MIGRACIONES, EXPANSIÓN URBANA E IMPACTO AMBIENTAL EN LA REGIÓN METROPOLITANA DE LA CIUDAD DE MÉXICO

15 

Loading....

Loading....

Loading....

Loading....

Loading....

Texto completo

(1)

MIGRACIONES, EXPANSIÓN URBANA E IMPACTO AMBIENT AL E N LA  REGIÓN METROPOLITANA DE LA CIUDAD DE MÉ XICO 

Martha Rosa Schteingart  El Colegio de Mexico 

Resumen 

El trabajo  a presentar se referirá  al tema de la expansión urbana de la Ciudad de México  en el  contexto del  crecimiento de la población, parte del cual proviene de migraciones. Sin embargo, es interesante señalar que  si  bien  en  décadas  anteriores  el  crecimiento  de  la  población  se  debió  en  gran  parte  al  crecimiento  social,  provocado por la afluencia de migrantes de otros  lugares del país, ya  más recientemente ese aumento,  como  en otras  grandes  metrópolis  latinoamericanas, ha  provenido también del propio  crecimiento  de  la  población  local.  La expansión urbana es consecuencia  además de una  forma  extensiva de organización del espacio que  ha  generado  la  ocupación  de  amplios  territorios  periféricos  con  la  consecuente  destrucción  de  recursos  naturales,  el  deterioro de  suelos,  de  zonas boscosas  y  la  fuerte  disminución  de la recarga  de  acuíferos.  Para  mostrar  cómo han ocurrido estos procesos, la ponencia presentará (a partir de una investigación realizada  en  los  últimos  años)  datos  precisos  acerca  de  los  cambios  en  los  usos  del  suelo,  así  como  las  políticas  implementadas  por  el  gobierno  local  para  hacer  frente  a  esta  problemática.  Tanto  la  expansión  a  través  de  asentamientos  irregulares  para  los  sectores  pobres  de  la  sociedad,  como  de  barrios  para  grupos  de  altos  ingresos,  será  documentada  por  medio  de  estudios  de  caso,  en  los  que  el  tema  de  la  migración,  particularmente referido a los estratos pobres de la población, será desarrollado en la medida de lo posible. 

M IGRATIONS, CROISSANC E URBAINE  ET IM PACT EN MATIERE D’ENVIR ONNEMENT  DANS LA REGION M ETROP OLITAINE DE LA VILLE DE MEXICO 

Martha Rosa Schteingart 

Ecole de Mexico. 

Résumé 

Le travail que nous allons présenter portera sur le thème du développement urbain de la Ville de Mexico dans  le  contexte  de  la  croissance  de  la  population,  qui  est  en  partie  le  fait  de  migrations.  Cependant,  il  est  intéressant  de  souligner  que  si  au  cours  des  dernières  décennies  la  croissance  de  la  population  était  principalement liée à la croissance sociale, résultat de l’affluence de migrants en provenance d’autres régions  du  pays,  cette  augmentation  est  depuis  peu,  comme  c’est  le  cas  dans  d’autres  grandes  métropoles  latino­  américaines,  également  imputable  à  la  propre  croissance  de  la  population  locale.  La  croissance  urbaine  est  aussi  la  conséquence d’une  forme extensive d’organisation  de  l’espace qui a entraîné l’occupation de larges  zones  périphériques  s’accompagnant  d’une  importante  destruction  des  ressources  naturelles,  la  dégradation  des  sols,  de  zones  boisées  et  la  forte  diminution  du  réapprovisionnement  des  aquifères.  Pour  expliquer  ces  phénomènes, la présentation fournira (en s’appuyant sur une étude menée ces dernières années) des données  précises  concernant les changements survenus dans  l’usage des sols, ainsi que les politiques mises  en places  par le gouvernement local pour résoudre cette problématique. La croissance à travers les arrivées irrégulières  pour les secteurs pauvres de la société, comme de quartiers pour les groupes aux revenus élevés, sera traitée à  travers des études de cas, dans lesquels le thème de la migration, avec des références aux couches pauvres de  la population en particulier, sera développé dans la mesure du possible.

(2)

M IGRATIONS, URBAN EXPANSIO N AND ENVIRONMENTAL IMPAC T IN THE  METROPO LITAN AREA O F MEXICO CITY 

Ms. Martha Schteingart. 

The School of México. 

Abstr act 

The  paper  to  be  submitted  will  be  focused  on  the  urban  expansion  in  Mexico  City,  within  the  context  of  population growth, which partly stems from migrations. However, we should underline that, even though the  population growth of previous decades was mostly caused by social growth, due to migrant influx from other  parts of  the country, is  the local population growth itself which more recently has given rise to such growth  (in line with other South Latin American cities). Moreover, urban expansion is also the outcome of a broadly  used  fashion  to  organize  the  space.  This  has  led  to  taking  up  ample  peripheral  areas  with  negative  consequences such as the destruction of natural resources, the degradation of soil and forests, and a marked  reduction of aquifer level.  To illustrate the development of these processes, the paper will put forward  (based  on a research of last years)  accurate data about soil changes, as well as policies that local governments have  implemented to deal with these problems.   Both, the expansion through irregular settlements in the deprived  sectors  of  society,  and  neighbourhoods  for  high  earners,  will  be  well  documented  through  case  studies.  Migration  issue,  especially  regarding  the  more  deprived  strata  of  population,  will  be  addressed  here  to  our  best ability. 

