PDF superior Creencia, aceptación y conocimiento

Creencia, aceptación y conocimiento

Creencia, aceptación y conocimiento

En cualquier caso, vemos, pues, que creencia y aceptación co- inciden en tratar a la proposición como verdadera y en actuar o tener cierta tendencia a actuar como si fuera verdadera. ¿En qué se diferencian entonces? Los autores que han hecho esta distinción, fundamentalmente Stalnaker 3 , Cohen 4 y Bratman 5 , han señalado una serie de aspectos que luego comentaré, pero creo que en primer lugar cabe insistir en que en el caso de la creencia uno tiene un sentimiento hacia la verdad de P que está ausente en la mera acep- tación (sin creencia). Carl Ginet 6 ha caracterizado ese plus de la creencia de este modo: Para creer que P, además de lo que nosotros hemos llamado aceptación, uno tiene que contar con que es el caso que P. Lo cual supone a su vez, 1) adoptar una actitud de rechazo respecto de la posibilidad de que no-P, 2) no adoptar ninguna actitud de protección hacia la posibilidad de que P sea falsa, 3) No prepararse para esa posibilidad, sorprenderse ante la posibilidad de que no-P:
Mostrar más

15 Lee mas

Conocimiento, aceptación y uso de la medicina tradicional, alternativa y/o complementaria por médicos del Seguro Social de Salud

Conocimiento, aceptación y uso de la medicina tradicional, alternativa y/o complementaria por médicos del Seguro Social de Salud

Objetivo: determinar el conocimiento, aceptación y uso de la medicina tradicional, alternativa y/o complementaria (MTAC) en un grupo de médicos del Seguro Social de Salud (EsSalud). Materiales y métodos: estudio transversal, descriptivo. Se realizó un muestreo monoétapico por conglomerado entre médicos pertenecientes a redes asistenciales de Lima, a quienes se les aplicó una encuesta validada por expertos y luego en una prueba piloto (alfa de cronbach=0,80). Se calcularon los porcentajes de niveles de conocimiento, aceptación y uso de las terapias de MTAC. Resultados: se evaluó a 412 médicos de los cuales el 68,2% se encontraban entre los 40 y 60 años. El 64,6% de la muestra eran de sexo masculino. El 85,4% de los encuestados conocían la diferencia entre medicina tradicional y medicina alternativa/complementaria; el 82% remitiría a los pacientes a los servicios de Medicina Complementaria y el 56,1% ha realizado una referencia a medicina complementaria. El 80,1% aceptaría la enseñanza de MTAC en pregrado y el 78,9% tiene una percepción positiva de la MTAC. La terapia alternativa más conocida y aceptada fue la acupuntura seguida de la itoterapia (77,8 y 65,9% respectivamente), mientras la más usada fue la itoterapia (22,4%). Conclusiones: los médicos de las redes asistenciales de Lima de EsSalud tienen un nivel alto de conocimiento y aceptación hacia la MTAC, sobre todo a métodos como acupuntura y itoterapia. Se recomienda enfatizar en las estrategias de difusión e información sobre MTAC para poder incrementar la cifra de pacientes referidos.
Mostrar más

6 Lee mas

CONOCIMIENTO Y NIVEL DE ACEPTACIÓN DE ALIMENTOS TRANSGÉNICOS EN UN SECTOR DE LA POBLACIÓN DEL DISTRITO DE TRUJILLO

CONOCIMIENTO Y NIVEL DE ACEPTACIÓN DE ALIMENTOS TRANSGÉNICOS EN UN SECTOR DE LA POBLACIÓN DEL DISTRITO DE TRUJILLO

La aceptación de los alimentos transgénicos por parte del consumidor continúa siendo un desafío importante en todo el mundo, diversos estudios se han realizado en este sentido. Pero lo que más influye, en las personas es el desconocimiento y la falta de información sobre los productos biotecnológicos. (Martínez-Poveda y col. s.f.). Por lo expuesto, el presente trabajo tiene como propósito identificar el nivel de conocimiento y aceptación de los alimentos transgénicos entre los habitantes de un sector del distrito de Trujillo, Departamento de La Libertad.
Mostrar más

