Orden de Santiago

Top PDF Orden de Santiago:

La Orden de Santiago en Sevilla

La Orden de Santiago en Sevilla

Como apuntaba Eloy Benito Ruano, “está por realizar, entre los temas que brinda la copiosa documentación de las Ordenes Militares hispánicas, el estudio de sus respectivas expansiones territoriales a lo largo de la Edad Media’, siendo “el conocimiento de esa realidad (.,.) premisa insoslayable para tantos y tantos montajes de historia económica y social (...), explotación agrícola y ganadera, cuestiones de repoblación, régimen fiscal y vasallático, etc., como la moderna temática histórica sugiere al investigador’ (1). Este camino servirá, indudablemente, para ampliar las perspectivas abiertas —al menos en lo que se refiere a la Orden de Santiago— por los estudios más generales de especialistas tan destacados en este tema como Derex W. Lomax y José Luis Martín (2) y para reducir la complejidad de estas instituciones tan importantes en la Historia Esp añola (3).

30 Lee mas

La Orden de Santiago en Granada (1494 1508)

La Orden de Santiago en Granada (1494 1508)

Granada, en vnas casas que nos teníamos ai Realejo della, con çiertos apartamientos e casas de donzellas e duennas, el qual queremos que se llame Santiago de la Madre de Dios, segund mas largamente se contiene en nuestras cartas de la fundaçion e dotaçion del E porque al presente no ay conuento de freylas e religiosas del dicho monesterio para hazer elecction de priora, por ende, nos, atendiendo la religion, e sufîçiençia de vos, las deutoas religiosas Leonor de Lobera e Catalina Florez, freylas del monesterio de Santo Spiritu de la çibdad de Salamanca, de la dicha horden de Santiago, que venistes a qui por nuestro mandado, por la presente, como patrones del dicho monesterio de Santiago e casas a el anexas, e como administradores del dicho maestradgo e horden de Santiago, e como mejor con Dios e con horden podemos e de derecho deuemos, nombramos e deputamos por esta vez e quanto nuestra merçed e voluntad fuere e no mas a vos, la dicha Leonor de Lobera, para priora del dicho monesterio, e que rijays e tengays el dicho cargo de priora e prelada del en lo espiritual e tenporal, en todo e por todo, segund que con derecho e Dios e horden e segund la carta de la dicha nuestra fundaçion lo deueys hazer. E nonbramos asy mismo para sopriora del dicho monesterio, por esta vez e quanto nuestra merçed e voluntad fuere e no mas, a vos, la dicha Catalina Florez. E queremos otrosy /15 v./ que vos la dicha Leonor de Lobera, con consejo e acuerdo de la dicha sopriora e de Catalina López, freyla otrosy del dicho monesterio de Santo Spiritus, que también vino aqui con vos por nuestro mandado, podays dar o hazer dar el habito de la dicha horden en el dicho monesterio a qualesquier mugeres

50 Lee mas

Arancel de los portazgos de la Orden de Santiago a fines del siglo XV

Arancel de los portazgos de la Orden de Santiago a fines del siglo XV

Este ordenamiento parece basarse en un criterio económico, simplis- ta, pero razonable: el del grado de necesidad, con arreglo al cual se re- parten los gravámenes. Los productos que deben pagar menos son los más imprescindibles. El cuadro que resulta de su distribución por tarifas es bastante lógico y coherente y, en este sentido, el arancel único contrasta con el de Ocaña, donde en un primer vistazo no he podido encontrar ese orden, y en líneas muy generales coincide con el de Alarilla.

10 Lee mas

Traslado de la Bula Conservatoria de Clemente VII (1530) en favor de la Orden de Santiago de la Espada

Traslado de la Bula Conservatoria de Clemente VII (1530) en favor de la Orden de Santiago de la Espada

en el nombre del Señor, Amén. A todos y cada uno de los que hubieren de inspeccionar, ver, leer y también oír las presentes letras o el presente trasunto público de privilegio apostólico, que se manifieste clara- mente y sea notorio que nos, Pedro Hispano, vicearcipreste de Uclés, diócesis de cuenca, como juez vicario u oficial en dicho arciprestazgo, fui subrogado por el arcipreste de Uclés, el señor don Pedro de Herriega. en el día de la fecha de las presentes, vimos, leímos, palpamos y diligentemente inspeccionamos las letras apostólicas del papa clemente Vii, de feliz recor- dación, concedidas de gracia al admi- nistrador y a los hermanos de la orden de la milicia de Santiago de la espada y con la verdadera bula de plomo del mismo clemente pendiendo en hilos de seda de color rojo y amarillo según la costumbre de la curia romana, pues- to que verdaderamente buladas, sanas e íntegras, no viciadas, no canceladas, ni en parte alguna sospechosas, sino carentes por completo de todo vicio y sospecha, como aparecía en ellas a primera vista, cuyo tenor sigue palabra por palabra y es este:

26 Lee mas

Las fortalezas de las Órdenes Militares en la Corona de Castilla

Las fortalezas de las Órdenes Militares en la Corona de Castilla

Por otro lado, a pesar de las tensiones existentes entre el Reino de Portugal y algunas de las Órdenes por su notable ayuda a otros reinos, tanto la Orden de Santiago como la de Calatrava recibieron por parte de Portugal algunas pertenencias, pues el monarca sabía que se tenía que unir a León y a Castilla para hacer frente a la amenaza almohade desde 1172. Con lo cual, como ya he explicado, las Órdenes eran llamadas a la cruzada y luego recompensadas por sus servicios, sin hacer distinción entre los reinos peninsulares, sirviendo al conjunto cristiano de la Península y no a cada Corona. Pero esto no significa que pasaran a confiar plenamente unos en otros, pues no debemos olvidar que siguen siendo reinos enfrentados entre sí, pero con un objetivo que les une: derrotar al enemigo musulmán en la Península 87 .

32 Lee mas

Silencio y ocultaciones en los despachos de los títulos nobiliarios  Análisis crítico de su contenido

Silencio y ocultaciones en los despachos de los títulos nobiliarios Análisis crítico de su contenido

Fernando de valdivia, caballero de alcántara, o bien a José de la Serna y can- toral, caballero de calatrava—, pertenecientes 16.000 de ellos a Jerónimo boza y los otros 4.000 al dicho pedro, para lograr “ciertas pretensiones que se han de conseguir por mano de los tres referidos”. aquella cantidad iba destinada a obtener diversos empleos u honores para ambos, es decir, para Jerónimo boza Solís y para pedro Sánchez manrique de Lara, “de los que se consiguieren emolumentos o beneficio”, y fundamentalmente a conseguir que se declarara libre de toda culpa a Jerónimo boza. para entonces ya se había ordenado el juicio de residencia contra boza, por lo que no fue posible cumplir esta última pretensión. aún así, lo que sí se hizo factible fue obtener la vara de alguacil mayor de la caja Real de trujillo, en perú, con carácter de renunciable, la cual Jerónimo boza luego vendería a Esteban Ruiloba por 13.000 pesos, y el oficio de guarda mayor que, a pesar de ser en primera instancia para pedro Sánchez manrique de Lara, le sería permutado —por orden del virrey— por la vara de alguacil mayor que había comprado Esteban Ruioba. En compensación, pedro Sánchez traspasó el referido oficio de guarda mayor a Ruioba 56 .

24 Lee mas

Regionalidad y Populismo: categorías para un nuevo orden post neoliberal

Regionalidad y Populismo: categorías para un nuevo orden post neoliberal

nombra excluyentemente a los organismos internacionales de saqueo y policía mundial. Nuestro enfoque intentará aportar elementos para la disputa por el sentido, no mediante un análisis lingüístico de esos significantes, sino mediante una reflexión sobre las categorías implicadas, desde una filosofía situada y mediada por las ciencias sociales y una praxis política de emancipación. Las categorías son tópicos —topos— en torno a los cuales se genera un sentido que emerge en la historia de su reflexión y uso, tanto en la hermenéutica crítica de los intérpretes teóricos como en la hermenéutica práctica de quienes empuñan políticamente esas palabras para nombrar sus luchas y estrategias. Regionalidad y populismo son las categorías-tópicos en las que se condensan los sentidos que queremos proponer para el debate, no en la supuesta asepsia de un estudio conceptual, sino en el medium barroso de su comprensión en relación con el neoliberalismo. Creemos que son claves para la postulación y lucha por un orden post- neoliberal aún sin nombre pero decididamente otro del orden actual. Son claves porque abren el pensamiento y la acción en dos puntos que resisten y se oponen al actual poder neoliberal global: la constitución de subjetividades populares y la decisión estratégica por una regionalidad contrahegemónica.

