• No se han encontrado resultados

Telares manuales en la provincia de Badajoz

N/A
N/A
Protected

Academic year: 2023

Share "Telares manuales en la provincia de Badajoz"

Copied!
5
0
0

Texto completo

(1)

Telares manuales en la provincia de Badajoz

1. Introducción

Nos hemos basado, para eltrabajo de campo.enlos telares actuales de:Alburquerque,Casas de Don Pedro, Fuenlabrada de los Montes, Navalvillar de Pela,Orellana la Vieja. San Vicente de Alcantara y Siruela. Qestacan Navalvillar de Pela y Casas de Don Pedro por su gran número de tejedo ras y lavariedad de técnicas y moti- vos empleados.

11. Datos históricos de los siglos XVIII y XIX

Muc hosson los datos quenos ponendemanifi est ola im port anci a text il de Badajoz desde hace siglos.En el Catastrode Marqués dela Ensenada(1) enla mitad del setecientosse contabilizanun tota lde 1.767 tejedo res de todo género en la «provi nci a de Extremadura». De los cuales 1.469 tenían la categoríade maestros.291 de oficialesy 7 de aprendices.

Del mismomodo.hace mención.a los oficiosde «car- dadores»y«tundidores» con 753 maestros.269 oficia- les.y 7 aprendices.Para eltorcido dela seda cita a 20 maest ros «tor cedores».

Las Mem ori as Polít icas y Económicas de Larrug a (2) del año 17 9 7 nos acredita n la riqueza textil de dicha provincia.Podemos ext raer un censo amp lio ysignifica- tivo de las manufacturas en la provincia en el S. XIII.

Ot ra fuente fundam ent alhasido elDiccio nario Geo- gráfico Esta dístico de Pascu al Madoz (3) para el sig lo XIX.

2.1 Manufacturas de lana en los siglos XVIII y XIX.

Tuvieron gran importanciadurant e el siglo XVIII las fábricas de lana de: Monte -Molin. San Vicent e. Fuente de Cant os.Medina delasTorres.SeguradeLeónyBer- langa. Larruga estudia la produ cción de cada una de ellas.

Tomaremo slos párrafos másinteresant es.

EnMonte-Molin«... 23 telares.apenasse texen alaño 10 0 piezas ó 6.300 varas. Estas xergas son de lana bast a.lasfabrican generalmente las mujeres.Las usan losveci nos dedicados alostrabajos delcampo;y algu- nas piezasse suelenvender en ferias»

En San Vicente «...son8 telares...pero porlo general no andan más que4; vienen a labrarse al año más de 380 piezas...».

EnFuentes de Cantos«La fábricadexergas.costa les y sayales es immem oriable... con lanablanca y negr a producidadelganad o de esta especie:en cuya manio- bra se ocupan mujeresy muchachos. hasta elnúmero de mil personas anualment e; unos en desmotar y lim - piar dicha lana. otros en cardarla; y las mujeres y los muchachos en hilarlaentornos. y a larueca.urdi r los est ambr esyúlti mamente texerlos...estostejidos seha- cían paraelsocorr oy con servacióndeloslabradoresy tejidospara larecolección de granos.aparejos decaba- llerías...faldas...costa lesde que se valían los arrieros y trag inan tes...mantas paraelabrigo de los caballos.así de particu lares como para los de las RealesTropas de S.M.y en camas paraéstaensus cuarteles;yelsayal lo vestían personas queseocupaban en la fatiga yejerci- ciodel campoyganado... los vecinos los transportaban avenderfuera de esta villa a otrospueblos y provinc ias

Maria Pia Timón Tiemblo

de estos Reynos y Puertos de mar...se conservan toda- vía85telaresyse han fabricado enlos últ imosaños de 900 piezascada uno..Lo más apreciablede esta fábrica es elser manejadapor mujeres».

EnMedinade las Torres«Hace años que estafábrica está ensuma decadencia.Cuenta90 telares.pero ape- nas selabran lo quepueden tejer 5...•

EnSegurade León «A proporción delos 130 telares que cuenta.seríaprodigioso esta manufact ura...pero se content a con labraralaño 625 piezas de sayalconal- gunaestameñas.

