PDF superior Hans-Kelsen-Que-Es-La-Justicia.pdf

Hans-Kelsen-Que-Es-La-Justicia.pdf

Hans-Kelsen-Que-Es-La-Justicia.pdf

H A N S K E L S E N selección de necesidades que el proceso de produc- ción social ha de preocuparse en contentar planifi- cadamente y la determinación de cuál es la medida en que deben satisfacerse dichas necesidades no deben quedar al libre arbitrio de cada uno. Será competencia de la autoridad social resolver esta cuestión, de acuerdo con principios generales. En consecuencia, vemos que el principio comunista de justicia presupone- tal como la fórmula “a cada cual lo suyo”- una respuesta del orden social positivo a la pregunta que fundamenta su aplicación. Y, por cierto, este orden social- tal como en el caso de la fórmula “a cada cual lo suyo”- no es un orden cual- quiera sino que está perfectamente determinado. Sin embargo, nadie está en condiciones de prever el modo en que funcionará el orden social comunista de efectivizarse en un lejano futuro, ni la manera en que se resolverán las cuestiones fundamentales para la aplicación del principio comunista de justicia.
Mostrar más

83 Lee mas

¿DERECHO INTERNACIONAL O GUERRA IMPERIAL? HANS KELSEN Y CARL SCHMITT ANTE LA PACIFICACIÓN DE LAS RELACIONES INTERESTATALES POR MEDIO DEL DERECHO.

¿DERECHO INTERNACIONAL O GUERRA IMPERIAL? HANS KELSEN Y CARL SCHMITT ANTE LA PACIFICACIÓN DE LAS RELACIONES INTERESTATALES POR MEDIO DEL DERECHO.

Schmitt fundamenta su crítica al ‘pacif ismo jurídico’ en estas ideas de Clausewitz. Schmitt argumenta que el ‘pacif ismo jurídico’ justif ica, en el ám- bito del discurso iusinternacionalista, guerras que están al servicio del logro de objetivos tan ambiciosos, tan desmesurados, que comportan un monstruoso e inhumano ejercicio sin precedentes de la violencia bélica. El ‘pacifismo jurídico’ justif ica estas guerras al presentarlas como sanciones jurídicas internacionales u operaciones de policía internacional contra estados o gobernantes infractores del derecho o peligrosos para la paz mundial. El ‘pacif ismo jurídico’, al igual que la ideología liberal “humanitarista” en un ámbito más general, induce así a los dirigentes políticos y a los pueblos que practican estas guerras a creer en su justicia, en su moralidad, y, por tanto, a suprimir inhibiciones en cuanto a su práctica. De este modo, el ‘pacif ismo jurídico’ contribuye a que, efecti- vamente, se lleven a cabo guerras destructivas en grado sumo. Si esta es una correcta reconstrucción sintetizada de la argumentación schmittiana, su cabal entendimiento exige todavía resolver una nueva dif icultad: ¿cuál es la fuente de la enigmática hipótesis schmittiana conforme a la cual las guerras justif icadas por el ‘pacif ismo jurídico’, desarrollo de la ideología liberal “humanitarista” en el ámbito de las ideas sobre el derecho y las relaciones internacionales, están unidas a objetivos desmesurados, anormalmente ambiciosos? La fuente de esa hipótesis se encuentra en el análisis de doble nivel que parece realizar Schmitt acerca de los f ines u objetivos políticos asociados a la ideología liberal “humanitarista”.
Mostrar más

20 Lee mas

Resumen - Teoria Pura Del Derecho de Hans Kelsen

Resumen - Teoria Pura Del Derecho de Hans Kelsen

desembocar en la producción del derecho: normas morales, normas de justicia, juicios de valor sociales, etcétera, que se suele denominar con rótulos como "bien común", "interés del Estado", "progreso", etc. La interpretación que efectúa el órgano de aplicación del derecho es siempre auténtica, crea derecho. Se habla de interpretación auténtica cuando la misma adopta la forma de ley o un tratado internacional: normas de carácter general (aplicable a casos iguales) o de carácter individual (para el caso concreto ). Aunado a lo anterior, no sólo puede llevarse a efecto una de las posibilidades mostradas en la interpretación cognoscitiva de la norma aplicable, sino que también puede producirse una norma que se encuentre enteramente fuera del marco que configura la norma aplicable.
Mostrar más

12 Lee mas

La interpretación débil de la autoridad en la Teoría Pura del Derecho de Hans Kelsen