11 Lee mas

Medicina tradicional: nivel de conocimiento y aceptación

Medicina tradicional: nivel de conocimiento y aceptación

Se elaboró una encuesta de 14 ítems con formato de respuesta de opción múltiple y se sometió a juicio de expertos. Abarcaba tres rubros: (a) datos del encuestado relacionados con su profesión; (b) nivel de conocimiento sobre medicina tradicional; y (c) nivel de aceptación de este tipo de práctica por parte del personal. En estas dos últimas secciones, las respuestas se categorizaban según los niveles alto, medio y bajo, respecto al nivel de conocimientos que los encuestados

9 Lee mas

Aceptación y conocimiento de la importancia de la actividad aseguradora en la ciudad de Loja 2011

Aceptación y conocimiento de la importancia de la actividad aseguradora en la ciudad de Loja 2011

 De acuerdo al tercer objetivo planteado en el presente proyecto, se puede determinar en un porcentaje considerado que un 72.14% de la población encuestada tiene conocimiento de las ventajas y desventajas de poseer algún tipo de seguro, entre las cuales un alto porcentaje coincidieron que las principal ventajas es contar con un respaldo en caso de una inesperada eventualidad, así como también respaldarse adecuadamente ante los riesgos expuesto el usuario o sus bienes, además protegerse en caso de fallecimiento o invalidez; entre las desventajas mencionaron los altos costos que implica la contratación de una póliza de seguros, y el no cubrir las aseguradoras el 100% en caso de un siniestro. Sin embargo un porcentaje del 27,86% no posee seguros, lo que significa que no tiene conocimiento de las ventajas y desventajas de poseer un seguro.
Mostrar más

89 Lee mas

Nivel de conocimiento y aceptación de la ideología de género en estudiantes de educación de una universidad de Chiclayo

Nivel de conocimiento y aceptación de la ideología de género en estudiantes de educación de una universidad de Chiclayo

Cabe recalcar que el objetivo de medir el nivel de conocimiento sobre la ideología de género está vinculado al conocimiento básico que el estudiante de la Escuela de Educación debe adquirir en la asignatura antropología filofósica incluida en su plan de estudios, que, a opinión de las autoras, debería incluir por la coyuntura actual no sólo el verdadero significado de ser varón y ser mujer, sino también el significado y consecuencias de la ideología de género. Perazzo (2017) menciona que personas con nivel universitario e incluso de postgrado, que tienen la trascendental tarea de educar, aceptan como algo muy “natural” la propuesta ideológica, como una comprensión cada vez más “adecuada” de la cultura en que vivimos. Esta observación se aplica cuando se desconocen los fundamentos y consecuencias de la ideología de género. Es muy fácil confundirse y aceptar sus proposiciones si no se han analizado los elementos que la constituyen, y si no se tiene una visión completa de lo que es la persona humana considerando sus principales notas fenomenológicas: sustancialidad-subsistencia, intimidad-subjetividad, corporeidad y sexualidad y, apertura y definición (Burgos, 2013). Se considera importante incluir el tema de la ideología de género dentro del curso de antropología filosófica debido a los problemas que a lo largo de la historia se han derivado del desconocimiento de ideologías reduccionistas de la persona.
Mostrar más

76 Lee mas

Análisis del conocimiento de la producción del mineral zeolita en la ciudad de Guayaquil y su aceptación en el mercado internacional

Análisis del conocimiento de la producción del mineral zeolita en la ciudad de Guayaquil y su aceptación en el mercado internacional

físicas y químicas son destacadas por sus diferentes y valiosas bondades que brindan. La Zeolita es utilizada en varios sectores, tales como: la agricultura, ganadería, floricultura, minería y metalurgia; algunos de sus usos son: aplicaciones médicas, en detergentes, control de malos olores, etc. Las Industrias que pertenecen al sector publico y privado; y asi tambien como los Exportadores y las personas dedicadas a la comercializacion de minerales , en su mayoria carecen del conocimiento y de los diferentes usos que se podria dar este mineral. El presente trabajo de titulación tiene por objetivo concientizar a nuestro país sobre su potencial minero y la explotación de la Zeolita. Con el fin de que sea utilizada en sus múltiples beneficios y poder llegar a
Mostrar más

161 Lee mas

La Creencia en la Justicia Inmanente Piagetiana: Un Momento en el Proceso de Apropiación de la Creencia Ideológica en un Mundo Justo

La Creencia en la Justicia Inmanente Piagetiana: Un Momento en el Proceso de Apropiación de la Creencia Ideológica en un Mundo Justo