En Berlanga«...en 1775 los fabricantes de esta fábri- ca se hallaban exentos del servicio milita r. todos los maestros examinados de tejedores.bataneros.tundido - res y prensadores. Toda la obra de dicha fábrica era de medianacalidad. y la mayor parte delas bayetas salían a venderse a toda esta provinc iay aúnalas de la man- cha...Hallándoseestable cido gremioformalcon sus Al- caides.Veedores ysecretariodeloficio...Su estadome- recenuest ros elogios .Se halla con 78 telares quetra- bajanpaños.sayales ybayetas.

Además de éstas. son muy importantes. [as fábricas de Cabezade Buey.HerreradelDuque,Azuaga.Montijo.

Oliva. Zarza la capilla.Zarza deAlage. Alburquerque.y Almendralejo.

Podemos apreciar por medio de estos datos. laim- porta ncia de un gran número de fábricas. en el siglo XVIII.digna de elog io por elpropio aut or (2). Por otro lado pone de manif iesto la decadencia que sufren en estaépoca las de Monte -Molin.SanVicente.Medinade las Torres y Segurade León.Estas fábricas se dedica- ron princ ipalme nteala manufac t ura depaños.bayetas.

sayales y jergas. En general las prendas se hacen por encargo delosvecinos delprop iopueblo o delosmás cerc anos. teniendo escasa salida a excepción de las mant as de Fuente de Cantos que se hacían para las Realestropas y sevendían endistint os puert os demar.

y las bayetas de Berlanga quese comerciabanincluso enla Manc ha.

Sabemos también'qu e enlas feriasdelospuebl os de Badajozse vendían.tejidos de Fuente de Cantos.Berlan- ga. Cabeza de Buey. etc....Larruga cit a, laferia que se celebraba en Azuaga con motivodelafiesta que serea- lizaba enla ermitadelSantísimoCristo del Humill adero dondeacudíanvendedoresde distintas partes delreino.

siendoimportantelos de Fuentesde Cantosporlosteji- dosde lana.

Lasprendasfabricadasiban destinadasalos agricul- tores yganad erosdelazona.realizándosecostalespara la recolecci ón aparejos decaballerías sayas y manta s de abrigo.etc.

No exist engremiosniordenanzasenellas únicamen- te senombrabanveedorespor lajusticia. Los tejedores solían ser hom bres a excepció ndelafábricade Fuent es de Cantos y Molínqueestaban manejada por mujeres.

Estas ylosniños se dedicabanahilar. escardar.devanar yurdir.Existíanenalgunasde estas fábricaslas catego- rias de maest ros. ofi ciales. aprendices o muchachos.

Lasprendas queserealizaban eranensugranmayoría delana del ganadodela zona.

EnelsigloXIXaño 1848.segúnMadoz.dest acanAI-

(2)

mendralejo con telares para bayetas blancas y azules y cobertores de lana merina dela tierra.De Berlanga cita la fábrica de paños ordinarios llamadasefrisass.En Ca- beza del Buey existíanun númeroconside rable de tela- res para paños y bayetas que se exportaban.En D.Beni- to También se tejían costales y bayetas de lana. En Fuente de Cantos Cita cien telares de lana parajergas, que labran y fabricanlas mujeres ylos hombres salen a venderlas.De Herrera del Duque diceMadoz. «...han de- saparecido las fábricasde paños y frisasque habíanen esta villa».

En Hornachos«buenas bayetas blancasy azules.col- chas y cobertores de lana, manejados por las mujeres.

cuyaslabores se exportan a aquellasprovinc ias».

En Medina de Las Torres«setent atelares dejergas y mantas bastas manejadasporlas mujeres».

En Monte Molín «dieciséis telaresdelana basta.sufi- ciente'a proveer a la gente del campo de mantas de abrigos,costales yjergas...exportan doscientasvaras».

También habla de Salvaleón y Alange con su fábrica de jergas al igual que Segura de León.

Como vemos siguenexist iendo enelsiglo XIX las fá- bricas expuestas por Larruga apareciendo la de Salva- leóny Hornachos como nuevas.