La interpretación débil de la autoridad en la Teoría Pura del Derecho de Hans Kelsen

8 Ver también, en este género, H ans K elsen , “The Natural-Law Doctrine before the Tri- bunal of Science”, Western Political Quaterly, 2 (1949), 481-513, 484 et passim, repr. en H ans K elsen , What Is Justice? (Berkeley and Los Angeles: University of California Press, 1957), 137-173, 384-388 (notas al pie), 140 et passim. (En castellano: H ans K elsen , ¿Qué es justicia? [Barcelona: Ariel, 1992]; H ans K elsen , Teoría General del Derecho y del Estado [México, D.F.: Imprenta Universitaria, 1ª impr. 1949, 5ª reimpr. 1995]). Con certeza, en un trabajo anterior K elsen parece estar hablando de la autoridad en un lenguaje que sugiere una interpretación fuerte: ver H ans K elsen , General Theory of Law and State (Cambridge, MA: Harvard U.P., 1945), 383. Y en una formulación de la norma fundamental parece hablar directamente de una interpretación fuerte: ver n. 111 siguiente. Me dedico a este tema en la sección 5 a continuación.
Mostrar más

45 Lee mas

Los Argumentos de Hans Kelsen Contra La Doctrina Del Derecho Natural

Los Argumentos de Hans Kelsen Contra La Doctrina Del Derecho Natural

derecho natural han admitido que puede ser legítima la resistencia a la autoridad cuando se reúnen ciertos requisitos. Así, por ejemplo, escribió Tomás de Aquino: "El hombre debe obedecer al poder político en tanto lo exija el orden de la justicia. Por consiguiente, a los súbditos les es permitido desobedecer cuando el gobierno es ilegítimo o usurpador, o si manda cosas injustas, salvo algunos casos para evitar el escándalo o peligro de mal mayor" (Summa theol., II-II, 104, 6 ad 3). "El régimen tiránico no es justo, pues no se ordena al bien común (...). Por lo tanto, la perturbación de ese régimen es legítima, a no ser que se perturbe de tal manera desordenada (inordinate) que la multitud tiranizada sufra más daño con esa perturbación que con el régimen tiránico" (II-II, 42, 2 c). Una doctrina análoga leemos en Francisco de Vitoria (De pot. civ.). Francisco Suárez también sostuvo el derecho de resistencia y trató extensamente acerca de ello (De la guerra, VIII, 2; Defensio fidei, L. VI, caps. 3 y 4). Esta idea es asimismo uno de los elementos característicos y más conocidos de la doctrina de John Locke.
Mostrar más

34 Lee mas

Hans Kelsen: la justicia y los valores

Hans Kelsen: la justicia y los valores

En dos de sus más conocidos escritos, Hans Kelsen cree necesario establecer los límites entre derecho y justicia. En su Teoría General del Derecho y del Estado, por ejemplo, considera el derecho como el conjunto de normas de un orden jurídico determinado, cuyas interrelaciones constituyen su verdadera naturaleza (Cfr. Kelsen, 1995, p. 3). Es un ordenamiento jurídico que pretende regular no sólo la conducta humana sino también sus consecuencias o los acontecimientos naturales que se refieran a ella, ya sea como consecuencia o como condición de la misma. Kelsen, afirma que la muerte es objeto del derecho, pues está regulada por la norma, pese a que es un proceso fisiológico natural (al ser producto de la conducta humana asesinato o cuando el derecho regula los medios y la forma de atender una emergencia natural como una inundación) (Cfr. 1995, p. 3,4). De esta manera, este autor empieza a establecer el “objeto” del derecho, aunque señala que no tiene el monopolio de tal “objeto” porque la religión y la moral también regulan la conducta humana; por tanto se hace necesario definirla con claridad para diferenciarlo de cualquier otra forma de regulación de conducta humana. Es precisamente en la búsqueda de una definición concreta de derecho donde se puede observar la diferencia entre derecho y justicia; y a la vez, profundizar en el papel de la justicia en su relación con la norma. En su Teoría Pura del Derecho, Kelsen inicia la indagación de este concepto con el establecimiento de un proceso purificador donde la moral es el primer elemento del que el derecho intenta escapar. No niega que el derecho pueda o deba ser moral, es decir, bueno; pero no es función del derecho tener el valor absoluto de la moral, ni tampoco pretender aquello que la moral busca. En este sentido, las críticas de Kelsen (Cfr. Kelsen, 1999, p. 10), están orientadas específicamente a la relación entre la noción de justicia y la noción de felicidad, correlación establecida por filósofos como Platón cuando se cambia la pregunta de la justicia por la pregunta de la felicidad y durante el debate de Sócrates con Trasímaco, en La República, cuando se desplaza el problema de la justicia a la discusión por la felicidad del justo y la infelicidad del injusto. Esto se puede verificar en las siguientes líneas:
Mostrar más