De todos modos, algunos psicólogos sociales (Emler & Ohana, 1993; Emler, Ohana & Dickin- son, 1990) consideran que sus trabajos brindan una alternativa a las serias difi cultades que pre- sentan el intelectualismo y el individualismo de la escuela piagetiana. Esta corriente, inspirada en los planteos sociológicos de Durkheim respecto de las relaciones entre individuo y sociedad en la construcción del conocimiento, afi rma que el saber producido colectivamente determina el desarrollo individual. La sociedad provee el contenido de los conocimientos que preexisten a las personas en el discurso social, brindando soluciones a los proble- mas que estas deben resolver durante su socializa- ción. De este modo, la actividad de los individuos se limita a la participación en la comunicación de los conocimientos elaborados por la sociedad y se rechaza cualquier tipo de actividad constructiva del objeto social.
Mostrar más

12 Lee mas

Creencia religiosa, evidencialismo y teísmo escéptico

Creencia religiosa, evidencialismo y teísmo escéptico

religiones, pero no restringido a ello. Siguiendo a Forst (2012), la tolerancia consiste en la aceptación condicional o no intervención en las creencias, acciones o prácticas de cierto grupo de personas. Las acciones tolerables son aquellas permitidas legalmente, aceptadas socialmente y respetadas como parte del libre ejercicio de cierto grupo de personas. Consecuencia indirecta de una actitud tolerante es el rechazo de argumentación religiosa en temas centrales de la agenda pública, fundado en que las razones de fe (RsF) tendrían validez limitada sólo a los creyentes en los principios de cierta religión R. Así por ejemplo, bajo el supuesto de que hay ciudadanos libres e iguales, con CRs distintas, afirma Quinn (2005, 307): “A liberal democracy simply cannot, under conditions of religious diversity, fully endorse the religious values of all its citizens.” Énfasis de quien escribe. 6 En la literatura es usual encontrar tres tipos de teodiceas frente al problema del mal:
Mostrar más

22 Lee mas

LA ACEPTACIÓN DE LA HERENCIA ACEPTACIÓN Y REPUDIACIÓN

LA ACEPTACIÓN DE LA HERENCIA ACEPTACIÓN Y REPUDIACIÓN

El Código Civil establece las prescripciones correspondientes sobre la capacidad en la aceptación de la herencia y en caso de actuar en contra de las mismas podrá ejercitarse la acción de nulidad. Esta conclusión la obtenemos del art. 293 del Código Civil que literalmente señala que “ los actos jurídicos realizados sin la intervención del curador, cuando ésta sea preceptiva, serán anulables a instancia del propio curador o de la persona sujeta a curatela, de acuerdo con los artículos 1.301 y siguientes de este Código” . El art. 1.301 del CC dispone que “ la acción de nulidad sólo durará cuatro años. Este tiempo empezará a correr: En los casos de intimidación o violencia, desde el día en que éstas hubieren cesado. En los de error, o dolo, o falsedad de la causa, desde la consumación del contrato. Cuando la acción se refiere a los contratos celebrados por los menores o incapacitados, desde que salieren de la tutela. Si la acción se dirigiese a invalidar actos o contratos realizados por uno de los cónyuges sin consentimiento del otro, cuando este consentimiento fuere necesario, desde el día de la disolución de la sociedad conyugal o del matrimonio salvo que antes hubiese tenido conocimiento suficiente de dicho acto o contrato. Los actos jurídicos realizados sin la intervención del curador, cuando ésta sea preceptiva, serán anulables a instancia del propio curador o de la persona sujeta a curatela, de acuerdo con los artículos 1.301 y siguientes de este Código” .
Mostrar más

39 Lee mas

Creer que p. Consideraciones en torno a la creencia

Creer que p. Consideraciones en torno a la creencia

Así, aceptar que p conlleva el compromiso de adoptar p como premisa para las pruebas, argumentos, inferencias y deliberaciones que uno realice. La aceptación es una actitud proposicional de orientación pragmática, en el sentido de que aun no considerando que se tiene suficiente evidencia para creer que p, puede ser más racional en conjunto (para un sujeto S, en una situación s y un tiempo t) aceptar que p, en virtud de razones prácticas. Así, por un lado, podemos aceptar proposiciones sin creerlas. Por ejemplo, un abogado puede aceptar que su cliente no es culpable, aun sin creerlo, con el fin pragmático de poder llevar a cabo una mejor defensa. Del mismo modo, parece que se puede creer que p, sin aceptar que p. En concreto, se puede creer que p y negarse a usar p como premisa para algún razonamiento o a comportarse de acuerdo con p por los riesgos que ello entrañaría en caso de estar equivocado. Por ejemplo, cuando al salir de casa y aun creyendo que hemos cerrado el gas, volvemos a comprobarlo. Sin duda, se tratará principalmente de casos en los que se cree que p con poca confianza o baja probabilidad subjetiva. De todos modos, aunque aceptar que p no tiene por qué ser una razón para creer que p, creer que p suele ser una razón prima
Mostrar más