Intr oducción. 

En este trabajo presentaremos el caso de la Ciudad de México, una de las metrópolis más  grandes del mundo, donde a pesar de que la tasa de migración ha bajado notoriamente con  respecto  a  las  décadas  de  los  años  40,  50  y  60,    la  expansión  de  la  mancha  urbana  ha  proseguido,  afectando  los  recursos  naturales  que  rodean  la  ciudad  y  provocando  una  pérdida  de  bosques,  zonas  de  cultivo  y  áreas  de  recarga  del  acuífero.  El  tema  de  la  desertificación y su impacto sobre el área urbana, se presenta en este caso a pesar de una  baja  drástica  de  las  migraciones  hacia  esta  zona,  fenómeno  que  trataremos  de  explicar  a  partir de una investigación detallada desarrollada en los últimos años (Schteingart y Salazar,  2000 y 2005).. 

Esta investigación se ha apoyado en un análisis de  los usos del suelo urbanos y rurales, a  partir de  fotos aéreas  tomadas en  distintos  momentos,  en  visitas  a  las  zonas afectadas,  en  entrevistas a informantes clave (tanto a agentes de la administración pública local como a  personas vinculadas a grupos de la sociedad civil involucrados en los casos analizados, y en  la consulta de documentos provistos por las autoridades del Distrito Federal). 

Migr aciones a  la Ciudad de México 

La Zona Metropolitana de la Ciudad de México está constituida por el Distrito Federal (DF),  la  capital  del  país,  y  41  municipios  conurbados  pertenecientes  al  Estado  de  México  (ver  Cuadro 2). 

Con respecto a las migraciones el DF es una entidad de fuerte expulsión de población, pero  el porcentaje de población nacida en otras entidades federativas continúa siendo alto si se lo  compara con otros estados de la República 

Así,  entonces,  las  entidades  con  las  mayores  pérdidas  de  población  por  efecto  de  la  migración  acumulada  en  el  año  2000,  son  el  Distrito  Federal  y  Zacatecas;  sin  embargo,  como  se  observa  en  el  Cuadro  1,  todavía  un  22  %  de  la  población  del  DF  nació  en  otra  entidad,  porcentaje  bastante  más  elevado  que  el  que  se  observa  en  otros  estados  como  Oaxaca, Zacatecas y Durango.

(3)

Cuadr o 1 Por centa je de población nacida en otr a  entida d  Según lugar  de nacimiento  2000  ENTIDAD FEDERATIVA  %  Quintana Roo  55.5  Baja California  46.6  México  41.6  DF  22.2  Durango  11.7  Zacatecas  10.1  Oaxaca  5.9 

En  cuanto  a  la  procedencia  de  los  migrantes  a  la  Ciudad  de  México,  seis  estados  de  la  República proporcionaron el 65.3 por ciento de la población total no nacida en esa ciudad,  siendo el Estado de México y Puebla los más importantes. 

En  realidad,  ha  existido    en  los  últimos  años  un  cambio  en  la  historia  migratoria  de  la  capital, ya que ha pasado de ser una entidad de atracción de migrantes a una  expulsora de  población. 

Para el trabajo que presentaremos a continuación es importante mencionar que también se  ha  ido  produciendo  una  importante  redistribución  de  la  población  no  sólo  en  la  Zona  Metropolitana sino también al interior del Distrito Federal, el cual está constituido por 16  delegaciones.  De acuerdo con el Censo de Población y Vivienda del 2000, las delegaciones  que  más  crecieron  entre  1990  y  el  2000  fueron  las  periféricas,  con  tasas  de  crecimiento  anual  del  2.4%,  mientras  las  delegaciones  centrales  han  perdido  población.  Entonces,  el  despoblamiento de  las delegaciones  centrales y de  algunas intermedias, ha incidido en un  aumento bastante acelerado de las periféricas. 

En  el  Cuadro  2  podemos  observar  que  las  cuatro  delegaciones  centrales    han  presentado  tasas  negativas  de  crecimiento  entre  1970  y  el  año  2000,    las  seis  delegaciones  llamadas  intermedias  han  ido bajando  sus tasas de  crecimiento   de  3.4 a 0.3,  mientras  que las  seis  periféricas  presentan  también  tasas  descendentes  en  el  período  considerado  pero  mucho  más  elevadas,  pasando  de  9.0  a  2.4.  Podemos  concluir  que  son  justamente  las  zonas  de  expansión, a las que haremos referencia más adelante, las que presentan las mayores tasas  de  crecimiento poblacional,  no por  migraciones  sino más  bien  por  desdoblamiento  de  las  familias y el propio crecimiento natural de la población del Distrito Federal.

