narrativa mexicana

Top PDF narrativa mexicana:

Dos tendencias de la narrativa mexicana reciente

Dos tendencias de la narrativa mexicana reciente

Lo anterior no agota las vías que la narrativa mexicana viene transi- tando. De las notas que llevo tomadas puedo informar, de modo somero, un incremento de las tramas que siguen los avatares de los mexicanos en el extranjero, aquellas interesadas en cuestiones religiosas, las que dedi- can sus afanes a explorar la vida de provincia y un número elevadísimo de las que se interesan en explorar las relaciones de pareja, grupo este último siempre abundante en la literatura reciente, junto con otro prove- niente de escritoras y que de estudiar la condición femenina hacen su terri- torio literario. Por contra, y como dije, hubo una disminución de la novela “gay”, de la netamente psicológica y de la interesada en el 68. Son éstos meros señalamientos camineros de ciertas rutas, de ninguna manera todas, seguidas por la narrativa mexicana. Todo lo cual me regresa al principio de este ensayo: si algo define a la narrativa mexicana de hoy día es la diversidad de su temática.
Mostrar más

10 Lee mas

Fernanda y los mundos secretos: ¿literatura experimental en la narrativa mexicana  del siglo XXI?

Fernanda y los mundos secretos: ¿literatura experimental en la narrativa mexicana del siglo XXI?

Universidad Autónoma de San Luis Potosí ramon.alvarado@uaslp.mx Resumen: En este artículo, buscamos hacer notar la presencia de una literatura experimental en la literatura mexicana de las dos útlimas décadas. Sabemos los riesgos que eso implica porque al hablar de experimentación se piensa, primero, en la narrativa de la década de los sesenta. Es ahí a donde vuelven la mirada autores como los del llamado Crack, quienes en su manifiesto se proponen retomar los modelos de las novelas exigentes. Por eso, lo primero que traemos a colación es un deslinde del término experimental para luego ofrecer un sucinto panorama de lo que sucede en la narrativa mexicana con este tipo de literatura y qué buscan recuperar los escritores mencionados. Posteriormene, se hará un análisis del texto Fernanda y los mundos secretos de Ricardo Chávez Castañeda; estudiando, ante todo, lo referente a la estructura y el manejo del lenguaje, en función de evidenciar con ello elementos que ayuden a saber si podríamos o no retomar una categoría como la de lo experimental. El objetivo es, por lo tanto, plantear desde el análisis concreto de una obra que estamos ante textos que evidencian riesgos en la forma; así, pretendemos, al menos en primera instancia, hacer notar la presencia en la narrativa mexicana actual de un tipo de literatura que nos obliga a considerar la posibilidad de una categoría como la de lo experimental.
Mostrar más

24 Lee mas

Federico Patán, “No más de tres cuartillas por favor...”: reseñas de narrativa mexicana

Federico Patán, “No más de tres cuartillas por favor...”: reseñas de narrativa mexicana

Como estudioso de la narrativa mexicana que quiso irse “especializando en lo nacional” (2006: 9), Federico Patán nos ofrece en sus reseñas el germen de la inves- tigación crítica. Como buen maestro y a través de la exposición hecha en sus textos, nos señala sus impresiones, lo que hay que ver en una novela, lo que hay que apreciar de un narrador, lo que podemos aprender y estudiar de un cuentista, lo que podríamos continuar investigando. sus reseñas podrían ser como aquellos Bocados de oro de la literatura ejemplar hispánica, pero sin el carácter sentencioso, más bien como aquellas primeras pruebas o degustaciones que nos llevan a seguir adentrándonos en el estudio y el análisis de la literatura mexicana actual. Federico Patán arroja anzuelos que “a largo plazo”, como dice él, con más meditación y “con más estructura”, en cuanto a bi- bliografía y contenido se refiere, generen futuras investigaciones críticas.
Mostrar más

3 Lee mas

Tezcatlipoca (post)moderno: reinterpretaciones de la figura del Espejo Humeante en la narrativa mexicana contemporánea.

Tezcatlipoca (post)moderno: reinterpretaciones de la figura del Espejo Humeante en la narrativa mexicana contemporánea.

