Poder social

Top PDF Poder social:

Poder social : algunas posibilidades en Colombia

Poder social : algunas posibilidades en Colombia

El poder social —el que trataremos en este libro— es el de las mayorías que, tradicionalmente, han sido silenciosas y dispersas organizativamente, y que podrían ejercer un protagonismo en la política si toman consciencia y se deciden a actuar. Pero el reto es grande, pues además de los colosales costos de organización y de comunicación que, de acuerdo con autores como Olson (1965) enfrentan las grandes colectividades, existe el enorme desafío de que ciertas minorías de intelectuales comprometidos (intelectuales orgánicos al decir de pensadores como Antonio Gramsci), se ocupen pacientemente de transmitir pedagógicamente a tales sectores sociales enseñanzas fundamentales como las siguientes:

18 Lee mas

Feminismos, poderes y mujeres. El feminismo civil en San Cristóbal. Del poder individual al poder social

Feminismos, poderes y mujeres. El feminismo civil en San Cristóbal. Del poder individual al poder social

relación, disfrutan y se van, y así me tocaron varias relaciones, este, ¡es que ya no sé cuántas! [Risas] pero en cierta forma yo veo que así las acepté, o sea las asumí así, efímeras, pasajeras. Ninguna otra relación en donde hubiera un hombre en mi casa, sino que eran relaciones coyunturales o nos veíamos en otro sitio y así, pero ya no más, pero también pensaba en mi hija y decía no, cuando empezaba a tener una relación me daba cuenta de que no estaban dispuestos a seguir una relación más profunda y ahí se quedaba, yo creo que a veces fueron definidas por los contextos por ejemplo, si estaba un compañero del sindicato tuve un compañero del sindicato, pero igual fue así como un rato y a veces, pues así ya, o sea que no he hecho un recuento pero, también aprendí así, yo creo que sí a amar pero sin apego, a estar bien con la persona, a compartir lo que pudiéramos compartir, para mí siempre ha sido muy importante la afinidad ideológica con mis parejas sexuales y emocionales, no siempre sexuales, a veces emocionales también pero para mí ha sido muy importante compartir por ejemplo, actividades en la lucha social y todo eso, creo que nunca he dormido con el enemigo; y ese tipo de relaciones que a veces, al calor de alguna movilización de algo conoces a alguien y se da, y se tiene que ir en un mes y ya, y así, eran relaciones coyunturales, bonitas digo yo, pero ya con la conciencia de que no era para quedarse y creo que cada vez más yo entendía que no me interesaba ser la pareja de alguien y, aprendí a vivir así y también porque mis actividades eran cada vez más fuertes, más comprometidas y no había lugar para plantear mucho esto de tener una pareja, me fue quedando claro y yo creo que a los cuarenta años fue mi última relación así, al calor de, te decía en el sindicato, casi siempre me han tocado parejas más jóvenes que yo, no sé por qué, no entiendo eso. ¡Ah!, y la última muy romántica que tuve con un compañero que conocí en el noventa y cuatro y que teníamos mucha afinidad y mucha atracción y mucho cariño pero él era casado y después si se divorció pero no por mí, se divorció porque tenía otra relación y nunca me dijo y eso me dolió porque yo sí había puesto expectativas en esa relación, pero fue lo último que me dolió y a partir de ese momento decidí ya no tener relaciones, fue como renunciar a ese juego, a ese ir y venir, a ese desgastarte en una relación sin futuro, y luego también decidí que nadie más iba a entrar a mi casa por seguridad de mi hija y ya, o sea fue así como “aquí se acabó” y cuando yo le digo a mi hija, me dice:

226 Lee mas

Abades, obispos y poder social

Abades, obispos y poder social

perseguía también finalidades de carácter social, pues sus propietarios trataban así de aglutinar y consolidar con lazos espirituales la realidad socioeconómica de su gran patrimonio, evitando la posible ruptura y la con- siguiente fragmentación del mismo. En este territorio situado en la cabecera del río Trubia aparece una rea- lidad social con perfiles bien definidos según el texto conservado: falso, pero basado en otros primigenios difíciles de diseñar y de identificar, que tendrían, con toda probabilidad, una parte auténtica. La familia de Gladila dominaba, de manera especial, sobre las partes altas de dicho ámbito: Perlín y Perlavia, donde existían desde antiguo dos castros, El corito (Perlín) y La co- golla (Las cuestas), cerca de Perlavia. Los nuevos po- deres altomedievales se habrían asentado seguramente en los antiguos distritos castrales. y siguiendo con atención la enumeración de las propiedades fundiarias que tenían en esta zona, se comprueba enseguida que la producción ganadera constituía su orientación económica prioritaria (branea, bustum, bustellum, va- llatum, ruzzum > roza), aunque también funcionara, siempre en menor escala, la agraria propiamente dicha. así, en las latitudes más bajas, vinculadas directamente a la cuenca fluvial, abundan las referencias relativas a la agricultura (terras, agrum, uinea, senera y tal vez or- diale, cerasiare y centenarium) y al cultivo de fru- tales (nogare, pomares, pomifemera, pomaria, fraxinus, figarias, perares). 85 La localidad de carandón, con su

30 Lee mas

Del concepto de juventud al de juventudes y al de lo juvenil

Del concepto de juventud al de juventudes y al de lo juvenil

y Kafka— se puede devenir en vegetal o en animal (Guattari, 1994: 195). Saltan aquí, en- tonces, a la vista, las trampas que sumergen la reflexión cuando ésta se estanca en el ámbito de las esencias dadas por el creador —para quienes hablan desde los terrenos de la reli- giosidad— o en el discurso llamado “neutral” de quienes pontifican desde el análisis de lo orgánico, desde una visión en la que impera lo biológico sin la mediación que, para la exis- tencia humana, tiene lo simbólico como esfera de constitución de los sentidos mediante los cuales los seres humanos devienen en huma- nidad, animalidad, vegetalita o mineralidad. De hecho, el término “adolescente” hace refe- rencia a una falta que delata y delata al mun- do adulto cuando se refiere a la condición ju- venil. Las y los jóvenes tienen las condiciones biológicas para procrear su especie, pero ado- lecen —desde la perspectiva adulta— de las aptitudes y las actitudes propicias para repro- ducir las tramas significativas y simbólicas de lo social: los sentidos que tejen la interacción humana. Agrega Guattari, en la citada en- trevista (1980: 47), cómo el advenimiento de la capacidad para reproducir la especie está acompañada por una reorganización, en dife- rentes órdenes, que incluyen modificaciones en los campos reflexivos y perceptivos que redefinen, cotidianamente, las relaciones de poder social en la que se tranzan con la con- dición adulta. Las y los jóvenes subordinados a los/as adultos/as viven con más intensidad el proceso de preparación que vivían desde la condición de la niñez, en el que la cultura de la sociedad es el contenido de la educación, que les habilita para reproducir la sociedad en la que devinieron como jóvenes. Sin em- bargo, la condición para reproducir lo social humano es dejar de ser jóvenes.