(4)

Cuadr o 2 Redistr ibución de la población en la Zona Metr opolitana  de la Ciudad de México  Población ZMCM 1970­2000  Tasa de crecimiento  1970  1980  1990  2000  70­80  80­90  90­2000  Delegaciones  Centrales (a)  2 902 969  2 453 136  1 957 290  1 692 179  ­1.70  ­2.28  ­1.47  Delegaciones  Intermedias (b)  3 516 242  4 910 573  5 033 899  5 188 657  3.40  0.25  0,30  Delegaciones  Periféricas  (c)  421 257  (d)  999 002  1 359 856  1 724 403  9.02  3,13  2.40  Total DF  6 840 468  8 362 711  8 351 044  8 605 239  2,03  ­0.01  0.30  Estado  de  México  1 782 686  4 631 739  6 923 211  8 546 856  10.02  4.10  2.13  Total ZMCM  8 623 154  12 994 450  15 274 256  17 152 095  4.19  1.63  1.17  Fuentes: Censos de Población y Vivienda y elaboración propia. 

a.  Delegaciones  centrales:  Benito  Juárez,  Cuauhtémoc,  Miguel  Hidalgo  y  Venustiano Carranza. 

b. Delegaciones intermedias: Alvaro Obregón, Azcapotzalco, Coyoacán,  Iztacalco,  Iztapalapa y  Gustavo A. Madero. 

c.  Delega ciones  periférica s: Cuajimalpa, Magdalena  Contreras,  Milpa Alta, Tláhuac,  Tlalpan y Xochimilco. 

d.  Estado de México. 1970:11 municipios; 1980: 21 municipios; 1990:28 municipios y  2000: 41 municipios.

(5)

Pobr eza y ur banización ir r egular  en la  Ciuda d de México. 

No  existe  un  consenso  con  respecto  a    la  magnitud  de  la  pobreza  en  México  aunque  las  cifras oficiales admiten que un 53.7% de la población del país es pobre. 

A raíz  de  la  crisis financiera de  1994, la  pobreza aumentó  más entre la  población urbana  que entre la rural y existe un mayor número de pobres y de pobres extremos que viven en  áreas urbanas.  En el año 2000 existían en el Distrito Federal ocho y medio millones de habitantes (y otro  tanto en los municipios conurbados del Estado de México), de los cuales el 63% vivía con  un ingreso de menos de dos salarios mínimos. Estos pobres habitan viviendas precarias, en  los llamados asentamientos irregulares, con insuficientes servicios y empleos inestables, en  un contexto de inseguridad y violencia. Una parte importante del crecimiento de la Ciudad  de México se da a través de estos asentamientos irregulares que se ubican comúnmente en  zonas no aptas para el  poblamiento  y  donde  los planes urbanos no permiten  la  ocupación  habitacional. En muchos casos estos asentamientos son luego regularizados por medio de la  intervención de  organismos competentes  creados con  ese  fin,  pero  también  en numerosas  ocasiones  esa  regularización  es más producto de las  presiones  sociales que  de un estudio  técnico adecuado que establezca la real factibilidad de esos asentamientos, sobre todo desde  el punto de vista ambiental. 

La investigación ur bano­a mbiental r ealizada 

En relación con los aspectos arriba considerados, la investigación que hemos llevado cabo  tenía  por  objetivo  presentar  a)  distintas  formas  de  expansión  urbana  en  la  periferia  de  la  Ciudad  de  México,  en  zonas  calificadas  jurídicamente  debido  al  interés  ambiental  que  tienen  para  la  ciudad,  así  como  b)  poner  en  evidencia  cual  había  sido  el  impacto  de  la  expansión urbana sobre esas zonas protegidas. La destrucción y cambios producidos en la  cubierta  vegetal  como  consecuencia  de  la  urbanización,  así  como  la  complejidad  que  implica la presencia de diferentes actores sociales en los casos seleccionados, se encuentran  en el centro de las preocupaciones planteadas en los trabajos realizados. 

Por  otra  parte,  para  abordar  el  análisis  mencionado,  hay  que  tener  en  cuenta  que  existen  algunas modificaciones importantes en el contexto de los estudios ambientales en México,  vinculadas  principalmente  a  los  cambios  ocurridos  en  la  concepción  de  la  problemática  ambiental;  ellos  se  han  expresado  por  su  parte  en  la  propuesta  y  aplicación  de  nuevas  políticas ambientales.   Así, se ha pasado de una visión sectorizada, basada en la protección  de los recursos naturales de manera separada, a otra que considera el ecosistema, aplicando  el principio de integralidad. 

Otro aspecto relevante que ha guiado nuestro trabajo es que una investigación de este tipo  no  puede  llevarse  a  cabo  sin  integrar  saberes  correspondientes  a  diferentes  disciplinas  o  campos del conocimiento. De esta manera, el estudio que presentaremos integra puntos de  vista  de  tres  campos  del  conocimiento,  a  saber:  la   ecología,    los  estudios  urbanos  y  los  estudios jurídico­ambientales. Cada uno de ellos presenta sus propias unidades de análisis,  diferentes  temporalidades,  y  objetos  de  estudios  que  requieren  metodologías  de  investigación particulares.

