• No se han encontrado resultados

MENSAJEROS MAESTRO. Pre-escolares de 4-5 años 2019-I SERIE

N/A
N/A
Protected

Academic year: 2022

Share "MENSAJEROS MAESTRO. Pre-escolares de 4-5 años 2019-I SERIE"

Copied!
5
0
0

Texto completo

(1)

SENDA DE VIDA PUBLISHERS, CO.

Miami, Florida 33255

©2019-I Todos los derechos reservados

MAESTRO

Pre-escolares de 4-5 años

2019-I

SERIE 121-122

ITEM 15000

SENDA de VIDA PUBLISHERS

MENSAJEROS

NO SE PERMITE FOT

OCOPIAR

(2)

Presidente

Marco T. Calderón

Escritores de la serie infantil Duanys López

Escritores de la serie juvenil Fernando Rojas

J.D. Rivera Tormos Vilma Moncada Escritores de la serie de adulto

Hiram Almirudis, D. Min Wilfredo Calderón, D. Min.

Eliseo Rodríguez Matos Revisión y corrección José Sifonte

Ana C. González Diagramación y diseño Adriana Capinel Ana María Ulloa Curriculum Ruby Calderón Distribución y ventas Niurka Ávalos Débora Calderón Francisco Moncada Mónica Veranes Orlando Lorenzo Álvaro Hernández Luis Rodríguez

Unidad I: Conozco a Dios

Estudio 1. ¿Cuál es su nombre?... 4

Estudio 2. ¡Nombre glorioso! ... 6

Estudio 3. Un Padre amoroso ... 8

Estudio 4. El Dios protector ... 10

Estudio 5. Dios cuida a sus ovejas ... 12

Estudio 6. Compromiso inquebrantable ... 14

Estudio 7. Amor sin condición ... 16

Unidad II: El principio de la humanidad Estudio 8. Los primeros seres humanos ... 18

Estudio 9. Enoc un hombre valiente ... 20

Estudio 10. Haz un arca de madera ... 22

Estudio 11. Noé obedece las instrucciones de Dios ... 24

Estudio 12. El arco en las nubes ... 26

Estudio 13. El proyecto de la gran torre ... 28

Unidad III: Buenas noticias acerca de Jesús Estudio 14. Los profetas anunciaron su nacimiento ... 30

Estudio 15. Juan es su nombre ... 32

Estudio 16. ¡El Rey nació! ... 34

Estudio 17. Tres regalos para Jesús ... 36

Estudio 18. Simeón y Ana conocen a Jesús... 38

Estudio 19. Nazaret, el hogar de Jesús ... 40

Unidad IV: Jesús y sus discípulos Estudio 20. Yo soy la vid ... 42

Estudio 21. Un hombre pequeño conoce a Jesús... 44

Estudio 22. Amigos y seguidores de Jesús ... 46

Estudio 23. El discípulo amado ... 48

Estudio 24. Un cobrador arrepentido ... 50

Estudio 25. En la barca con Jesús... 52

Estudio 26. Dame de beber... 54 SENDA DE VIDA PUBLISHERS, CO.

P.O. Box 559055 Miami, Florida 33255 USA Tels. 1-800-336-2626 / 305-262-2627 E-mail: info@sendadevida.com / www.sendadevida.com

©2019-I Todos los derechos reservados ISBN 1928686-25-5

Ninguna parte de este material podrá reproducirse electrónica o convencionalmente sin la debida autorización de los editores.

A menos que se indique lo contrario todas las citas bíblicas han sido tomadas de la versión Reina Valera 1960. Para las versiones bilingües usamos

New King James version.

ITEM 15000

MENSAJEROS MAESTRO

Pre-escolares de 4-5 años

2019 - I

SERIE 121-122

(3)

Inicio: ¡Es tiempo de comenzar la clase! Salude a todos con alegría y entusiasmo en especial a los visitantes.

Deles la bienvenida, muéstreles el lugar donde pueden ubicarse; haga todo lo que esté a su alcance para que se sientan cómodos en la clase.

Oración: La oración es fundamental para el cristiano, por eso, ore antes de empezar. Esta además de conectarlos con Dios, servirá como señal de inicio para los partici- pantes. Motive a los niños a orar con sus propias pala- bras sin oraciones aprendidas; así conversarán con Dios de una manera natural. Use el mismo lenguaje de los niños cuando dirija la oración. Pregunte quiénes quieren orar y permí- tales hacerlo, luego hágalo usted.

Adoración: Esta sección es parte esencial de la clase bíblica y no se puede prescindir de ella.