13 Lee mas

Prudentia Iuris, 2015, n° 80 (número completo)

Prudentia Iuris, 2015, n° 80 (número completo)

A su vez, siguiendo a Habermas, Ferrajoli propone también una política in­ terior mundial sin gobierno mundial: “El problema de la democracia internacional planteado por Bonanate y el vinculado a éste de una política interior del mundo (Habermas) remiten, por ello, al problema específicamente jurídico de la construc- ción de una esfera pública mundial, esto es, de una articulación institucional de las Naciones Unidas que, con excepción de las competencias de los Estados en las funciones propiamente de gobierno cuya relevancia es exclusivamente estatal, se apropie de manera gradual, junto con los respectivos poderes e instrumentos de in- tervención, de las funciones supranacionales de garantía de la paz, de la seguridad y de los Derechos Fundamentales. Y este problema, relativo al Derecho, es análogo al que se plantea para la democracia. Frente a la crisis innegable e irreversible de los Estados Nacionales y de su soberanía, al fin del monopolio estatal de la produc- ción jurídica, al hecho de que la mayor parte de las normas vigentes en los distintos ordenamientos, comenzando con el nuestro, son de origen extra-estatal (europeo o internacional), ¿es posible seguir hablando de un nexo indisoluble entre ‘Estado’ y ‘Derecho Positivo’, o incluso sólo entre ‘Estado’ y ‘Estado de Derecho’? […]. El pro- blema del futuro del Estado de Derecho y de la democracia se replantea, por eso, en los mismos términos que el del futuro de la paz y de la seguridad internacional. La declinación del Estado Nacional ¿equivale (o está destinada a equivaler) a una declinación del uno y de la otra, ligados ambos a la sujeción de los poderes públicos a la ley como expresión de la voluntad popular?, ¿o bien es posible anticipar, además de una ‘política interior del mundo’, un Derecho Mundial, mucho más que internacio- nal, fruto de la expansión del actual paradigma de la democracia constitucional? [...] Podemos, entonces, leer la crisis no sólo como una crisis destructiva, sino también como una posible crisis de crecimiento de un nuevo orden (de un constitucionalismo sin Estado, europeo y hasta mundial), fruto de un cambio de paradigma tanto de la política como del Derecho” 10 .

318 Lee mas

¿La tendencia de la masa al reposo? : el régimen portaliano enfrenta al mundo plebeyo, 1830 1851

¿La tendencia de la masa al reposo? : el régimen portaliano enfrenta al mundo plebeyo, 1830 1851

Se ha querido también, a pesar de los obstáculos que habitualmente implica una imagen refractada a través de fuentes de origen “patricio”, visualizar la recepción y reacción de los sectores plebeyos ante las políticas o discursos emanados desde el régimen gobernante. Para decirlo con franqueza, nunca se pensó que este ejercicio fuese a modifi car sustantivamente la caracterización del orden portaliano como una propuesta esencialmente aristocrática, concepción que ha operado en el presente trabajo a modo de hipótesis orientadora. Sin embargo, si pareció pertinente revisitar esta dimensión de tal fenómeno histórico fue con el propósito de delimitarla y confi - gurarla con un poco más de precisión, y sobre todo de poner a prueba la efectividad de aquellas interpretaciones que atribuyen a los actores populares una postura básica- mente pasiva o indiferente frente a la arremetida portaliana. Poner a prueba, en otras palabras, la confi anza depositada por el ministro Portales en la supuesta “tendencia de la masa al reposo”, grafi cada por él mismo en esa ya clásica expresión: “el peso de la noche”.

42 Lee mas

Las interacciones entre la Compañía de Jesús y los vecinos de Santiago. Apoyo y enfrentamiento en los primeros años de la orden en Chile (1593-1647)

Las interacciones entre la Compañía de Jesús y los vecinos de Santiago. Apoyo y enfrentamiento en los primeros años de la orden en Chile (1593-1647)