24 Lee mas

Analisis Teoria Pura Del Derecho Hans Kelsen

Analisis Teoria Pura Del Derecho Hans Kelsen

• La interpretación como acto de conocimiento o de voluntad La teoría de la interpretación tradicional dice: la determinación del acto jurídico no indicada en la norma por aplicar se puede obtener mediante el conocimiento del derecho ya existente. Pero, Kelsen dice que es un autoengaño lleno de contradicciones ya que es contrario a los presupuestos de la posibilidad de una interpretación. Cuál sea la posibilidad “correcta” en el marco de un derecho aplicable no es una pregunta dirigida al derecho positivo, no es una pregunta teórica jurídica, es un problema político. Por eso, alcanzar una norma individual a través del proceso de aplicación de la ley, es, en tanto se cumple dentro del marco de la norma general, una función volitiva. El hecho de que la aplicación de la ley pueda dar lugar a una actividad cognoscitiva del órgano de aplicación, no es de derecho positivo, sino se trata de otras norma que pueden desembocar en la producción del derecho: normas morales, normas de justicia, juicios de valor sociales, etcétera, que se suele denominar con rótulos como “bien común”, “interés del Estado”, “progreso”, etc.
Mostrar más

8 Lee mas

Hans Kelsen: Preface. On Interpretation. Estudio Introductorio

Hans Kelsen: Preface. On Interpretation. Estudio Introductorio

jurídica, para hacer creer al público que la pregunta acerca de qué establece el derecho para un caso concreto tiene una sola respuesta. Desafortunadamente, es lo contrario lo que es verdad. Casi siempre es posible una interpretación diferente de aquélla adoptada por el órgano de aplicación del derecho para un caso concreto. Ello es claro a la luz de la práctica de los tribunales, como la Corte Permanente de Justicia Internacional y la Corte Internacional de Justicia, que publican tanto sus votos mayoritarios como los particulares. Examinando las decisiones de estos tribunales se debe inevitablemente concluir que, en la mayoría de los casos, los argumentos de los votos particulares tienen, finalmente, el mismo valor lógico que aquellos que motivan la decisión mayoritaria adoptada por el tribunal.
Mostrar más

12 Lee mas

TOMÁS DE AQUINO-HANS KELSEN: TEORÍA DE LA “NORMA JURÍDICA” Y DE LA “REGLA DE DERECHO”*

TOMÁS DE AQUINO-HANS KELSEN: TEORÍA DE LA “NORMA JURÍDICA” Y DE LA “REGLA DE DERECHO”*

admite la “no determinación voluntaria o involuntaria” de la ley, las lagunas técnicas (porque las lagunas lógi- cas tienen la solución kantiana de lo “jurídicamente permitido”) y las “lagunas admitidas legislativamente”. Pero que no nos equivoquemos, el juez del teórico de Viena no es libre: debe estar pendiente de la norma superior; “si recurre a la moral, a la justicia, al bien públi- co o al interés del Estado” es porque el legislador lo ha previsto así. La facultad otorgada al juez por el legisla- dor es un “peligro” y, por ello, debe entenderse como una ficción de la laguna técnica que consiste en inducir al juez a pensar que no tiene tal potestad. Además este juez, incapaz de sopesar los intereses y de usar los ins- trumentos de la lógica (analogía, argumento a contra- rio, etc.) no tiene más herramienta que su “uso privado de la razón” 36 , porque no puede recurrir a su voluntad,
Mostrar más

