PDF superior ¿Cabe la desobediencia civil en la Filosofía del Derecho de Hegel?

¿Cabe la desobediencia 
      civil en la Filosofía del      Derecho de Hegel?

¿Cabe la desobediencia civil en la Filosofía del Derecho de Hegel?

. Así un acto de desobediencia civil, o incluso un acto revolucionario, habría que situarlo más allá en la moralidad pero en una eticidad que diera preponderancia, o mejor dicho confianza, a la sociedad civil ante el Estado. Estas posibilidades se nublan precisamente ante la desconfianza que Hegel ofrece a los mecanismos nacidos de una sociedad civil que se halla fuera de la total tutela de un Estado regulador. Ahí estaría el problema, el tope de cualquier insurgencia activa de la sociedad civil tomada como colectivista, que se vería cortocircuitada por el poder de la maquinaria estatal. El problema es que Hegel no confía demasiado en el sentir comunitario y solidario que podría desplegarse en la propia sociedad civil, en la que él sólo ve el movimiento de particulares en busca de su bienestar. El hiato entre el ser y el deber-ser presenta las inadecuaciones entre la ley y su cumplimiento, entre deber y poder, entre el comportamiento moral y la felicidad. La solución que plantea Kant como reconciliación está en sus postulados, en la línea de un progreso infinito, en la inmortalidad del alma. Pero para Hegel esta idea de progreso es contradictoria en la medida en que, conseguido su término, la moralidad sería suprimida, ya que estaríamos ante la coincidencia entre ser y deber-ser propia de la santidad. Así, aunque en principio no lo pareciera, Hegel propone una mayor posibilidad de cambio, de progreso, ya que se enmarca en la finitud, no abandonando la llegada del bien a un requerimiento posthumano. Nos
Mostrar más

23 Lee mas

Subjetividad, sociedad civil y la posibilidad de una ética para los tiempos modernos: una interpretación de la "Filosofía del Derecho" de Hegel

Subjetividad, sociedad civil y la posibilidad de una ética para los tiempos modernos: una interpretación de la "Filosofía del Derecho" de Hegel

Hegel (1999a) desarrolla el concepto de sociedad civil como el contenedor del nuevo sujeto social surgido en la modernidad: «la persona concreta que es para sí misma un fin particular, en cuanto totalidad de necesidades y mezcla de necesidad natural y arbitrio, es uno de los principios de la sociedad civil» (§182). Hegel entiende que la constitución primaria del actor de la sociedad moderna está definida por la particularidad de sus intereses, es decir, por un egoísmo constitutivo e inmediato. Por lo tanto, su actuar expresa la fuerza de sus necesidades e intereses bajo la forma de impulsos y pasiones. La relación de este agente con los otros y con el mundo social en el que actúa, siguiendo la lógica de su tendencia primaria, aparecerá bajo la forma de la necesidad exterior, de un medio necesario e ineludible para alcanzar su satisfacción. Esta articulación entre los distintos intereses particulares, en la que la satisfacción del interés de uno sirve como medio para la satisfacción del de los otros, conforma una red social de relaciones de dependencia entre agentes formalmente iguales y materialmente opuestos. Por medio de ella, el todo social puede sacar provecho de los esfuerzos egoístas: «En su realización, el fin egoísta, condicionado de ese modo por la universalidad, funda un sistema de dependencia multilateral por el cual la subsistencia, el bienestar y la existencia jurídica del particular se entrelazan con la subsistencia, el bienestar y el derecho de todos […]» (Hegel, 1999a: §183).
Mostrar más

114 Lee mas

Entre el egoísmo y la solidaridad Antagonismo y Formación social en la Filosofía del Derecho de Hegel

Entre el egoísmo y la solidaridad Antagonismo y Formación social en la Filosofía del Derecho de Hegel

