De lo productivo a lo financiero, un análisis

Texto completo

(1)

De lo productivo a lo financiero, un análisis

Pierre Salama

29 de octubre de 1999

Un balance se ha llevado, alrededor de 10 años, en que nosotros ―se entiende que los economistas― podemos observar que en los países de América Latina y también en los países de China del este, sobretodo del sureste, que hay un proceso bastante fuerte de desigualdad en los ingresos. Existe un proceso de desigualdad entre los ingresos que vienen del capital y los ingresos que vienen del trabajo, lo que me parece lógico. Lógico porque, si nos ponemos a observar un aumento de lo que se llama las bolsas emergentes en América Latina (este proceso sucede, desde hace más o menos diez años, como también en la China también. Pero lo que sorprende, sobre todo a los economistas, es que estamos frente a un proceso de desigualdad entre los ingresos que vienen del trabajo, a distinguir entre los ingresos de trabajadores calificados y los trabajadores no calificados. Eso fue una sorpresa, porque en la teoría grande tradicional de comercio exterior, o comercio internacional, se dice que cuando se abren las fronteras de los países desarrollados, como los Estados Unidos, debe existir una tendencia de desigualdad creciente entre los trabajadores calificados y los trabajadores que no tienen calificación. Pero se dice que con los países “subdesarrollados este proceso debía ser al revés, por lo que debíamos observar una reclusión de las desigualdades.

(2)

solamente hacer cuidado con el funcionamiento de los banco, se necesita de seguir todas las operaciones de los bancos, para que precisamente que no haya fracasos, que no haya problemas del tipo que existió en 1936; entonces se trata de resolver un problema técnico y no más.

Bien, otra conclusión es que si nosotros pensamos que se trata de una crisis financiera, nosotros podemos pensar que la culpa proviene del exterior. A saber que, si hay una crisis hoy en Argentina es causa de los brasileros, que si hay una crisis hoy en Brasil es causa de los rusos, si hay crisis en Rusia tal vez sería a causa de los asiáticos. En pocas palabras, lo que quisiera decir, es que a partir de este momento nosotros vamos a discutir solamente lo que se llama fenómenos de contagio. Lo que pienso, es que al limitar el análisis de la crisis a sus aspectos estrictamente financieros ―que existen, ciertamente, aspectos financieros―, pero limitándonos sólo a esta perspectiva, el análisis de la crisis surgió en los países de China en 1997 y ahora en la mayoría de los países de América Latina, pienso que esto constituye un límite bastante fuerte.

La hipótesis que voy hacer, es que se trata de una crisis de los regímenes de acumulación. ¿Qué significa esto? Eso significa, que si es verdad, los regímenes de acumulación tienden a llegar o han llegado a sus propios límites, eso se describe ahora de una manera financiera. A su vez esto significa que tanto, incluido en el caso de China como en el caso de América Latina, se necesita pensar de una otra manera sobre la economía mundial. Lo que quiero decir, es que no se necesita esperar solamente a que vuelva alguien a retomar las riendas de los capitales de afuera para que efectivamente retomen la misma vía de acumulación, sino de cambiar totalmente la manera de pensar la actividad económica.

(3)

fue el único país de América Latina que conoció una tasa de crecimiento positivo, casi sin inflación importante durante la época de los años ochenta; pues bien, Argentina, ahora conoce una crisis bastante fuerte. Aún más, Brasil está dentro de la recesión, esperando recuperación tal vez el año próximo, por medio del producto interno bruto. Esta crisis se traduce en desigualdad en la distribución de los ingresos más fuertes y en aumento del desempleo bastante importante, sobre todo hoy, en un país como la Argentina.

Quiero decir, que cuando se trata de México, se puede aprender mucho analizando lo que pasa con otros países de América Latina. Podemos reflexionar que México, en un nivel comercial, se resta de los otros países latinoamericanos, porque, casi todo su comercio exterior,

hasta ahora, está dirigido hacia los Estados Unidos. Entonces, de esta manera, desde el punto de vista estrictamente económico, México no pertenece a América Latina. Pero, desde el punto de vista del modelo económico, nosotros podemos decir que México ―con algunos aspectos particulares como la presencia de las maquilas, el hecho de que hay petróleo, y más allá de este tipo de aspectos― tiene un modelo económico más o menos igual al modelo económico de Brasil. A saber que durante los últimos años pudimos observar que México funcionó cada día más como, usando una idea de un gran economista que se llama Keynes, funcionó como una economía que busca los capitales de fuera para reproducirse.