13 Lee mas

Valores y normas en Hans Kelsen y Max Ernst Mayer

Valores y normas en Hans Kelsen y Max Ernst Mayer

El esquema planteado por Kelsen establece una dicotomía infranqueable entre derecho positivo y derecho natural, acompañada de una segunda dicotomía: un sistema de valores relativo opuesto a un sistema de valores absolutos. El esquema de Mayer ofrece una posición intermedia con sus propias ventajas. La distinción entre normas culturales y normas jurídicas implica que las normas culturales establecen el parámetro axiológico desde el cual evaluar la justicia y legitimidad del derecho positivo. En este sentido, puede decirse que el conjunto de normas culturales establece un sistema de valores que, por un lado, resultan relativos (originados en la voluntad de la comunidad, de manera convencional y válidos exclusivamente para ésta), pero que por el otro son absolutos en relación con el derecho. Al no originarse en el derecho, tales valores no pueden ser alterados o derogados por él. Debe reconocerlos y sólo será legítimo en cuanto concuerde con las normas culturales. De esta manera, el esquema propuesto por Mayer supera en ciertos aspectos al esquema kelseniano: Por un lado, hay un sistema de valores preexistente al derecho que permite una ponderación axiológica jurídicamente vinculante –epistemológica y prescriptivamente hablando– del derecho; por el otro, no hay necesidad de asumir que los valores son universales o naturales, sino que basta con que sean relativos a dicha comunidad y absolutos para el derecho.
Mostrar más

28 Lee mas

Vista de Las ciencias de la naturaleza en la primera edición de la “Teoría pura del derecho” de Hans Kelsen
							| Isonomía - Revista de teoría y filosofía del derecho

Vista de Las ciencias de la naturaleza en la primera edición de la “Teoría pura del derecho” de Hans Kelsen | Isonomía - Revista de teoría y filosofía del derecho

Kelsen, ya que es él quien arma dedicar este preciso ensayo a la cuestión losóca, política y epistemológica que nos atañe en relación al derecho y la ciencia moderna: “resulta extraño asumir −y este ensayo intenta vericar este concepto− que existe un paralelismo externo, y tal vez también una relación interna, entre la Política y otras ramas de la Filosofía como la epistemología (es decir, la teoría del conocimiento) y la teoría de los valores. El antagonismo entre absolutismo y relativismo losóco ocupa un lugar entre estas dos teorías” (Kelsen, 2008a, p. 113). Con todo, también debe tenerse presente que en muchos casos, quizá debido a que estos textos fueron escritos con suma cercanía uno de otro (Absolutismo y relativismo en filosofía y en política en 1948, La doctrina del derecho natural ante el tribunal de la ciencia en 1949 y ¿Qué es justicia? basado en una conferencia de 1952), existen varios abordajes que son muy parecidos entre sí, al menos sobre los puntos que nosotros quisiéramos destacar, con lo cual mencionar la variedad de textos podría transformarse en un gesto reiterativo. El caso de La doctrina del derecho natural ante el tribunal de la ciencia es un claro ejemplo de ello, salvo por las consideraciones que realiza sobre la losofía moderna (Kelsen, 2008d), lo cual representa un eje sumamente interesante, aunque no indispensable para el objetivo del presente trabajo, ya que aquí nos enfocamos en las implicancias del espíritu de la ciencia moderna.
Mostrar más

35 Lee mas

Vista de Nota sobre democracia y constitución en la obra de Hans Kelsen
							| Isonomía - Revista de teoría y filosofía del derecho

Vista de Nota sobre democracia y constitución en la obra de Hans Kelsen | Isonomía - Revista de teoría y filosofía del derecho

Estas premisas sobre la justicia constitucional sirven para explicar algunas tensiones y aporías en la teoría de Hans Kelsen cuando obser- vamos su obra desde el mirador de sus escritos sobre la democracia. Así como la Constitución de la República de Weimar puede ser consi- derada el primer ejemplo histórico de una democracia constitucional, la obra de Kelsen puede asumirse como la primera teoría que se ocupó de los dos sistemas que integran al modelo, el constitucionalismo y la de- mocracia, en su versión contemporánea. Sin embargo, Kelsen, estudió al estado constitucional y a la democracia política por separado y, en un cierto sentido, de forma independiente. De hecho, mientras la teoría general del derecho kelseniana es netamente descriptiva y pretende va- ler para cualquier ordenamiento; la teoría de la democracia resulta ser prescriptiva y sumamente exigente. Kelsen, no escribió una teoría de la democracia constitucional sino dos teorías paralelas que, al ponerse en contacto, evidencian muchos de los problemas teóricos que aquejan a esta complicada forma de gobierno. En las palabras de Anna Pintore, el jurista austriaco no “afrontó expresa y sistemáticamente el problema de conciliar los dos polos en perenne tensión al interior de este modelo: la soberanía popular y la constitución, la democracia y los derechos, la autonomía pública y la autonomía privada” 14 . Para comprobar esta afi r-
Mostrar más

