José Gaos

Top PDF José Gaos:

Vuelta a José Gaos

Vuelta a José Gaos

Eso es casi un enunciado protocolar al modo de los positivistas vieneses y la prueba del rigor de José Gaos. Eso es la datación del descubrimiento, su riguro- sa adscripción a un instante fugaz cuyo contenido, sin embargo, puede ser repeti- do en cualquier momento, pues siempre nos entregará “la solución de la cuestión de la filosofía”: que en lo fugaz habita lo eterno, contrasentido entre lo intempo- ral y lo histórico. Eso tuvo un momento prime ro inaugural y datable: “(11 y minu- tos noche 13 noviembre 1935)”. La realidad radical es unidad de contrarios, reza la fórmula. Heráclito antes que Parménides, contrasentido antes que identidad. Eso debe ser guardado y conservado para así poder recordarlo en su primer aparecer. Al datarlo, asociamos su persistencia a la fugacidad que sintetiza una fecha y una hora. Así lo recordamos, así lo leemos. Creo que habría que rastrear el destino y el alcance de esa fórmula en la obra de Gaos. Además de lo ya dicho, porque abre paso a lo que también con mayúsculas, Gaos denomina “REALISMO DIALÉCTICO”,
Mostrar más

7 Lee mas

La reinvención de la historia o las condiciones, posibilidades y método de una historia enraizada en una filosofía: Edmundo O'Gorman por José Gaos

La reinvención de la historia o las condiciones, posibilidades y método de una historia enraizada en una filosofía: Edmundo O'Gorman por José Gaos

This work presents a systematization regarding the origins, development and content of the historiographical method developed by Dr Edmund O’Gorman. It presents the vital context given by the friendship O’Gorman shared with his teacher, Dr. José Gaos, an important and universal thinker of Spanish origin who was exiled in Mexico. Each thinker exerted an imporant influence in the work of the other. Using the work of Gorman and Goas, this work proposes the conditions for the possibility to develop a History in concordance with our times: free of material, moral, technical, and spiritual reductionism. At the same time, the attempt is made to develop a History that is loyal to its sources, that is a recreation and new word for our times, in agreement with Goas, wherein we are passing from an idea of world to a world without ideas. Finally it is an invitation to revisit these authors, that far from having lost their importance, allow us to recover from the fragmented context within which we exist.
Mostrar más

20 Lee mas

Novedades en las “Obras completas” de José Gaos

Novedades en las “Obras completas” de José Gaos

Quienes se interesen por la recepción y la asimilación de la fenomenolo- gía en Hispanoamérica, o por el pensamiento de uno de los más fieles y a la vez más extremosa y agudamente originales de los seguidores de Ortega y Gasset, o simplemente por la suerte que corrió la filosofía española en el exilio o el “trastierro” americano (y concretamente mexicano), compartirán nuestra satisfacción por la publicación muy reciente de un nuevo tomo de las Obras completas de José Gaos, el XI, así como por la muy cercana de otro más, el XV.

5 Lee mas

Presentación en España de los Escritos españoles de José Gaos

Presentación en España de los Escritos españoles de José Gaos

al mismo tiempo que en el resto de la co- lección. Llegó a hacer un primer índice y a escribir unos apuntes para la introduc- ción o nota editorial del tomo, apuntes que aprovechó para dictar como conferencia en Madrid y luego también en México. El contenido del tomo, como lo reflejan ese índice y esa conferencia, era ya sustancio- so, pero resulta muy reducido con relación al contenido como ha quedado finalmente. A la muerte de Salmerón, se formó en la UNAM, en el mismo Instituto de Inves- tigaciones Filosóficas, un Comité Asesor del proyecto de edición que encargó a la investigadora española Teresa Rodríguez de Lecea la edición de este tomo primero. Rodríguez de Lecea llevaba en México ya varios años. Había sido enviada como parte del proyecto de Recuperación de Fuentes del Exilio Español en México, del Minis- terio de Educación y Cultura de España. Ella tuvo a su cargo la recuperación de varios archivos, no sólo el de José Gaos, sino también de otros filósofos españoles exiliados en México. Con relación al Ar- chivo de Gaos, su tarea principal —que fue un gran logro— fue la microfilmación de todo el Archivo, además de su catalogación en un sentido profesional, como Salmerón no había logrado hacer todavía. Por estas razones, a las que se sumaba quizá el hecho de que fuera española, el Comité Asesor pensó seguramente que tendría mayores facilidades para reunir los papeles del tomo, ya que los Escritos españoles son, en efecto, los escritos producidos por Gaos antes de su llegada a México. Pero que no todos son estrictamente españoles, eso ya
Mostrar más