Tezcatlipoca era una de las deidades más misteriosas del panteón azteca y gracias a su rico simbolismo, una de las figuras mitológicas predilectas de la literatura mexicana de los siglos XX y XXI. Según Bernardino de Sahagún, Tezcatlipoca "era tenido por verdadero dios e invisible, el cual andaba en todo lugar en el cielo, en la tierra, y en el infierno" y "cuando andaba en la tierra movía guerras, enemistades y discordias" (2010: 2). Además, el dios caprichoso "solo daba las prosperidades y riquezas, y [...] él solo las quitaba cuando se le antojaba" (ob.cit: 3). Su complejidad queda ilustrada por sus numerosos nombres: Tezcatlipoca, por ejemplo, significa "El espejo que humea" y se refiere al atributo más importante de este dios, un espejo de obsidiana capaz de revelar el destino humano fijado por los signos del calendario ritual tonalpouhalli; el nombre Youhalli Ehecatl, "El viento nocturno", está estrechamente relacionado con la idea de destrucción y el origen de numerosas enfermedades; como Yaotl ("El enemigo") Tezcatlipoca era el venerado dios- guerrero; su nombre Telpochtli aludía a su virilidad y eterna juventud; como teiximatini era conocedor de los seres humanos y los secretos de sus corazones (Olivier, 2003: 14-44). Tezcatlipoca poseía el don de la ubicuidad y de la metamorfosis: asumiendo varias formas, a menudo aterradoras, espantaba a los seres humanos y se burlaba de ellos, como si fueran juguetes en sus manos (ob.cit: 17). El mago supremo, el príncipe de la oscuridad nocturna, un dios voluble y malévolo, tenía su doble en el jaguar, el animal relacionado con el agua, la noche y la tierra. Tezcatlipoca tienía también un lado positivo y poderes creativos. Según uno de los mitos, Tezcatlipoca y su hermano Quetzalcóatl participaron en la creación de la tierra, rompiendo en pedazos el cuerpo del monstruo Tlaltecuhtli que flotaba en las aguas primordiales. Una parte del monstruo se convirtió en cielo, la otra mitad en tierra firme. De los restos de Tlaltecuhtli los hermanos divinos crearon árboles, plantas, ríos, pozos, valles y montañas (Heyden, 1989: 88). Según el mito de los cinco soles, Tezcatlipoca presidía sobre el primer sol (o edad) de la tierra, habitado por los gigantes. Aquel sol terminó a consecuencia de la batalla entre Tezcatlipoca y Quetzalcóatl, cuando el Espejo Humeante se convirtió en el jaguar. Sin embargo, la victoria de la Serpiente Emplumada no duró mucho: el sol 4- Ehécatl fue destruido por los huracanes causados por Tezcatlipoca (Heyden, 1989: 87; Miller, Taube, 1993: 164).
Mostrar más

13 Lee mas

El murmullo de las abejas de Sofía Segovia: ocio y pasión en la narrativa mexicana del norte

El murmullo de las abejas de Sofía Segovia: ocio y pasión en la narrativa mexicana del norte

La pasión es, entonces, un modo de apropiarse del mundo, pues al revestirlo de valor con la intencionalidad, lo requerimos en conformidad con lo que somos. Vuelve aquí la correspondencia sujeto-mundo que iniciamos al estudiar el ocio, pues la apropiación del mundo en Simonopio se materializa bajo esa correspondencia, una coherencia entre el protagonista y el sí mismo que apoya sus deseos de fraternidad. La pasión-fraternidad en el chico se torna sentido de comunidad; define para sí un lugar entre sus compañeros y la naturaleza. Luis villoro descubre tres notas a la comunidad que intentaré revisar en la narrativa de Sofía Segovia, para componer esta apropiación del mundo que ejerce el protagonista. Primero, la comunidad tiene por fundamento el servicio. “El servicio ha de ser recíproco, nadie está dispensado de él, pues es el signo de la pertenencia a la comunidad” (Villoro 29). Simonopio se apropia del mundo mediante el servicio, no la sumisión, en tanto que colabora con otros personajes no al hacer las tareas por ellos, sino al cooperar. Ocurre, por ejemplo, cuando el protagonista le insiste a su padrino Francisco visitar la hacienda La Amistad, abandonada tras el paso de una epidemia de influenza y, por supuesto, llena de polvo acumulado tras cuatro semanas sin habitantes.
Mostrar más

24 Lee mas

Efecto vudú: posmodernidad y la disolución de fronteras espacio-temporales en la narrativa fantástica mexicana de inicios del siglo XXI

