Objeto de la Obligación

Top PDF Objeto de la Obligación:

El objeto de la obligación

El objeto de la obligación

(17) Carnelutti, Francesco, “Derecho y proceso en la teoría de las obligaciones”, en Estudios de Derecho Procesal, EJEA, Buenos Aires, 1952, t. I, p. 401 y ss. Messineo, Francesco, Manual de derecho civil y comercial, EJEA, Buenos Aires, 1956, t. IV, p. 27 y ss. Barbero, Doménico, Sistema de Derecho Privado, EJEA, Buenos Aires, 1967, t. III, p. 13 y ss. Alterini, Ameal y López Cabana, Derechos de las Obligaciones Civiles y Comerciales, Abeledo Perrot, 1ª reimpresión, p. 51, n. 90. Zannoni, Eduardo A., La Obligación (Concepto, contenido y objeto de la relación jurídica obligatoria), separata del Colegio de Abogados de San Isidro, 1984, pp. 46, 59/61 y 63. Wayar, Ernesto C., Derecho Civil. Obliga- ciones, Lexis Nexis-Depalma, 2ª ed., pp. 122/129. Andreas Von hur si bien habla de la prestación como el objeto de la obligación, cuando se reiere a las clasiicaciones, en el primer capítulo las diferencia según el “contenido de la obligación”, diciendo que la obligación tiene por contenido la prestación (Tratado de las obligaciones, Reus, trad. W. Roces, 1ª ed., 1934, t. I, pp. 1, 8 y 33). Boi Boggero sostiene que el objeto de la obligación es la prestación. Sin embargo, aclara, en forma distinta a los autores antes citados, que la prestación tiene, a su vez, un objeto o contenido que es una cosa, un hecho o un derecho con más la signiicación que ostentan en cada prestación (así, la misma cosa dada en locación o en compra y venta entraña distinto objeto). La prestación puede consistir en un dar, un hacer, un no hacer. Ahora bien, si se atiende -dice el autor- a las diversas fases que cabe advertir en la vida jurídica de la obligación, se aprecia que ésta encierra objetos distintos, sólo que unos actuarán en subsidio de otros. Así, el derecho a la prestación se transforma, ante el incumplimiento de ella espontáneo, forzado o por otra persona, en derecho a la indemnización por los daños cuando medió conducta dolosa o culposa del deudor; y este último derecho se transforma, a su vez, en el de ejecución de los bienes para, una vez liquidados éstos, cobrarse sobre la suma de dinero así obtenida en los casos en que el deudor tampoco hubiese cumplido con la subsidiaria obliga- ción por el equivalente, o sea con la referida obligación de indemnizar los daños. Esta distinción -concluye- entre objeto y contenido del objeto aclara muchas confusiones, como acontece siempre que las distinciones cientíicas responden, cual es su misión, a la realidad que describen (Boi Boggero, Luis María, Tratado de las obligaciones, op. cit., t. 1, pp. 89/90, n. 32). En igual sentido que Boi Boggero puede verse Henri, Jean y León Mazeaud y François Chabas, Derecho Civil, Obligaciones, trad. Andorno, Zavalía, t, I, pp. 13 y 305/307.
Mostrar más

17 Lee mas

Connotación jurídica del objeto de la obligación y su implicancia en las obligaciones de medios y resultados

Connotación jurídica del objeto de la obligación y su implicancia en las obligaciones de medios y resultados

Asumimos categóricamente que el objeto de la obligación siempre estará compuesto por los bienes o la utilidad que pueda satisfacer el interés del acreedor. “Los bienes deben ser entendidos como las cosas, el valor o la utilidad” (Morales Hervias, 2006). Según este autor el concepto del bien abarca los materiales y los inmateriales. Así, en las obligaciones de dar el bien estará constituido por la cosa, verbigracia, en una compraventa la casa, el auto, o un mueble; en las obligaciones de hacer el bien es el servicio que satisface el interés del acreedor, no debemos confundirlo con la prestación, aunque se parezcan no son iguales pues el interés se satisface con un resultado último; y, para mayor entendimiento lo graficaremos con un ejemplo, en la prestación de servicios médicos, el interés del paciente es obtener una mejora en su salud o probabilidad de mejora y para llegar a ella el médico tiene que seguir un procedimiento basado en sus conocimientos que deben ser respaldados por un protocolo, dicho procedimiento es la prestación, y la mejora de la salud es el resultado, para llegar a ésta es necesaria la primera. Vemos pues que, en las obligaciones de hacer el objeto no se manifiesta como un ente material. Como indica el profesor Javier Armaza: “[…] la conducta da nacimiento al objeto creándola […]” (Armaza Galdós, 2014). Lo mismo sucede en las obligaciones de dar, solo que en estas últimas el procedimiento crea un ente material, este procedimiento es, verbigracia, la entrega de la cosa o el despliegue del deudor al domicilio del acreedor para entregarla. Y, por último, en las obligaciones de no hacer al acreedor le interesa que el deudor no realice determinada prestación o actividad pues eso le proporciona una utilidad.
Mostrar más