(6)

Gestión y política  ambientales  Antes de entrar al análisis de los casos de estudio de la Ciudad de México nos ha parecido  interesante ubicarlos dentro de un panorama más global, vinculado al tema de la pobreza.  Muchos pobres urbanos habitan en asentamientos irregulares, en zonas periféricas, como ya  dijimos, no aptas para el doblamiento y donde se da un alto grado de segregación.  Se calculaba a mediados de  los años 90 que de unos 700 millones de pobres que existían en  el mundo,  unos 100 millones vivían en  las  periferias de las  ciudades, en zonas de riesgo,  sometidas a inundaciones, deslaves o deslizamientos de tierras, o a otros desastres naturales.  En el caso de México, en los últimos años tanto el orden jurídico como la gestión ambiental  han  experimentado  algunos  avances.  En  1987  se  dio  la  reforma  ecológica  de  la  Constitución  (Art.  27  y  73)  y  se  fue  desarrollando  un  marco  jurídico  y  una  serie  de  instituciones tanto a nivel federal como local.  Sin embargo, la aplicación de la política ambiental no ha sido un tema prioritario dentro de  la política de desarrollo nacional y ha prevalecido, por ejemplo, la idea de declarar zonas de  protección y conservación dejando de lado la defensa real de las mismas.  En el caso de la Ciudad de México, a través de la Secretaría del Medio Ambiente y la de  Desarrollo Urbano y Vivienda, además de las delegaciones, se concreta la gestión urbano­  ambiental. Pero existe una duplicidad de funciones basadas en los problemas inherentes al  marco  legal  ambiental  y  urbano.      Esta  situación  de  duplicidad  y  de  falta  de  rigor  en  la  actuación de las diferentes  instancias de la  administración produce  a  veces situaciones de  parálisis y de impunidad respecto a los delitos ambientales que se generan, ya que al tener  esas  instancias las  mismas  facultades  frecuentemente ninguna de  ellas  actúa como  era  de  esperar. 

La ca lificación como medio de control del uso del espacio 

El Suelo de Conservación y las Áreas Naturales Protegidas, tienen como finalidad limitar la  urbanización,  evitando  que  ciertos  usos  del  suelo  urbano  invadan  zonas  de  interés  ambiental  que  deben  protegerse  por  la  riqueza  de  sus  recursos  naturales  o  los  servicios  ambientales que prestan. 

En el mapa 1 podemos observar el Suelo de Conservación y las áreas Naturales protegidas  del Distrito Federal. 

El  Suelo  de  Conservación,  establecido  por  la  legislación  urbana,  se  concentra  en  las  delegaciones  del  sur  de  la  ciudad,  es  zona  de    reserva  del  acuífero,  presenta  importantes  recursos forestales y representa alrededor del 60% del área total de la entidad. 

En cuanto a las Áreas Naturales Protegidas (ANP), en México. existen diferentes categorías  de las mismas. En el Distrito Federal la ley ambiental local del año 2000 reclasificó estas  áreas  y  algunas  de  ellas  quedaron  eliminadas  por  haber  perdido  sus  características  originales debido a la falta de protección.

(7)

Ma pa 1. Suelo de Conservación y Ár ea s Natur a les Pr otegidas en el  Distr ito Feder al 

N  Escala G ráfica  Kilómetros  0  5  10  15  Tlalpan  Mil pa Alta  Xochimilc o  Iztapalapa  Tláhuac  Cuajimalpa  Alvaro  Obregón  Coyoacán  Gustav o A. Madero  Miguel  Hidalgo  Magdalena  Contreras  Iztacalc o  Cuauhtémoc  Azcapotzalc o  Benito  Juárez  Venus tiano  Carranza  #  Sierra de Guadalupe  #  El Tepeyac  #  Tercera S eccion del Bosque de  Chapultepec 

#  Bosques de las Lomas 

#  Ins urgente Miguel Hidalgo 

y Costilla  # 

Desierto de los Leones  #  Cumbres del Ajusco 

#  Parque Ecológico  de la Ciudad de Mexico  # #  Sierra de Santa Catarina  #  Ejidos de Xochimilco  y San Gregorio Atlapulc o  #  Cerro de la Estrella  #  Lomas  de  Padierna  #  Bosque  de  Tlalpan  # Fuentes Brotantes  de Tlalpan  #  Los Bosques  de la Canada  Mapa I.1 Suelo de Conservación y Áreas Naturales Protegidas

en el Distrito Federal  Simbología  Áreas naturales protegidas  Mancha urbana  Suelo de conservación  Límite delegacional  Línea del Suelo de  Conservación  Suelo de Conservación y Áreas Naturales Protegidas  Suelo de Conservación y Áreas Naturales Protegidas  en el Distrito Federal  en el Distrito Federal  Los casos de estudio. 

Cuatro  fueron  los  casos  de  estudio  incluidos  en  nuestra  investigación,  para  conocer  en  detalle cómo se da la expansión urbana sobre áreas protegidas ambientalmente; dos de ellas  se  encuentran  en  la  Zona  del  Ajusco,  al  sur  del  Distrito  Federal,  y  dos  en  la  delegación  Cuajimalpa, al poniente del Distrito Federal. Mientras los dos casos del Ajusco se refieren a  zonas  donde  se  ha  dado  una  urbanización  a  través  de  asentamientos  irregulares,  los  dos  casos de  Cuajimalpa  tienen que  ver  con el  intento  de  crear  desarrollos inmobiliarios  para  sectores medio­altos de la población. 

En esta presentación nos referiremos a los dos casos ubicados en el Ajusco, porque  ellos  están  vinculados  al  tema  de  la  pobreza  y  de  las  escasas  alternativas  de  los  sectores  populares  para ubicarse en la ciudad. 

