PDF superior Representación de la muerte en el niño

Representación de la muerte en el niño

Representación de la muerte en el niño

De Mause por su parte, plantea que mientras más se retrocede en el pasado más  escasa es la práctica de la puericultura, ya que  “el complemento de la hipótesis de  que la historia supone una mejora general de la puericultura es que cuanto más se  retrocede  en  el  tiempo  menos  eficacia  muestran  los  padres  en  la  satisfacción  de  las  necesidades  del  desarrollo  del  niño”   31   y  anota  cómo  el  trato  sociopolítico  y  afectivo  hacia  el  niño  no  estaba  condicionado  por  políticas  y  reglamentaciones  orientadas  hacia  su  protección.  Con  respecto  a la  afectividad del  adulto  hacia  el  niño,  habla  de  la  incapacidad  para  la  empatía  por  parte  del  primero,  la  cual  se  reflejaba  en  prácticas  de  crianza  (alimentación,  vestido,  cuidado,  castigos  entre  otros)  realizadas  de  tal  manera,  que  hoy  se  cuestionarían.  La  infancia  y  sus  derechos,  era  un  territorio  privado  y  particular  en  el  que  no  intervenía  ninguna  regulación  por  parte  del  estado,  por  considerarlos  asuntos  de  intimidad  familiar.  La  protección,  el  bienestar  y  el  desarrollo  armónico  de  los  infantes  entonces,  no  era  un  asunto  público  y,  además,  la  actitud  y  el  trato  hacia  la  infancia  era  sustentado desde la ideología imperante de cada época. 
Mostrar más

174 Lee mas

Una relación simbiótica entre La Santa Muerte y El Niño de las Suertes

Una relación simbiótica entre La Santa Muerte y El Niño de las Suertes

Este fenómeno captado recientemente es impor- tante, pues ocurre en él un sincretismo religioso en el que varios devotos de La Santa Muerte han tomado la imagen del Niño Dios en la advocación del Niño de las Suertes, por la presencia del cráneo, que es vida y muerte a la vez; de alguna manera asumen que es “cerrar un círculo de fe, ¡pero con su respeto, amor y devoción a ambos!”. Vestir a los niños Dios hogareños verifica este hecho. El ritual de vestir al Niño Dios para el Día de la Candelaria es adecuado por parte de estos feligreses, según sus propios valores axiomáticos. De esta manera ambas deidades son sagradas en sí mismas y comple- mentarias a la vez; son representaciones metonímicas de una realidad: la de los propios devotos de acuerdo con sus necesidades y formas de vida.
Mostrar más

16 Lee mas

La experiencia vivida de las enfermeras ante la muerte de un niño

La experiencia vivida de las enfermeras ante la muerte de un niño

Introducción: La muerte es un fenómeno natural que forma parte del propio proceso vital. La vivencia de la muerte varía según la edad de la persona fallecida, sus causas y las creencias de cada individuo; actualmente la muerte se vive de manera desadaptativa, además de estar cada vez más medicalizada. En este contexto, la muerte infantil es un hecho inesperado ya que los niños representan el futuro, por lo que provoca un gran impacto en el niño, los familiares y su entorno. En la actualidad, gran parte de los nacimientos y muertes se producen en el hospital. Esto hace que se creen relaciones estrechas entre los pacientes-familiares y las enfermeras, generándose en estas interrelaciones sentimientos y emociones, en muchas ocasiones, difíciles de gestionar.
Mostrar más

45 Lee mas

←
				
											Volver a los detalles del artículo
									
				La representación de la muerte en el videojuego

← Volver a los detalles del artículo La representación de la muerte en el videojuego

muerte, recurrente y previsible, es uno de los pivo- tes de esa temporalidad que pone en entredicho no solo las concepciones de tiempo y linealidad, sino también la de memoria (Mukehrjee, 2009). Esa recurrencia ha sido objeto de críticas y cues- tionamientos. Algunos autores, como Gonzalo Frasca, sostuvieron que el videojuego trivializa la muerte y el “valor sagrado de la vida” al hacer del morir algo reversible y nunca final (citado en Mukehrjee, 2009). Sin embargo, también podría argumentarse que el medio abre el camino para una representación nueva de la muerte que se distancia de lo hecho por otros medios. Por ejemplo, la muerte cumple una función cen- tral dentro del marco de la textualidad lúdica del videojuego: es una manera de conocer las reglas del juego, de poner a prueba su sistema, de aprender los usos correctos y los incorrectos hasta conseguir un cierto nivel de experticia. En géneros que construyen una escena enunciativa particularmente centrada en el despliegue de aptitudes físicas y cognitivas, como el de plataformas, de lucha callejera o el first person shooter, la muerte instaura un régimen de apren- dizaje en donde la penalidad y el retroceso se transforman en las herramientas privilegiadas de una pedagogía que se construye sobre la correc- ción gradual de los propios errores (Neto, 2015). Tocci (2008) explica que la dinámica de prueba y error interrumpe la progresión narrativa, obli- gando al jugador a enfocarse más tiempo en el sistema de reglas que en la ficción, y pone de relieve así una tensión propia del medio entre las dimensiones lúdica y de la narración.
Mostrar más