11 Lee mas

Aproximaciones (desde la modernidad) a la filosofía de José Gaos

Aproximaciones (desde la modernidad) a la filosofía de José Gaos

Es imposible apreciar que la filosofía de José Gaos lleva irremisiblemente a su propia destrucción, sino, más bien, a su fortalecimiento, a la confianza en la metafísica. Su filo- sofía es un buen programa crítico que busca por todos los medios no caer en el error onticida, es decir, en la muerte del Ser, de la Metafísica. Por lo mismo, son inútiles decla- raciones mortuorias, como la de ninguna superación letal. Gaos aceptaría la palingenesia filosófica, pero de ningún modo declara su epitafio ni dejó en paz a los vivificantes sepulcros que constituyen la Filosofía. Es necesario acer- carse a la filosofía a través de su historia desde un intento problematizador de la razón y de conocimiento, es decir, de la filosofía misma. Porque cada vez que se ha intentado argumentar en su contra, sólo se ha logrado agregar un interminable eslabón a la cadena. De allí la inutilidad de declarar la muerte de la filosofía.•
Mostrar más

5 Lee mas

José Gaos

José Gaos

Gaos llegó a México en el verano de 1938. Tenía justamente la edad del siglo y venía precedido de un cierto nombre como traductor, colabora- dor de la Revista de Occidente y profesor de filosofía. Se había iniciado en las tareas docentes desde 1925, en España, en los institutos de Se- gunda Enseñanza —si no se cuenta el año previo pasado en la Uni- vérsidad de Montpellier, Francia, como lector de Español y Literatura española. En 1930 fue nombrado catedrático numerario de la Universi- dad de Zaragoza y, tres años más tarde, de la Central de Madrid. En

3 Lee mas

Lecturas de la Independencia en el exilio español del 39. José Gaos, Joaquín Xirau y Eduardo Nicol

Lecturas de la Independencia en el exilio español del 39. José Gaos, Joaquín Xirau y Eduardo Nicol

por el krausismo, la generación del 98 e incluso el tradicionalismo, es del todo análoga a la reflexión sobre la Independencia, como lo son las meditaciones sobre la Colonia —en el caso de América— y sobre la grandeza —en el caso de España. En realidad —apuntará Gaos en este sentido— la reflexión sobre las cau- sas de la cerrazón de España a la modernidad, especialmente a su promoción científica, y sobre sus posibles remedios, constituye un motivo muy similar al de la independencia cultural y política, como lo son entre sí el europeís- mo de la inteligencia emancipadora y la “europeización” surgida de la con- ciencia decadente, la preferencia de unos y otros por la prosa estética y didác- tica, y, en definitiva, la aplicación del pensamiento a los problemas derivados “de la realidad más inmediata en el espacio y en el tiempo”. “Pensamiento hispanoamericano y pensamiento español parecen, pues, integrar una uni- dad, aun en la edad de la independencia del uno, de la decadencia del otro: la unidad de un pensamiento que se puede llamar pensamiento de los países de lengua española, por ser ésta la que ha venido a prevalecer en todos”, y que se articula “en las dos edades, de la grandeza y la Colonia, de la Independencia y la decadencia, de las que ésta es aún la nuestra, es la contemporánea”. Es decir, sobre la distancia geográfica o espacial entre España y América, tan asociada al antagonismo político derivado de la dominación colonial, prevalecería una comunidad semántica y una sintonía histórica cuyo quicio radicaría en una lec- tura de la Independencia que también incluye a la metrópoli en tanto que entidad llamada a emanciparse de su propio lastre imperialista. Para Gaos, salir de la decadencia tiene esta significación. Por eso independencia no es “un separarse y distanciarse de las colonias exclusivamente de la metrópoli y del Imperio como en el espacio”. Es más bien “un hacerse independientes en el tiempo colonias y metrópoli de la unidad imperial, dejando de ser metrópoli y colonias para pasar a ser naciones igualmente independientes, no sólo, pues, en lo cultural, sino también en lo político”. Lo cual no obsta para que la más arraigada presencia del Imperio en la metrópoli favorezca
Mostrar más