11 Lee mas

La Constitución social del poder político en Baruch Spinoza

La Constitución social del poder político en Baruch Spinoza

Spinoza des-sustancializa el poder, lo entiende como un proceso de articulación y composición que se desarrolla en la dimensión social, haciendo de la sociedad el espacio de la soberanía y cuyo fundamento es la potencia de cada sujeto. Por ello el poder no lo entiende como ejercicio de imponer, dominar u oprimir de una determinada voluntad dentro de una relación social, sino lo asumirá como la potencia de la sociedad, espacio de articulación, organización social y constitución política de la multitud que es su airmación como sujeto político, expresión de voluntades singulares cuya manifestación institucional es el Estado (potestas). Por lo que a mayor poder social, mayor derecho tienen los sujetos, mayor es su libertad y mayor es su potencia singular y colectiva. A este derecho que se deine por el poder de la multitud, Spinoza lo llama Estado. La potencia social se traduce en poder político. La soberanía del cuerpo político es humana e inmanente, jurídica y colectiva, es un hecho de naturaleza, libre de toda prescripción moral o religiosa. De esta forma, el poder del cuerpo social es el producto del deseo en tanto que esencia actual del hombre. El ámbito de lo político aunque no es racional per se, permite el surgimiento de la razón, y tanto más facilita el desarrollo racional de los individuos cuanto más democrática sea su organización. Al respecto sostiene Emilia Giacotti, lo siguiente:

14 Lee mas

El
poder de los anlisis polticos de Marx. Una aproximacin onomasiolgica-semasiolgica

El poder de los anlisis polticos de Marx. Una aproximacin onomasiolgica-semasiolgica

El significante“poder” aparece de distintas formas, por ejemplo, para hacer referencia a los poderes institucionalizados, “poder parlamentario” (DB, 154), “poder armado” (DB. 155). Por ejemplo, afirma Marx: “al mismo tiempo que fueron despojados de su poder parlamentario, los pequeños burgueses demócratas fueron despojados de su poder armado con la disolución de la artillería de París y de las legiones 8, 9, y 12 de la Guardia Nacional” (LCF, 96).No obstante, en términos analíticos, Marx distingue cuatro categorías de poder: de un lado, el “poder moral” y el “poder efectivo”, de otro el “poder social” y el “poder político”. La primera distinción puede apreciarse en el análisis que hace Marx de la Constitución de 1848. En su lectura, existe una contradicción entre el “poder efectivo” del ejecutivo y el “poder moral” de la Asamblea Legislativa. El poder efectivo está ligado al ejercicio de la fuerza, mientras el poder moral está vinculado con la legitimidad. Marx llama la atención de que el presidente tiene bajo su poder la fuerza armada, actúa ocultamente, mientras la Asamblea lo hace a la luz pública, y está presionado por la vigencia de su período, lo cual puede llevarlo a emplear la fuerza (DB, 147-148). Para concretar afirma:

14 Lee mas

PODER BURGUÉS Y PODER REVOLUCIONARIO

PODER BURGUÉS Y PODER REVOLUCIONARIO

A partir de la lucha reivindicativa está hoy planteado en Argentina, en algunas provincias, en algunas ciudades, en algunas zonas fabriles y villeras, la formación de órganos embrionarios de poder popular. Pero, en general en lo inmediato no es conveniente dar un paso que atraerá rápidamente la represión contrarrevolucionaria. En esos casos puede avanzarse enmascarando hábilmente tras distintas fachadas el ejercicio del poder popular. En una villa, por ejemplo, bajo el enmascaramiento de la Asociación Vecinal, pueden organizarse distintas comisiones que encaren el problema de la salud, de la educación, de la seguridad, de la justicia, de la vivienda, etc., con una orientación revolucionaria, mediante la constante movilización de toda la villa, teniendo como objetivo central la construcción de sólidas fuerzas revolucionarias políticas y militares. En un pueblo de Ingenio Azucarero igual papel podría jugar el Sindicato. Pero esto sólo como pasos iniciales de los que habrá que pasar en el momento oportuno a la organización de una Asamblea o Consejo local que se constituya oficialmente como poder soberano de la población de la zona.