11 Lee mas

Una aproximación a la teoría pura del derecho de Hans Kelsen

Una aproximación a la teoría pura del derecho de Hans Kelsen

En todo caso, considero necesario realizar en este punto algunas observaciones importantes. En primer lugar, procede aclarar que el abandono de la teoría de la norma fundamental no impide que “la teoría gradual y el concepto de validez kelseniano” sigan siendo “un esquema plausible para explicar el funcionamiento de los sistemas jurídicos” 38 . En segundo lugar, importa señalar que si bien suele señalarse que al final de su vida Kelsen reconoció su error, admitiendo el carácter ficticio de la norma fundamental, en realidad el profesor austriaco siempre fue plenamente consciente del papel del poder en la determinación de la validez del Derecho. Así, ya en su escrito de 1917 señalaba el profesor austriaco, “El problema del Derecho natural es el eterno problema de lo que está tras el Derecho positivo. Y quien busca una respuesta no encuentra -me temo- ni la verdad absoluta de una metafísica ni la justicia absoluta de un Derecho natural: quien alza el velo y no cierra los ojos es deslumbrado por la Gorgona del poder” 39 . En tercer lugar, considero posible interpretar la norma fundamental como la opción por contemplar el Derecho no en términos de poder desnudo, o de relaciones de fuerza, sino como un conjunto de normas objetivamente válidas. Se trataría de una opción por jugar al juego del Derecho.
Mostrar más

18 Lee mas

Memoria histórica y aplicación retroactiva de la sanción penal. Algunos fundamentos desde el pacifismo jurídico de Hans Kelsen

Memoria histórica y aplicación retroactiva de la sanción penal. Algunos fundamentos desde el pacifismo jurídico de Hans Kelsen

problemas de extraordinaria complejidad. Ni la quaestio iuris ni la quaestio facti ofrecen dificultad seria alguna a un tribunal. De aquí que no haya motivo para renunciar a una acusación criminal contra las personas moralmente responsables por el estallido de la Segunda Guerra Mundial” (Kelsen, 2003: 106-107). Para desarrollar esa idea es interesante asomarse a la valoración que a posteriori realizó Kelsen de los juicios de Núremberg, especialmente en el ensayo titulado The Rule against Ex Post Facto Laws and the Prosecution of Axis War Criminals (1945) y también en Will the Judgement in the Nuremberg Trial Constitute a Precedent in International Law? (1947). En el segundo de los trabajos se reconoce que Núremberg constituye un punto de inflexión en la técnica del Derecho Internacional al individualizar la responsabilidad del sujeto que ha de soportar la pena, dando así un paso en la dirección de la superación del primitivismo (Kelsen, 1947: 111) en el que tradicionalmente se ha encontrado. No obstante, identifica serias deficiencias en la manera en la que se llevó a cabo el proceso, las cuales no deberían repetirse en la constitución de una verdadera justicia penal internacional.
Mostrar más

15 Lee mas

Vista de La influencia de Hermann Cohen en Hans Kelsen
							| Isonomía - Revista de teoría y filosofía del derecho

Vista de La influencia de Hermann Cohen en Hans Kelsen | Isonomía - Revista de teoría y filosofía del derecho

razones distintas: la primera y fundamental, porque su concepto de la filosofía kantiana lo impulsó a construir una filosofía del Derecho con base en una aplicación estricta del método trascendental, tal como apa- rece expuesto en la Crítica de la Razón Pura de Kant, lo que significa que intentó establecer las condiciones de posibilidad de la ciencia jurí- dica positiva y nada más; la segunda razón, debido a su concepto esen- cialmente relativista que tiene de los asuntos humanos, en general y éticos, en particular. Es verdad que este relativismo ético en Kelsen va a determinar una serie de posiciones frente a teorías como la del dere- cho natural, al negar la posibilidad de encontrar principios absolutos de justicia, válidos para todos los tiempos y lugares o pretender que existe un criterio único y universal para determinar qué es un orden social justo. Podrá esto ser o no ser aceptado, pero es indudable el hecho de que Kelsen pudo profundizar más hondamente en la definición de los con- ceptos jurídicos, primero, por su especialización y, por tanto, su limita- ción metódica específica y, en segundo lugar y derivado del anterior, su teoría no se encuentra enclavada en un sistema de filosofía, sistema que le impone una serie de restricciones y modalidades, que se convier- ten, en ocasiones, en camisas de fuerza, sin que con ella pretenda limitar o minimizar las ventajas que las amplias perspectivas pueden ofrecer.
Mostrar más