Durante el viaje, según relata el mismo Valdivia, una tormenta azotó el barco en que viajaban y, en un momento de desesperación, Valdivia realizaría una promesa que marcaría su estancia en Chile: “Llamamos con ansias a Jesús, y yo hice de la necesidad virtud, ofreciendo mi vida por la conversión del valle de Arauco” (Egaña, 1970: 459). Considerando que a su llegada al territorio Valdivia fue encargado al trabajo con los indígenas (Kort, 1968: 81), la relación del viaje se entiende en un contexto en el cual el sacerdote intenta explicar su accionar guiado por Dios, y a la vez validar sus ideas en torno a los indios, lo que en años posteriores se vería de manera clara. Asimismo, evitando el “lugar común” señalado por Gaune (2013: 19), refiriéndose precisamente a esta carta, también es importante notar cómo, más allá de dar cuenta de lo que en verdad sucedió, Valdivia reconstruye una imagen para Roma (Gau- ne, 2016: 189), en la cual muestra cómo él y quienes le acompañan dieron todo de sí para conseguir evangelizar los indios en Chile. De tal manera, la promesa es un acto tanto religioso como político por parte del sacerdote, y el que efectivamente termine cumpliéndola sería gracias a que la promesa escrita cumplió su objetivo como refuerzo de su idea original de evangelizar. De tal manera, la principal preocupación de Valdivia al llegar al territorio sería el trabajo con los indígenas y la expansión del catolicismo, lo que es notorio al comparar las cartas enviadas por Piñas y Valdivia a su llegada a Chile. Mientras que Piñas, como encargado de la misión, se referiría a sus relaciones con el Cabildo y cómo se insertó la orden a su llegada, por su parte Valdivia se refería a sus progresos con los indígenas del territorio:

29 Lee mas

El derecho privado entre dos bicentenarios : a propósito de los treinta y cinco años de Prudentia IurisPrivate law between centenary : about thirty five years of Prudentia Iuris

El derecho privado entre dos bicentenarios : a propósito de los treinta y cinco años de Prudentia IurisPrivate law between centenary : about thirty five years of Prudentia Iuris

Al escapar de la trampa del positivismo jurídico es necesario remarcar que, al hablar de derecho, se lo está haciendo desde un concepto común, que encierra las tres acepciones o analogados posibles (el principal, lo justo y los secundarios, norma y facultad). Sin embargo, es importante destacarlo porque al fundar la distinción de los sistemas público y privado del derecho se ha tendido muchas veces a hacerlo con la mirada puesta sólo en uno de sus analogados: en la norma. Esto genera confu- sión, ya que reducido el derecho a la ley, se entendió por Derecho Público aquel que integra las normas de orden público o imperativo, y por Derecho Privado, aquel que comprende las normas de orden privado o dispositivo. Esta visión del problema es inexacta, ya que parte de un presupuesto erróneo 21 .

13 Lee mas

Edición crítica de la sonata para violín y piano en re mayor de Luis Carlos Figueroa

Edición crítica de la sonata para violín y piano en re mayor de Luis Carlos Figueroa

Luis Carlos Figueroa nació en Santiago de Cali (Valle del Cauca, Colombia) el 12 de octubre de 1923. Su primer contacto con la música, según él mismo lo manifiesta, se dio cuando tenía alrededor de cuatro años. En dicha época reproducía a oído las canciones que sonaban en una pianola que tenía en casa –su tía Angélica Sierra Arizabaleta la había comprado en el almacén de Alejandro Garcés Patiño, para el Colegio de María, del cual era dueña–. La tía Angélica era, además, la persona con la cual convivía Figueroa, puesto que su madre padecía de tifus. Para cuando su sobrino tenía siete años, Angélica decidió contratar a Trini de Sacasas como profesora de piano, con el objetivo de fomentar el interés del niño en ese ins- trumento. Sin embargo, tras la segunda clase, Sacasas desistió de su labor porque su alumno no se mostraba para nada disciplinado. Ante esto, la tía Angélica optó por recibir las clases ella misma, y poder así enseñarle a Figueroa por su cuenta. Un año después, Luis Carlos empezó a estudiar con René Buitrago de Bermúdez, prima de Antonio María Valencia, quien fue la encar- gada de prepararlo para el ingreso al Conservatorio de Cali (Quintero, 2015), (Rodríguez, 2006, p. 57) (Roldán, 2016, p. 59).