Efecto vudú: posmodernidad y la disolución de fronteras espacio-temporales en la narrativa fantástica mexicana de inicios del siglo XXI

ciones, la Historia y el mito (Herrera 185). Por ello, ciertas formas literarias, al no ceñirse a lo “fáctico” y lo “utilitario” fueron des- preciadas y consideradas de poca valía estética y cultural. Este velo histórico, en el caso mexicano, no ha facilitado la justa apreciación de lo fantástico en nuestras letras, y señala: “Muchas personas sos- tienen que la narrativa mexicana rechaza la imaginación ‘por natu- raleza’ y tiene como impulso esencial describir al mundo tal cual es. Esto no es cierto” (Chimal 10). Entonces, Chimal hace un recuento de la rica producción de lo fantástico que va desde el Primero sueño de Sor Juana Inés de la Cruz —“. . . un poema narrativo, muy intrin- cado, en el que la conciencia se escapa del mundo hacia una especie de ‘plano superior’ en busca de la divinidad” (10)—, pasando por el siglo XIX donde hubo una gran proliferación de narraciones breves “. . . en las que se imaginaba el mundo del futuro, se replicaban y rehacían leyendas populares, etcétera” (10), hasta tiempos recien- tes, donde detecta creadores que, más que eventuales productores de narrativa fantástica, lo han sido de modo frecuente, como es el caso de Emiliano González, Carlos Fuentes, Pablo Soler Frost, Carmen Boullosa o Mauricio Molina (10-11). A esta lista, como se mencionó líneas atrás, bien habría que agregar nombres como el de Artemio de Valle Arizpe, Juan Rulfo, Juan José Arreola, Elena Garro, Inés Arredondo, entre otros más.
Mostrar más

19 Lee mas

Narrativa lésbica mexicana

Narrativa lésbica mexicana

Desde 1979 con la publicación de El vampiro de la colonia Roma el tema de la homosexualidad masculina ha encontrado un lugar en la narrativa mexicana; en contraste, la primera novela lésbica se publicó hasta 1989 y su desarrollo ha encontrado mayores enconos y censuras, por lo que apenas a partir del año 2000 han comenzado a escucharse ecos narrativos de esa obra lésbica ini- cial: Amora de Rosa María Roffiel, poco valorada en los estu- dios académicos no obstante el importante tiraje y las varias ediciones y reimpresiones nacionales e internacionales. Así pues, la historia del lesbianismo en la narrativa mexicana debe abor- darse no sólo desde el análisis literario sino de las determinacio- nes sociales que han impulsado o censurado su desarrollo hasta nuestros días.
Mostrar más

11 Lee mas

 

Resumen. El arte de la fuga (1996) de Sergio Pitol (México 1933) radicaliza la escritura autobiográfica hecha en México durante el siglo XX, sobre todo a partir de la obra de José Vasconcelos y su Ulises criollo (1935). Subvirtiendo el panorama teórico de lo que se ha dado en llamar “literatura mundial” en el contexto de la modernidad y los estudios postcoloniales, El arte de la fuga eleva a una categoría de universal lo que hasta entonces había sido entendido en Mé- xico como estrictamente su legado occidental. El reclamo latinoamericanista de Alfonso Reyes es llevado a sus últimas consecuencias: Pitol viaja, traduce, se admira, enjuicia, se pierde, agrede, se hace escuchar, comprende, se comunica mal y en su periplo de más de veinte años su condición criolla pierde densi- dad al igual que la medida occidental de sus interlocutores. Pitol hace una sín- tesis de occidente que trasciende a la suma de sus partes. El todo deviene en otro que emana de esta peculiar mirada mexicana de occidente.
Mostrar más

13 Lee mas

TítuloLa epifanía de los sentidos en dos ejemplos de narrativa femenina mexicana

TítuloLa epifanía de los sentidos en dos ejemplos de narrativa femenina mexicana

que, con ironía, identifica el proceso de creación textual eminentemente masculino con el proceso culinario atribuido tradicionalmente a la mujer; dando un salto en el tiempo, la argentina Juana Manuela Gorriti en 1890 recopila un recetario titulado La cocina eclécti- ca configurado como un mapa gastronómico y amasado por diversas manos femeninas de procedencias muy diversas y que esboza un tímido feminismo diluido entre sopas, asados y postres; ya a mediados del siglo XX la mexicana Rosario Castellanos nos regala una “lección de cocina” elaborada con carne quemada y exceso de sal, como consecuencia de la ruptura de la protagonista con el rol de ama de casa que la sociedad le ha impuesto. Sin embargo, será a partir de la década de los ochenta cuando algunos textos del boom feme- nino se conviertan en una delicada exaltación del goce físico filtrado a través de olores, sabores y sensaciones culinarias, baste citar Afrodita. Cuentos recetas y otros afrodisía- cos (1998) de Isabel Allende, el capítulo “antieros” de Canon de alcoba de la argentina Tununa Mercado (1988) o Como agua para chocolate y El celo de los deleites de las mexicanas Laura Esquivel (1950) y Martha Robles (1948) respectivamente. Nuestra pro- puesta se centra en estas dos últimas obras que coinciden en el año de su aparición (1989)
Mostrar más