13 Lee mas

Proyecto de reforma a la ley orgánica de régimen tributario interno garantizado el imperativo legal de identificar el objeto inponible y el hecho generador al momento de cancelar el anticipo del impuesto a la renta conociendo que se trata de una obligació

Proyecto de reforma a la ley orgánica de régimen tributario interno garantizado el imperativo legal de identificar el objeto inponible y el hecho generador al momento de cancelar el anticipo del impuesto a la renta conociendo que se trata de una obligación formal y no una obligación impositiva

Consideramos que el pago del anticipo del Impuesto a la Renta afecta la liquidez de las empresas, se pone en riesgo varios factores como: la estabilidad laboral y la reinversión económica al realizar los pagos adelantados sin saber el nivel de la utilidad que estos tendrán en el nuevo ejercicio económico; afectando de esta manera las micro y macro empresas locales y nacionales y determinando el imperativo legal de identificar el objeto imponible y el hecho generador al momento de cancelar el anticipo del impuesto a la renta conociendo que se trata de una obligación formal y no una obligación impositiva, con la única finalidad de dar a conocer nuestra realidad jurídica, acerca de este tema, ya que como estudiantes de derecho estamos en la obligación de conocer y hacer conocer la verdadera realidad tributaria en la cual estamos inmersos todos los ecuatorianos principalmente las personas que realizan el pago del anticipo del Impuesto a la Renta.
Mostrar más

63 Lee mas

Alcance de la obligación alimentaria

Alcance de la obligación alimentaria

Por último 18 la ley Nº 26.061 19 , la cual tiene por objeto la Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes que se encuentren en el territorio de la República Argentina 20 , imponiendo como obligatoria la aplicabilidad de la Convención sobre los Derechos del Niño y estableciendo que los derechos y garantías de las personas protegidas por ella son de orden público, irrenunciables, interdependientes, indivisibles e intransigibles 21 , establece el alcance del interés superior del niño y un criterio interpretativo del mismo al establecer en el artículo 3 in fine que: “Cuando exista conflicto entre los derechos e intereses de las niñas, niños y adolescentes frente a otros derechos e inte reses igualmente legítimos, prevalecerán los primeros.” Hace referencia al fortalecimiento del rol de la familia en la efectivización de los derechos de
Mostrar más

12 Lee mas

La realidad de la obligación alimentaria

La realidad de la obligación alimentaria

En este sentido, es importante evaluar si los montos de la cuota de alimentos, que se están acordando en las audiencias de conciliación, y que los funcionarios encargados de esta materia están fijando, son suficientes para cumplir el objeto del citado artículo 24 de la Ley 1098 de 2006, toda vez que el artículo 130 de la misma ley, establece que: cuando el obligado a suministrar alimentos fuere asalariado, el juez podrá ordenar al respectivo pagador o al patrono descontar y consignar a órdenes del juzgado, hasta el cincuenta por ciento (50%) de lo que legalmente compone el salario mensual del demandado, y hasta el mismo porcentaje de sus prestaciones sociales, luego de las deducciones de ley. El incumplimiento de la orden anterior, hace al empleador o al pagador en su caso, responsable solidario de las cantidades no descontadas. Para estos efectos, previo incidente dentro del mismo proceso, en contra de aquel o de este se extenderá la orden de pago dando una libertad muy amplia a las partes para acordar la cuota en relación con el prefijo “hasta”, pues, “hasta” indica que la cuota de alimentos acordada en audiencia de conciliación o proceso judicial, puede oscilar entre 1% hasta el 50% de los ingresos del alimentante, situación que debido al problema de desempleo tanto nacional como internacional, ha tocado a las familias y afectado el bienestar de los niños, niñas y adolescentes. Sin desconocer que en muchos otros casos es negligencia del padre que es citado a conciliar sobre los alimentos, pues se nota el desinterés, la despreocupación, el desamor, en relación con las obligaciones que no solo son legales, sino también morales.
Mostrar más