17 Lee mas

Las huellas de la experiencia  Creencia, conversión y reflexividad

Las huellas de la experiencia Creencia, conversión y reflexividad

En el fondo esos procesos y contradicciones sólo me fueron desvelados cuando me di cuenta del aspecto personal y reflexivo que estaba tomando el asunto. Y las respuestas se volvieron preguntas, los encuentros que interrogaban y fisgoneaban sobre la supuesta lógica oculta de conversión, se transformaron en una decidida empresa por convertirme. El asunto ya no eran sus conversiones sino los límites y esquemas falsos que imponía a mi trabajo y mis conversaciones - apelaba a que un estudio serio implicaba que me mantuviese distante de la fe- para evitar poner de mi parte en la conversión. La antropología de la creencia se volvió la creencia de la antropología. Y los informantes eran explícitos: "Tienes que dejar la ciencia del mundo a un lado o no entenderás nada", "Toda la ciencia del mundo no podrá explicarte el gozo al sentir la mano de Dios sobre tu alma", "Sólo si te conviertes podrás entender con el corazón lo que ocurre en los cultos", "Tienes que poner de tu parte y presentarte ante el Señor", "Acepta al Señor y pide perdón y todo lo que buscas acabarás entendiéndolo sin esfuerzo". Pero yo reaccionaba, a veces pidiendo ante las cuerdas, pruebas sobre la acción divina, el llamado de Dios, como algo previo y necesario antes de dar mi primer paso. "Pero tienes que poner de tu parte, Dios no se impone si no lo aceptas, porque el hombre es libre", "Ora conmigo y deja desnuda tu alma, cuando pierdas tu orgullo Dios te tocará". Yo insistía en mi escepticismo agnóstico y en reclamar la acción divina directa sin intervención mía en la conversión, pero no había forma, y mis informantes se desesperaban tanto como yo, enredados en esas sesiones de proselitismo. El "llamado" era entendido, pues, con prioridad lógica y ontológica pero cronológica y empíricamente posterior. La aceptación y creencia eran previas cronológicamente pero no lógica y ontológicamente. De este modo la ideología religiosa redefinía los procesos de conversión y reelaboraba el antes y el después de la conversión. Evidentemente yo no podía entender si no creía. Credo ut intelligam como diría San Anselmo, sólo por la fe puede el saber ser plena evidencia y verdad.
Mostrar más

17 Lee mas

Fignoni y Piacenza. Creencia y opinión pública

Fignoni y Piacenza. Creencia y opinión pública

Noam Chomsky, en el “Prefacio” a El conocimiento del lenguaje: su naturaleza, origen y uso formula, a través de la postulación del “Problema de Orwell”, la pregunta acerca de cómo es posible que los ciudadanos conozcan tan poco sobre la “cosa pública” a pesar de que están profusamente informados por los medios de comunicación de masas. Esta contradicción lo lleva a revelar que lo que se llama “opinión pública” es, en realidad, una construcción de “consenso” en las sociedades democráticas, producto de la propaganda estatal. La “opinión pública” no sería sino un efecto de los mecanismos de control ideológico que permiten que la mayoría de la población no solo piense en los términos que conviene al poder sino que, además, no sea consciente de que es objeto de una imposición. Los ciudadanos, antes bien, creen que esa opinión les pertenece y que ha nacido del ejercicio de su libertad de expresión en una sociedad democrática. La hipótesis de Chomsky se sustenta en las ideas de Walter Lippman, de quien toma la teoría de una “manufactura del consentimiento” y de Harold Lasswell, cuya teoría conductista de los efectos de la comunicación de masas, le permite advertir que los medios de comunicación masiva constituyen “nuevas técnicas de control”.
Mostrar más