2.2 Manufacturas de seda en los siglos XVIII y XIX

Esta provincia tieneuna cosecha muy escasa. Sola- mente lalocalidad de Hornachos produce una pequeña cantidad de seda,exist iendo dos tornos.Carece de ma- nufactura sedera únicamente se puede mencio nar el caso de Zafra,donde hacían las mujeres redecillaso co- fiasde seday botones de lino y seda, y en Mérida en que se tejíanmedias y gorras de seda en dos telares.

Madoz no menciona ni cosechas nimanufacturas en elsigloXIX.

2.3 Manufacturas de lino en los siglos XVIII y XIX En elsiglo XVIII. los telaresdedicados alos tejidos de linoyestopa son más numerosos que los de lana. La- rruga ofrece un cuadro en elque se muestran elestado, elnúmero de telares,personas que se ocupanen ellos y la cantidad de varas que selabran alaño en cada uno delos pueblos por orden de partidos.

En elpartido de Badajoz destacaban:Jerez de los Ca- balleros con 187 telares incluyendo los de las Aldeas de Santa Ana y Matamoros,Olivacon86.Feriacon 50.

Barcarrota con 42,Zafra 23 y Zaynos 34.

En elpartido de Merida: Garrovilla con 23,Valdifuen - tes delDuque con 50,Herrera delDuque con35y Villa- nueva delDuque con25.

En el partido de Alcantara destacaban San Vicente con 24.

Además de estos habla de ot ros pueblos pero con menor número de telares.

Hemos contabilizado en elsiglo XVIIIun totalde 37 localidades con 1.055telares para lienzos enla provin- cia de Badajoz.

Estos telares delienzos estaban manejados por muje- res-trabajando según las necesidades.En el verano ape- nas se trabajaba debido alas faenas agrícolas. Las fi- bras empleadas son: el lino, la estopa, el cañamo y la lana,en bayetas y colchas.

Los lienzos suelen ser angostos o de una vara de an- cho y servíanpara la confección de camisas.sábanas.

enaguas,costales y sacas.En elsig loXIXsegún los da- tos de Pascual Madoz.elmapa de pueblos contelares para lienzos,essim ila ral de Larruga.Se cita n nuevaslo- calidades como:Campanario.Casas de Don Pedro,Espa- rragosa de Lares.Higuerala RealyTalarrub ias.

111. Materias primas

Enlos siglospasados predominaron.el lino.lalana y el cañamo. Ahora se emplean el algodón. la lana. los trapos,sintét icosy artifi ciales.

3.1 Lana.

Se obtienedelesquileodelas ovejas unavezlimpia e hilada.La que se empleaen la actua lidadse compra en las tiendasya preparada.

Existieronen la provinc iadist intos tipos de lana.con calidades diferentes.según la clasede ovejaa que per- tenecía. Se conocían dos clases de lana fina:una que llamaban de ganado transhumanteyque pasaba a pas- tar durante el verano a tierras de Segovia,Soria ymon- tañas de León. Esta correspondía a la merina y servía para paños finos y delicados.Otra es la que llamaban entrefinaque esla que producíaelganadodelaprovin- cia. normalmente de color negro. Servía para paños más bastos y de color pardo. Exist ían otros tipos de mala calidad. denom inadas burdas o churras que ser- víanpara el uso de mantas ordinarias,jergasy cost ales.

Muchas localidades se dedicaba nalavent a de lanas a otrasprovincias.

Exist ieron lavadero s en much os pueblos.destacaban elde Burguillos yUsagre.

En la actualidad. lalanavirgen es escasa,ysolamente se hilaa nivelparticu lary en pequeñacant idad .

3.2 Lino

EnBadajoz se sembraro ndos tipos de lino:elderega- dio yelde secano o bayal.Fue muy exte nso elcultivo del linohast a elsigloXX.En la década delos60según datos del Anuario de Estad ística Agraria (4) suf re un fuerte ret roc eso. Nos ha quedado eltérmino de «lina- res»siendo sust itu ído este cul tiv o por otros más pro- ductivos.

Se sembraba a puño con lalinaza del año anterior, después se regaba y escardaba. yunavezquelalinaza habíacrecido y madurado se arrancaba.Eltallo del lino, que es de donde se obtiene la fibra para la hilaza.está formado por un tuboint erior poligonalo médularodea- do exter iormente por la corteza o materia leñosa. La . médulaequivaleala fibray la cortezaalacaña o arista, la cualsedebe extraerdespuésdeun largo y laborioso proceso.