Ante esto, es necesario constatar que la dinámica de la sociedad civil se mueve siempre a partir del egoísmo hacia la búsqueda de su reconciliación con la universalidad, lo cual no significa identidad plena entre interés individual y fines sociales y políticos. Recordemos que la reconciliación busca integrar la libertad particular de los individuos en la universalidad del estado, no eliminarla. En términos de Hegel, la educación de la conciencia moral busca hacerla infinita, esto es, asumir como propia su dimensión universal, comunitaria. De esta forma, en la acción del hombre concreto, que busca sus intereses, se realizan acciones que encarnan la universalidad social, por lo cual se construye, se revitaliza la comunidad general, sus costumbres y valores. Por ello, en el estado no se elimina la diversidad social, pues la integración de la sociedad civil al cuerpo político potencia el desarrollo de la libertad subjetiva; igualmente, el estado articula los intereses sociales, de individuos, clases y corporaciones en el poder legislativo (Hegel, 1993, §§300-302). Así, el estado no elimina la libertad, sino que promueve su diferencia específica en el espacio social. Por ello, Hegel concibe como necesaria la separación entre sociedad civil y estado, pues, toda la sociedad civil realiza un dinamismo formativo limitado, fragmentario; pero siempre la reconciliación plena se ve opacada, fracturada por la irrupción del deseo individual, del egoísmo, el cual reclama su derecho. Por ello, es indispensable que la sociedad civil sea comprendida en su condición negativa, dialéctica, trágica, como espacio dinamizado por la tensión entre el egoísmo y la solidaridad, entre la búsqueda individualista y la comunitaria. Esto hace necesario articular la sociedad civil al interior del todo del estado, el cual, como comunidad política concreta, tiene las condiciones para una mayor reconciliación entre la libertad subjetiva y en mundo de instituciones políticas.
Mostrar más

113 Lee mas

Cómo es posible el desenvolvimiento de la tensión existente entre la libertad individual y la sociedad civil, en la Filosofía del Derecho de G  W  F  Hegel

Cómo es posible el desenvolvimiento de la tensión existente entre la libertad individual y la sociedad civil, en la Filosofía del Derecho de G W F Hegel

A partir de la investigación hegeliana sobre la libertad este trabajo presenta la tensión entre libertad individual y universalidad en la Sociedad Civil; esta relación es necesaria y fecunda porque hace posible el desenvolvimiento del individuo que se reconoce a sí mismo como persona en un sentido universal y, por ello, es parte fundamental de la sociedad en la que está inmerso. De esta manera, el problema central de este trabajo está en cómo la particularidad sólo se desarrolla como relación con la universalidad social, esto quiere decir que para ser un individuo que alcance su realización plena es necesaria la construcción de relaciones inmersas en instituciones sociales, es decir, con una clase en perspectiva económica, en un sistema de administración de justicia y en la incorporación del individuo en grupos u organizaciones sociales que asumen la forma de corporaciones y están bajo la administración pública dictaminada por el Estado. De esta manera, Hegel se aleja de posturas filosóficas de corte atomista que suponen al individuo aislado como fundamento de la sociedad, lo cual implica una concepción del todo social como resultado de la sumatoria de individualidades. El artículo muestra cómo se desarrolla la tensión entre individuo y sociedad y cómo le aporta el desenvolvimiento de esta tensión a la condición particular del individuo.
Mostrar más

37 Lee mas

CRÍTICA DE LA FILOSOFÍA DEL ESTADO DE HEGEL

CRÍTICA DE LA FILOSOFÍA DEL ESTADO DE HEGEL

(O’Malley) traduzco «bürgerliche Gesellschaft» no por «sociedad civil» sino por «sociedad burguesa». Para el inglés, «Civil Society» se halla cuasiconsagrado por Engels (MEW XXI, pág. 236) y por la clásica traducción de la Filosofía del Derecho de Knox. El alemán dispone de una sola palabra (bürgerlich) para ambos sentidos (civil y burgués). Éstos se hallaban confundidos en la Antigüedad, cuyo Estado era en principio la polis, la urbe. En Ferguson —citado por Engels— e incluso en Kant (Metafísica de las costumbres, § 45) se identifican aún ambos sentidos. Pero ya en Kant esta identificación comienza a ser anacrónica. La separación formal de Estado y sociedad, de la esfera del interés colectivo como tal frente a los intereses individuales se desarrolla con la ascensión de la burguesía y acompaña la lucha de clases por el Estado. En la Ilustración francesa, mientras que citoyen se refería el hombre como ciudadano al nivel del interés universal del Estado, bourgeois se refería directamente a sus intereses privados, mejor definidos por la libertad del laissez faire que por la responsabilidad del interés común. En este sentido criticaban Diderot y Rousseau —cuyo Contrato Social extractó Marx a la vez que escribía su crítica de Hegel— el que hubiese muchos «burgueses» y pocos «ciudadanos». Desde el principio Marx identifica «burgués» con «privado», en cuanto la burguesía, el «estamento privado», es el núcleo de la «sociedad burguesa». La «sociedad burguesa» incluye más que la burguesía; pero la burguesía es actualmente el núcleo de la sociedad burguesa y a ella se debe el desarrollo y la forma actual de ésta junto con su separación radical del Estado (cfr. MEW III, pág. 36: La ideología alemana, W. Roces [trad.], Barcelona, Grijalbo, 1970, pág. 38. Roces traduce también bürgerlich por «civil»).
Mostrar más