21 Lee mas

No te dejes de cuentos. El poder de las narrativas transmedia para la transformación social

No te dejes de cuentos. El poder de las narrativas transmedia para la transformación social

Las ideas de Kaplún (1998) tienen más vigencia hoy en día si cabe, porque el papel de los comunicadores sociales debe centrarse en activar y/o mediar procesos culturales y para ello, tanto los movimientos como los propios comunicadores deben desvincularse del paradigma del experto 10 , y comprender los modos de hacer y relacionarnos en la sociedad red. Los nuevos movimientos sociales 11 pueden enseñarnos mucho acerca de esta nueva lógica de acción conectiva, con la que han conseguido desbordar las fronteras del poder. A colación de este punto, Bennett y Segerberg (2014) afirman que “lo que más importa (…) son las historias personales mundanas y las imágenes compartidas en las redes sociales o la logística aparentemente trivial y los mensajes de protesta enviados por el móvil y Twitter” (p. 67).

13 Lee mas

Poder y experiencia social

Poder y experiencia social

En consecuencia, las relaciones sociales históricamente conocidas no son el resultado del comportamiento natural y espontáneo de los individuos que acuerdan vivir en sociedad y organizan sus acciones en ámbitos separados como "economía", "sociedad", "política" y "cultura", como en el Liberalismo. Ni son, tampoco, resultado de factores externos a las intenciones, a las decisiones y acciones de las gentes, los cuales factores, como propone el Materialismo Histórico, actuarían independientemente de la conciencia de las gentes, configurados como una suerte de macro sujeto histórico de cuyas tendencias y propensiones las gentes no seríamos sino "portadores". Las relaciones sociales que históricamente o por nuestra experiencia inmediata conocemos, son siempre, en todas partes y en todos los tiempos, ciertamente relaciones de poder. Pero son el resultado de las luchas de las gentes y de los resultados de esas luchas por el control de recursos para asegurar la reproducción de la especie como tal y de su única existencia posible, la existencia social. No son, pues, ni espontáneos productos de la "naturaleza" de la humanidad y del consenso de sus individuos, como en el Liberalismo, ni de factores independientes de la conciencia, es decir, de las intenciones, de las decisiones, de las acciones de las gentes. Por eso mismo, las relaciones de poder entran en crisis, cambian y son removidas de la existencia social, por las propias acciones de las gentes.

17 Lee mas

El poder en la enseñanza social de las sexualidades y el género:paradojas y tensiones

El poder en la enseñanza social de las sexualidades y el género:paradojas y tensiones

7-xx ¿Cómo colocar en las universidades un enfoque socio-cultural e histórico de las sexualidades frente a uno sexológico, más propio de talleres impartidos por organismos no gubernamentales? La perspectiva histórica de las sexualidades pretende, más que educar en materia de uso del condón para prevenir riesgos, proporcionar al alumnado una visión diacrónica de lo que han sido y pretendido ser las sexualidades humanas, sin calificar estas ideas y prácticas como “buenas” o “malas”, y cuestionando la existencia de una sola “verdad” sobre este objeto de conocimiento. Este enfoque ha de incluir la perspectiva de género, a partir de la cual se hace evidente que las distintas sociedades confieren significados a la diferencia sexual, colocando a las mujeres (y lo femenino) en jerarquías sociales inferiores a las que ocupan los varones y lo masculino. El enfoque socio-cultural e histórico de las sexualidades es, ante todo, uno que enfatiza los derechos humanos de las personas, independientemente de su sexo, clase social, edad, condiciones de salud, y creencias políticas, religiosas, o diferentes a la norma.

12 Lee mas

El poder de la gente: actividades de apoyo con beneficio social

El poder de la gente: actividades de apoyo con beneficio social

La visión cualitativa se enfoca en el descubrimiento y la comprensión en profundidad del objeto de la investigación, de modo que el proceder metodológico evoluciona con el proble- ma. Por lo anterior se desarrolló una prueba piloto en la empresa DLAC para la afinación de las técnicas y herramientas, la cual se realizó con una intención etnográfica con el propósito de hacer una primera aproximación al entorno de las EBC mediante el apoyo en técnicas y preceptos de la etnografía. La intención etnográfica se entiende como un propósito interpre- tativo que busca algo más que una descripción extensiva de la situación social que se estudia (Wolcott, 1993). Se buscó realizar una interpretación nutrida del material cotidiano recogido del contexto de estudio con un lente temático muy específico: los aspectos relacionados con el concepto de creatividad, a partir del macro-concepto planteado. No obstante, el trabajo no fue una etnografía de hecho, pues no cumplía con los criterios de tiempo, rol del inves- tigador y profundidad interpretativa que ella demanda.