Cantos: Por medio del canto los niños pueden ex- presarle adoración y reverencia al Señor, también les ayudará a disponer su corazón para lo que Dios quiere hablarles. Antes de la clase seleccione los que entonarán. Puede usar pistas, videos, láminas, incluya acciones y movimientos. En algunas ocasiones los niños podrán usar instrumentos como panderetas, triángulos… Cada vez que se presente la oportunidad invite a alguien para que ejecute un instrumento y le ayude a dirigir este tiempo.

Ofrenda: Coloque un recipiente especial a la entrada para que los niños depositen su ofrenda al llegar, pero si desea considerar este tiempo de otra forma más formal, procure hacerlo al inicio para que no pierdan sus monedas o billetes si participan en otras actividades planificadas.

Pasar lista: Es bueno saber cuántos y cuáles niños asis- ten a su clase. Un cartel con los nombres será de gran ayuda. Los mismos niños pueden controlar su asis- tencia pegando estrellitas o haciendo cualquier marca

Introducción

Sugerencias para el desarrollo de cada estudio

donde están sus nombres. (Senda de Vida tiene nuevos y variados modelos de carteles de asistencia).

Estudio bíblico (Presentación del estudio): Es el eje cen- tral de la clase. Prepárese con anticipación, (lea la base bíblica varias veces procurando que Dios le hable pri- mero a usted). Lea los “Datos del pasaje bíblico para el líder”, investigue acerca de la base bíblica, busque el significado de las palabras desconocidas. Si narra la historia, hágalo con sus palabras y con la mayor creatividad posible.

También puede presentarla con títeres, dramatizaciones, grabacio- nes… Jamás lea directamente del libro.

Actividades: Son recursos didácticos que le ayudarán en la presentación del tema, y afianzamiento del mis- mo. Es una forma práctica y divertida para que los niños aprendan. Realice las que crea convenientes, adápte- las para que se acomoden a su grupo y necesidades, implemente otras dinámicas que considere adecuadas.

No improvise, siempre practique con anterioridad las que desarrollará.

Tenga listos los materiales que utilizará.

Libro de Figuras: Forma parte de nuestro material, con- tiene veintiséis escenas, una para cada estudio. Des- prenda la escena antes de la clase, puede pegarla en la pizarra, sobre un pedazo de cartulina, recortar los personajes y mostrarlos de forma separada... Asegúrese de conocer el momento exacto en que la mostrará (no lo haga antes o los niños perderán interés en ella), tampoco la deje expuesta después de la pre- sentación.

Despedida o clausura: El inicio y la despedida son im- portantes. Si dispone de tiempo pídale a los niños que le ayuden a recoger los juguetes y a ordenar el salón.

Despídalos con una oración.

L

os maestros somos responsables de lo que enseñamos a los niños, no solo de lo que intencionalmente planeamos, sino mucho más; porque somos el referente, el modelo a seguir. Ellos imitan lo que nos ven hacer y repiten lo que hablamos. La influencia que ejercemos es amplia, va desde el modo en que nos comportamos, senti- mos... hasta nuestra verdadera relación con Dios.

Es fácil controlar lo que intencionalmente enseñamos, lo que se prepara para cada clase, pero... ¿qué se puede hacer con lo que transmitimos de forma no intencional?

Nada, solo cuidar nuestra relación con el Señor, que esta sea sincera y producto del amor a Dios, esto repercutirá en un buen comportamiento.

Pablo le dijo a Timoteo: Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad (2 Timoteo 2:15). Intentemos que nuestro comportamiento sea aceptable a Dios y digno de ser imitado por los niños.

En este semestre trataremos cuatro temas, a saber: Unidad I: Conozco a Dios. Unidad II: El principio de la humanidad. Unidad III: Buenas noticias acerca de Jesús. Unidad IV: Jesús y sus discípulos.

(4)

•4

No se permite fotocopiar

Senda de Vida Publishers

©2019-I Todos los derechos reservados ITEM 15000

Unidad I: Conozco a Dios

¿Cuál es su nombre?

1

Estudio

Versículo para memorizar

En ti confiarán los que conocen tu nombre (Salmo 9:10).

Verdad central

Dios siempre está con nosotros.

Objetivos

-Narrar los hechos sobresalientes de la historia.

-Reconocer que la presencia de Dios siempre los acompañará.

-Agradecer al Señor porque nunca los desampara.

Materiales

Biblia, Libro Mensajeros alumnos, Libro de Figuras, velas de cumpleaños, una pelota de playa, silueta de arbolitos, pegamento, tijeras, lápices, golosinas, papel de seda, cinta, tiras de papel y siluetas de llamas de fuego.