166 Lee mas

Theoría. Revista del Colegio de Filosofía. Núm. 20-21 junio de 2010

Theoría. Revista del Colegio de Filosofía. Núm. 20-21 junio de 2010

proceder de acuerdo en la mañana y en la tarde, conservando cada profesor su enfoque pero con unidad fundamental en la temática. Entramos Rodolfo Cortés del Moral —quien había sido alumno mío y de Guerra—, y yo, en la tarde; así se ha mantenido con sustituciones por parte de quienes han sido mis alumnos e incluso, algunos ayudantes en el curso: Elisabetta Di Castro, Omar Jiménez, Ricardo Vázquez… Creo que, como opción, ha sido relevante: la asignatura es básica y obligatoria aunque se puede sustituir por Metafísica, o seguir otros enfoques en su tratamiento. Para mí, antes de entrar en críticos como Heidegger, por ejemplo, es importante conocer aquello que se quiere criticar. Para nuestro momento, Kant sigue siendo un autor fundamental, Hegel un referente relevante. Si se quiere, por ejemplo, abordar actualmente el tema o el problema del sujeto, es importante pero, ¿dónde surge el tema y cómo se propone si no es en referencia a Kant, Hegel, o a los dos?, así sea criticando sus exposiciones. Así concebí el curso: un semestre para el pensamiento crítico, otro al pensamiento dialéctico, con un subproducto compartido: no tanto ha- blar de los autores sino conocerlos y trabajarlos en sus textos. Esta enseñanza se la debo a Gaos y él en segundo año de licenciatura nos llevaba a trabajar sobre los textos —no se trata de convencer a los alumnos de convertirse en hegelianos o kantianos, sino de capacitarlos para que puedan trabajar a Kant y a Hegel. Por supuesto hay otros referentes importantes. De los antecedentes, Aristóteles, Descartes, Hume; consecuentes, Marx, Nietzsche, Heidegger, importantes sin duda, pero referentes; en otros cursos o aún conmigo en optativas podrá volverse a ellos.
Mostrar más

228 Lee mas

COMENTARIO A LA SENTENCIA DEL PLENO DE LA SALA DE LO CIVIL DEL TRIBUNAL SUPREMO Nº 494/2016 DE 15 DE JULIO DE 2016, REC 1290/2015 FIJACIÓN DE DOCTRINA JURISPRUDENCIAL SOBRE EL RECONOCIMINENTO DE FILIACIÓN POR COMPLACENCIA. VALIDEZ. POSIBILIDAD DE IMPUGNAC

COMENTARIO A LA SENTENCIA DEL PLENO DE LA SALA DE LO CIVIL DEL TRIBUNAL SUPREMO Nº 494/2016 DE 15 DE JULIO DE 2016, REC 1290/2015 FIJACIÓN DE DOCTRINA JURISPRUDENCIAL SOBRE EL RECONOCIMINENTO DE FILIACIÓN POR COMPLACENCIA. VALIDEZ. POSIBILIDAD DE IMPUGNAC