11 Lee mas

Videojuego: Norma y desvío en la representación de la muerte y sus efectos

Videojuego: Norma y desvío en la representación de la muerte y sus efectos

representativas más o menos estables que dieron paso a verosímiles propios del medio. La primera estrategia podría decirse que surge con el videojuego mismo; consiste en una representación ambigua que sugiere la muerte pero sin hacerla visible, acentuando el hecho de haber fracasado antes que la muerte en sí misma. Desde los primeros juegos de comienzos de los 70 hasta nuestros días, esta estrategia constituyó una manera inédita de representar la muerte, inhallable en otros medios. Aquí la muerte se sugiere mediante ciertas figuraciones y transformaciones del cuerpo del avatar, pero sin representar directamente el hecho. Los ejemplos son incontables, por mencionaremos solo algunos vinculados a géneros específicos. En los juegos de lucha callejera (beat’em up), como Double Dragon o Final Fight, el avatar derrotado, después de haber sufrido graves heridas físicas y de haber agotado su barra de energía, suele “morir” caído en el suelo y titilando, hasta que desaparece y otra instanciación del mismo avatar se hace presente en la escena. En los juegos de plataformas, como Super Mario Bros o Wonderboy, cuando el avatar colisiona contra un enemigo u obstáculo, este salta y cae hasta salir de los límites de la pantalla mientras observa hacia la cuarta pared con un rostro de incomodidad. En ambos casos, el jugador pierde una “vida” de su contador; esta pérdida, sumado al titilar/salto y desaparición posterior, indican una especie de muerte que no deja ver sus signos más convencionales (como un cuerpo destrozado, lastimaduras o agonía); la muerte, en todo caso, surge como efecto de sentido producto de las operaciones del texto que la sugieren. Se trata de un morir desplazado, que ocurre en sordina, que se sugiere a partir de convenciones originales como el titilar o el salto mirando en dirección a la pantalla y, sobre todo, por el hecho de descontarse una “vida” y por la desaparición momentánea del avatar.
Mostrar más

10 Lee mas

El El abogado del niño. Representación de una garantía procesal básica

El El abogado del niño. Representación de una garantía procesal básica

Aunque el paradigma para la infancia y la adolescencia haya cambiado sustancialmente (de objeto de tutela a sujeto de derechos) aún hoy cuesta visibilizar a los/as NNyA como sujeto activo de derechos. Sigue existiendo una deuda en la práctica judicial con la infancia y la adolescencia. Aún hoy existen, no solo prejuicios y estereotipos adultos, sino que enfrenta un desafío corporativo que lo lleva a desterrar múltiples barreras y elementos disuasorios en el acceso a la justicia para los NNyA. Por este motivo, es necesario proponer nuevas líneas de investigación sobre esta materia, tendientes a que, con la experiencia que se haya obtenido en la asistencia jurídico-procesal a niños, niñas y adolescentes en los procesos judiciales, se logren diseños específicos de protocolos de actuación para el abogado del niño.
Mostrar más

12 Lee mas

De la muerte por amor al amor por la muerte: la representación de la Muerte en la poesía medieval europea

De la muerte por amor al amor por la muerte: la representación de la Muerte en la poesía medieval europea

Como hemos visto, la literatura religiosa (el planh puesto en boca de la Virgen o el que glosa escenas del Antiguo Testamento, así como la narración de vidas de santos) influye en la lírica provenzal, tras entrar a formar parte de la cultura popular. También varias composiciones elegíacas incluían diversas disquisiciones de tipo religioso o moral. Ello nos aproxima a una concepción de la poesía cultivada por los trovadores, troveros o minnesingers para difundir entre los oyentes diversos conceptos procedentes de la Iglesia, como el arrepentimiento por los pecados o la crítica a una sociedad corrompida por la impiedad. Un género transferido de la poesía profana, el alba, será un importante vehículo para alcanzar esta finalidad, adquiriendo así el calificativo de ‘religiosa’. El amor humano se convierte en amor a Dios y la muerte en aspiración de encuentro con el Amado, en paralelo con la doctrina formulada en
Mostrar más

