PDF superior Tratamiento de la infección grave en urgencias

Tratamiento de la infección grave en urgencias

Tratamiento de la infección grave en urgencias

2.- Infección urinaria complicada. Se puede asociar a sepsis grave, pero es rara la aparición de shock séptico. El gérmen más frecuentemente aislado es E. coli, seguido de otros bacilos gramne- gativos. Si el enfermo ha estado hospitalizado recientemente o ha sufrido repetidas manipulaciones urinarias (cateterización, cistosco- pia, instilaciones) debe tenerse presente Pseudomonas. El tratamien- to antibiótico incluye amoxicilina-clavulánico, cefalosporina de 2ª, 3ª ó 4ª generación o una quinolona. Si se sospecha Pseudomonas, las opciones se reducen a ceftazidima, cefepima o quinolona a las que se puede añadir un aminoglucósido, que es necesario si existe shock séptico. Cefepima es activa frente a la mayoría de los aisla- mientos en infecciones urinarias 24 y es más eficaz que ceftazidima
Mostrar más

7 Lee mas

Utilización de Bemiparina en los servicios de urgencias hospitalalarios: tratamiento y profilaxis

Utilización de Bemiparina en los servicios de urgencias hospitalalarios: tratamiento y profilaxis

riencia del SUH de nuestro centro, que atiende un área sanitaria de 600.000 habitantes ha sido menor, 0,7 /mil habi- tantes y una incidencia de TEP de 0,3 / mil habitantes. Esta incidencia, menor que la recogida en la literatura, puede de- berse a que algunos enfermos con este proceso son atendidos en otros centros diferentes al hospital de área. No obstante, las ETEV diagnosticadas en la urgencia de nuestro centro su- ponen el 2,1 / mil de la urgencias asistidas y el 15,4 / mil de los ingresos hospitalarios urgentes (Tabla 1). Los objetivos perseguidos en el tratamiento y en la prevención, primaria o secundaria de la ETEV incluyen la instauración de tratamien- to anticoagulante, además de otras medidas. Este tratamiento anticoagulante inicial se basó, durante décadas, en la heparina no fraccionada (HNF) 12 . La evidencia científica, en los últi-
Mostrar más

6 Lee mas

Impacto de la intensificación del tratamiento en urgencias del niño con asma sobre la hospitalización

Impacto de la intensificación del tratamiento en urgencias del niño con asma sobre la hospitalización

Además, entre 1998 y 2001 ha disminuído el número de pa- cientes que vuelven a consultar en Urgencias de Pediatría por el mismo proceso durante la semana posterior a la consulta inicial. Este hecho podría ser atribuible a una mayor intensificación del tratamiento domiciliario, pero, a este respecto, entre 1998 y 2001 sólo varió la periodicidad recomendada de la administra- ción domiciliaria del beta-2 adrenérgico (salbutamol o terbutali- na inhalados), ya que el porcentaje de pacientes tratados en do- micilio con beta-2 adrenérgicos, con corticoide sistémico o a los que se recomendó iniciar tratamiento con corticoide inhalado fue similar en ambos años. No parece que el hecho de incre- mentar la periodicidad del beta-2 administrado en domicilio pueda por sí solo explicar esta disminución en la tasa de recon- sulta. Posiblemente, la disminución de esta tasa pueda razonarse mejor por el mayor número de pacientes que recibe precozmen- te en Urgencias una dosis inicial de 1-2 mg/kg de prednisona o
Mostrar más

6 Lee mas

Recomendaciones para el diagnóstico y tratamiento de la migraña en Urgencias*

Recomendaciones para el diagnóstico y tratamiento de la migraña en Urgencias*

Generalmente el enfermo acude a urgencias con dolor de cabeza. Durante esta fase de cefalea el tratamiento más reco- mendable es un triptan, teniendo en cuenta la rapidez de ac- ción del sumatriptan intranasal, si el dolor es significativo o presenta vómitos. Si disponemos oxígeno se puede aplicar a alto flujo (a 8-10 litros/minuto, durante 10-15 minutos) antes del triptan. Si el dolor es intenso o los triptanes no han sido muy eficaces en ocasiones anteriores, se administrará al mis- mo tiempo ketorolaco, tramadol o meperidina im o iv. Tam- bién se puede asociar en estos casos metoclopramida iv. En los casos rebeldes al tratamiento anterior, se administrará su- matriptan subcutáneo y oxígeno a alto flujo. Si el dolor per- siste se iniciará tratamiento con prednisona o dexametasona, como se indica en el estado migrañoso.
Mostrar más

9 Lee mas

Estudio de tratamiento con la asociación diclofenaco/misoprostol en dolor musculoesquelético en urgencias hospitalarias

Estudio de tratamiento con la asociación diclofenaco/misoprostol en dolor musculoesquelético en urgencias hospitalarias

Resultados: Se recogieron 2.050 casos con una edad media de 42,52 años, oscilando entre 14 y 94. El 54% eran hombres. El dolor se loca- lizó en miembros inferiores en el 37%, en miembros inferiores en 25%, en zona lumbar en 14% y en zona cervical en 13% de los enfermos. La intensidad media del dolor fue 6,62. El 21% de los enfermos había recibido algún analgésico antes de llegar a urgencias. La dosis media prescrita de DF/MP fue 2,52 (de 1 a 3). En el 19% de los enfermos se asoció otra medicación para el dolor, siendo un relajante muscular en el 66% de los casos. El tratamiento se realizó durante 5,95 días (DS 2,32), con 2,63 dosis al día. La causa de dejar el tratamiento fue mejo- ría del dolor en 79% y aparición de efectos secundarios en 16%. La valoración media de la mejoría fue 7,66. El grado de satisfacción del paciente fue 7,69. El 25% de los enfermos presentaron algún tipo de molestia gástrica y un 7% diarrea.
Mostrar más

9 Lee mas

Nivel de ansiedad en niños entre 3 a 9 años de edad durante la aplicación de anestesia en tratamiento de urgencias e inicial que asisten al Posgrado de Odontopediatría de la Facultad de Odontología de la UANL.