En definitiva, partiendo de la existencia de una filiación matrimonial y aplicándose en consecuencia el plazo de caducidad de un año, la acción ha caducado. Matiza la sentencia que si el reconocimiento es posterior al matrimonio, el dies a quo del plazo de caducidad de un año será el día de la perfección del reconocimiento. Si el matrimonio es posterior, el día de su celebración; aunque, si hubiera caducado antes la acción para impugnar la paternidad no matrimonial, debería denegarse también al reconocedor la acción del artículo 136 CC, pues no parece lógico que disponga de un mayor plazo para impugnar por el simple hecho de haberse casado con la madre. Por último, la sentencia de la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo añade que no le parece justa una visión general de los reconocedores de paternidad como "personas frívolas o inconstantes cuyos caprichosos cambios de opinión no pueda el derecho tolerar" o a las que deba privárseles de toda posibilidad de reconstruir su vida afectiva y familiar".
Mostrar más

10 Lee mas

Vol. 5, Núm. 10 (2009)

Vol. 5, Núm. 10 (2009)

desobedezcan leyes o políticas distintas a las que se contraponen, con el fin de llamar la atención pública sobre los motivos de la protesta —indirecta—). Pero en todos los casos, se trata de una acción que, aunque es ilegal (pues viola normas jurídicas), es pacífica (no recurre a la violencia —incluso supone la aceptación de la sanción determinada por la autoridad—) y pública (pues no busca esconder la violación de la ley como sucede con los delincuentes que cometen un delito; al contrario, el objetivo es hacer pública la desobediencia). Se trata también de una acción colectiva, no individual. Quienes desobedecen la ley con fundamentos morales pero de manera individual, como lo hizo Mohamed Ali al negarse a pelear en la guerra de Vietnam, son con- siderados “objetores de conciencia”, pues, como decíamos más arriba, la desobediencia civil se refiere a una acción colectiva, no individual. Y más aún, esta acción colectiva debe tener fundamentos morales. Un grupo de delincuentes que públicamente desobedezcan la ley para obtener beneficios personales no constituye ningún ejemplo de deso- bediencia civil. La desobediencia civil supone que la colectividad desobediente ofrece razones morales a la sociedad para justificar su violación a la ley. Por ello, todo acto de desobediencia civil es un acto de desobediencia a la ley, pero no todo acto de desobediencia a la ley es un acto de desobediencia civil.
Mostrar más

31 Lee mas

Nonviolence and civil disobedienceNoviolencia y desobediencia civil

Nonviolence and civil disobedienceNoviolencia y desobediencia civil

description Este artículo analiza y describe la relación entre noviolencia y desobediencia civil, destacando que las dos figuras. convergen en la misma fundamentación ética y que son exp[r]

2 Lee mas

COMUNIDAD UTÓPICA Y DESOBEDIENCIA CIVIL

COMUNIDAD UTÓPICA Y DESOBEDIENCIA CIVIL

Satyagraha de Gandhi, o su firme búsqueda de la verdad, que se referiría a una vida de carácter filosófico en la que la resistencia pasiva y la no violencia, como se puede leer en Todos los hombres son hermanos de Gandhi, conviven en la religión del Estado y aspiran al bien común como objeto de la libertad de conciencia, lo que llevaría a cuestionar indirectamente el papel de la filosofía en la ciudad o la profesión de la filosofía política, desde la perspectiva específica de la colonización o el extranjero. La Ahimsa o no violencia de Gandhi requería una conducta interminable y una paciencia infinita, que obligaría a negar conscientemente la existencia del mal o la injusticia para combatirla. Con esa perspectiva, la objeción de conciencia que estaría implícita en el autoperfeccionamiento moral que defendía Tolstói por ejemplo en Resurrección, como un medio para transformar la sociedad y no al individuo, tenía su origen en la revolución pacífica de Jesucristo y acabaría por convertirse, con el trasfondo de los socialismos revolucionarios del siglo XX, en un ataque contra el poder del Estado y sistema establecido, atribuyendo a la resistencia pasiva una cualidad eminentemente activa. La impronta de la desobediencia civil de Thoreau sería innegable al tratar de ver en la libertad de la ley el principio fundamental de la resistencia. Sócrates fue el primero en defender que sería mejor recibir una injusticia que cometerla. “Cuando el ciudadano ha negado su adhesión —observó Thoreau— y el funcionario ha renunciado a su cargo, la revolución se lleva a cabo”. Una acción basada en principios constituiría, efectivamente, la única forma legítima de la justicia y, a la vez, la verdadera definición de la revolución. De este modo, la libertad que la ley proporcionaba al individuo no resultaría más importante que la medida en la que el individuo pudiera actuar para favorecer las leyes, de acuerdo con el orden anterior:
Mostrar más