3.3 Cáñamo

Secultivómenos que el lino yse emp leósobretodo para cordelería y sacas, puesto quelascifrasson más resiste ntes.Existieron fábri cas de cordeleríaenBadajoz.

Jérez delos Caballeros.Zafra,Hino josa del Duque yTa- larrubia.

3.4 Trapos

Son aquellas fibras que se consiguen a base de tiras o restos de otros tejidos ya usados. Se emplean con mucha frecuencia para formar la trama delas telasde trapos.

(3)

3.5 Sintéticasyartificial es

Sontodasaquellas fibrasobtenidaspor procedim ien- tos indust riales que reproducen lacomposi ción y pro- piedades de algunas fibras naturales,como losacrílico, leacril, orlon, etc...Formantanto la trama com o la ur- dimbrede los tejidosy han venidohasustit uirala lana naturaly a otras fibras.

3.6 El algodón

Es una fibra text il que siempre ha sido elaborada y preparada con medios indust riales.Ofreció al campode la experime ntación, para las modernas técnicas,punto de partida de larevol uciónindust rial.Se cultiva en ve- gas de Badajoz pero se exporta fueradonde serefinay elabora por carecer la provinciadeindust rias relaciona- das con este ramo. En los telares act uales se emplea para for marlaurdi mbe delos tejidos, y ha sustituídoal linoycáñamo.

IV. Proced enciay economíadelasmaterias pri m as Alhacerse todas las prendas por encargo,el cliente traela materiaque considera necesaria para la elabora- ción.El tejedor no tiene por qué preocuparse de la ob- tención. estando por esto libre del costo que pudiera suponer la materia prima .Laúnica fibra quese encarga de comprar es elalgodón.Lo obtiene enlas tiendas del propio pueblo procedente de Cataluña. Con esta fibra for mala urdimbredelos tejidos .

V. Técnicas e instrum entos relaciona dos con lalim- piezayrefinado de lafibratextil.

5.1 Lana

Una vez esquilada, selava para quitarla la grasa y la suciedad.Después se blanquea sumergiéndolaen agua caliente con cenizas de encina,que hace las veces de lejía.Se seca alsolsiendoestiradayahuecada con las manos. quitándole lasimpurezas como pajas.pinchos, etc.

Limpia se procede al «cardao» intervi niendo como inst rument o.los cardos del campo o las «cardas».Estas son dos inst rument os de forma rectangular, provistos de mango,con púas de hierro colocadasa modode ce- pillo. Se mueven en operaciones conjuntas de ambas manos en sent ido contrario. una sobre otra sobre las que vanporci ones de lana.

5.2 Lino

Una vez arrancada la plantasele quitan lashierbas y se disponeen manojo.se secan y se sacuden de la se- milla o linaza.Posteriormentese pone a «pudrir» o co- cer en elrío donde permanece durante 8ó 9 díassujeto con piedras . Las diversas fermentaciones alas que se sometela plantadanlugar a reactivos capaces de sepa- rarla corteza dela médulao fibra text il.Una vez secos los haces se «mach an» sobre grandes piedras con unos mazosdemadera de forma cilíndrica y mango en la parte superior.Mediante este proceso, la cáscara se separa pocoa poco dela fibra .Después se«tasc a» con- sistiendo en golpear alhaz con una agramadera com- puesta de dos partes que encajan entre si. Posterior- mente se «espada» dando al haz con un cuchilloo es- pada de maderasobreun«borriquillo o palo»que hace de soporte. En esta operación se le quita las aristas o cascarillas alafibra.Elsigu ienteproceso es el «rasti lla- do»,que peina al lino conel inst rum ent o denominado

«rastillo». compuesto poruna tabla ancha que lleva en elextremo.púas de hierrodispuestasen círculoa modo decepill o.Se manejaeste inst rum ent o sentado en una silla.colocándoseentrelas piernasy sujeto a la pared.

Ejecutadoeste trabajo .ellino queda divididoen dos cla-

ses: laest opa de peorcalid ady el lino propiamentedi- cho.