Bien voy a intentar presentar, justificar, esta hipótesis dos partes, porque soy un francés un poco, sabiendo que estamos frente a un acotamiento de los regímenes de acumulación. Así, la primera parte, hubo un incremento bastante importante de la financia internacional. Pero este aumento, esta presencia sumamente importante, de la financia internacional se complico de una manera diferente en la China y en América Latina, ¿por qué? sencillamente los dos casos representan contextos completamente diferentes. La segunda parte, intenta analizar la naturaleza diferente de las crisis que existe en los países de China y en los países de América Latina. Por lo mismo, sabemos que si existe, entonces, un dominio de la financia internacional tanto en el caso de China como en el caso de los países de América Latina, debemos tomar en cuenta que eso no significa exactamente que sean la misma cosa al asumir una crisis.

(4)

internacional a la diferencia de los países de América Latina. En América Latina el retorno de los capitales de fuera fue hecho sobre todo a partir del momento que los países de América Latina salieron de las crisis, mayormente la monetaria, parando en aquel entonces la inflación. Por lo tanto podemos concluir que en China no hubo una ruptura, sino una aceleración de la presencia de los capitales extranjeros, y en América Latina hubo una ruptura y una retomada a partir de los inicios, más o menos según los países, en los inicios de los años noventa. Pero también lo que caracteriza y diferencia ambos casos es el funcionamiento de lo que se llama las bolsas “emergentes”. Precisamente sabiendo que llegan a existir sobre el aspecto fuerte del incremento de la capitalización de las bolsas. Sin embargo, lo que nosotros podemos observar es que, a diferencia de los otros países desarrollados hubo, y ahora hay más de lo que hubo antes de la crisis, una fragilidad mucho más grande, que se estimo por una volatilidad del precio de las acciones.

Una volatilidad bastante fuerte para algunos economistas de foro mundial, llegan a decir: “¡Cierto, hay una volatilidad de los precios!, pero este tipo de volatilidad puede ser buena, ya que auxilia a la inversión y el crecimiento de este tipo de países”, Pues bien, sabemos ahora que esa evolución es completamente equivocada. Los dos países en ambas situaciones, conciernen entonces, una entrada de capitales bastante fuerte durante los años noventa, pero de igual forma, la estructura del financiamiento fue completamente diferente. En América Latina hubo dos tipos de capitales que entraron en estos países: primero, y que de alguna manera es bueno por que participa en la organización de la economía, son las inversiones directas. Eso significa que hay nuevas empresas y hay nuevas reacciones de valores, eso puede participar, y participa, de cierta manera de la esperanza que, con el paso de los años, principalmente en la década de los sesenta, se diera en la organización de la economía. Es verdad que en esa década hubo una reducción de la brecha de la productividad del trabajo entre los Estados Unidos y los países de América Latina, también por fue el caso de la China.

(5)

eso explica el hecho en que los noventa, hubo una penetración, de forma de crédito. En América Latina, un poco a diferencia de los países de Asia, hubo también hasta la crisis una entrada de capitales, ¿qué, cómo se dice aquí? (haciendo memoria) “conunbrinas”(?). A saber que, es una inversión de corto folio y que puede ser a corto plazo, pero que no son créditos, y que más bien son para toda la plata regresar y de nuevo se va para retomar plata y también regresar. En América Latina se dieron los capitales “conunbrinos”, y efectivamente, a la excepción de Chile, no hubo; tampoco en la China no hubo ninguna política para frenar la entrada de este tipo de capitales que pueden ser bastante peligroso. Entonces, la entrada de los capitales es bastante fuerte en ambos casos, pero la estructura de los capitales es completamente diferente, en la China seria sobre el hecho que los capitales de crédito de corto plazo va a ser más y más importante, mientras que en el otro caso será más la presencia de los capitales de tipo “conunbrinas”.

Hagamos un punto en esta primera parte, toda esta entrada de capitales se aplica a un contexto completamente diferente. En los países como la China estamos en presencia de lo que se llama, de una cierta manera y de una forma rápida de esta manera, estamos en presencia de una economía que tiene su propio dinamismo y de su capacidad de exportar sus mercancías fuera. Bien, entonces, se trata de una economía, que nosotros llamamos: economía de exportación. Una economía que tiene la capacidad de exportar, el limite será, precisamente, cuando este tipo de capacidad sea la de la ventaja contrario o encuentre obstáculos. En América Latina, en el efecto dado y a causa de su pasado, y por los procesos de sustitución de importación, la dinámica de la económica fue, sobre todo, a partir de la expansión del mercado interno. Pero tanto en las dos economías: la economía de exportación y la economía del mercado interno, los años noventa se tiende a caracterizarse por una liberación bastante brutal, sobre todo en América Latina, de los mercados.