En consecuencia nos ha parecido de gran importancia mostrar las transformaciones  ocurridas en las últimas décadas en esta zona, fundamental para equilibrio ecológico de la  Ciudad de México, sobre todo en lo que se refiere a sus cambios en los usos del suelo entre  1971  y  1997,  época  de  gran  avance  de  la  mancha  urbana,  y  analizados  a  partir  de  fotos  aéreas especialmente trabajadas para nuestra investigación.

(8)

Ma pa 2 

Uso de suelo en 

Uso de suelo en 

Ajusco 

Ajusco 

1971

1971 

 

U so s 

A g ricu ltu ra  Á re a s v e rde s  B o s qu e  c ulti v ado  B o s qu e  d e e n c in o  B o s qu e  e nc in o ­  a rb us to s  B o s qu e  m ixt o  B o s qu e  d e C o níf e ra s  Co n í fe ra s  ­  a rb us to s  M a to rra l  M a to rra l  ­  he rb ác e o  P a s ti za l  in du c ido  P o blad o  r ur al  Ur b ano 

Pr o y ecc ión : U n ive r sal  T r a ns ve r s al  M e r c ato r  C u a dr íc u la  U T M  ca d a  1 0 0 m  D a tu m  W GS 84  F o to in t e r pr et a ció n  de  C é s ar  G a r cía ,  b a sad a s  e n  fo t os á r e a s  es ca la  1: 2 5 0  00 0  e n  no v ie m br e  d e  197 1 

0. 5  0  0. 5  1  1. 5  2  Es ca la  Gr á fic a 

Kiló m etr o s  47 2  0 0 0  47 3  0 00  47 4 0 0 0  475  0 0 0  47 6  0 0 0  47 7  00 0  47 8 0 0 0  47 9  0 0 0  48 0  0 00  48 1 0 0 0  482  0 0 0  48 3  0 0 0  47 2  0 0 0  47 3  0 00  47 4  00 0  475  0 0 0  47 6  0 0 0  47 7  0 00  47 8 0 0 0  47 9  0 0 0  48 0  0 00  48 1  00 0  482  0 0 0  48 3  0 0 0  2 1 35 0 0 0  2  134 0 00   2 1 33 0 00  2 13 2 00 0  2 1 31 0 00  2 1 30 0 00  2 129 000   2 1 28 0 00  2 1 27 0 00  2 1 2 6 00 0  2 1 27 0 0 0  2  13 5  000  2  134  000  2  133  000  2  132  0 00  2  131  000  2 130 000  2  129  000  2 12 8 000  2 127 0 00  2  126  00 0  2  12 7  00 0  Ub icació n  g e og rá fica  Si mb o l og ía Bá s ica 

Lí mit e  de le g ac io n al  Cam in os  p rinc ip a le s  FFC C  Lí mit e  de l  E jid o  y  P arq u e E c o lóg ic o 

Mapa II.6 Uso de Suelo 1971  Ma pa 3  A partir de los mapas 2 y 3 se puede observar  que en el Ajusco Medio, la mancha urbana  ha avanzado muchísimo (se triplicó) entre 1971 y 1997, y absorbió poblados rurales, áreas  verdes y bosques de encinos.  Sin embargo, el deterioro de los recursos naturales no sólo se  ha  dado  por  reemplazo  directo  del  uso  de  suelo  rural  por  el  urbano,  sino  también  por  la

(9)

sucesión  entre usos  no  urbanos  y  la  pérdida  de densidad  de  los  bosques.  Por  ejemplo,  la  mancha boscosa que se encuentra a la izquierda del mapa 2  aparece luego fragmentada en  el mapa 3  debido a cuestiones de deterioro y sucesión  de las especies que constituían el  bosque en 1971. 

Los  cambios  en  los  usos  del  suelo  también  se  pueden  apreciar,  quizás  de  manera  más  precisa en la Gráfica I, que presentamos a continuación.  Gr áfica I  0%  10%  20%  30%  40%  50%  60%  70%  80%  90%  100%  Uso 1971  0%  10%  20%  30%  40%  50%  60%  70%  80%  90%  100%  Uso  1997  Coniferas ­ hierbas  Bosque de encino secundario  Bosque cultivado  Matorral hierbas  Coniferas ­ arbustos  Poblado rural  Bosque mixto  Bosque de encino arbustos  Areas verdes  Bosque de Encino  Pastizal  Matorral  Agricultura  Coniferas  Urbano 

Categorías de u sos de suelo en  el 

Categorías de u sos de suelo en el Aju sco Ajusco ( po rcentajes), 1971 y 1997(porcen tajes) , 1971 y 1997  

En esta gráfica se puede notar, sobre todo, que el uso urbano (en color gris) que era uno de  los menos importantes en 1991 aparece como el más predominante en 1997, con casi 33%  del  total.    En  cambio,  el  bosque  de  coníferas    y  la  agricultura  se  desplazaron    hacia  el  segundo  y  tercer  lugares,      reduciendo  su  participación  porcentual    20  y  18%  respectivamente. 