VI. Técnicas einstru m ent os rel aci onados con el hi- lado dela fibra

Trata remos conjuntament elas delalana. elcáñamoy el lino por ser comunes atodas ellas.Enelprocesodel hilado intervienen laruecayel huso.Larueca serealiza- ba,porest as zonas.demadera de adelfa.yel «rocao» o - partemás ancha seconsigueabriendoel palo en'4par- tes e introduciendo una arandeladecorchoque hacía de separador. Esta cont iene el copo y en el huso se arrollalafibra queconst ade unpalo en cuyo ext remo superior tiene una ranura enespiral por donde pasa la fibray la parte inferior ozona más anchadenominada

«tortera» de form acilíndr ica a modo de arandela. He- mos encont rado dichatortera. en muchoscasos.traba- jadaen corcho.Se emp leó con másfrecuenciaen el hi- lado, la ruecay el huso.que el torno.Posteriormente se hacen lasmadejas en la«espadill a»,o «aspa».Est e ins- trumento esde madera compuest o por un palo grueso y cruzado por otros dos paralelosmásdelgados.Reali- zadas lasmadejas se blanqueancociéndolas en calde- ros de cobre con cenizas deencina ydespués se«so- lean».

Para hacer los ovillos se devanan las madejas en la devanadera,inst rument o formado por una peanay dos crucesunidas en susextremosy enlazadaspor un vás- tago central.Ovilladala fibraselleva al tejedor para que realice las canillas.

Las «tornasde hacercanillas»o «canilleros».se com- ponen normalmenteen esta zona por unaruedade cor- cho y un pequeñoarcomanejadocon la manoqueact i- va el giro. facilitando el movimiento de la canill a que después seinsertará en la lanzadera del telar(Fot.1l.

«Toma de hacer canillas» con rueda decorcho.Casas de DonPedro.

(4)

VII. Telar

7.1 Ubicación y acondicionamiento

Se encuentran ubicados en los patioso corrales, za- guanes, cocinas, desvanes o edificios auxiliares a la vi- vienda como almacenes, leñeras, etc, próximos a la morada de la tejedora. No hemos encontrado un lugar especialmente construídopara ser utilizado como edifi- cio del telar.

7.2 Descripción del telar

Los telares de la provinc ia son sim ilares no sólo en dimensiones sino en nomenclatura. La anchura media es de 1,50 cm aproximadamente. Esta formado por cuatro pies unidos por largueros transversales forman- do un bastidor. En la parte posterior se encuentra un ci- lindro rotativo sobre elque van arrollados los hilosdela urdimbre; el tejido terminado se pliegaen otro cilindro.

A éstos se les conoce con el nombre de«enjulios».

Los «lizos» están formados por dos listones y sobre éstos van tendidos los hilos que son de cuerda o metá- licos con un ojete en su parte media por donde pasan los hilos de la urdimb re. Para elaccionamiento de los juegos de lizos,hay unos pedalesde maderadenomina- dos «primideras»que van sujetos a los lizospor medio de unos cordeles. El juego de poleas o «carretones» fa- cilita el ascenso.Al subir el juego delizos se forma un hueco por donde pasala lanzadera que será la que for- . ma la trama.Para que se haga posibleel insertado dela pasada se utiliza «la canal»que lleva un peineentre las que van delgadas varillas de rnetafo cañitas denomina- das dientes .El lado superior dela canal forma un eje o manillar con el que se mueve elpeine para insert ar la

Telar de casas de Don Pedro.

pasada de la trama en el artículo ya tejido. La tejedora se apoya para el manejo del telar sobre una tabla de madera colocada sobre las primideras a la que denomi- na asiento o «sedera». (Fot o

21.

VIII. Tejidos

8.1 Tipos de prendas que se fabrican.

Predominan los tej idos relacionadoscon laindumen- taria fest ivacomo refajos,faltriqueras ,enaguas,mantas

«guapas» y alfo rjas. Destacan también las prendas de uso domésticoo de ajuar:colchas,tapetes de arca,cor- tinas, cojines, alfombras, mantas de abrigo, etc. Cada vez se reducen los encargos de tejidos relacionados con las faenas agrícolasy ganaderas como sacas,cos- tales,talegos ,mantas de pastor,y alforjasde uso.El an- cho delas telas suele serde 70 u 80 cms.estando en relación a la dimensióndel telaryanchura del peine.

