electrolitos en el colon.

Fracción mucilaginosa incolora del parénquima o pulpa de las hojas de A. barbadensis (gel de áloe vera). Contiene mayoritariamente agua y abundantes polisacáridos, como: glucomananos, glucogalactomananos,

(9)

galactoglucoarabinomananos y mananos acetilados. Entre ellos, sobresalen como componentes activos importantes el acemanano, mezcla de polisacáridos

complejos de tipo beta-(1-4)-manano O-acetilados, y el aloérido, polisacárido de elevado peso molecular constituido por glucosa, galactosa, manosa y arabinosa.

Acción Farmacológica

La acción sinérgica de los diversos principios activos contenidos en la sábila ofrece acción cicatrizante y regeneradora

celular, antiinflamatoria, inmunoduladora, bactericida y antiviral. El acemanano y, más recientemente, el aloérido se han descrito como los principales responsables de la acción inmunomoduladora.

En las alergias, neutraliza los efectos de las reacciones inmunes y también en el asma, promoviendo la eliminación de secreciones del tracto respiratorio.

Ofrecen también efectos protectores y de regeneración de las mucosas del tracto gastrointestinal y neutraliza la acidez gástrica, por lo que se utilizan en la

enfermedad ulceropéptica gastroduodenal y en las enfermedades inflamatorias crónicas del tracto gastrointestinal.

Usos Medicinales

La sábila es un increíble antitóxico y antimicrobiano. Es astringente, analgésico y anticoagulante. Es un vigoroso estimulante del crecimiento celular. La tintura o el zumo diluidos en agua a partes iguales, usadas varias veces en forma de gárgaras de 3 a 4 minutos, actúan eficazmente contra los dolores dentales y de las encías, neuralgias, aftas, laringitis, disfonía amigdalitis, anginas, placas y cualquier

afección bucal o faríngea.

Cura las heridas necrosantes, como las quemaduras, regenerando los tejidos y cicatrizándolos, restaurando a su vez la sensibilidad del área afectada.

(10)

Alivia el dolor de los golpes, esguinces, luxaciones, dolores musculares, artríticos y reumáticos, los pies cansados, cura las heridas cortantes, el herpes, la culebrilla, la tiña y las infecciones producidas por estafilococos y otras infecciones

bacterianas internas como la gastroenteritis, colitis, enterocolitis, vaginitis, cervicitis,

escorbuto, cólera, disentería, blenorragias, sífilis y otras enfermedades venéreas. Cura las pequeñas heridas de las enfermedades eruptivas de los niños como el sarampión, la varicela, la escarlatina, etc. Ya que sus propiedades

antiinflamatorias reducen la picazón y evita que los chicos se rasquen las ampollas. Con el aloe vera pueden tratarse las verrugas, los sabañones, el eczema, la psoriasis, la dermatitis seborraica, la erisipela, el pie de atleta, los callos y la "picazón de jockey", que es una infección por hongos en la parte interna superior de los muslos, las picaduras de insectos, arañas, escorpiones, serpientes, medusas y las plantas venenosas. Cicatriza la herida del ombligo del bebé y la circuncisión. Quita el dolor del crecimiento de los dientes.

Reduce los efectos de las alergias, indigestión, acidez estomacal, gastritis, úlceras duodenales y estomacales, úlceras oculares, hemorroides, afecciones del aparto digestivo, descongestionando el estómago, el intestino delgado, el hígado, los riñones y el páncreas.

Es un gran antiviral debido al polisacárido glucomannan. Sirve contra la gripe, la hepatitis, le neumonía vírica y la meningitis vírica. Contiene sustancias derivadas del polimannactato, que refuerzan el sistema inmunológico y el caso del SIDA evita que el virus se extienda por el organismo, ayudando a los enfermos a recuperar la vitalidad y los niveles energéticos normales.

Equilibra la tensión arterial y evita las dirimías cardiacas disminuyendo el riesgo de infarto. Es bueno contra la gota, las jaquecas y migrañas, la halitosis, el insomnio,

en las dietas de adelgazamiento proporciona vitaminas y minerales sin aportar calorías ni azúcares y regula las menstruaciones. Elimina los parásitos

(11)

intestinales. Tonifica el organismo y abre el apetito. Mitiga la osteoporosis y es antidiabético.