12 Lee mas

“El pago por consignación y su eficacia en la cesación de los intereses moratorios de la obligación, en la Unidad judicial civil del cantón Riobamba, en el año 2015 ”

“El pago por consignación y su eficacia en la cesación de los intereses moratorios de la obligación, en la Unidad judicial civil del cantón Riobamba, en el año 2015 ”

El pago por consignación es una de las formas de extinguir las obligaciones que están determinadas en el Código Civil en su artículo 1583, es un depósito judicial que realiza el deudor con el objeto de extinguir o liquidar una obligación previamente adquirida con el acreedor, cuando el acreedor se resiste a recibir el pago de la obligación, puede derivar en el incumplimiento de la obligación por parte del deudor, siendo este declarado en mora y exigiendo al pago de los intereses moratorios. El pago por consignación se presenta como una alternativa del pago efectivo, como modo de extinguir las obligaciones, cuando este no puede ser efectuado por alguna razón, siendo la más frecuente que el acreedor no quiere recibir la obligación ya sea porque está iniciando un juicio contra el deudor y desea que se generen intereses moratorios.
Mostrar más

76 Lee mas

La obligación de alimentos

La obligación de alimentos

La obligación de alimentos en el pueblo romano, podía ser objeto de transacción, es decir, cabía la posibilidad de transformar económicamente la prestación de alimentos, de tal forma que el suministro de alimentos quedaría sustituido por el pago de una cantidad de dinero, siempre y cuando dicha cantidad fuese aprobada o autorizada por el magistrado en aras, con la finalidad principal de evitar que se perjudicara al receptor de alimentos que acabare conformándose con una compensación demasiado reducida. Sin embargo, con frecuencia, las partes llegaban a un acuerdo previo, de modo que la intervención del magistrado únicamente consistía en sancionar dicha conducta, acabando definitivamente por ser una práctica propia de la jurisdicción voluntaria. 5 En mi opinión, la regulación actual de la prestación de alimentos contenida en la Constitución Española de 1978, Código Civil de 1889 y la Ley de Enjuiciamiento Civil de 2000, no podría entenderse de forma completa y plena, sin haber tenido en cuenta la regulación prevista en la historia romana, puesto que la prestación de alimentos actual incardinada en el Derecho de Familia, existe gracias a la regulación que se hizo entonces en el pueblo romano.
Mostrar más

62 Lee mas

La novación por sustitución de deudor de la obligación

La novación por sustitución de deudor de la obligación

En el año 2005, Marcia Ortiz, realiza una investigación titulada “La novación en el Derecho Civil del Ecuador” (ORTIZ, Marcia, La novación en el Derecho Civil dl Ecuador, Quito, 2005, Pág. 15) “Dentro de este trabajo se trata a la novación como la sustitución de un nueva obligación a otra anterior, la cual por lo tanto queda extinguida. Estos dos actos no son dos aislados e independientes uno del otro, sino que están íntimamente relacionados entre sí, que puede decirse que son partes de un solo todo. La Novación puede ser de dos clases: objetiva cuando se cambia el objeto de obligación y subjetiva cuando se cambia las partes de la obligación ya sea el acreedor o el deudor por un tercero.”
Mostrar más

36 Lee mas

LA OBLIGACIÓN DE GUARDAR SECRETO PROFESIONAL FRENTE A LA OBLIGACIÓN DE DENUNCIAR

LA OBLIGACIÓN DE GUARDAR SECRETO PROFESIONAL FRENTE A LA OBLIGACIÓN DE DENUNCIAR

Así, el confl icto entre dos normas: obligación de guardar secreto (intimidad y vida privada) confrontado con la obligación de denunciar (interés público) halla respuesta en el propio enunciado constitucional, desprendiéndose el siguiente razonamiento: toda información o dato que conozca un profesional comprendido en la obligación legal de guardar secreto, no debe ser dado a conocer ni divulgado ni tenerse acceso a los mismos, salvo cuando sea de interés público: obligación de denunciar hechos punibles de acción penal pública que lleguen a su conocimiento en el ejercicio de su profesión y no se trate de casos de autoincriminación.
Mostrar más

26 Lee mas

La Eudaimonia como Felicidad y Obligación

La Eudaimonia como Felicidad y Obligación

En éste ensayo no se va a defender a ultranza el concepto de felicidad que podemos encontrar en Aristóteles, sino que aceptando ésta caracterización como premisa se va a tantear con la posibilidad de extender y estirar el concepto de εὐδαιµονία hasta convertirlo no solo en la condición de la felicidad sino en una fáctica obligación social. En efecto, la hipótesis propuesta en el presente escrito es; ¿Es consecuente entender la εὐδαιµονία como un deber social a alcanzar? La εὐδαιμονία:

5 Lee mas

La obligación de la vigilancia de la salud

La obligación de la vigilancia de la salud

Por tanto, el empresario se erige en principal obligado como consecuencia de que es el titular de su centro de trabajo y el que organiza y dirige la actividad productiva de la que se beneficiará, de forma tal que, además de ostentar este poder directivo y de toma de decisiones, también recaerá sobre él como principal responsable la obligación de que en el lugar de trabajo, así como todas las condiciones en las cuales se desarrolla una prestación de servicios por cuenta ajena, revistan toda la seguridad que la normativa exige. En este sentido, el art. 22 LPRL, regula la vigilancia a la salud como un deber instrumental del empresario respecto a quien para el preste sus servicios, la cual viene a consistir en detectar los efectos que pueden provocar en la persona del trabajador los riesgos inherentes a su trabajo, manifestándose a través de una alteración de la salud física o mental. Por último, este deber se materializa también en la obligación de garantizar la vigilancia periódica del estado de salud de los trabajadores en función de esos riesgos 18 .
Mostrar más

42 Lee mas

La obligación de dar alimentos

La obligación de dar alimentos

La demanda constituye un todo que debe analizarse en su integridad a efecto de dilucidar las verdaderas pretensiones sometidas a litigio. Por ende, si en un juicio ordinario de reconocimiento de paternidad el juzgador, fundado en las manifestaciones que la accionante hizo en los hechos de su demanda, advierte la cuestión relativa a los alimentos, es correcto que se pronuncie al respecto aunque tal prestación no haya sido expresamente demandada, toda vez que del contenido de los artículos 940, 941 y 942 del Código de Procedimientos Civiles para el Distrito Federal se desprende que en las controversias del orden familiar, el juzgador puede intervenir de oficio y suplir la deficiencia de las partes en sus planteamientos de derecho, sin que se requiera de formalidades especiales cuando se solicite la declaración, preservación, restitución o constitución de un derecho, se alegue la violación del mismo o el desconocimiento de una obligación. Así, es legal que al haber resultado procedente la acción de reconocimiento de paternidad, se haya condenado al demandado al pago de alimentos, pues de lo contrario se podría hacer nugatorio el derecho del acreedor alimentario a que se resuelva de inmediato la cuestión relativa a la falta de administración de los mismos, y tornarse inoportuna la atención a esa necesidad alimenticia, que en sí misma implica la subsistencia de la persona y que se genera de momento a momento, todo por darle preferencia a formulismos procesales, lo cual pone en peligro la subsistencia del acreedor de tan apremiante necesidad.
Mostrar más

41 Lee mas

Barriga, Omar y Henríquez, Guillermo (2003)  La Presentación del Objeto de Estudio  Reflexiones desde la práctica docente  Cinta moebio 17, 77 85

Barriga, Omar y Henríquez, Guillermo (2003) La Presentación del Objeto de Estudio Reflexiones desde la práctica docente Cinta moebio 17, 77 85

La primera distinción que hacemos aquí es destacar las diferencias entre los que hemos denominado el objeto artesanal v/s el objeto prefabricado. Esta distinción refleja, en nuestra opinión, una diferencia fundamental en el quehacer de la investigación social y dice relación con el origen de las inquietudes que impulsan la investigación: nuestras o ajenas. El objeto artesanal es aquel que nace desde nuestros propios intereses científicos, cualquiera que sea el origen de estos. El objeto prefabricado, al contrario, es el objeto que nace de los intereses de otros actores sociales, como son organismos gubernamentales, empresas, organizaciones sindicales y gremiales, organismos financiadores de investigación, etc., y cuyo estudio es demandado a los científicos sociales. En último análisis el objeto prefabricado, que rara vez es reconocido como un objeto de naturaleza diferente al artesanal, es el más común en el quehacer profesional del sociólogo. El desarrollo de este trabajo se centra en la presentación del objeto artesanal por ser el más tradicional desde el punto de vista pedagógico. Sin embargo, sería interesante volver a tomar, en otro momento, el tema de esta distinción para ver cómo la diferencia en el origen influye sobre la forma de abordar el Objeto.
Mostrar más