49 Lee mas

Discursos sobre estado, poder y política en la formación de grado en trabajo social

Discursos sobre estado, poder y política en la formación de grado en trabajo social

justificación que para nosotros reviste la tarea de revisitar los discursos sobre lo político de la academia a lo largo de la historia. Quizás pueda parecer excesivo el intento de ofrecer la descripción de algunas de las nociones centrales sobre el Estado y lo político, que ya se han constituido como una verdadera lengua franca entre los cientistas sociales. ¿Es realmente necesario citar la noción weberiana de Estado, en una tesis doctoral? ¿No podemos darlo por sabido? ¿Vale la pena ofrecer al lector la semblanza de los clásicos del pensamiento moderno? ¿Es lícito citar a los padres de la teoría social sin ser verdaderos exégetas de sus obras? ¿No hay algo del orden de la profanación, o del exceso, en sentar en el mismo trabajo a dialogar a Maquiavelo, Marx, Foucault y Dussel, y darle no más de diez minutos a cada uno para exponer sus argumentos? El fundamento de la decisión de ofrecer estas notas sobre los discursos modernos y contemporáneos sobre el Estado y lo político (cuya lectura puede resultar poco novedosa para el lector posgraduado), es que esta tesis tiene la pretensión de convertirse en una herramienta. Un aporte para subsanar aquel problema inicial que le diera origen a este estudio: “hay cosas importantes que los trabajadores sociales no sabemos y deberíamos saber.” Adelantándonos a las conclusiones, veremos que, en términos generales, el Trabajo Social, adolece de una formación sistemática en relación al Estado y lo político. La tarea de mirar el pasado y el presente de los discursos preponderantes en la academia sobre estos temas desde la especificidad de quienes ejercemos el Trabajo Social, explicitar sus puntos nodales, sus tensiones, sus debates, sus aportes para pensar lo político en lo social, se constituye en un objetivo complementario. Así, a la función primera que este análisis teórico cumple, como material que sustenta el análisis de las entrevistas, encuestas, programas y planes de estudio, se le suma esta otra función, de ofrecer al colectivo profesional una sistematización de los discursos de las ciencias sociales sobre lo político desde el Trabajo Social, que pueda convertirse en un insumo para futuros debates, y para la misma formación.

635 Lee mas

Influencia de organizaciones en el desarrollo rural: caso de Salinas, San Luis de Potosí

Influencia de organizaciones en el desarrollo rural: caso de Salinas, San Luis de Potosí

The poverty of rural population makes it necessary to search for development alternatives in order to improve their living conditions. Araujo (1982), points out that essential contents of transformations that involve a development process, are linked to the search for increasing levels of income and equal distribution per capita and the participation of all social groups in decisions that affect them. In this regard, local development involves using strategies with dynamics of social organization, linking and coordinating the individual efforts of organizations and social actors, to integrate them in participatory projects with flexible structures in the same local space, integrating the society (Contreras, 2000); which results in effective communication processes between actors in a region (Cebrián, 2003).

14 Lee mas

Identificar la identidad ancestral, mediante el patrimonio tangible e intangible de la parroquia Atahualpa para sus públicos de interés

Identificar la identidad ancestral, mediante el patrimonio tangible e intangible de la parroquia Atahualpa para sus públicos de interés

- 28 - Apuntan a la creación, fortalecimiento y mantención de Gobiernos Autónomos Descentralizados o GAD’s quienes cuentan con una administración social, económica y política propia, avalada por la Constitución de la República del Ecuador; de esta manera es como en un intento de integración nacional, se constituyen lo que se conoce como las Parroquias Rurales o Urbanas, mismas que se encuentran en las zonas periféricas de cada una de las 24 provincias que conforman el territorio ecuatoriano, en este caso específico la zona periférica de la provincia de Pichincha, cantón Quito; donde se encuentra la Parroquia Rural “Atahualpa”, dicha parroquia fue fundada en 1894, y después de un tropiezo administrativo volvió a ser reconocida como tal en el año 1954.