9 Lee mas

El mural infinito de Carlos Fuentes  La edad del tiempo

El mural infinito de Carlos Fuentes La edad del tiempo

En varios escritos, me referí a Carlos Fuentes como el “Fénix de la Narrativa”, por esa capacidad de em - prender la renovación del género novelesco en español, y lograrla, de impulsarla con sus obras que renuevan la forma novelística y cuentística, una y otra vez (por no decir lo que contribuyó como promotor de la obra aje - na). La renovación es, entonces, el signo de Fuentes que lo llevó a reinventar la forma de la novela y a arriesgarse a crearla de nuevo en cada narración, de ahí que el autor de Terra nostra es también de La cabeza de la hidra, Vlad, La Silla del Águila, Federico en su balcón. Su pluma recorrió casi todos los géneros literarios y su narrativa todas las variantes de la novela: histórica, epistolar, de vampiros, fantástica, policiaca, diálogo filosófico… ex - perimental, siempre. Vista así, “La edad del tiempo” es un muestrario de las posibilidades del género noveles- co puestas a prueba por el autor en cada una de sus obras, hasta en el texto “La edad del tiempo”.
Mostrar más

10 Lee mas

Miguel G. Rodríguez Lozano y Enrique Flores. Bang! Bang! Pesquisas sobre narrativa policiaca mexicana. Universidad Nacional Autónoma de México, 2005.

Miguel G. Rodríguez Lozano y Enrique Flores. Bang! Bang! Pesquisas sobre narrativa policiaca mexicana. Universidad Nacional Autónoma de México, 2005.

Con un lenguaje fresco y una visión novedosa, los críticos que en Bang! Bang!... participan crean un libro que será, sin duda, obliga- do a la hora del repaso de cada uno de los autores que allí se tratan o cuando se estudie el género policial y su desarrollo en nuestro país. Ya que en dicho libro encontramos no sólo un rastreo históri- co de los antecedentes de este tipo de narrativa sino que es posible encontrar, inclusive, estudios sobre los autores policiales que ape- nas comienzan a ocupar un lugar dentro del canon literario y que posiblemente representan la manera en que se conforma lo policia- co hoy en día.
Mostrar más

6 Lee mas

Del caballo al tren  Objetos de la modernidad en la narrativa de la Revolución Mexicana

Del caballo al tren Objetos de la modernidad en la narrativa de la Revolución Mexicana

La narrativa de los años veinte en Hispanoamérica amplía de manera importante los ámbitos de las novelas, transformando los espacios en motores de la acción narrativa y los objetos en protagonistas de la misma. La narrativa de la Revolución Mexicana se mueve en esta misma dirección, y los objetos de la modernidad (trenes, rifles, aviones, etc.) configuran un universo en que la relación entre los hombres y la realidad de las cosas no es exclusivamente utilitaria, sino de contactos complejos y muy diferenciados. El estudio quiere analizar algunas de las novelas más conocidas del corpus de los años veinte para mostrar como, al lado del mito de la Revolución se construya una imagen de la Revolución como puerta de la Modernidad, como momento de pasaje entre el pasado decimonónico y la modernidad del nuevo siglo.
Mostrar más

14 Lee mas

Narradores mexicanos del fin de siglo

Narradores mexicanos del fin de siglo

ta e ilustrada” y una Revolución popular prepararon el terreno para cultivar una nueva sociedad en México. En la novela descansó la tarea de recoger la realidad histórica primero y la realidad social después de un mundo en formación. Poesía y novela son los géneros literarios que buscaban el liderazgo en las primeras décadas, hasta que cada género encontró su propio cauce y continuó su dirección propia. Al construir “la ver- dadera historia de la literatura mexicana del siglo xx ” se tendrá que ver antes, y por separado, la historia de cada género porque sus trayectorias son muy distintas. Esta esquina de los siglos está resultando muy fructífera para los géneros narrativos, a pesar de los oscuros matices de su historia. Una mezcla de optimismo y pesimismo se respira en cada página escrita por estos nuevos narradores.
Mostrar más

8 Lee mas

Show all 4897 documents...