40 Lee mas

Una fundamentación de la sociología del Derecho / Hans Kelsen; traducción Adolfo Barberá (leer aquí)

Una fundamentación de la sociología del Derecho / Hans Kelsen; traducción Adolfo Barberá (leer aquí)

ello, para Radbruch el derecho también es una «formación» de ser «en la medida en que sirve de substrato al valor de justicia» (p, 39). Tras haberse referido a las categorías de ser y de deber-ser como una «división fundamental de todo lo pensable» (para las que naturaleza-realidad y valor-fin son sinónimos) ¿cómo puede Radbruch afirmar que una formación de ser se convierte en el substrato de un valor si líneas arriba ha mantenido (p. 35) -correctamente- que lo «dado» se transforma en el reino del ser cuando uno se enfrenta a ello «con una actitud ciega ante los valores (wertblind), sin preocuparse del valor o disvalor; mientras que si lo «dado» es representado de un modo valorativo, se ordena hacia el reino del deber-ser, hacia el reino de los valores, etc.». El derecho o un fenómeno cultural sólo pueden por tanto constituir una formación de ser en la medida en que el modo de consideración (Betrachtung) es «ciego ante los valores». ¡Sin embargo el derecho como fenómeno cultural según Radbruch es precisamente el objeto de una valoración o el substrato de un valor! Aquí queda planteada una contradicción lógica. Un ente (Seiendes) no puede ser valorado, dado que algo es representado como algo-que-es (seiend) sólo de acuerdo con un modo de consideración (Betrachtungsrichtung) que es esencialmente distinto del que conduce a una valoración. La contradicción desaparece al exponer las categorías de ser y de deber-ser como una «división fundamental de todo lo pensable» (lo que hace el propio Radbruch), como una división exhaustiva entre dos conceptos autoexcluyentes; de ahí que una cosa que ni es ni debe-ser, ni ambas cosas a la vez, no pueda ser pensable.
Mostrar más

51 Lee mas

J  A  García Amado  Hans Kelsen y la norma fundamental  Marcial Pons, Madrid, 1996, 259 pp

J A García Amado Hans Kelsen y la norma fundamental Marcial Pons, Madrid, 1996, 259 pp

Si, como se ha visto, su validez es hipotética, posee un carácter retropectivo respecto a la pri- mera constitución, se caracteriza como mutable para salvar el orden social, y[r]

6 Lee mas

Kelsen en Kakania : cultura y política en el joven Kelsen

Kelsen en Kakania : cultura y política en el joven Kelsen

Ese mundo de contrastes fue extraordinariamente fértil y aún nos parecen más sorprendentes los resultados obtenidos si consideramos que Viena era una ciudad relativamente pequeña y tod[r]

17 Lee mas

“sistema de información web y su mejora en la gestión académica del colegio privado hans kelsen del distrito de florencia de mora trujillo”

“sistema de información web y su mejora en la gestión académica del colegio privado hans kelsen del distrito de florencia de mora trujillo”

Es así que el 22 de febrero de 2012, se creó el Colegio Hans Kelsen, con el funcionamiento de primaria. Se le confió el cargo al Director a la Docente Jesús Leyva Horna, quien demostró capacidad, lealtad, eficiencia y responsabilidad; virtudes que la hacen parte de la historia de este plantel y que contribuyeron en el logro de las metas institucionales trazadas desde su creación y que se renuevan día a día conforme a las exigencia que la sociedad determina.

207 Lee mas

Plan Estratégico de tecnologias de información para mejorar la gestión educativa del colegio privado Hans Kelsen

Plan Estratégico de tecnologias de información para mejorar la gestión educativa del colegio privado Hans Kelsen

En el colegio privado Hans Kelsen, se requiere la implementación de un sistema de toma de decisiones para los métodos de enseñanza que aplican los docentes. La información de los docentes (métodos de enseñanza, tecnologías usadas) se almacenan en MS Access y MS Excel. Utilizando herramientas de Business Intelligence en SQL Server 2016(SQL Server Analysis Services y SQL Server Reporting Services), se pretende obtener la información relacionada a los métodos de enseñanza utilizada por los docentes, del cual se obtendrán reporte y dashboards necesarios para la toma de decisiones, con la finalidad de formular estrategias que permitan mejorar la calidad educativa.
Mostrar más

146 Lee mas

Show all 10000 documents...