Calma el dolor de las várices y las mejora. Elimina totalmente el cáncer de piel aplicando jugo de aloe de dos a cuatro veces al día todo el tiempo que sea necesario, siendo imprescindible ser constante. Las cándidas, tricomas y demás infecciones o irritaciones vaginales desaparecen con aloe. Unas gotas de jugo de la pulpa en los oídos doloridos calma inmediatamente el padecimiento. Cuando los ojos están cansados o enrojecidos, se relajan de inmediato con unas gotas de aloe, además mejora las cataratas y otras enfermedades de los ojos.

Efecto adverso y contraindicaciones

La planta puede causar reacciones alérgicas en aquellas personas sensibles a alimentos tales como: cebolla, ajo, etc. La utilización de sábila como laxante puede ocasionar diarreas, por lo tanto, es necesario tomar mucho líquido y consumir alimentos tales como plátano o tomate, ricos en potasio. No pueden consumirlas las mujeres embarazadas, ni las que están el período de lactancia.

Si tomas algún tipo de diurético para tratar la hipertensión, ten precaución por la pérdida de potasio, ya que la sábila puede potenciar esta pérdida.

Definición de Términos Básicos Acíbar: Jugo amargo de la sábila.

Ácido: Es considerado tradicionalmente como cualquier compuesto químico que, cuando se disuelve en agua, produce una solución con una actividad de

catión hidrón mayor que el agua pura, esto es, un pH menor que 7.

Agaváceas: Forman una familia de plantas monocotiledóneas distribuidas más o menos por todo el mundo y especialmente diversas en México.

(12)

(tópica), retraen los tejidos y pueden producir una acción cicatrizante, antiinflamatoria y antihemorrágica.

Azufre: Es un elemento químico esencial para todos los organismos y necesario para muchos aminoácidos y, por consiguiente, también para las proteínas. Cándidas: Es un grupo de infecciones causada por un hongo oportunista que puede tener expresión cutánea, gastrointestinal, sistema respiratorio y genitales. Emodina: Es una antraquinona usada por sus propiedades laxantes en

tratamientos farmacológicos, que en la actualidad incluyen una pancreatitis grave. Enzimas: Se llaman enzimas las sustancias de naturaleza proteica que catalizan reacciones químicas, siempre que sea termodinámicamente posible (si bien no pueden hacer que el proceso sea más termodinámicamente favorable).

Inflorescencias: Es la disposición de las flores sobre las ramas o la extremidad del tallo; su límite está determinado por una hoja normal.

Metionina: Es un aminoácido que forma parte las proteínas de los seres vivos. Lanceoladas: Hoja u órgano de la planta en forma de lanza: estrechos, alargados y con la porción más ancha hacia la mitad inferior.

Laxante: Fármaco que promueve o facilita la evacuación del intestino. Oxidasa: Es una enzima que cataliza un reacción de oxidación/reducción envolviendo oxígeno

molecular (O2) como aceptor de electrones.

Peristaltismo: Es una serie de contracciones musculares organizadas que ocurren a todo lo largo del tubo digestivo y que también se observa en los órganos

tubulares que conectan los riñones a la vejiga.

Polisacárido: Son biomoléculas formadas por la unión de una gran cantidad de monosacáridos.

Secreción: Proceso por el que una célula o un ser vivo vierte al exterior gracias a sustancias de cualquier clase. También se llama secreción a la sustancia liberada.

(13)

Valina: La valina es uno de los 20 aminoácidos naturales más comunes en la Tierra, cuya fórmula química es HO2CCH(NH2)CH(CH3)2.

CAPÍTULO III

MARCO METODOLÓGICO

Nivel de Investigación

La investigación explicativa, según el documento de la Universidad Nacional Abierta (1984), es aquella "que trata de descubrir, establecer y explicar las relaciones causalmente funcionales que existen entre las variables estudiadas, y sirve para explicar cómo, cuándo, dónde y por qué ocurre un fenómeno social" (P.80). Su valor reside en que permite cerciorarse de las verdaderas condiciones en que se han conseguido los datos, posibilitando su revisión o modificación, en caso de que tengan deudas con respecto a ellos. Se considera esta investigación explicativa debido a que la estrategia que se sigue en la misma se basa en

métodos que permitan buscar el porqué de los hechos mediante el establecimiento de relaciones causa-efecto, tratando de describir la situación sin intentar explicar o predecir las relaciones que se encontrarán en ella.