(6)

exportación y estamos en presencia, en los países de América Latina, de una economía de mercado interno y que reconoce una aceleración de las exportaciones.

El paso de la apertura, manejado por México, y que es bastante importante, esto mismo le resulta mucho menos para el trabajo que en Taiwán. Entonces, lo que pienso que sería más indispensable para que Corea, Taiwán y los otros países, no funciona de la misma manera que en Brasil o Argentina. A partir de este tipo de análisis, nosotros podemos pasar a la segunda parte, a saber la naturaleza diferente de la crisis. Por una razón, esencialmente peyorativa voy hacer una cosa que no se hace habitualmente, presentar en primer lugar el caso de la China y en segundo lugar el caso de América Latina, ya que me es más fácil presentarlo de esta manera incorrecta, y es esta mi justificación de por qué hacerlo.

¿Qué pasó en la China?, bueno primero cabe aclarar que no solo estoy hablando de la China sino que de igual forma estoy hablando de los países de la primera generación como son: Hong Kong, Singapur y, sobretodo, Corea y Taiwán. Eso significa, que tenemos que diferenciarlos de los países de segunda generación que son: las Filipinas, Tailandia, un poco la China, Malasia e Indonesia; lo que se pasó en los países de la primera generación, y sobretodo Corea, es que desde hace cinco o seis años hubo una valorización suficiente del capital a nivel productivo. Eso puede estudiarse de muchas maneras. La primera manera, es efectivamente por el precio de los productos, sobre todo los electrónicos. Cuando hubo una caída de los precios a nivel internacional, entonces hubo más dificultad para hacer consiac. Pero (bien) eso no es suficiente, hay otras cosas. Primer cosa, hay muchos países de la China, los de la primera generación, que gracias al desarrollo, gracias a la retoma de la democracia, hubo una aceleración del costo salarial. A saber que los salarios crecieron más que la productividad del trabajo, eso se tradujo en primer lugar por una elevación de lo que se llama el costo del trabajo. Bien, segundo punto, esos países conocieron una tasa de crecimiento bastante fuerte de la productividad del trabajo, pero insuficiente para compensar la aumentación, se trataba de los salarios. Pero esto, no solo se puede aceptar y decir que la crisis es a causa de los salarios de los trabajadores de la China, sino es solamente para asimilar que a este nivel hay un problema.

(7)

inversión fuera; un poco problemático, por los americanos que hacen inversión en la frontera ―se entiende―, por algo que es propio del trance oficialmente hacer algo. Todo por el hecho de que los salarios son más baratos y, sobre todo, que las condiciones de explotación de trabajo son más fácil. Hubo también otro problema, que en este momento los países de China eran un poco similares con los países de América Latina, que están más cerca de los Estados Unidos ―y tal vez demasiado lejos de Dios―. Eso significa la cosa siguiente, a saber que existió un vínculo bastante fuerte entre la moneda nacional y el dólar. El problema del dólar se apreció frente al yen, la moneda del Japón, y se apreció bastante y eso representó flaqueza de competitividad por los países que tienen comercio precisamente dentro de la esfera asiática. Entonces, el costo laboral es suficiente en el costo técnico y también el vínculo que existe entre la moneda nacional y el dólar, explican de cierta manera la caída de la valorización del capital.

¿Cuál fue la respuesta de los empresarios? Lo interesante de ver que durante una época de apertura, que fue la apertura más grande en el proceso de liberalización, pasó más o menos lo que pasó en la Argentina. A saber, el tipo de relaciones entre el Estado, bancos y empresas era un tipo de relación que existia bastante fuerte, y cuando el Estado decidió, en los años ochenta, financiar una inversión del banco que debía pagar, un poco como los países del este), entonces este tipo de relación con la apertura, va a transformarse como una caricatura. Y el chiste de algunos economistas es que usan la palabra siguiente, que estamos frente a un ron capitalismo(?). Un ron capitalismo(?), significa el capitalismo de los amigos y el capitalismo de los amigos, es el capitalismo de la corrupción reciente. Con lo que quiero significar, es que la apertura va a facilitar, de una cierta manera, que se transforme la relación principal banco y empresa a través de una corrupción reciente. Eso va explicar la facilidad, que hoy conocemos, en los empresarios de los países de China como prestadores de plata, pero mucha plata. ¿Y por qué hicieron eso? porque precisamente debían pagar el servicio de su tributo a la deuda, ¡su propia deuda!; y como no hubo bastante plata para financiar este tipo de servicio a partir de su propia ganancia, ―precisamente a causa de la caída de la valorización del capital―, la única manera que existía, era de lo que se llama: evaporización directa.