11 Lee mas

El concepto de la voluntad libre en la Introducción a los Principios de la filosofía del derecho de G.W.F. Hegel

El concepto de la voluntad libre en la Introducción a los Principios de la filosofía del derecho de G.W.F. Hegel

Hegel rechaza cualquier intento de definición de la voluntad libre, ya que esa es precisamente la formalidad del proceder del “entendimiento” (Verstand) por medio de la “representación” (Vorstellung). El filósofo alemán ha sostenido en múltiples ocasiones que la tarea de la filosofía consiste en proceder por medio del “concepto” (Begriff), pues sería de este modo como opera la realidad entendida como totalidad, y no mediante la separación abstracta y unilateral de sujeto y objeto. La filosofía espe- culativa hegeliana, al ser una filosofía de la “inmanencia”, es una filosofía que pasa tanto por las determinaciones del entendimiento como por las del concepto o, mejor dicho, el momento del entendimiento también forma parte del desarrollo del concepto (Nuzzo 1990). Es por ello que en la filosofía especulativa de Hegel no cabría quedarse en los niveles del entendimiento, dado que la voluntad se expresaría en la realidad de acuerdo a su concepto (Álvarez 2001). Por lo cual, una deducción de la libertad de la voluntad no puede conocerse más que “en conexión con el todo” (Hegel 1999a [1821], 77), y conforme a su concepto. Esa sería precisamente la demostración filosófica (especulativa) que Hegel se propone: que se conozca el recorrido del concepto como concepto existente, real en su movimiento inmanente (Álvarez 2001). Es decir, en la realidad efectiva se concreta el concepto, y la tarea de la filosofía sería la de rastrear tal recorrido.
Mostrar más

23 Lee mas

Contributions of feminism to International Law in the construction of peace

Contributions of feminism to International Law in the construction of peace

En la guerra en la en estos momentos nos encontramos, la guerra contra el terrorismo, la paz parece lejana y se evidencia ilusorio hablar de construcción de la paz en Derecho Internacional cuando es posible utilizar la fuerza armada contra cualquier Estado acusado de colaborar u auspiciar el terrorismo interna- cional. En un estado de amenaza constante, en el que el enemigo se encuentra en cualquier lugar, en el que la seguridad se convierte en la máxima prioridad, el feminismo parece que pierde su lugar, asediado por la inmediatez del que no sabe qué se encuentra a la vuelta de la esquina o quién será el siguiente en la lista. Si el terrorismo opera y espera agazapado, si no hay objetivos prede- terminados que constituyan las principales líneas de actuación, si el terrorismo trabaja desde la sombra, entonces habrá que enfrentarlo desde el lado más invisible del Estado, desde la represión 17 . En esta lucha entre bandos secretos,
Mostrar más

13 Lee mas

Debates de la sociedad civil

Debates de la sociedad civil

Institución Futuro, el think tank independiente de Navarra, tiene como misión fundamental diseñar y promover un mejor futuro de la sociedad civil navarra en el ámbito socioeconómico, mediante el análi- sis de las políticas públicas y la presentación de propuestas inno- vadoras logradas a través de sus investigaciones y actividades. Dado que el 22 mayo de 2011 se ce- lebran elecciones autonómicas en Navarra, nos parece un buen mo- mento para plantear a la sociedad y a los principales cabezas de lista de nuestra región algunas ideas sobre cómo creemos que debería orientarse la Navarra del futuro. Por ello Institución Futuro, junto a sus socios, ha puesto en marcha unas sesiones de trabajo con una veintena de expertos en diferentes materias con el objetivo de generar ideas, propuestas e iniciativas que ayuden a modernizar la economía y estimular el avance de nuestra sociedad. Estos expertos proceden de ámbitos muy diversos: área aca- démica/universitaria, mundo de la empresa, consultores, economis- tas, etc.
Mostrar más

18 Lee mas

La militancia política de Carlos Marx Karl Marx y la política por Jorge Veraza Urtuzuástegui

La militancia política de Carlos Marx Karl Marx y la política por Jorge Veraza Urtuzuástegui