129 Lee mas

Importancia del estudio de la comunicación social

Importancia del estudio de la comunicación social

Tal como resulta fundamental definir y conocer cuales son los elementos y características del proceso de la comunicación, es también de suma importancia el poder determinar cuales son los efectos que este proceso provoca, tanto en lo individual como en lo Social. Es este punto uno de los que requiere un mayor esfuerzo de investigación actual, puesto que su especial tratamiento permitirá una mayor y mejor comprensión de los tan variados modos de comportamiento que presentan tanto los individuos considerados en forma aislada, como los grupos sociales y más aun las comunidades.

1 Lee mas

Sueño y poder. El uso social del sueño chamánico teenek.

Sueño y poder. El uso social del sueño chamánico teenek.

Varios personajes de las comunidades afirman haber recibido mediante ―el sueño‖ los conocimientos de su oficio. Es el caso de un catequista y rezandero de la comunidad de Arranca Estacas, 84 quien me comentó que cuando no había quién realizara el oficio en su pueblo, él se ofreció a llevarlo a cabo e inmediatamente comenzó a soñar que la Virgen le enseñaba el catecismo ―Ella me platicaba en las noches, me dijo „esto es lo más importante que le vas a decir a los niños, así los debes de tratar y si tú trabajas bien, creo que va a ser más‖. Varios años después de que inició su labor tuvo que dejarla porque se supo en la comunidad que había tenido relaciones extra-maritales con otra catequista. La reprobación social a que ambos se hicieron acreedores los llevó a dejar su cargo en la capilla e incluso él decidió migrar temporalmente a la ciudad de Reynosa. ―Cuando estuve en Reynosa –me dijo- hice muchas cosas, allá estuve ayudando en la capilla que está cerca de casa de mi hijo que vive allá, les enseñé cantos de los que aquí tenemos y hasta fui sacristán. Entonces empecé a soñar otra vez: Me dice Nuestra Madre (se refiere a la Virgen de Guadalupe) que

145 Lee mas

Lenguaje, poder e identidad social. Nietzsche, Bourdieu, Austin

Lenguaje, poder e identidad social. Nietzsche, Bourdieu, Austin

Lo decisivo es, pues, que hemos olvidado cómo se han ido constituyendo los elementos del discurso en el proceso simbólico y comunicacional y, tomando los nombres como dados, hemos olvidado que éstos han sido constituidos. Así, a través del planteamiento de la tesis según la cual los hombres han olvidado históricamente que los elementos del lenguaje no son parte del Mundo (del mundo de los entes reales, sino de ese universo creado con fines de dominación) desembocamos en la referencia a la propia gramática como encubridora del error. Mas este error es, en cierto sentido, necesario. En efecto, en la medida en que nuestros enunciados no se corresponden con cosa alguna (a excepción de su propia capacidad de persuasión y de generar efectos de verdad), no cabría hablar tanto de error en el sentido de una epistemología fundada en la verdad cuanto de la afirmación de que la única verdad es el error. El único error consistiría, de acuerdo con Nietzsche, en asumir como válida la posibilidad de un conocimiento cierto de la cosa, dado que sólo conocemos de la cosa la forma que arrojamos sobre ella para hacerla asequible a la consciencia, i.e., interpretable según un lenguaje que la consciencia puede comprender. Desde el punto de vista de una epistemología racionalista dicha forma es errónea, mas es verdadera desde una epistemología que asume la realidad d la perspectiva individual y la voluntad de poder 5 . Cada perspectiva responde, pues, a la verdad de los procesos de