98 Lee mas

A recuperar el sentido democratizador de lo popular

A recuperar el sentido democratizador de lo popular

En sus investigaciones, el doctor Parker ha trabajado con profundidad el concepto de modernidades múltiples, y en esta entrevista las caracteri- za como conflictivas al referirse al estallido social de octubre de 2019 en Chile. En ese mismo ámbito, plantea que la estrategia de acumulación capitalista propia del neoliberalismo ha hecho “crecer las desigualdades” hasta un punto donde “las expectativas no son satisfechas”, lo que genera una crisis de legitimidad del orden social y otra de legitimidad del orden político. La primera fue provocada por “un sistema de abusos” y desigual- dad, unido a la corrupción empresarial que se conjugó con la corrupción política. La segunda se vio alentada por una clase de políticos “profesio- nales” y partidos deslegitimados, desligados de la ciudadanía e incapaces de transformar el propio sistema político.

6 Lee mas

Ciudad y orden social a través de las ceremonias públicas: Santiago, 1789

Ciudad y orden social a través de las ceremonias públicas: Santiago, 1789

que tanto de noche, como en aquellos días donde la gente se aglomeraba en la Plaza Mayor o en los días de fi estas de guardar, ninguna persona pudiese hallarse montanda a caballo, mula o animales afi nes. La idea fue, casi desde un comienzo, disuadir de que ciertas personas transitaran montadas libremente. Se pretendía que “[…] ninguna persona siendo negro mulato ni mestizo andubiesen de noche a caballo ni a mula por los grabes incombenientes que sean esperimentado” (Informe del Corregidor f. 152). Ya en las últimas décadas del siglo XVII se hacían esfuerzos para castigar, fuertemente, a las personas que no respetaran estas prohibiciones. El tránsito montado siguió siendo normado, y ya en el siglo XVIII el gobernador Jáuregui prohíbe correr a caballo por toda la ciudad, y en todo momento, so pena de fuertes castigos (Bandos de buen gobierno f. 6). Esta prohibición se extendió posteriormente, con especial celo, a las ceremonias públicas y fi estas reales. El gobernador Higgins, con ocasión de las fi estas reales de 1789 que analizaremos luego, detallaba que debía tenerse cuidado con grupos de “gentes advenedizas y de campaña” (es decir, mostraba cierta desconfi anza hacia los habitantes de las zonas rurales, generalmente mestizos o miembros de las “clases subalternas”). Ordenaba por esto que “ninguna persona de esta Clase entre montada ala plaza, nialas calles por donde se hayan de executarse dichas fi estas al tiempo deellas, ni de noche”. El deseo de orden en este bando alcanzaba incluso a las señoras que asistirían al ceremonial en carruajes, y que si bien tenían el permiso de tránsito, debían tener sumo cuidado en no ser llevadas rápida- mente ni entorpeciendo el paso de la procesión. De lo contrario se aplicaban “pena de azotes, y de dos mezes de Precidio alos dichos Cocheros, que porsu intrepidez, y otro motivo culpable originaren qualquier atropellamiento ó desastre” (Bandos para la jura del Rey f. 31).

22 Lee mas

Proceso de consolidación social y geográfico de la comunidad Franciscana de Santiago de Cali, en los siglos XVI al XX monasterio Franciscano de San Joaquín, comunidad Franciscana de Santiago de Cali

Proceso de consolidación social y geográfico de la comunidad Franciscana de Santiago de Cali, en los siglos XVI al XX monasterio Franciscano de San Joaquín, comunidad Franciscana de Santiago de Cali

Es interesante observar la calidad de los sacerdotes que en este plantel se educaron, estos fueron en gran parte miembros de diferentes monasterios del Nuevo Reino de Granada, los cuales en el momento de la Independencia tuvieron mucho que ver para llegar al objetivo que ésta buscaba para todos los neogranadinos. Aunque esta biografía es un poco enaltecedora, es importante comentar que a él, se le deben varias obras no sólo religiosas sino también civiles y educativas, las fundaciones y construcciones de los conventos y colegios de Pomasqui, hoy Ecuador, el de Popayán y el de Santiago de Cali (en la Nueva Granada). La valentía y entrega por las misiones y la dedicación por buscar mejores formas de evangelizar, era una tarea exigente y urgente, pues la época en que él llega a la ciudad de Santiago de Cali, la seguridad era crítica, dado que esta se encontraba sitiada por diferentes culturas nativas, que no se habían podido evangelizar ni dominar desde el período de la Es importante tener en cuenta la influencia que este sacerdote tenía en diferentes provincias, pues él aparece como franciscano activo en la provincia del Perú y luego en la de Santafé, sin contar con la del Ecuador, que en esa época, era parte de la provincia de doce apóstoles del Perú. En la biografía citada aparece la posible génesis del nombre del último convento y colegio que el padre Larrea fundó en su vida misional (el convento y colegio de Santiago de Cali), “su devoción a “San Joaquín”, padre de la Virgen María y madre de Jesús”.