Aún más, este truco / inversión no sólo afianza o consolida el dominio del capital y de su Estado sobre la población sino que, además, falsea los actos de subversión y rebeldía del sujeto social; en especial de las clases subordinadas. Porque les hace creer que la voluntad se encarna en el quehacer político, sin percibir que lo fundamental es la gestión de las necesidades, la crítica de lo cotidiano, la organización de base y la promoción de todo movimiento social desde abajo, etcétera. Bien sea ésta parlamentarista o partidarista. Cada vez los representantes así alienados protagónicamente respecto de sus bases alimentan la creación de una política enajenada que, directamente o por un rodeo, redundará en servicio del capital; es decir, de aquel poder que crucifica y neutraliza los elementos autogestivos de la sociedad civil. Por todo lo anterior, no es casual que los politólogos modernos, por ejemplo a lo Bobbio, no vean por ningún lado la teoría política de Marx, ni entiendan la modalidad de acción política a la que Marx apunta. 19 Lo dicho sobre lo político y lo autogestivo
Mostrar más

18 Lee mas

Incentivos en atención primaria: de la contención del gasto a la salud de la población

Incentivos en atención primaria: de la contención del gasto a la salud de la población

paciente y de la población. Por ejemplo, si sólo se mide el desempeño en la atención a las personas diabéticas por el nivel de hemoglobina glicosilada se lograrán buenas marcas en tal indicador, pero la cuestión no es tan sencilla, pues el objetivo final es con- seguir menos amputaciones, cegueras, comas hipoglucémicos, infartos de miocar- dio e insuficiencias renales, atenderlas ade- cuadamente en sus otros problemas de salud, y lograr una distribución del tiempo de atención y de los recursos empleados en diabéticos que maximice beneficios y dis- minuya riesgos, en ellos y en el conjunto de los pacientes atendidos y de la población “cubierta”. Este ejemplo demuestra que, aunque sea posible y necesario, no es tarea fácil incentivar y motivar a los médicos de atención primaria. Los problemas de medi- ción del rendimiento de los médicos son tales que cabe preguntarse por las alternati- vas a los incentivos (cambios en el marco institucional, modificaciones de la organi- zación, carrera profesional, mejoras en la selección del personal, cambios en la forma de trabajo, etcétera) 3,7 .
Mostrar más

8 Lee mas

La psicoterapia focalizada en la transferencia (TFP) del trastorno límite de la personalidad

La psicoterapia focalizada en la transferencia (TFP) del trastorno límite de la personalidad

d. Los deterioros del nivel funcional de la persona- lidad y de los rasgos de personalidad no pueden entenderse únicamente por los efectos fisiológicos directos o las sustancias ingeridas (abuso de dro- gas, medicamentos) u otras enfermedades (por ejemplo, traumatismo craneoencefálico grave). El TLP posee una tasa muy elevada de comorbili- dad con otras enfermedades mentales. Un 84,5% de los afectados por TLP padecen en el transcurso de 12 meses uno o más trastornos del eje I, y un 73,9% tie- nen un diagnóstico de por vida de uno o más trastor- nos de la personalidad comórbidos (Leichsenring et al., 2011). Cabe destacar la elevada tasa de comorbilidad con el trastorno por estrés postraumático (PTSD, por sus siglas en inglés): un 39,2% de todos los pacientes con trastorno límite están afectados (Leichsenring et al., 2011).
Mostrar más

17 Lee mas

memorias_congreso_internacional_tendencias

memorias_congreso_internacional_tendencias

a una nueva auto organización de las ciencias; para el caso que pretendo esgrimir: el nacimiento de una nueva ciencia pedagógica, didáctica universitaria a partir de un pensamiento renovado del docente universitario, lo que deriva a mediano plazo en una nueva filosofía para una nueva universidad. En otras palabras, concibo la siguiente abstracción: la filosofía es al amor a la sabiduría como el nuevo pensamiento del docente universitario a la profesionalización y gestión científica de las funciones sustantivas de la universidad: docencia, investigación y extensión. Por tanto exige y requiere alcanzar en toda la comunidad académica universitaria la acción transformadora de repensar los principios filosóficos y epistemológicos de las ciencias con mirada retrospectiva, determinando de dónde venimos en educación universitaria, en dónde estamos y hacia dónde debemos dirigirnos. Esta es a mi juicio una cualidad de los académicos en evolución, que tributaría al logro de mejores procesos de pensamiento, para pensar en una mejor educación.
Mostrar más