11 Lee mas

La certeza de la creencia religiosa y sus razones

La certeza de la creencia religiosa y sus razones

fenómenos, sino en cómo experimenta el impacto de los fenómenos en sí, sobre todo los más radicales. En Husserl, la intención se dirige al fenómeno, tal como se da a la intuición, y normalmente aquella ha de proporcionar mucho del contexto y el horizonte en el que el fenómeno se explica propiamente. Marion señala que esta descripción sólo vale para algunos fenómenos. Hay algunos que no proporcionan demasiado poco (como piensa Husserl), sino demasiado, de modo que la intuición del fenómeno es tan abru- madora que cualquier intención de la conciencia no alcanzaría a constituirlo. Son los fenómenos saturados, porque están saturados con lo dado y saturan la experiencia de la conciencia. Frente a la corriente dominante en el pensamiento moderno, que considera la intuición sensible como el material desnudo a partir del cual elaborar conceptos, que captan el objeto de modo estable, Marion supone que ya no es el yo el que constituye el objeto, sino el que está constituido por ellos. Frente a la metafísica –a cierto modo de hacer metafísica–, que establece estructuras a priori de conocimiento y conceptúa al otro (a lo otro) como comprensible dentro de esa estructura (encontramos lo que hemos puesto), la fenomenología tiende a afirmar la prioridad del otro, de lo otro, que satura la capacidad de objetificación del yo.
Mostrar más

18 Lee mas

La aceptación correcta y la aceptación incorrecta la dignidad en la humildad

La aceptación correcta y la aceptación incorrecta la dignidad en la humildad

Tus deseos ocultos, que temes, se manifestarán de otras maneras y controlarán tu vida, mientras que el conocimiento claro de tus corrientes indeseables jamás te obligará a ceder a ellas. Es importante que entiendas esto claramente para que puedas luchar contigo mismo, sacar a la luz lo que está oculto dentro de ti. Crees que ocultar ciertos impulsos y deseos a los que temes inmensamente es una medida protectora. Y por esta razón tu subconsciente aún se niega a dejarlos salir. Crees que esa es la única manera en que puedes evitar ceder a ellos. Como una parte de ti ha dado los pasos necesarios para traerlos a la superficie, otra parte de tu personalidad teme esto y experimenta ansiedad. Todos los seres humanos que están en el camino pasan más o menos, de una manera o de otra, por el mismo proceso. Tú no eres la excepción. Y sólo reconociendo libremente tus deseos, tendencias, corrientes hasta ahora tapados y ocultos, y el miedo que les tienes; sólo reconociéndolos, repito, podrás gradualmente cambiarlos —no de inmediato, sino gradualmente— de acuerdo con la ley espiritual. Eso es la purificación. La purificación no significa esconder lo enfermo y lo
Mostrar más

21 Lee mas

El papel de la creencia religiosa en la vida humana en Wittgenstein

El papel de la creencia religiosa en la vida humana en Wittgenstein

Aquí hay una formidable discrepancia entre aquellas personas para las que la creencia está siempre en primer lugar y las otras, que no las usan para nada, porque no juegan ningún papel en sus vidas. Así mientras el crédulo organiza todo en su vida a partir de sus creencias, el incrédulo no las tiene en cuenta para tomar la mayoría de sus decisiones, de hecho nunca piensa en ellas a la hora de actuar, pues el guía su vida por razones diferentes. En este sentido, las distinciones que subsisten entre las personas religiosas y las que no lo son, no se centran en que piensen de modo contrario, opuesto. La vida de un creyente no disiente de la vida de un incrédulo porque unos necesiten pruebas de la existencia de Dios [para comprender los dogmas religiosos] mientras que tales pruebas en los otros no afectarían el grado de su creencia, o porque mantengan posiciones diferentes acerca la racionalización de la fe, sino más bien, como un conjunto de significados cumple una función u otra en un sistema, en un juego, en una forma de vida determinada, en una cultura, en todo un entorno, es decir, las formas de pensar y actuar de una persona de la vida corriente se producen en un plano completamente distinto a los de una persona religiosa, pues esa persona piensa de modo diferente, tiene imágenes diferentes, se dice a sí mismo cosas que no se diría si fuese religioso, de allí que mientras en el contexto cotidiano se le da lugar a la experiencia, a la objetividad del conocimiento y a los sucesos empíricos, en el contexto religioso se valora el sentido como guiar las acciones humanas, propiciando una manera de vivir y de actuar justa y en plenitud, libre de temores y angustias.
Mostrar más