Presentación del estudio

Datos sobre el pasaje bíblico para el líder

E

ste capítulo menciona el primer encuentro registrado entre Moi- sés y Dios. El lugar escogido fue el Monte Horeb, también cono- cido como “Monte Sinaí” (poco tiempo después en ese mismo también lugar se llevó a cabo el primer encuentro entre Dios y todo el pueblo de Israel (Éxodo 19-20). Lo más probable es que Moisés hubie- ra pasado por el Monte Horeb muchas veces con su rebaño, pero en ese día pasó algo muy especial: el fuego de la zarza no se consumía.

El Señor usó un evento sobrenatural para llamar la atención de él, despertando su curiosidad… Moisés tuvo que salirse de su camino para ver lo que estaba pasando. La Biblia señala que cuando Moisés se acercó, fue que el Señor le habló (Éxodo 3:4). Dios lo llamó por su nombre, para que supiera que lo conocía y después se le reveló.

Para introducir el tema

-Fuego que no se apaga. Ne- cesitará velas de cumpleaños de las que se apagan y se vuel- ven a encender, un cup cake o un banano. Introduzca las velas en el cup cake o banano y en- ciéndalas. Prenda una vela y pida a un niño que la apague.

Todos reirán al ver que la vela se vuelve a encender. Explique que en una ocasión Moisés vio un arbolito que estaba en lla- mas, pero no se quemaba, ar- día y ardía sin consumirse. ¿Por qué? Escuchen con atención.

•4

Base bíblica Éxodo 3:1-14

Éxodo 3:1 Apacentando Moisés las ovejas de Jetro su suegro, sacerdote de Madián, llevó las ovejas a través del desierto, y llegó hasta Horeb, monte de Dios.

2 Y se le apareció el Angel de Jehová en una llama de fuego en medio de una zarza; y él miró, y vio que la zarza ardía en fuego, y la zarza no se consumía.

3 Entonces Moisés dijo: Iré yo ahora y veré esta grande visión, por qué causa la zarza no se quema.

4 Viendo Jehová que él iba a ver, lo llamó Dios de en medio de la zarza, y dijo: ¡Moisés, Moisés! Y él respondió: Heme aquí.

5 Y dijo: No te acerques; quita tu calzado de tus pies, porque el lugar en que tú estás, tierra santa es.

6 […] Entonces Moisés cubrió su rostro, porque tuvo miedo de mirar a Dios.

10 Ven, por tanto, ahora, y te enviaré a Faraón, para que saques de Egipto a mi pueblo, los hijos de Israel.

11 Entonces Moisés respondió a Dios: ¿Quién soy yo para que vaya a Faraón, y saque de Egipto a los hijos de Israel?

13 Dijo Moisés a Dios: He aquí que llego yo a los hijos de Israel, y les digo: El Dios de vuestros padres me ha enviado a vosotros. Si ellos me preguntaren: ¿Cuál es su nombre?,

¿qué les responderé?

14 Y respondió Dios a Moisés: YO SOY EL QUE SOY. Y dijo: Así dirás a los hijos de Israel:

YO SOY me envió a vosotros.

(Encienda una lámpara eléctrica de llamas de fuego o puede decorar una lámpara con papel de manera que parezca fuego. Manténgala encendida durante la narración de la historia).

Mientras Moisés se encontraba en el campo cuidando las ovejas de su suegro, vio a un arbolito o zarza que comenzó a quemarse, pero, aunque la llama ardía y ardía y no se consumía. ¡Seguía ardiendo! Ese detalle llamó poderosamente la atención de Moisés y pensó: “Esto es muy extraño nunca había visto algo igual, iré a ver por qué no se consume el fuego de la zarza”. (Muestre la escena de Moisés y la zarza la cual se encuentra en el Libro de Figuras). Cuando se acercó, Dios le habló de en medio de la zarza: “¡Moisés, Moisés!”. Él sin pensarlo

(5)

No se permite fotocopiar

Senda de Vida Publishers

©2019-I Todos los derechos reservados ITEM 15000

•5

•5

respondió: “Aquí estoy”. “No te acerque más”, le dijo Dios. Moisés se detuvo. “Quita las sanda- lias de tus pies, porque el lugar que pisas es santo”.

¿Saben por qué usamos zapatos? Para cuidar y proteger nuestros pies, hay cul- turas en que las personas se los quitan antes de entrar a la casa y los dejan a la entrada. ¿Por qué Dios mandaría a Moi- sés que se quitara los zapatos? Quería enseñarle su santidad y cómo debía acercarse a Él.

Dios es más grande e importante que cualquier persona y merece respeto, por eso, debemos acercarnos a Él con hu- mildad, reconociendo que Él es el Rey del universo. Quitarse los zapatos era una señal de sumisión, como las personas se quitan los sombreros o gorras cuando entran a un lugar de respeto. ¿Qué les parece si lo ponemos en prác- tica? Quitémonos los zapatos, culminaremos el es- tudio sin ellos. ¡Yo también lo voy a poner en práctica!