9 Lee mas

Correlatos neurobiológicos de la teoría de las relaciones de objeto

Correlatos neurobiológicos de la teoría de las relaciones de objeto

En contraste con estos tempranos desarrollos en condiciones de estados “pico”, el desarrollo temprano en condiciones de estados emocionales relativamente bajos podrían evolucionar bajo el control de las fun- ciones cognitivas disponibles, los impulsos instintivos (sistema de “búsqueda”) para aprender de la realidad, y llevar a los tempranos conceptos y entendimiento de la realidad animada e inanimada que podría desarrollarse en paralelo con el sistema de escisión de la experien- cias emocionales, en condiciones de estados afectivos “pico”. Bajo todas estas circunstancias, no existiría to- davía un sistema integrado del self ni la capacidad de una imagen integrada de otros significantes. Las repre- sentaciones de otros significantes pueden escindirse o disociarse de forma similar a las del self, de acuerdo con el correspondiente estado afectivo “pico”, idealizado o persecutorio. De este modo, el término “persecutorio” se refiere a la atribución del estado predominante de dolor, ira, o “maldad” en general, a la correspondien- te intencionalidad atribuida tempranamente al otro significante dentro de tal estado negativo o aversivo. Sin embargo, en los estados emocionales “bajos”, re- presentaciones más realistas de la realidad externa son construidas, para ser integradas con el desarrollo de relaciones de objeto internalizadas al siguiente, o se- gundo nivel del desarrollo.
Mostrar más

10 Lee mas

Concepto de objeto en psicoanálisis: el objeto a

Concepto de objeto en psicoanálisis: el objeto a

Desde este ángulo, cualquier excusa es buena para que cualquiera de nosotros se ponga a pensar en cómo puede operar para sustraerse del Otro, hacer que en el Otro aparezca la falta y, por ende, aparezca el deseo. Esta formulación es válida tan sólo para la definición del deseo como deseo del Otro. La explicación freudiana fundamentaba el deseo del objeto perdido en la experiencia de satisfacción. El interés de Lacan de ningún modo es negar el aporte freudiano, todo lo contrario, lo acepta absolutamente, sin embargo, éste no alcanza a dar cuenta de esta otra dimensión de que alguien se haga pérdida para saber si causa al Otro. Por eso la pérdida es condición de la causa. Si durante 10 horas nadie se dio cuenta de que no estoy, no causo nada a nadie. Por lo tanto, este punto de la articulación causa-pérdida es estructural.
Mostrar más

16 Lee mas

¿Puede la fuga de cerebros justificar restricciones a la inmigración?

¿Puede la fuga de cerebros justificar restricciones a la inmigración?

La sección II sostiene que se suele cumplir la primera condición, dado que los trabajadores calificados tienen comúnmente dos tipos de deberes de ayudar a sus compatriotas: “una obligación de retribuir” y un “deber de asistencia”. Una obligación de retribución es una obligación de recompensar los costos de formación. Un deber de asistencia, en contraste, es simplemente un deber de mejorar las condiciones de la gente pobre?. La sección III, que gira en torno a la segunda condición, sostiene que los trabajadores calificados pueden tener un deber de quedarse en su Estado de origen solo si pueden proveer mejor la asistencia que deben a sus compatriotas pobres permaneciendo en su país de origen y sólo si el hecho de quedarse no supone costos irrazonables. La sección IV argumenta que los Estados sólo pueden usar restricciones a la inmigración para que los trabajadores calificados cumplan con su deber de ayudar de quedarse y asistir a sus compatriotas si los Estados ricos no tienen otras medidas alternativas aceptables para contrarrestar la fuga de cerebros. La sección V cuestiona que los Estados ricos que no han logrado satisfacer sus propios deberes de asistencia a la pobreza global puedan legítimamente excluir a los trabajadores calificados bajo el argumento de la fuga de cerebros. La sección VI concluye exponiendo la lista de condiciones bajo las cuales las restricciones por fuga de cerebros pueden ser justificadas.
Mostrar más