(8)

de los amigos. Un capitalismo de los amigos es un capitalismo que puede funcionar bien, puede dar especulación y la especulación permite más producción, y la producción permite más especulación, pero ¿hasta cuándo?.

Hay un umbral ―que es imposible conocer con exactitud―, la crisis pudiera explotar un año antes en 96 o pudiera explotar un año después 98, todo depende del umbral, y sobre todo de la prestación del umbral. Este momento el capitalismo de crédito tuvo miedo, a partir del momento donde apareció un déficit bastante importante; un poco como el caso del 94 en México, lo que se llama parar la cuenta corriente. A partir de este momento el pequeño umbral depende de la apreciación de los especuladores. Hubo una, -¿cómo se dice?-, una comparación con un

montaje zapatera (?), la empresa se pensó que era la hora de huir del país, retomar la plata, y hubo un fracaso de los bancos, etcétera Y así, la crisis, entonces se vuelve eminente.

La verdad que, ciertamente, aparece como una crisis financiera entonces, pero la verdad es que también este tipo de crisis, la podemos ver cuando se observan los datos, lo que se llama los fundamentales, podemos ver que efectivamente la crisis va ser más importante, sobre todo en los países de la Indochina córnaco, donde existió una degradación mucho más importante de la economía a nivel desproporcional. Eso significa que para el caso de China, ya que estamos frente a una situación donde para superar la crisis, se necesita de repensar la manera de actuar e invertir. Se necesita de que, la crisis pueda dar lugar a una reestructuración del aparato productivo, a una recomposición de las generaciones con los trabajadores, etcétera. Eso significa ahora que todo el poder bajo los países de China, necesitan saber si los mercados que fueron liberalizados pueden continuar funcionando de esta manera o si no se trata de conservar la apertura, con una política nueva, una política industrial.

(9)

y sobre todo mucho más irregular. Lo que quiero decir, es que estuvimos frente a una volatilidad de tasa de crecimiento mucho más importante que en el caso de la China. Entonces, cuando se hace una comparación entre los dos casos se necesita de no olvidar el hecho de que el pasado fue completamente diferente. Y de una cierta manera, entre comillas, en la China fue una experiencia de éxito, de transformación a largo plazo de la economía y también de la relación entre empresarios y trabajadores. Mientras que en América Latina, desde hace veinte años, fue más o menos una situación bastante caótica sobre todo durante los años ochenta y también en los años noventa.

En América Latina, podemos decir que, la salida de la crisis fue un éxito desde la salida liberal, y más desde el punto de vista de la inflación, por que la inflación se paró. La inflación, es una manera de acentuar la pobreza de los pobres, entonces fue un éxito y hubo también un segundo aspecto, una retomada neoliberal tiene que ver, entre comillas, a la excepción de la Argentina durante tres años; una retomada, entonces, con un crecimiento del producto interno bruto. No les aseguro que la salida de la crisis tipo liberal sea, y era, la única manera para salir de la crisis; pero desde ese punto de vista, que de todas maneras fue un éxito, es que yo pienso que no debemos hacerlo siempre frente a este tipo de hechos. También eso explica la legitimización de los gobiernos que consiguieron precisamente apagar la inflación que antes ascenso bien, eso es un fenómeno de típica prorrogue(?). Pero ahora, a medio plazo y a largo plazo ¿Qué pasa dentro de los modelos económicos de América Latina?, Bueno, un primer asunto sería lo que pasa alrededor del mecanismo económico financiero de sustitución de las importaciones. A saber que este mecanismo tuvo mucho éxito de los años cincuentas a los setenta, y que actualmente estos sufren un revés al plan original con que fueron empleados. Lo que quiero decir, más concretamente, es que ahora hay muchos segmentos del aparato de línea de producción ―de estos aparatos y líneas de producción―; sin embargo estos aparatos industriales son destruidos por falta de competitividad, por falta de habilidad por parte del Estado, por falta de subsidios, por falta de muchas cosas, por la falta de implementos que hacen que los capitalistas se vuelvan un poco rentistas en los países de América Latina, y quizá mucho más que en los países de China. Bien, de todas las maneras fueron intercambiados los empresarios por las importaciones, y esto quiere decir que las importaciones viejas, son por parte de la producción nacional.