Refajode «repaso»en blanco y negro.

8.2 Técnicas y decoración.

al Una delas técnicasmás empleada esla deno- minada de «repaso»,que serealiza con4 «primi deras»

o pedales y 4 lizos.Se obtieneuntejidoenelque alter- nalo lisoylolabrado con motivosgeom étr icos en relie- ve de losanges, celdillas ,aspillasy rombos. La urdimbe .se realizade algodón y latrama de lanamuyfina,de ahí que se pierdabastante tiempoensu ejecución . (fot o 3)

Los colores jueganun granpapel,apareciendocombi- nados en listas de dife rente groso rque dan una gran vistos idad alas piezas.Con esta técnicase realizan los refajos multico lores ylos blancosy negros usados en el traje regiona l.Se emplea frecuentemente en Casas de Don Pedro, Siruela, Orellana la Vieja y Navalvillar de Pela.

(5)

bl Ot ra es la denominada de «rueda». En esta técni catam bi én intervienenvarios lizos. result ando un tejido detext ura enrelieve.La urdimbre de algodón y la trama de lana devari os cabos.Seintr oduce ésta con la aguja de «caña» a manoy después se pasa la hebra de algodón conlalanzadera parasujeta r la pasada anterior.

Al emplear fibr as en la urdimb rede diferentegrosor dan una text urade realcesaltejido que juegan conlos moti- vos geomét ricos de rombos. inscritos, o en cadenas, muycaracte ríst icosde esta técnica.Se realizancolchas . mantas.alfombras.cojines.cortinas,etc.Es muy carac- terístico deCasas de DonPed ro (fot o 41.

Cortina realizadaconlatécni ca de«rueda».

cl La técnicade«labor a mano» queequivaleala

«deshil ado o hilos cont ad os»de laprov incia de Cáce- res,seempl ea sobre tod o enNavalvillar de Pelapara la realización de mant as«quapas» y refajos .Las mantas se hacen para enjaezar a loscaballos que salen en la noche deSanAnt ó nyquese conoce conelnombrede

«Encami sada».Est án realizad as de algodón en laurdim- bre y lana en latrama. Latécnicaes lisa configurando mot ivosfloralesy vegetalesdecoloresfuert es que se consiguen pasando los hilos de la trama a mano. sin lanzadera,una vezque sehan contado.Se caracterizan ésta s por su ancho fleco de madroños multicolores (foto51

Mantade caballo. Navalvillarde Pela.

d) La lisa o plana tambi énse emplea.Lalanzadera se mueve siempre por igual entrelos hilos delaurdim- bre,dando por tanto una texturauniform ea la tela.Re- quiere estetécnica la colabora ción de dos«primideras»

y dos cuadros delizos. La decoració n la marcaelcolo ri- do enel que se alterna n las listas de diferente grosor, los cuad ros..bandas. etc.Con ést a se realizalasdeno- minadas traperas. con laurdi mbre de algodóny trama de trapos.Se sigue empleando entodos los telares de la provinc ia.

IX Técni cas complementarias

Muchosdelostejidosde lana habíaque so meterlos

al «abat anado», para ello se necesitaba de batanes y prensas movidas por agua o caballerías tupiendoel teji- do y desengrasándolo.Otras muchas recibían el carda- do bien con cardones o cardaderas.

Hasta no hace mucho tiempolos tejidosy madejas se teñían con plantas naturales.A partir de los años cin- cuenta se int rodujero n los productos químicos y anili- nas.Se usaron en Badajoz mult itudde plantas tintóreas como elkermes,la rubia, la gramilla.la gualda.el zuma- - que.la cáscara de nogal. Se empleó mucho el «curtio» o tinte obtenido dela cáscara de encinaque se cocia pre- viamen te enun calderohasta que soltaba el color.Pos- teriormente se colaba y seint roducíanlas madejas en este tinte.resultandoun mostaza claro.

X Aspectos económicosysociales

El único desembolso corresponde ala obtención de ojetes delizos y varillasde peinesmetálicosque al rom- perselos tienenque encarga rfuera. nor malment e a Bar- celona.Eltelar esmuy resistentey pasa de una genera- ción a otra.sinapenas repararse.