41 Lee mas

El teatro del mundo desde una de sus máscaras, la creencia

El teatro del mundo desde una de sus máscaras, la creencia

moderna. Creer en las potencialidades humanas constituyó la confianza que edificó la modernidad a partir del humanismo renacentista. Confiar que muestra hoy su increduli- dad porque el hombre no puede por sus solas fuerzas construir el mundo. Sin embargo, aún prevalece ese modo peculiar de relacionarse con la naturaleza agotándola, con Dios sometiéndolo a nuestros designios o matándolo por superfluo y con los otros en razón de una utilidad que orienta necesariamente a la soledad del confort. Por eso, el hombre creyendo aún en el beneficio de su racionalidad dedica su vida al conocimiento científi- co que concluye en la técnica como su obra más preciada.
Mostrar más

11 Lee mas

El estatuto de la creencia en el sujeto psíquico

El estatuto de la creencia en el sujeto psíquico

Especificaré la concepción de “sujeto psíquico” que subtiende estos desarrollos. Está ampliamente difundido que uno de los pilares fundamentales de la teoría psicoanalítica es la existencia de procesos psíquicos inconscientes. Supuesto necesario y legítimo con el cual Freud marca la radical diversidad de los procesos psíquicos inconcientes y los concientes y nos alerta contra toda ilusión de captura inmediata por parte de la conciencia. Lo inconciente es real, tan real como los objetos físicos, que no son en la realidad tal como se aparecen a la conciencia. Así Freud deja sentada la posibilidad del conocimiento del mundo psíquico.
Mostrar más

10 Lee mas

Creencia, acción y posteridad un estudio de la creencia en la filosofía pragmatista de William James

Creencia, acción y posteridad un estudio de la creencia en la filosofía pragmatista de William James

Lo insólito de sostener una tesis que nos inste a creer lo que nos satisface no estaría lejana de la sentencia de Clifford según la cual el hecho que los creyentes hayan encontrado alegría y paz al creer sólo nos autoriza a decir que la doctrina es confortadora o agradable al espíritu, pero no que es verdadera (2003: 112). James parece confundir las consecuencias de una creencia por la conveniencia que supondría albergar tales creencias así sean falsas, sin embargo, insiste en que las hipótesis sólo son admisibles cuando hemos agotado toda evidencia posible y nuestras facultades intelectuales no nos permiten discernir entre proposiciones contrarias. La creencia religiosa se presenta como una hipótesis crucial, pues nos impele a escoger, consideración que nos conlleva a consentir que las hipótesis religiosas son vivas y pueden ser verdaderas, no debiendo cerrar el camino de la investigación ni su posibilidad, menos aún dados sus posibles beneficios (1956: 26). Pero si mediante las consecuencias medimos la pertinencia de una creencia y la conducta inspirada por una hipótesis de este tipo y acreditamos que no es distinta -o incluso peor- a la ofrecida por una hipótesis naturalista, entonces la fe religiosa se convierte en pura superficialidad. Según el método pragmático, se descubre como una misma hipótesis, por lo que el ser religioso o no serlo en nada aumenta el valor práctico de una creencia. Cabría conceder a sus críticos el hecho de que no siempre una creencia que nos haga felices es útil o verdadera, pues a pesar de la satisfacción en grado sumo que ocasiona la menor innovación popular, ésta puede ser, no obstante, inútil para el conocimiento o el progreso, sea artístico o tecnológico.
Mostrar más

84 Lee mas

La razonabilidad de la creencia en Dios

La razonabilidad de la creencia en Dios

La personalidad del hombre reside en su capacidad de verdad, por mucho que esta sea hoy puesta en entredicho por biólogos, teóricos de la evolución y neurocientíficos. No puedo entrar aquí en el debate mantenido al respecto, pero sí quiero señalar algo en relación con ello: todo punto de vista puramente espiritualista del hombre es recogido por el naturalismo actual. Sin embargo, para el naturalismo el conocimiento no nos enseña qué es, sino que consiste en una serie de adaptaciones al entorno con vistas a la supervivencia del individuo. Pero, ¿cómo podemos saber esto, si no podemos saber nada? Que el hombre sea solo y enteramente naturaleza, un mero ser natural procedente de vida no humana, puede que no resulte letal para su propia autocomprensión, siempre y cuando la naturaleza haya sido creada por Dios y la aparición del hombre en el mundo se corresponda con un designio divino.
Mostrar más

24 Lee mas

Show all 10000 documents...