20 Lee mas

El nuevo teatro de la memoria: la representación del dolor y la muerte

El nuevo teatro de la memoria: la representación del dolor y la muerte

El mismo año 19247, y utilizando un aparato conceptual afín (como si entablara un diálogo), Mijaíl Bajtín elabora una versión distinta del signifi cado del objeto estético. Lo estético, más allá de la forma (teatro, pintura, poesía) y del material utilizado (palabra, color o material, escenario), tiene también una función cognitiva de la expe- riencia fundida indisolublemente con el aspecto ético del vivir. Esta unidad es lo que le da a lo estético, que crea un nuevo objeto a partir de la experiencia de la vida (cogni- tiva y ética)8 y dándole acabado formal a partir de un material determinado, su carác- ter inconfundible. Lo estético, de acuerdo con Mijaíl Bajtín, surge de la voluntad de dar una forma, una delimitación espacial, a un fenómeno que, convirtiéndose en un objeto estético se constituye además en un lugar del encuentro entre el “creador” y el “receptor”. Un fenómeno cuyo sentido va a nacer en el proceso dialógico de esta visión mutua repen- tina, en nuestro caso, de un grito de dolor que deriva en un acto de performance, en una “instalación” formada de objetos reales relacionados con el dolor físico y la muerte,
Mostrar más

13 Lee mas

La muerte en la literatura

La muerte en la literatura

(García Lorca, 2015, vol. II, p. 84) Todo el mundo es un espíritu, o un sueño, o va a con- vertirse en uno. El Romance de la luna, luna (García Lorca, 2015) es una muestra de ello. Es la historia de un niño gitano que se queda solo en la fragua una noche. De alguna forma se siente tentado por la luna, personi- ficada como mujer y bailarina, y que a la vez representa la muerte. El niño le dice a la luna que huya antes de que vuelvan los gitanos («Huye luna, luna, luna»), pero la luna le explica que cuando los gitanos vuelvan le encon- trarán «con los ojillos cerrados» (muerto). El poema se cierra con un lamento sobre el cuerpo del niño: «Dentro de la fragua lloran, / dando gritos, los gitanos. / El aire la vela, vela. / El aire la está velando.» La segunda vela puede ser la que ilumina o la vela de una embarcación, por lo que aporta matices tanto de una luz que parpadea como de la idea del niño y la luna navegando por el cielo. Por lo tanto, Lorca escribe de la muerte con tal sen- tido de misterio que la convierte en algo mucho más complejo.
Mostrar más

7 Lee mas

NOTAS SOBRE “LA CULTURA DE LA MUERTE”

NOTAS SOBRE “LA CULTURA DE LA MUERTE”

No existe duda que una acción conjunta entre las estructuras del vaticano, el sionismo y la élite corporativa transnacional, representada claramente por la figura de Donalt Trump, cuenta con la acción de estos grupos conspirativos y sus lealtades construidas por complicidades en crímenes y estafas, producto de la guerra permanente contra los más pobres, los más débiles y todos aquellos que no tienen capacidad de defenderse, y contra todas sus formas de representación y de organización política.

7 Lee mas

Sentidos de vida y muerte en niños escolarizados de básica primaria en el colegio seminario menor de popayán

Sentidos de vida y muerte en niños escolarizados de básica primaria en el colegio seminario menor de popayán