(10)

penetración de las inversiones directa de fuera a través de las importaciones. Considerando que es como puede dar lugar a un aumento suficiente de las exportaciones para que a medio plazo la saturación viniera de fuera; sin embargo, esto es una apuesta, pienso, bastante peligrosa a seguir, porque el tamaño de distribución de la importaciones es tan grande, crece bastante rápido, más que las importaciones, y van a crecer mucho más rápido que las exportaciones; y esto de una manera bastante brutal que va hacer aparecer una brecha comercial fuerte. Este fue el caso de Japón, y el primero de los países de América Latina que conoció esto fue México. Después del incidente comercial hubo una brecha comercial que era de un tamaño tan grande que no fue posible continuar con el mismo pacto de cambio de este tipo de mecanismo.

Entonces, lo que se pasa a partir de este momento es ya la acumulación de bienes. El déficit comercial se vuelve una causa de la modernización insuficiente del país y la incapacidad a modernizar, ya que de esta manera está abriendo todas sus puertas, sin ningún portero, sin una política industrial, habiendo generación de todos los déficit. Desde un déficit comercial pero también desde un déficit tradicional, ya que han de saber que se necesita continuar a pagando el servicio de la deuda externa. El problema es que la deuda externa aumenta bastante, y el servicio de la deuda externa también. Antes una parte sustancial del servicio de deuda externa fue pagado, precisamente por el incidente comercial; ahora no, porque hay una brecha comercial y un déficit comercial bastante fuerte.

(11)

manera la exportación llega a seguir a la misma velocidad; eso significa, a su vez, que la economía va a funcionar con su propia capacidad en atraer capitales, capitales de fuera.

Vimos que, efectivamente, muchas inversiones directas entran al país, hasta en los procesos de integración dentro del Mercosur como aquí ocurren, a causa de la frontera, aquí en México. Bien, pero entra también mucho más dinero que antes y que son más o menos los ridis (?) o que van a llegar a tomar, para los que no sepa variar, la plata gracias a la sumidad de la tasa del interés. Lo que pienso es que la economía de los países de América Latina está, más o menos, dirigida por las tasas de interés. A saber que la tasa de interés, tiene sobretodo poco tiempo de atraer los capitales de fuera y de no permitir la inversión a la reunión de países. Podemos ver que la subida de la tasa de interés va a poner problemas imposibles a resolver a corto plazo, por los gobiernos también. Así, no podrán pagar su propio servicio de deuda, esta vez interna, como es el caso hoy en Brasil.

Entonces, llega un momento cuando la tasa de interés es bastante fuerte que no permite la asimilación de la economía, llegan un momento, un umbral, que en contraparte trae un ingreso del 8% de déficit frente el PIB libre aumento, que la estipulación piensa que este modelo no puede funcionar. La plata se va fuera de una manera completamente brutal y la tasa de interés va aumentar de una manera completamente diabólica. Pienso en el caso de Brasil, que hasta un 50 %, no disculpen, hasta el 49%. Eso va implicar un tipo de fluctuaciones bastante fuerte, por que va llegar una crisis económica y las devaluaciones de la moneda, etcétera. Por lo pronto esto se traduce en que estamos frente a uno de los aspectos de tipo economía latina. Estamos progresivamente frente a un acotamiento descriptivo de inserción de las economías de América Latina en la economía Mundial. La saturación es más del 3% cuando la crisis llega, y eso sí es casi una caricatura. En mi país, en los Estados Unidos o en Japón, cuando hay una crisis son solamente tres puntos menos, no más, de diferencia, dos puntos tal vez. Aquí puede ser 11 o 12 % de diferencia, entonces, estamos frente a una economía que funciona como las montañas rusas.

(12)

general de los precios, como la situación de Chile, la situación de Argentina vira bastante grave. Pero todos estos factores se añaden, precisamente, a la lógica del modelo económico.

Conclusión

Figure

Actualización...

Referencias

Actualización...