Expa nsión de asentamientos ir r egula r es en Suelo de Conser vación 

La  Ciudad  de  México  tiene  un  patrón  expansivo  de  crecimiento  periférico  aunque  existe  una  caída  en  el  ritmo  de  expansión,  en  parte  por  el  la  declinación  del  crecimiento  de  la  población y también como consecuencia de algunas medidas tomadas por el gobierno de la  ciudad,  que  han  estimulado  el  crecimiento  en  zonas  centrales  y  prácticamente  prohibido  desarrollos habitacionales de gran envergadura en las delegaciones periféricas.

(10)

Sin  embargo,  si  ha  continuado  la  expansión  de  asentamientos  irregulares  para  estratos  pobres, particularmente en el Suelo de Conservación, hacia el sur del DF, debido a la falta  de programas de vivienda accesibles a las familias de menores recursos. . 

Existen más  de  800 asentamientos irregulares en Suelo  de Conservación,  que  cubren una  superficie  de  más  de  3  mil  has.  El  38%  de  esos  asentamientos  ilegales  y  el  45%  de  su  superficie se conformó entre 1997 y 2001 y en este último año las mayores superficies se  encontraban  en  Tlalpan,  Xochimilco  y  Cuajimalpa,  en  dos  de  las  delegaciones  donde  se  ubicaron nuestros casos de estudio. 

Las autoridades de las delegaciones, a veces en conflicto con las autoridades centrales del  Distrito  Federal,  al  apoyar  a  los  pobladores  ilegales  alientan  la  expansión  urbana  y  se  constituyen  en  obstáculo  para  el  cumplimiento  de  la  legislación.  En  efecto,  pudimos  comprobar  como  esas  autoridades  delegacionales,  al  estar  en  contacto  más  directo  con  la  población,  y tener vinculaciones políticas más claras, toman medidas que impiden muchas  veces  la  necesaria  protección  ambiental  de  la  ciudad,  más  ampliamente  defendida  sobre  todo  por  las  autoridades  ambientales,  que  a  veces  también  se  enfrentan  con  aquellas  vinculadas al desarrollo urbano.  Veremos a continuación qué ha ocurrido en los casos del Parque Ecológico de la Ciudad de  México y con el Ejido de San Nicolás Totolapan, ambos ubicados en la Zona del Ajusco.  El Pa r que Ecológico de la Ciudad de México  Este Parque fue creado en 1989 mediante un decreto expropiatorio  de tierra de propiedad  privada para conformar un Área Natural Protegida. El decreto del Parque no se basó en un  levantamiento  topográfico    en  el  que  se  delimitara  claramente  a  quien  se  expropiaría    y  obedeció  más bien a criterios políticos (frenar cierto tipo de invasiones de tierras), que a  criterios técnicos, como proteger la flora y la fauna, o restablecer el equilibrio ecológico.  La  zona  comprendida  en  el  decreto  de  creación  del  Parque  incluía  desde  un  principio  asentamientos  irregulares,  algunos  bastante  consolidados,  pero  no  existió  ninguna  referencia  a  los  mismos en el  citado  decreto.   Aunque estos asentamientos sólo  ocupaban  alrededor del 5% de la superficie total del Área  su presencia en la misma, las perspectivas  de su crecimiento y la presión a través de nuevas invasiones han constituido un problema  importante para  el  control  de  la  zona  (de  un  30  a  un  40%  de  la  población  censada  en  la  época  en  la  que  hicimos  nuestro  trabajo  de  campo,  se  agregó  después  de  la  creación  del  Parque).. 

Como  ha  ocurrido  en  general  con  las  Áreas  Naturales  Protegidas,  particularmente  del  Distrito Federal, en el Parque Ecológico no se había aprobado un Programa de Manejo, que  hubiera  permitido  tener  un  plan  preciso  de  recuperación  de  la  cubierta  vegetal,    ni  un  financiamiento adecuado para realizar acciones de recate. 

Veremos a continuación, en los mapas 4 y 5 qué ha ocurrido con los usos del suelo en el  Parque, a partir también de fotos aéreas que hemos analizado en nuestra investigación

(11)

Mapa  4 

Proy ecc ión: Un iversal  Trans vers al Merc ator  Cuadríc ula  UT M cada 100 m  Datum  W GS84  Fotointerpretación  de  Cés ar García, basadas en  fot os áreas  es cala 1: 250  000  en  nov iembre  de  1971 

Es cala  Gráfic a  Kilóm etros  0. 5  0  0. 5  1.0  2650  255 0  2750  2850  245  0  2950  23 50  3 050  475 000  476 000  477 000  478 000  479 000  480 000  481 000  482 000  475 000  476 000  477 000  478 000  479 000  480 000  481 000  482 000  2  1 3 0  00 0  2  12 9  0 0 0  2  12 8  00 0  2  1 3 1  0 0 0  2  13 0  00 0  2  1 29  0 00   2  12 8  00 0  2  13 1  00 0  Cam ino  al A jusc o  Usos  Agricultura  Bosque de c oníferas  Bosque de encino  Bosque mixto  Matorral  Matorral ­ herbáceo  Pastizal inducido  Ur bano  Bosque encino ­ arbustos  Mapa III.1 Uso de Suelo del Parque Ecológico de la Ciudad de México, 1971  Simbología B ás ic a  Límite delegacional  Caminos principales  FFCC  Límite del Parque Ecológico  Cur vas de Niv el 

2  8 5 0  

Ubicación  geográfica  Uso de Suelo del Parque 

Uso de Suelo del Parque  Ecológico de la Ciudad de México, 1971 Ecológico de la Ciudad de México, 1971 