Aproximadamente en el siglo XIV los niños pasaban desapercibidos ante la mirada de los adultos, la niñez era una época de transición que pasaba rápido, para el adulto su presencia pasaba desapercibida, el tiempo se destinó a sucesos más prioritarios como el trabajar para poder subsistir, que atender a las necesidades individuales de cada niño, además, debido al buen número de niños que nacían por familia, se estimaba conservar sólo algunos. En el siglo XV y XVI, la visión sobre el niño cambia, su personalidad, su esencia trascendió a un alma inmortal que tenía la probabilidad de sobrevivir a pesar de su vulnerabilidad, los adultos reconocen su fragilidad y por ello los representaron con esfinges funerarias, más adelante la sensibilidad hacia la niñez fue más evidente, los retrataron cuando éstos eran todavía niños para preservar su imagen, inmortalizar su presencia en sus vidas. (Ariés, 1986. P. 69). A partir del siglo XVIII la infancia toma otra mirada, los niños y ahora las niñas 1 con un mayor reconocimiento, se les contrataban nodrizas quienes los atendían; ellas y sus madres les proporcionaban caricias, les enseñaban a pedir perdón, bailar, entre otras acciones. Les divertía su presencia, lo cual despertó un sentimiento que no habían experimentado antes. Con este reconocimiento los niños y niñas debían cumplir con los roles de cada género. Los niños eran preparados para continuar con las labores de sus padres de acuerdo a su condición social, los social y económicamente solventes eran educados: por madre, por profesores en las casas y posteriormente en la escuela donde aprendían las letras y aspiraban al sacerdocio, las niñas no tenían una educación tan amplia como los niños; las niñas aprendían las labores de la mamá, los oficios domésticos, eran las futuras mujeres procreadoras, para cuidar a los niños,
Mostrar más

92 Lee mas

1. Saludos y agradecimientos. 2. Fuentes y libro (Instituto Gallup: 5.000.000 USA) 3. La muerte no existe, es un imposible, un fantasma de la imaginación humana. Lo que llamas muerte no es sino una puerta que se abre para pasar de una habitación a otro de

1. Saludos y agradecimientos. 2. Fuentes y libro (Instituto Gallup: 5.000.000 USA) 3. La muerte no existe, es un imposible, un fantasma de la imaginación humana. Lo que llamas muerte no es sino una puerta que se abre para pasar de una habitación a otro de

5. Advertencia: reflexionar sobre la muerte y el tránsito no es otra de las muchas distracciones y obsesiones del intelecto y de la mente con relación al futuro, sino algo imprescindible para perder tanto el miedo a la muerte como el miedo a la vida. Tomar consciencia acerca del significado y contenidos del tránsito permite vivir el aquí-ahora en libertad, que es la ausencia de miedos. 6. Esquema a seguir:

5 Lee mas

El árbol genealógico de la casa real de Tenochtitlan en el Códice Mexicanus

El árbol genealógico de la casa real de Tenochtitlan en el Códice Mexicanus

A su muerte, y siguiendo el orden colateral de sucesión, los nobles tenochcas eligieron a Cuitlahua, que en ese entonces era tlatoani de Itztapalapa. Cuitlahua tan solo gobernó 80 días, debido a que murió de viruela. En el documento lo reconocemos por la voluta del excremento (cuitla-tl), aunque como Diel comenta, resulta sumamente raro que no venga fi gurado como tlatoani (2015: 139). El otro hermano es Tezozomoc Acolnahuacatl, al que identifi camos por el glifo de la piedra (te-tl) con puntos58. Aunque murió antes de la llegada de los españoles, debió de ser un personaje de gran importancia, ya que sus hijos ocupaban puestos muy importantes durante el periodo de conquista, los cuales si- guieron manteniendo durante la Colonia (Castañeda de la Paz 2013a: 167-168; 251-254). 4. Los hijos de Ahuitzotl. El glifo de este gobernante es un ahuizote o nutria de agua (ahuitzotl). Frente a él están dos de sus vástagos, Atlixcatzin y Cuauhtemoc ( Crónica Mexicayotl 1992: 143-144). Como Diel ya advirtió, el glifo onomástico de Atlixcatzin es un ojo (ix-tli) de agua (atl); el de Cuauhtemoc es un águila en descenso, a la que todavía se le alcanza a reconocer la cola (2015: 139). Su nombre debe leerse como “El que descien- de (temo-a) como águila ( cuauh-tli)”59.
Mostrar más

24 Lee mas

EL CONCEPTO DE ADMINISTRACIÓN PÚBLICA EN LA UNIÓN EUROPEA Y EN EL SISTEMA DE INTEGRACION CENTROAMERICANA

EL CONCEPTO DE ADMINISTRACIÓN PÚBLICA EN LA UNIÓN EUROPEA Y EN EL SISTEMA DE INTEGRACION CENTROAMERICANA

normativos que puede emanar el Consejo son Resoluciones, Reglamentos, Acuerdos y Recomendaciones. 26 Es importante indicar, el concepto de reglamento contenido en tales disposicione[r]