22 Lee mas

La antropología filosófica de José Gaos

La antropología filosófica de José Gaos

En primer lugar, (1) la ‘filosofía de la persona’ habría de incluir una de- terminada concepción de la realidad, entendida como una entidad constituida en su mayor parte por «seres personales» y por la suma de sus «perspectivas». La realidad vendría a ser, si no en su totalidad sí en buena parte, el agregado de las «perspectivas» de los seres personales que participan en ella. En segun- do lugar, y en consecuencia con este postulado, (2) la ‘filosofía de la persona’ haría valer una ética determinada que reconociese en el «valor personal» de cada individuo el máximo valor ético. En cuanto que este valor es expresión de una faceta, única e insustituible, de la realidad toda, no estaría situado por encima ni tampoco por debajo de ningún otro. Se merecería, por tanto, el máximo reconocimiento ético que se le pudiese otorgar. En último lugar, (3) esta visión plural de la realidad y esta ética del «valor personal» habrán de verse integradas en una teoría general de la naturaleza humana. Una antro- pología que unifique la pluralidad de personas, perspectivas y valores, indivi- dualmente diferentes y únicos unos de otros, en una esencia común a todo el hombre. Cuya estructura unitaria, precisamente, habría de ser capaz de dar cuenta de esa propensión a la individualidad y la pluralidad; así como facilitar un método de clasificación de las ‘personalidades’ humanas en ‘tipos’ generales. De entre los cuales, Gaos pone especial énfasis en la personalidad del filósofo.
Mostrar más

5 Lee mas

LAS CONDICIONES DE UN PENSAMIENTO LATINOAMERICANO. UN ENFOQUE POSIBLE DESDE LAS REFLEXIONES DE ORTEGA, RAMOS Y GAOS

LAS CONDICIONES DE UN PENSAMIENTO LATINOAMERICANO. UN ENFOQUE POSIBLE DESDE LAS REFLEXIONES DE ORTEGA, RAMOS Y GAOS

Quizás donde los mencionados esfuerzos se manifestaron con mayor nitidez fue en México. Aquí, en relación al punto, destacó sobre todo la obra de Samuel Ramos, José Gaos y Leopoldo Zea, la cual estará destinada a influir en todo el continente. Esa obra, no obstante, habría sido imposible sin la contribución de José Ortega y Gasset y sus teorías circunstancialistas y perspectivistas. En el presente artículo nos proponemos hacer una breve recapitulación de las mencionadas teorías del filósofo hispano con el fin de visualizar luego cómo ellas influyeron en dos de los tres autores mencionados arriba: Samuel Ramos y el español nacionalizado mexicano José Gaos. Ello particularmente en lo relacionado con el esfuerzo llevado a cabo por estos orientado a desarrollar un pensamiento propio en el continente, con la correspondiente superación de las tendencias miméticas que predominaran en él. Lo dicho incluye la pregunta sobre cómo los mencionados autores fueron construyendo las premisas epis- temológicas de dicho pensamiento.
Mostrar más