(12)

Al  observar  los  mapas  vemos  que  entre  1971  y  1997  el  Parque  Ecológico  (ANP),  no  presentó cambios muy grandes: se ha mantenido el dominio del matorral, se han reducido  un poco los bosques y  aparece la mancha urbana de los asentamientos irregulares, que ha  seguido  creciendo  limitadamente.  Esto  muestra  que  si  bien  no  se  han  dado  cambios  dramáticos  en  los  usos  del  suelo,  de  todas  maneras  la  constitución  de  un  área  natural  protegida no ha servido para mejorar las condiciones ambientales de la zona 

El Ejido de San Nicolás Totolapa n 

En  México  existe,  además  de  la  propiedad  privada,  la  propiedad  estatal  y  la  propiedad  colectiva de la tenencia de la tierra. En el caso de la propiedad colectiva encontramos los  terrenos    ejidales  que  son  producto  de  la  Reforma  Agraria  que  tuvo  lugar  en  el  país  a  comienzos del siglo XX. Los terrenos ejidales, propiedad de las comunidades agrarias eran  inalienables, es  decir  que la  ley  impedía  su enajenación, situación  que  fue modificada  en  1992. Una parte importante del crecimiento de la Ciudad de México se ha dado sobre este  tipo  de  terrenos  y  también  los  asentamientos  irregulares  han  crecido  de  manera  bastante  frecuente  en  este  tipo  de  tierras,  ya  que  los  ejidatarios  las  han  vendido  ilegalmente  a  pobladores pobres que no tenían acceso al mercado legal del suelo. 

El ejido de de San Nicolás Totolapan, que ha constituido nuestro segundo caso de estudio  en el Ajusco, presentaba una importante zona cubierta de bosques, que los ejidatarios han  conservado,  pero  al  encontrarse  ubicado  además  en  un  área  donde  se  ha  dado  una  gran  expansión  urbana,  ha  perdido  una  buena  parte  de  los  bosques    ante  el  avance  de  la  urbanización  ilegal.  Si  bien  en  un  comienzo  la  urbanización  del  ejido  se  dio  a  través  de  cauces  legales,  con  el correr  de  los  años  el  acelerado  crecimiento  poblacional de  la  zona  originó la venta ilegal de los terrenos, en un contexto en el que a los ejidatarios les resultaba  más rentable la venta de los mismos para usos urbanos que su utilización para usos agrarios,  sobre  todo en áreas donde el avance de la urbanización ya había deteriorado la calidad de  los suelos. 

El  estudio  mostró  además  la  complejidad  de  estos  procesos  de  ocupación  de  zonas  de  interés ambiental sobre suelo ejidal, debido tanto a la superposición de legalidades agrarias,  urbanas  y  ambientales,  como  la  participación  de  una  gran  cantidad  de  actores  públicos  y  privados en un pequeño territorio periférico de la ciudad.

(13)

Mapa 6  2  134 0 00  2  133 00 0  2 1 32 0 0 0  2 131 0 00  2  130 0 00  2  129 00 0  2 1 2 8 0 00  2 127  000  2 1 26 00 0  2 1 27 0 00   N  0. 5  0  0.5  1  1. 5  2  Escala  Gráfica  Kilóm etros  Proy ecc ión: Un ivers al  Transvers al Merc ator  Cuadríc ula  UT M cada  100 m  Datum  W GS84  Fotointerpret ación  de  Cés ar G arcí a, basadas en  fotos  áreas  es cala  1:250 000  en nov ie mbre  de  1971 

2  13 4  00 0  2 13 3 000  2 1 32 0 00  2  131  0 00  2 1 30 0 00  2 1 29 000   2 1 28 000  2 12 7 00 0  2  126 00 0  2  127  0 00  472  0 0 0  47 3 0 0 0  47 4  00 0  47 5  0 00  47 6 0 0 0  47 7 0 0 0  Ubicación  geográfica  Usos  Agricultura  Áreas v erd es  Bosque cultiv ado  Bosque de c oníferas  Bosque de encino  Bosque encino ­ arbustos  Bosque mixto  Conífera s ­ a rbustos  Conífera s ­ h ierbas  Matorral  Matorral ­ herbáceo  Pastizal inducido  Poblado r ural  Ur bano  Mapa III.3 Uso de Suelo del ejido de San Nicolás Totolapan,

1971 

Simbo logía Básica 

Límite delegacional  Caminos principales  FF CC  Ejido  47 2 0 0 0  47 3 0 0 0  47 4 0 0 0  47 5 0 0 0  476  0 00  477  0 00  Uso de Suelo del ejido de San Nicolás 

Uso de Suelo del ejido de San Nicolás Totolapan Totolapan, 1971, 1971  

Ma pa 7  472  0 0 0  47 3 0 0 0  47 4  00 0  47 5  0 00  47 6 0 0 0  47 7 0 0 0  47 2 0 0 0  47 3 0 0 0  47 4 0 0 0  47 5 0 0 0  476  0 00  477  0 00  2 134 0 00  2 1 33 0 00  2  13 2  000   2 13 1 00 0  2  13 0  000   2 12 9 000  2 128  000  2  12 7  000  2  12 6  00 0  2  1 27  00 0 