275 Lee mas

La triple justificación de la desobediencia civil

La triple justificación de la desobediencia civil

10.. La similitud con la desobediencia civil suele fundarse en que la motivación que lleva al sujeto a acogerse a cualesquiera de ambos modos de obrar es el resp[r]

24 Lee mas

CRÍTICA DE LA FILOSOFÍA DEL ESTADO DE HEGEL

CRÍTICA DE LA FILOSOFÍA DEL ESTADO DE HEGEL

Su existencia entera era política, su existencia era la existencia del Estado. Su actividad legisladora, su aprobación de impuestos para el Imperio no era sino una consecuencia específica de su significación y alcance político general. Su estamento era su Estado. La relación con el Imperio era sólo la de un pacto de estos diversos Estados con la nacionalidad. Y es que el Estado político no se diferenciaba de la sociedad burguesa más que por la representación de la nacionalidad. La nacionalidad era el point d'honneur, el sentido político χατ' ἐξοχήν de estas diversas corporaciones, etc., y sólo a la nacionalidad se referían los impuestos, etc. Tal era la relación de los estamentos legislativos con el Imperio. De modo semejante se comportaban los estamentos en cada principado. El principado, la soberanía, era aquí un estamento particular, dotado de ciertos privilegios, pero no menos trabado por los privilegios de los otros estamentos. (Entre los griegos la sociedad burguesa era la esclava de la sociedad política.) El alcance legislativo general de los estamentos de la sociedad burguesa no era en modo alguno la elevación del estamento privado a un significado y campo de acción políticos, sino al contrario mera consecuencia de su significado y campo de acción político general y real. Su abstracción como Poder Legislativo no era más que un complemento de su poder soberano y de gobierno (ejecutivo); más aún, era su accesión a la cosa plenamente pública como a una cosa privada, a la soberanía como a un estamento privado. Los estamentos de la sociedad burguesa en la Edad Media legislaban también como tales estamentos, porque no eran estamentos privados; dicho de otro |152| modo, porque los estamentos privados eran estamentos políticos. El carácter político-estamentario no añadía nada a los estamentos medievales. No habían pasado a político-estamentarios porque tomaban parte en la legislación, sino que tenían parte en la legislación, porque eran político-estamentarios. ¿Qué tiene que ver esto con el estamento privado de que habla Hegel? Este estamento, cuando se convierte en legislativo, realiza un acto de arrojo político, se pone en éxtasis, accede a un significado y alcance político aparte, sorprendente, excepcional.
Mostrar más

159 Lee mas

LA GARANTÍA DEL DERECHO DE NO DISCRIMINACIÓN A LA POBLACIÓN SAHARAUI EN EL ACCESO A LA NACIONALIDAD ESPAÑOLA

LA GARANTÍA DEL DERECHO DE NO DISCRIMINACIÓN A LA POBLACIÓN SAHARAUI EN EL ACCESO A LA NACIONALIDAD ESPAÑOLA

privó de este beneficio y se les concedió un acceso privilegiado mediante el ejercicio del derecho de opción. Así, por el Real Decreto 2258/1976 de 10 de agosto, sobre opción de la nacionalidad española por parte de los naturales del Sahara, se reconoció el derecho de opción a los habitantes de la provincia de Sahara en sus artículos 1 y 2, generando un vacío normativo en cuanto a la regulación de la conservación de la nacionalidad española a los naturales del territorio. La calificación jurídica de esa concesión de nacionalidad hecha a la población natural de Sahara genera problemas interpretativos. Ese derecho viene calificado como una falsa opción asimilable a la carta de naturaleza con carácter colectivo, a los efectos del artículo 19 CC, y condiciona la individualización de esa concesión al requisito de hallarse “residiendo en territorio nacional estén provistos de documentación general española, o que encontrándose fuera de él se hallen en posesión del documento nacional de identidad bilingüe expedido por las autoridades españolas, sean titulares del pasaporte español o estén incluidos en los Registros de las representaciones españolas en el extranjero” 23 . La
Mostrar más

49 Lee mas

Show all 10000 documents...