24 Lee mas

La idea de América en el historicismo mexicano. Notas de investigación

La idea de América en el historicismo mexicano. Notas de investigación

samiento liberador para España, no alcanzando a concebir algo equivalente para América Latina; desde este prisma interpretativo —que subraya el germanismo eurocentrista de Ortega— habría sido Gaos quien, una vez establecido en México, consiguió subsanar la deficiencia (por ejemplo, Héctor Guillermo Alfaro López, La filosofía de José Ortega y Gasset y José Gaos). Sin necesariamente rechazar lo antedicho, hay autores que colocan el énfasis en el papel fundamental desempeñado por Ortega en lo que concierne a la justificación epistemológica de una filosofía atenta a las circunstancias, no sólo a las inmediatas, sino también a las pasadas; desde esta perspectiva, Ortega habría impulsado, aun sin buscarlo, el desarrollo de la historia de las ideas en América Latina; las inquietudes hispanoamericanistas de Gaos, orteguianas después de todo, hallaron suelo fértil en México, donde, por ejemplo, Samuel Ramos venía trabajando en dirección afín. (Fue el propio Gaos quien trazó las coordenadas fundamentales de esta línea argumentativa; un texto muy importante al respecto sigue siendo el de Leopoldo Zea, “Ortega el americano”, en Cuadernos Americanos, enero-febrero, 1956; además, José Luis Abellán, El exilio filosófico en América. Los transterrados de 1939 [México / Madrid, Fce ,
Mostrar más

18 Lee mas

Arturo Azuela  Un exiliado de Santa María La Ribera

Arturo Azuela Un exiliado de Santa María La Ribera

vió el proceso de mexicanización que iban viviendo y que se fue intensificando a medida que el siglo avanzaba. Hu - manistas y científicos se interesaron cada día más por México y lo mexicano, se comprometieron con el pen- samiento que se generaba en el mundo académico y par ticiparon de lleno en el presente mexicano y en el proyec to futuro del país. Al mismo tiempo que se me - xicanizaban, sus alumnos aprendían a valorar y apre- ciar una nueva imagen de español, lejana a la del emi- grante tradicional y cercana a la del profesor generoso y humanista. Ante esta realidad, se produjo también un proceso de recuperación de lo hispánico, de valorar y apreciar la herencia española, no solo en las aulas sino en una amplia capa de la sociedad, la que construye su pro - pia opinión. Es lo que José Gaos llamó la “revolución hispanista” en un ensayo publicado en la Revista de Occi - dente, en 1966, cuando ya el exilio español gozaba de prestigio dentro y fuera de México. El exilio ha dejado múltiples escritos y testimonios de mexicanización y los mexicanos han dejado también múltiples testimonios de aceptación de valores y estilos de vida hispánicos.
Mostrar más

5 Lee mas

Reflexiones filosóficas sobre la Independencia y la Revolución

Reflexiones filosóficas sobre la Independencia y la Revolución

Finalmente, el tercer texto que conforma el dossier sobre Independencia del número 22 de Theoría, es “Lecturas de la Independencia en el exilio es- pañol del 39. José Gaos, Joaquín Xirau y Eduardo Nicol” de otro destacado filósofo español, Antolín Sánchez Cuervo, quien también ha realizado una encomiable labor de estudio y promoción de la filosofía iberoamericana en torno a la Independencia. En este artículo, con agudeza interpretativa, el autor muestra la preocupación de los filósofos del exilio español en México por integrar una filosofía iberoamericana con base en el pensamiento de destaca- dos humanistas, cuyas obras tuvieron una significación política relevante en el proceso de independencia de México y de otras naciones latinoamericanas. Los tres autores analizados tienen el interés común de ahondar en la compren- sión de obras claves de filosofía mexicana y, en general, iberoamericana que tuvieron una trascendencia política y social en la emancipación de estas na- ciones y de esta manera contribuyeron al desarrollo y consolidación de una tradición filosófica iberoamericana. También hay que destacar, en el caso de Gaos y Xirau, que sus principales trabajos sobre filosofía mexicana se escri- bieron entre 1942 y 1945, lo cual muestra la prioridad que otorgaron en su quehacer intelectual a la filosofía mexicana en una época en la que eran pocos los filósofos, como Samuel Ramos, que se dedicaban a ello. A esta tarea habría que agregar otras figuras del exilio español como José M. Gallegos Rocafull, con su espléndido libro Pensamiento filosófico mexicano. Siglos xvi y xvii , publicado por la Universidad de México con motivo de su cuarto centenario, y Adolfo Sánchez Vázquez con su libro sobre la Ilustración y la Independencia, Rousseau en México. A todos ellos nuestra gratitud y reconocimiento.
Mostrar más