147 Lee mas

Orden. Des-orden. Nuevo Orden.

Orden. Des-orden. Nuevo Orden.

De ahí surgieron las ciudades de hoy. La arquitectura de clonación como la llamaremos aquí es aquella en donde sin importar la función, el lugar o el usuario todos los edificios presentan las mismas carac- terísticas estéticas y funcionales. La arquitectura que deja de ser arquitectura para convertirse en pura copia de una supuesta solución que deja de lado todos los parámetros básicos del diseño. La ciudad no representa un condicionante en el momento de pensar el edificio. Es simplemente un espacio, un lote de determinados metros cuadrados en donde se debe construir. Carece del valor agregado, de la llamada seducción del cual nos habla Nouvel y Braudillard en su libro “Los Objetos Singulares”. Esta arquitectura de repetición de una solución específica es la que caracterizaba a este tipo de ciudades donde la homo- geneidad era lo que garantizaba el ya nombrado orden.

40 Lee mas

EL ORDEN DE LECTURA DE LOS DIÁLOGOS DE PLATÓN

EL ORDEN DE LECTURA DE LOS DIÁLOGOS DE PLATÓN

Trasilo comprende la tétrada central: una vez que se reconoce el propósito del Clitofonte, quedan explícitamente vinculados República, Timeo y Critias. La pregunta es: ¿a dónde ir desde aquí? Los lectores de Tucídides han oído hablar lo suficiente de Hermócrates el siracusano (p. ej., Tuc. 6.76.2-77.1; cf. Criti. 108b8-4); no hay más Hermócrates (al menos en Platón) que el Filósofo que se encuentra perdido. El diálogo que se interrumpe a un parpadeo de su discurso final (Critias) precede al único diálogo que no empieza por su principio. “Protarco” como seguidor (Flb. 11a1-2) es la primera anomalía del Filebo. Pero antes de continuar –y en reconocimiento por el hecho de que el OLDP cae, por decirlo así, fuera de las fronteras de la palabra en Critias 121c5– es necesario estudiar la situación. Solo los defensores más comprometidos de la cronología dramática negarán sobre la base de su marco (no así Nails 2002: 320-321 y 308) que el Teeteto precede al Eutifrón. Entre Critias y Teeteto no hay espacio para cuatro diálogos. En orden alfabético, los diálogos que quedan son: Crátilo, Parménides, Fedro y Filebo. Hay pocas indicaciones dramáticas o cronológicas aquí con las que trabajar, aunque emergen varias conexiones “teoréticas y metafísicas”, especialmente cuando la proclividad de Platón para emparejar diálogos se tiene en cuenta. Tomados como una pareja, el Crátilo y el Parménides preparan el camino para la γιγαντομακία descrita en el Sofista (Sof. 246a4): Heráclito (Cra. 411c1-5 y 440e2) y Parménides no solo son considerados aquí los polos principales del pensamiento pre-socrático (Guthrie) sino que Platón también los aborda desde esa perspectiva (Tee. 152e2). Con una referencia a Eutifrón (pero no al Eutifrón), el Crátilo (Cra. 396d5) es atraído hacia el final del cuarteto mientras el Fedro y Parménides tienen lugar fuera de Atenas. 33 Ambos también pivotan en un discurso

36 Lee mas

Estudio de factibilidad para la reapertura de la Clínica San José sede Dapa   Valle del Cauca

Estudio de factibilidad para la reapertura de la Clínica San José sede Dapa Valle del Cauca

Básicamente son 7 IPS en el departamento del Valle del Cauca quienes representan la competencia directa, siendo 3 de orden estatal y 4 de carácter privado, por su trayectoria, posicionamiento, capacidad instalada, calidad en los servicios, modelo de intervención y disponibilidad de equipo interdisciplinario especializado, los competidores más fuertes son el Hospital Psiquiátrico Departamental Universitario del Valle ocuparía el primer lugar, seguido la Unidad de Cuidados especiales Betania, el tercer lugar de la Unidad de Salud Mental del HUV y un cuarto lugar para la organización mente sana, esta clasificación se establece con base a la siguiente tabla:

71 Lee mas

Show all 10000 documents...