Diseño de Investigación El diseño

de la investigación, según el documento referido anteriormente, puede concebirse de acuerdo a los siguientes criterios: “como una variante de la investigación científica, cuyo objetivo fundamental es el análisis de diferentes fenómenos (de orden históricos, psicológicos, sociológicos, etc.), utiliza técnicas muy precisas, de la Documentación existente, que directa o indirectamente, aporte la información” (P.80).

(14)

Por lo que, podemos definir a la investigación documental como parte esencial de un proceso de investigación científica, constituyéndose en una estrategia donde se observa y reflexiona sistemáticamente sobre realidades (teóricas o no) usando para ello diferentes tipos de documentos; teniendo como finalidad obtener resultados que pudiesen ser base para el desarrollo de la creación científica.

Población y Muestra

Técnicas e Instrumentos de Recolección de Datos

La técnica utilizada para la recolección de los datos es la del análisis documental y el instrumento para ésta técnica es la consultar de obras de referencia, como las enciclopedias impresas, materiales en multimedios y bancos de información en línea sobre el tema o en CD-ROM; comprobando la confiabilidad y precisión de la información, comparando el contenido de varias fuentes y considerando factores como el prestigio académico de autores, casas editoras y editores de libros y artículos en revistas especializadas. Así, como el llenado de una planilla simple o encuesta, tomando en cuenta la reacción de la epidermis de cada persona de la población seleccionada.

CAPÍTULO IV

ANÁLISIS E

INTERPRETACIÓN DE LOS DATOS

4.1.- Resultados

(15)

CONCLUSIÓN

El experimentar e investigar las propiedades medicinales de la sábila, es una labor interesante porque hay la certeza de siempre encontrar y descubrir nuevos datos y características sobre la planta; en especial, su uso en diversas áreas de nuestra vida diaria, que en nuestro caso es la salud de nuestra piel.

Verificando la información más actualizada sobre el tema podemos afirmar que, la sábila es muy usada en el mundo de la cosmética natural debido a sus grandes propiedades sobre la piel y utilizada como jabón ,como mascarilla facial permite una mejor penetración de sus ingredientes activos para el cuidado de la piel.

Definición de Términos Básicos Acíbar: Jugo amargo de la sábila.

Ácido: Es considerado tradicionalmente como cualquier compuesto químico que, cuando se disuelve en agua, produce una solución con una actividad de catión hidrón mayor que el agua pura, esto es, un pH menor que 7.

Agaváceas: Forman una familia de plantas monocotiledóneas distribuidas más o menos por todo el mundo y especialmente diversas en México.

Astringente: Es cualquiera de las sustancias que con su aplicación externa local (tópica), retraen los tejidos y pueden producir una acción cicatrizante,

antiinflamatoria y antihemorrágica.

Azufre: Es un elemento químico esencial para todos los organismos y necesario para muchos aminoácidos y, por consiguiente, también para las proteínas. Cándidas: Es un grupo de infecciones causada por un hongo oportunista que puede tener expresión

cutánea, gastrointestinal, sistema respiratorio y genitales.

(16)

tratamientos farmacológicos, que en la actualidad incluyen una pancreatitis grave. Enzimas: Se llaman enzimas las sustancias de naturaleza proteica que catalizan reacciones químicas, siempre que sea termodinámicamente posible (si bien no pueden hacer que el proceso sea más termodinámicamente favorable).

Inflorescencias: Es la disposición de las flores sobre las ramas o la extremidad del tallo; su límite está determinado por una hoja normal.

Metionina: Es un aminoácido que forma parte las proteínas de los seres vivos. Lanceoladas: Hoja u órgano de la planta en forma de lanza: estrechos, alargados y con la porción más ancha hacia la mitad inferior.

Laxante: Fármaco que promueve o facilita la evacuación del intestino. Oxidasa: Es una enzima que cataliza un reacción de oxidación/reducción envolviendo oxígeno molecular (O2) como aceptor de electrones.

Peristaltismo: Es una serie de contracciones musculares organizadas que ocurren a todo lo largo del tubo digestivo y que también se observa en los órganos

tubulares que conectan los riñones a la vejiga.

Polisacárido: Son biomoléculas formadas por la unión de una gran cantidad de monosacáridos.

Secreción: Proceso por el que una célula o un ser vivo vierte al exterior gracias a sustancias de cualquier clase. También se llama secreción a la sustancia liberada. Valina: La valina es uno de los 20 aminoácidos naturales más comunes en la Tierra, cuya fórmula química es HO2CCH(NH2)CH(CH3)2.

Figure

Actualización...

Referencias

Actualización...