9 Lee mas

Semblanza de Bernabé Navarro

Semblanza de Bernabé Navarro

con José Gaos, por un tiempo más duradero. Ya había trabajado con él en El Colegio de México, y ahora bajo su dirección realizaba la tesis de maestría, acerca de la recepción de la filosofía moderna en la Nueva España del siglo XVIII . Navarro presentó su tesis en 1947; y, como participaba como becario en el grupo que Gaos tenía en El Colegio de México laborando en el pensamiento mexicano, al año siguiente se publicó como libro en esa institución.

3 Lee mas

La filosofía de Gaos desde la perspectiva de Fernando Salmerón

La filosofía de Gaos desde la perspectiva de Fernando Salmerón

E n las universidades mexicanas solemos festejar a nuestros autores aun- que sean muy pocos los que conozcan su obra. José Gaos no es una excepción. Son realmente muy pocos los académicos que hoy en día estudian su obra. ¿Por qué, a pesar de los homenajes, no se exponen sus ideas en las aulas de nuestra universidad? Cabe incluso preguntarse si algún día volveremos a estudiar sus ideas como lo hicieron sus alumnos. Tal vez los temas, las preocupaciones y, sobre todo, la manera de plantearse los problemas filosóficos hayan cambiado tanto que no volvamos a hacerlo. Las generaciones de Luis Villoro, Fernando Salmerón y Alejandro Rossi tienen, por supuesto, razones para celebrar el trabajo de su infatigable maestro, ya que participaron directamente en sus seminarios. Pero las generaciones pos- teriores tenemos una idea muy vaga de Gaos, que a veces no va más allá de su trabajo como traductor.
Mostrar más

17 Lee mas

TítuloAndrés Gaos aos catro ventos

TítuloAndrés Gaos aos catro ventos

A pesar do seu nome de Habanera, esta peza non se compuxo du- rante a estadía de Gaos en Cuba, senón nunha data posterior (1896), xa na Arxentina (en realidade, ocasionalmente en uruguai). Non obs- tante, é moi probable que tal circunstancia tamén influíse na decisión de escribir unha obra con ese nome. Neste caso, como no da Jota e a Muiñeira, Gaos segue o modelo de Sarasate, cuxa Habanera é a opus n.º 21 (1878) e acaso tamén a de Saint-Saëns, opus n.º 83 (1887). Gaos volveu a Cuba en xira durante o ano 1926 e tocou a Muiñeira como homenaxe á gran colectividade galega existente naquel país.
Mostrar más

15 Lee mas

Los Escritos españoles de Gaos (1928 1938)

Los Escritos españoles de Gaos (1928 1938)

cepciones del mundo y al cambio histórico de sistemas filosóficos, si suponemos que la verdad es única y eterna. Una lectura ingenua puede entender que lo que está en juego es el escepticismo como alternativa frente a la defensa dogmática de la verdad como una única respuesta; Gaos defiende, en cambio, la idea de un metalenguaje que construye la “filosofía de la filosofía” como la lengua actual de la filosofía. Es el trayecto que inicia, ya en estos escritos españoles, situándose entre Husserl y Dil- they, e incorporando a Heidegger y Ortega, englobados todos en un único movimiento que él considera como “crítica y superación de esta fenomenología trascendental de la conciencia pura por las filosofías de la existencia y de la vida” (1: 300). Estos es- critos añaden indicios de la posibilidad de trazar un vínculo conceptual entre la noción que Dilthey tiene de la psicología, la comprensión del ser-ahí y el raciovita- lismo, en conexión, todo ello, con lo que en el escrito sobre Maimónides llama “vida hermenéutica” (1: 264). Tampoco en ello es posible entrar ahora.
Mostrar más