Proy ecc ión: Un ivers al  Transvers al Merc ator  Cuadríc ula  UT M cada  100 m  Datum  W GS84  Fotointerpret ación  de  Cés ar G arcí a, basadas en  fotos  áreas  es cala  1:250 000  en nov ie mbre  de  1997 

N  0. 5  0  0.5  1  1. 5  2  Escala  Gráfica  Kilóm etros  2 13 4 000  2 1 3 3 0 00  2 132 0 00  2 13 1 000   2 1 3 0 0 00  2 129 0 00  2 12 8 00 0  2 12 7 00 0  2  126 00 0  2 1 27  0 00 

Simbo logía Básica 

Límite delegacional  Caminos principales  FF CC  Ejido  Usos  Agricultura  Áreas v erd es  Bosque cultiv ado  Bosque de c oníferas  Bosque de encino  Bosque encino ­ arbustos  Bosque mixto  Conífera s ­ a rbustos  Conífera s ­ h ierbas  Matorral  Matorral ­ herbáceo  Pastizal inducido  Poblado r ural  Ur bano  Ubicación  geográfica  Mapa III.4 Uso de Suelo del ejido de San Nicolás Totolapan,

1997

Uso de Suelo del ejido de San Nicolás 

(14)

Entre 1971 y 1997 se dieron cambios más importantes en San Nicolás Totolapan que en el  Parque Ecológico. Por  ejemplo,  se observa  en  el ejido una  desaparición  mucho  mayor  de  los  bosques  y  un  aumento  notable del proceso  de  urbanización  a través  de  asentamientos  irregulares. Esto mostraría que la categoría de Área Natural Protegida, a pesar de todas las  limitaciones  antes  señaladas,  ha  permitido  un  mayor  control  en  la  protección  de  recursos  naturales y en el proceso de urbanización ilegal, que se da en esta ciudad.  Gr áfica II  Uso s 1971  Bosques  73.4%  Bosques en  proceso de  deterioro  7.9%  Agricultura  13.1%  Poblado rural  0.2%  Matorrales y  Pastizales  5.3%  Urbano  0.1%  Us o s 1997  Bosques  55.0%  Bosques en  proceso de  deterioro  4.9%  Agricultura  16.9%  Poblado rural  0.0%  Matorrales y  Pastizales  7.1%  Urbano  16.2% 

Cam bios p or cen tu ales d e u sos de s uelo en e l 

Cam bios p orcentuales de usos de s uelo e n el 

Ejido d e San N icolás 

Ejido d e San N icolás Totolapan Totolapan, ,  (1971  y 1997 )  (19 71 y 19 97)  En la gráfica II  se puede apreciar, por ejemplo, que en el ejido de San Nicolás Totolapan  los bosques que ocuparon más del 73% de su superficie en 1971 se redujeron para ocupar  sólo el 55 de la misma en 1997. Por otra parte, el uso de suelo urbano que casi no existía en  la primera fecha pasó a ocupar más del 16% del área del ejido en la segunda fecha.  Conclusiones 

A  pesar  de  los  avances  en  materia  de  legislación  ambiental  a  nivel nacional  y  local,  esta  investigación ha mostrado algunas limitaciones que atentan contra una adecuada protección  de los recursos naturales en áreas periurbanas. 

Existen  inconsistencias  jurídicas  y  de  ineficiencia  administrativa  que  impiden  aplicar  la  legislación  urbana  y  ambiental  de  manera  coordinada,  en  parte  también  porque  las

(15)

atribuciones de los distintos sectores de la administración no están claramente definidas y  están sujetas a diferentes interpretaciones. 

En  cuanto  a  los  asentamientos  irregulares  las  restricciones  implícitas  en  el  Suelo  de  Conservación y Áreas Naturales Protegidas no han podido  ser aplicadas ya que la manera  en que las autoridades locales negocian con los pobladores ilegales impide el cumplimiento  de las leyes urbanas y ambientales, así como la protección de esos territorios. La necesidad  de negociar con los pobladores, por parte sobre todo de las autoridades delegacionales, que  son  las  que  están  en  contacto  más  directo  con  la  población,  tiene  que  ver  con  la  problemática de la pobreza y más en particular con la falta de políticas habitacionales para  amplios sectores de la población urbana de menores recursos. 

En  síntesis,  este  trabajo  ha  mostrado  para  el  caso  de  una  gran  metrópoli  latinoamericana  como  la  Ciudad  de  México  que,  a  pesar  de  la  declinación  de  las  tasas  de  crecimiento  poblacional y sobre todo de las migraciones hacia este centro urbano principal del país, el  crecimiento  periférico  para    amplios  estratos  pobres  de  la  población  han  generado  problemas  de  deterioro  ambiental,  que  las políticas  urbanas  y  ambientales  no  han podido  evitar, a pesar de los nuevos intentos legislativos e institucionales que  se han dado tanto a  nivel nacional como local. 

Refer encias bibliográficas. 

Schteingart Martha y Clara Salazar, 2000,  “Expansión urbana, ambiente y cumplimiento de la ley en la Ciudad de 

México,”, en Sociedad, derecho y medio ambiente, UAM, CONACYT, Profepa  México 

Figure

Actualización...

Referencias

Actualización...

Related subjects :