Después de esto, Dios continuó diciéndole: “Yo soy

el Dios de tu padre, el Dios de Abraham, Isaac y Jacob”. Cuando Moisés escuchó esas palabras, escondió su cara porque tuvo temor de mirar a Dios. Él percibió el poder y la majestad del Señor y se sintió insignificante.

Dios siguió hablándole porque le tenía una misión. Le dijo que liberaría a su pueblo Israel de la esclavitud en Egipto. ¡Su pueblo saldría de Egipto y sería libre para adorarlo! “Vete a Egipto y habla con el rey, para que saques a mi pueblo Israel, fuera de Egipto”.

“¿Por qué yo? ¿Qué te hace pensar que podría ir al faraón y sacar al pueblo de Israel de Egipto?”, le preguntó Moisés. ¿Qué le responderé al faraón quién me ha enviado? Él le dijo: “YosoYelquesoY”. Dios quería decirle que su presencia estaría con Él, que no estaría solo que lo acompañaría por siempre.

Aplicación

Moisés quería conocer el nombre de Dios porque nunca lo había escuchado, el nombre de Dios “Yo soy el que soy”, eso quiere decir que su presencia siempre está con nosotros y que no hay nadie tan grande, poderoso, fuerte, invencible... como Él. ¡Nuestro Dios es único!

Actividades de aplicación

Pelota de nombres. Para esta dinámica necesitaremos una pelota de playa, en ella pondremos tantas preguntas como niños tenga en la clase. Pegue las preguntas bocabajo de manera que no queden a la vista. Tipo de preguntas: ¿Te gusta tu nombre?, ¿cómo te sientes cuando alguien importante te llama por tu nombre?, ¿conoces los nombres completos de tus padres?, ¿conoces los nombres de los jugadores de tu equipo favorito o de tu programa preferido? (se pueden repetir las preguntas). Los niños se pasarán la pelota, dirán su nombre, desprenderán una pregunta y usted se las leerá para que la respondan. Continua el siguiente. Al terminar comenten el valor que tiene el nombre personal, el por qué se saben los nombres completos de personas (jugadores, actores…) que no conocen personalmente y la importancia de conocer el nombre de Dios del personaje más importante del mundo, su nombre debe infundirnos respeto, confianza y adoración. Repitamos en voz alta el nombre que Dios le dio a Moisés para que lo conociera: “YosoYelquesoY”.

-Manualidad: la zarza ardiente. Necesitará: silueta de arbolitos en cartulina, pegamento, tijeras, lápiz de color marrón, papel de seda de color rojo, ver-

de, amarillo y naranja. Entregue a cada niño la silueta del arbolito, el lápiz de color y los papeles. Pida que dibujen el tronco de co-

lor marrón. Las ramas las puede rellenar con tiras de papel rojo, verde, amarillo y

naranja.

-Merienda. Envuelva varias golosinas (chocolates, galletas, confites) en papel de seda rojo, amarillo y naranja. Átelos con una cinta roja o dorada. Puede pegarle el di- bujo de una llama. Entregue a los niños como merienda y recordatorio del estudio.

Versículo para memorizar

En ti confiarán los que conocen tu nombre (Salmo 9:10).

Necesitará una velita con batería. Lea el versículo directamente de la Biblia y explíquelo. Guíelos para que lo repitan varias veces en voz alta. Forme una fila. Coloque la vela encendida sobre una mesa al frente de la fila. A su señal, el primer niño de la fila corre para agarrar la vela. Cuando la tenga dirá el versículo en voz alta y regresará corriendo a su fila. Pasa el siguiente... continúe con la dinámica hasta que todos hayan participado.

Afianzamiento y repaso

El libro Mensajeros alumnos lo puede usar de dos maneras: 1. Des- prenda y entregue las hojas que correspondan a la clase o 2. Entregue a cada niño un libro. En cualquier caso, recomendamos que tenga algunas hojas o libros adicionales para ofrecérselos a las visitas.

Escriba las preguntas para el repaso en siluetas de llamas de fuego.

Pegue las siluetas de fuego en la pizarra. Los niños tomarán una silueta y usted les leerá la pregunta. Si las responden correctamente pueden quedarse con ella.

Ejemplo de preguntas: ¿Qué hacía Moisés cuando Dios le habló?

Cuidando las ovejas. ¿Cómo llamó Dios la atención de Moisés? Por un arbolito que ardía y no se quemaba. ¿Qué le preguntó Moisés a Dios?

Que cuál era su nombre.

Referencias

Documento similar

En este estudio aprenderemos que Dios se ha revelado a la humanidad y se le conoce por diferentes nombres que reflejan su carácter, por ejemplo “Jehová” es el nombre personal