9 Lee mas

TítuloA primeira sinfonía de Andrés Gaos

TítuloA primeira sinfonía de Andrés Gaos

Em Junho de 1895 Andrés Gaos chega a Buenos Aires dentro duma gira pela América Latina. Aqui relaciona-se com diferentes músicos do maior prestígio e entra como professor no Conservatorio de Música de Buenos Aires, fundado e dirigido pelo compositor e pianista Alberto Williams (1862-1952). Em Setembro do mesmo ano apresenta-se, tam- bém como violinista, em Buenos Aires America Montenegro (1876- 1949), italiana nascida em Venezuela. Entre America e Gaos surge um idílio que traz como resultado que America fique grávida. Para fugir das maledicências decidem ambos trasladar-se a Montevideo, onde casam civilmente o mês de Fevereiro do ano seguinte, 1986. Com America
Mostrar más

14 Lee mas

TítuloMorriña e saudade no piano de Gaos

TítuloMorriña e saudade no piano de Gaos

os Aires gallegos tiveron unha extraordinaria acollida e a única edi- ción que se fixo da partitura esgotouse rapidamente. A suite componse de nove pezas de diversa inspiración e contido; a estrutura de cada unha delas é variable, mais predomina a tripartita (A-B-A). En xeral, os frag- mentos son moi breves, cada un dura sobre dous minutos: o máis breve, minuto e medio, e o máis longo uns tres minutos. Para lle dar variedade ao conxunto, Gaos procura alternar diferentes tonalidades e distintos modos ao longo da suite. o mesmo fai co compás e co tempo (combina distintos metros e tamén aires lentos e rápidos).
Mostrar más

18 Lee mas

Un río español de sangre roja

Un río español de sangre roja

Fui alumno de Arturo Souto Alabarce, que transitaba por los intrincados vericuetos de la literatura española de los Siglos de Oro como si fueran campo abierto, y de Gloria Caballero, que era capaz de meter en dos semes- tres la historia general de las literaturas hispánicas. Tomé un curso de estética marxista, al que había que presentar un examen de admisión particular, con Adolfo Sánchez Vázquez y escuché en numerosas conferencias, mesas redondas, exámenes de grado la palabra prismática de Ramón Xirau. Horacio López Suárez y Federico Patán me admitieron como compañero en algunas comi- siones académicas. Trabajé al lado de Federico Álvarez en la redacción de una revista literaria de periodicidad mensual diseñada por Vicente Rojo. Compartí con varios de mis mejores alumnos la devoción que le pro- fesaban a César Rodríguez Chicharro. Y aunque todos estos maestros llegaron niños o muy jóvenes a México y aquí iniciaron o prosiguieron su formación académi- ca, traían en el alma la experiencia cismática de la Guerra Civil y una voluntad, heredada de sus mayores, de corresponder a la hospitalidad mexicana con entrega ejemplar. Algunos de los profesores más notables del exilio no me dieron clase pero los veía caminar por los pasillos de la facultad, modestos y desembarazados, como si no pesara el enorme prestigio que llevaban a cuestas: Eduardo Nicol, Wenceslao Roces, José Ignacio Mantecón, Juan Rejano, Carlos Bosch García, Anto- nio Ortega y Medina, Carlos Sáenz de la Calzada. Mu- chas veces escuché pronunciar los nombres de otros tantos maestros exiliados a quienes no alcancé a cono- cer, como Joaquín Xirau, Pedro Bosch Gimpera, José M. Gallegos Rocafull, que habitaron la vieja casa de los Mascarones en la Ribera de San Cosme —antes de que la facultad se trasladara a sus modernas instala- ciones de Ciudad Universitaria—, y que forman parte de nuestro más rico patrimonio intelectual.
Mostrar más

12 Lee mas

Show all 10000 documents...