42 Lee mas

ESPERAR LA MUERTE: LA AGONÍA DE LA INACCIÓN

ESPERAR LA MUERTE: LA AGONÍA DE LA INACCIÓN

Eugene O’Neil teje una trama similar en Llega el hombre de hielo. Esta vez la escena transcurre en un sucio bar, la última parada para los que esperan la muerte. La clientela está esperando a que Hickey, tal como ha hecho durante muchos años, refresque sus quimeras y reafirme su adoración al alcohol. Hubo un tiempo en que cada uno de los personajes llevaba una vida de acción y aventura, pero ahora el bar se ha convertido por varias razones en un retiro para ellos y en una molienda para las viejas historias, las bromas desgastadas y las mofas. Pese a toda esa palabrería, el apoyo mutuo que se prestan sirve para conservar sus ilusiones en la vida. En lugar del alcohol Hickey les ofrece al final la salvación y la paz bajo la apariencia del conocimiento de sí mismo y del fin del autoengaño. En una escena de gran tensión que recuerda a ‘La última cena’, Hickey dice que les ayudará en su camino hacia esta meta, pero ahora Hickey habrá de superar la filosofía del absurdo que ha comenzado a cobrarse su precio en el hombre. Larry Slade, un intelectual ex-anarquista, ejemplifica esta posición: “¡Todo lo que sé es que estoy enfermo de la vida! ¡Estoy acabado! ¡Me he olvidado de mí mismo! Me he ahogado y contentado en el fondo de una botella. Honor o deshonor, fe o traición no son para mí sino opuestos de la misma estupidez que rige la
Mostrar más

6 Lee mas

Acceder

Acceder

El papel de la filosofía de la ciencia en la comunicación y la enseñanza de la ciencia: el caso de la teoría de la selección natural pág. 32[r]

18 Lee mas

Diagnóstico de Muerte Cerebral en el Trauma Craneal Severo

Diagnóstico de Muerte Cerebral en el Trauma Craneal Severo

La enfermedad traumática es una importante fuente de donantes de órganos. Se estudiaron 116 pacientes con traumatismo craneoencefálico grave, ingresados durante el año 1988 en nuestra DCI. En 23 se diagnosticó muerte cerebral (MC), perteneciendo a dos grupos: 10 pacientes habían recibido barbitúricos y el resto no. Se valoraron predictores clínicos de mal pronóstico, presión intracraneal y T AC cerebral en pacientes con y sin Me. Ante la sospecha clínica de MC se realizaron test confIrmatorios: Atropina, negativo en el 100% de los pacientes. EEG según los estandares admitidos, «plano» en todos los pacientes, pero no útil en el grupo con barbitúricos en el cual se comprobó mediante arteriografía de los 4 troncos (80%); comprobación de parada circulatoria mantenida (10%); potenciales evocados (10%). El tiempo transcurri­ do desde la sospecha clínica hasta la confirmación diagnóstica fue netamente superior en el grupo con barbi­ túricos (80% más de 48 horas).
Mostrar más

5 Lee mas

La reformulación discursiva en el español de Granada: el caso de o sea

La reformulación discursiva en el español de Granada: el caso de o sea

Para la detección del valor semántico de la locución en cada una de las ocurrencias, hemos aplicado la prueba de conmutación propuesta por Portolés Lázaro (2014: 79-84). Así, por ejempl[r]

24 Lee mas

Diferencias de género en actitudes hacia la vida y la muerte y sucesos vitales estresantes en adolescentes según riesgo de suicidio

Diferencias de género en actitudes hacia la vida y la muerte y sucesos vitales estresantes en adolescentes según riesgo de suicidio

Durante la adolescencia uno debe tomar, por primera vez, decisiones existenciales sobre el propio futuro. Tyano (1998) sugirió que los adolescentes están en conflicto entre el deseo de vivir y el deseo de no vivir, el denominado “cuarto organizador”. Muchos de ellos, de acuerdo a su teoría, cometen un intento de suicidio a causa de una falla al resolver este conflicto que representa un deseo “de no estar aquí temporariamente”. Orbach et al. (1993) encontraron que los adolescentes suicidas internados temían la muerte en un grado menor que los adolescentes internados no suicidas. Orbach y Glaubman (1978) sugirieron que los sujetos suicidas están amenazados por su propio pensamiento suicida. Para superar esta amenaza, distorsionan su concepto de muerte a uno que contiene la idea de muerte como un estado reversible y agradable.
Mostrar más

13 Lee mas

10 señales seguras que anuncian la muerte

10 señales seguras que anuncian la muerte

Nadie sabe el día ni la hora cuando va a fallecer una persona y esta es la razón por la cual lo mejor es estar preparado.. Esta entrada es por lo tanto para procurar un poco de paz en[r]

6 Lee mas

Show all 10000 documents...