30 Lee mas

La persona humana y la obligación de la ley

La persona humana y la obligación de la ley

En este estudio nos detendremos en la primera de las dos definiciones de ley presentes en este Tratado de la Ley. La idea de obligación se destaca de un modo expreso en esta primera definición. 18 Tomás de Aquino, en efecto, afirma: “La ley es cierta regla y medida de los actos según la cual uno es inducido a obrar o a retraerse de obrar; se dice en efecto ley de “ligar”; porque obliga a obrar”. Resulta relevante aquí la consideración de los verbos latinos utilizados por el Aquinate. Ellos son “inducitur” y “obligat”. Estos términos ya fueron mencionados en la prima pars de la Suma Teológica. Por medio de la ley se induce y obliga a obrar o a no obrar. De este modo, en la concepción del Aquinate, se observa ya el componente coercitivo del precepto que establece la diferencia con el consejo. Tomás de Aquino arriba a esta conclusión a partir de la misma etimología del término, que él asume, en cuanto lex proviene de ligar u obligar- “lex a ligando”-. No es el propósito de este trabajo tratar respecto a que esa obligación, o imperio de la ley, en Tomás de Aquino se realiza a través de actos conjuntos y complementarios de la inteligencia y la voluntad, 19 si bien la ley es para el Aquinate, principalmente, “opus rationis” 20 .
Mostrar más

10 Lee mas

The suffering of object woman. Consequences of sexual objectification of women in the media

The suffering of object woman. Consequences of sexual objectification of women in the media

Se da, por tanto, en estrecha conexión con la violencia de género, ya que produce prácticas culturales que «preparan cognitiva, simbólica y metafísica- mente para naturalizar la violencia, para encapsular a las mujeres en fantasías de víctimas manejables» (Bengoechea 38). Se ha de resaltar que la reducción simbólica de las mujeres a la condición de objeto sexual es cada vez más frecuente (Wolf; Walter). El cuerpo femenino hipersexualizado invade hoy todas las producciones culturales, especialmente cuando el producto se dirige a la población más joven. Como otros estudios apuntan (Martínez, Bonilla, Gómez y Bayot; López Muñoz), entre los valores transmitidos actualmente a la juventud a través de los medios de comunicación de masas y de la industria del ocio, son especialmente relevantes el sexismo y la violencia. En la academia este tema ocupa cada vez más páginas, pues en definitiva, la extensión de estos modelos está normalizando una imagen femenina cosificada e instrumentali- zada, lo que contribuye a la despersonalización de la que hace uso la violencia sustentada en prejuicios e ideologías discriminatorias. Podemos pensar que si los medios de comunicación cumplen la función de regular la conducta social definiendo lo deseable y lo desviado (Macionis y Plummer 652-657), su no cuestionamiento de la violencia simbólica de género puede tener como efecto una falta de conciencia sobre la gravedad de ejercer violencia contra una mujer, lo que queda patente en la ausencia de sentimientos de culpa que manifiestan muchos hombres que ejercen violencia contra las mujeres (Verdú y Mañas) o en el hecho de que esta se cometa en numerosas ocasiones en grupo.
Mostrar más

20 Lee mas

La obligación de seguridad

La obligación de seguridad

Entonces, que entre la obligación principal y la seguridad existe nexo causal, implica que sea la prestación la que genere la necesidad de asegurar a la parte. Lo que cambia en esta posición, es que aquí se debe hacer un análisis post facto, es decir, que para saber si existe la obligación, debe verse, una vez producido el daño, el nexo de causalidad entre la prestación y el daño. No puede ser compartida esta postura, pues de ser así, se crearía inseguridad jurídica, ya que los contratantes, no tendrían la posibilidad de conocer su obligación, sino una vez generado el daño. Así, sería imposible que las partes cumplieran con la finalidad de la obligación, que no es otra que proteger la indemnidad de las partes, pues no se estaría previniendo la producción del daño, ya que, al desconocer la parte su obligación, no realizará las conductas tanto positivas como negativas, tendientes a impedir dicha producción.
Mostrar más

124 Lee mas

Derechos de información y consulta en materia de prevención de riesgos laboralesDerechos de información y consulta en materia de prevención de riesgos laborales: ¿participación de los trabajadores en la empresa?

Derechos de información y consulta en materia de prevención de riesgos laboralesDerechos de información y consulta en materia de prevención de riesgos laborales: ¿participación de los trabajadores en la empresa?

Por último, cabe reiterar el carácter de norma mínima que el artículo 2.2 de la LPRL otorga a las disposiciones de carácter laboral en ella y en sus normas regla- mentarias de desarrollo contenidas, motivo por el cual podrá el convenio colectivo mejorar o ampliar lo relativo al contenido, tiempo, forma y destinatarios para rea- lizar la consulta, así como lo referido a los destinatarios de la consulta. Además, el incumplimiento de dicha obligación merece la calificación de infracción grave para el artículo 12.11 de la LISOS, aun cuando en ningún caso acarreará «la nulidad de la decisión del empresario por defecto en la formación de la voluntad» (63) .
Mostrar más

18 Lee mas

Show all 10000 documents...