Las prendas alser de encargo. no suponen, ningún gasto ya que el clientetrae la fibra.Unicamente se en- cargan de comprar elalgodón para la urdimbre.Luego, hay queceñirse alas horasde trabajo empleadas enla tejeduría para calcular el cost o.Porotro lado la econo- míade márgenes comerci ales esmuy dif ícilde obtener ya que se trabaja temporalmente alternándolo con las faenas domésticas. Los encargos los hacen principal- mentelosvecinos delprop io pueblo olos de las áreas más próx imas.Destacan Navalvillarde Pela y Casas de Don Pedro, como centros de producción. no sólo para pueblosde Badajozsinode Cáceres.

Elofi ciosehatransmitido demadres a hijas .Lostela- res se enc uent ran manejados por mujeres en su gran mayoría.tal es elcaso de Navalvillar de Pela,Casas de Don Pedro,Orellana la Vieja. Fuenlabrada de los Mon- tes,Sirue layAlburquerque.En San Vicentede Alcanta- ratrabaja un hom bre,quizásdebido a la tradición de la fabrica de paños que según Larruga estaba manejado porhom bres.

Está patente en esta zona. el proceso de ext inción que suf ren los telares manuales si lo comparamos con el panorama textilde los siglos XVIII yXIX.Todo-esto seha vist oacelerado por la expansiónindustri al, compi- tiendo estos géneros con las prendas artesana les (51.

Deahíel reduci donúmero de tejidos que se fabrican y los quesehacen se -destinan alám bito popular porser típicos dela zona.como ref ajos.mantas,alforjas.carac- terísticostodos de esta provincia.

NOTAS

(Agradezcolainformación tan desinteresadaque medieronlos tejedoresde laProvincia).

(1) A.MATILLASTASCa N.«laúnicacontribución alCatos- trode laEnsenada».Servicio de EstudiosdelaInspección General delMinisteriode Hacienda.

Apéndice XIV.Datosestadísticos dela Provincia deExtra- madura1947.

(21 E.LARRUGAyBONETE.«Memorias políticasy Económi- cas...deEspaña»Tomos11,39.40.añoMDCCXCVII.

(3) PASCUAL MADOZ.«Diccionario Geográfico-Estadístico- Historicode España y sus posesionesde Ultramar».Ma- drid18 4 5-18 50.3°Ed.

(4) ANUARIO DE ESTADISTICAAGRARIA.Años19 31 a79. Ministeriode Agricultura.SecretariaTécnica General(lino textil).

(5) GUIADEARTESANIADEEXTREMADURA.

MinisteriodeIndust ria yEnergía.Madrid1980,pág.110.

Referencias

Documento similar

A medida que las organizaciones evolucionan para responder a los cambios del ambiente tanto para sobrevivir como para crecer a partir de la innovación (Stacey, 1996), los

En cuarto lugar, se establecen unos medios para la actuación de re- fuerzo de la Cohesión (conducción y coordinación de las políticas eco- nómicas nacionales, políticas y acciones

Volviendo a la jurisprudencia del Tribunal de Justicia, conviene recor- dar que, con el tiempo, este órgano se vio en la necesidad de determinar si los actos de los Estados

1. LAS GARANTÍAS CONSTITUCIONALES.—2. C) La reforma constitucional de 1994. D) Las tres etapas del amparo argentino. F) Las vías previas al amparo. H) La acción es judicial en

"No porque las dos, que vinieron de Valencia, no merecieran ese favor, pues eran entrambas de tan grande espíritu […] La razón porque no vió Coronas para ellas, sería

Tome el MacRm media libra de Manecca de puerca ,media Je Manmca de Bac media de A- yre Rolado ,media de Azeyre Violado, y re poMc'tn holla vi- driadaafuegommfo,paza que

n que se contiene La Ordenanza que generalmente deberá observarse para el modo de.. cazar y pescar en estos rey nos, con señalamiento de los tiempos de veda, de una y

The part I assessment is coordinated involving all MSCs and led by the RMS who prepares a draft assessment report, sends the request for information (RFI) with considerations,