21 Lee mas

Colonialidad del poder y clasificación social

Colonialidad del poder y clasificación social

cual, a su vez, está pensada según la perspec- tiva eurocéntrica; 2) las únicas diferencias que son percibidas entre los europeos como real- mente significativas –una vez abolidas las jerar- quías nobiliarias por la revolución francesa– se refieren a la riqueza / pobreza y al mando / obe- diencia. Diferencias que remiten, de un lado, al lugar y a los roles de las gentes respecto del control del trabajo y de los recursos que en la naturaleza sirven para trabajar (relaciones de producción), y de otro lado, a los lugares y ro- les de las gentes en el control de la autoridad, ergo, del Estado. Las otras diferencias que en la población europea de los siglos XVIII y XIX es- taban vinculadas a diferencias de poder, princi- palmente sexo y edad, en esa perspectiva son “naturales”, es decir, hacen parte de la clasifi- cación en la “naturaleza”. En otros términos, la teoría eurocéntrica sobre las clases sociales, y no solamente en el materialismo histórico mar- xista-positivista, o entre los weberianos, sino en el propio Marx, es reduccionista: se refiere única y exclusivamente a uno solo de los ám- bitos del poder: el control del trabajo y de sus recursos y productos. Y eso es especialmente notable, sobre todo en Marx y sus herederos, pues no obstante que su propósito formal es es- tudiar, entender y cambiar o destruir el poder en la sociedad, todas las otras instancias de la

44 Lee mas

Responsabilidad Social Empresarial y Relaciones de Poder

Responsabilidad Social Empresarial y Relaciones de Poder

RSE como un discurso en el que las relaciones de poder están presentes y dinami- zan el devenir organizacional, ya que de alguna manera se pretende modificar la conducta del empleado no solo en el ámbito laboral sino en el ámbito familiar. Un ejemplo de esto se observa cuando se analiza uno de los programas de RSE de la empresa Flores el Trigal, Cultivando la paz, 10 el cual se basa en un discurso que busca controlar y generar cambios de conducta de los trabajadores por fuera del ám- bito laboral: con la ayuda de un profesional de la psicología se intervienen los hoga- res y el círculo cercano de los empleados, recomendando pautas de comportamiento para los hijos y abordando temas personales con la supuesta intención de mejorar las condiciones de vida de las familias. Esto, que aparece como una novedosa e inofensiva intención, crea los mecanismos necesarios para obtener información de la vida personal de los trabajadores y, en muchas oportunidades, conocer sus debilida- des y necesidades para intervenirlas a favor de la organización. Por ejemplo, modifi- car o intervenir en sus hábitos alimenticios, de aseo, comportamentales, religiosos, entre otros, para alinearlos a los valores corporativos y directrices generales de la empresa.

154 Lee mas

Discurso, Poder y Cognición Social

Discurso, Poder y Cognición Social

mucho con las noticias y la comunicación de masa. En el libro La noticia como discurso 8 hay un artículo sobre la comprensión de las noticias, sobre los procesos cognitivos de producción y de comprensión de las noticias de prensa. Las diferencias personales influyen muy poco en la institución de las noticia. Lo interesante de ver allí son las estructuras sociales que hay detrás del periodista y que inciden en la manera como se construye una noticia. Existen trabajos en microsociología muy interesantes, como el de Tuchman 9 Making News . Lo único que yo he hecho de más es estudiar los textos de la producción, la estructura de la entrevista, de la conferencia de prensa, todos los textos que sirven de fuente y observar cómo éstos, junto con la cognición social del periodista influyen en la construcción del texto. Pero no se tiene una única causa, es mucho más complicado, por eso allí nunca se dice que lo que pasa es que los periodistÉš son racistas. En mi útimo texto sobre racismo de las élites, 10 hay un capítulo que habla sobre los textos

92 Lee mas

Show all 10000 documents...