Nivel de ansiedad en niños entre 3 a 9 años de edad durante la aplicación de anestesia en tratamiento de urgencias e inicial que asisten al Posgrado de Odontopediatría de la Facultad de Odontología de la UANL.

En relación al género y los resultados de la escala de ansiedad en los pacientes que acuden al inicio de tratamiento después de la cita de urgencias, tabla y gráfica 2 (Anexo A/B pg. 57/63 ) se obtuvo que el porcentaje más alto fue el del sexo masculino correspondiendo a 43.48% sin ansiedad. Se observó que 7 pacientes del sexo femenino no presentaron ansiedad frente al tratamiento. El menor porcentaje reportado fue para la ansiedad leve en el sexo masculino que corresponde a un 8.70%, mientras que la ansiedad leve y moderada fue presentada por un 20% del sexo femenino. Sólo 5 pacientes femeninas presentaron ansiedad grave. En general tanto en pacientes masculinos como femeninos hubo mayor referencia a no sentir ansiedad frente a la anestesia durante la cita de inicio de tratamiento.
Mostrar más

85 Lee mas

Implicación de las nuevas guías de la Sociedad Europea de Cardiología en el tratamiento de la insuficiencia cardiaca aguda: ¿debemos cambiar nuestros esquemas en urgencias?

Implicación de las nuevas guías de la Sociedad Europea de Cardiología en el tratamiento de la insuficiencia cardiaca aguda: ¿debemos cambiar nuestros esquemas en urgencias?

tan reemplazar a las guías que estamos analizando, sino que sirven para facilitar la implementación de ellas, y que clasifican a los pacientes en 5 escenarios según la presión arterial sistólica (PAS) inicial y los signos y síntomas congestivos: 1) disnea y/o conges- tión con PAS > 140 mmHg, donde el tratamiento más eficaz viene determinado por la ventilación no invasiva (VNI), los nitratos a dosis crecientes y las do- sis bajas de diuréticos; 2) disnea y/o congestión con PAS 100 y 140 mmHg, donde los diuréticos son el principal tratamiento si la retención crónica de líqui- dos está presente, asociados a los nitratos; 3) disnea y/o congestión con PAS inferior a 100 mmHg, don- de debemos considerar la administración de volu- men (si no existe congestión de forma inicial) e in- otropos, y si persistiera la hipoperfusión, considerar la vasoconstrictores; 4) disnea y/o congestión con síndrome coronario agudo, se debe aplicar el proto- colo específico; 5) insuficiencia cardiaca derecha ais- lada: se recomienda evitar la sobrecarga de volu- men, utilizar diuréticos si PAS es superior a 90 mmHg e inotropos si la PAS es inferior a 90 mmHg.
Mostrar más

5 Lee mas

Manejo de esteroides en urgencias como tratamiento sustitutivo

Manejo de esteroides en urgencias como tratamiento sustitutivo

S e revisan las formas de presentación y las claves pa- ra el diagnóstico de la insuficiencia suprarrenal en Ur- gencias, diferenciando las formas primaria (por lesión de suprarrenales), secundaria (por lesión de hipófisis) y ter- ciaria (por disfunción hipotalámica). La actuación en urgen- cias es clara en los enfermos ya diagnosticados de insu- ficiencia suprarenal que acuden con alguna de las manifestaciones por descompensación. El problema apare- ce en los enfermos sin diagnóstico previo. Las claves diag- nosticadas son hipertensión, hiperpigmentación en la forma primaria, hiponatremia, hiperpotasemia, hipoglucemia y eo- sinofilia. El diagnóstico se hace por los demostración de un cortisol plamático inferior a 3 microgramos/100ml en las primeras horas de la mañana. En casos dudosos pueden ser necesarias otras determinaciones o pruebas de estimu- lación o supresión. El tratamiento de la enfermeadad cróni- ca se hará con glucocorticoides por vía oral, al que se aña- de mineralcorticoide. El tratamiento de la crisis aguda incluye la administración de suero glucosalino a ritmo rápi- do más 100 mg de hidrocortisona en bolo seguido de infu- sión continua de 100-200 mg durante 24 horas o pulsos de 100 mg cada 8 horas o pulsos de 100 mg cada 8 horas, re- duciendo la dosis en los días siguientes.
Mostrar más

5 Lee mas

Pacientes en tratamiento con sacubitrilo valsartán que presentan una descompensación en forma de insuficiencia cardiaca aguda: análisis de la actitud en urgencias y durante la hospitalización

Pacientes en tratamiento con sacubitrilo valsartán que presentan una descompensación en forma de insuficiencia cardiaca aguda: análisis de la actitud en urgencias y durante la hospitalización

relativamente corta y, por tanto, en muchos casos la decisión de si se debe administrar la siguiente dosis de SV se toma ya en la sala de hospitalización. No dispo- nemos a día de hoy de datos con los que comparar este primer resultado, si bien debemos destacar que procede de una muestra amplia de SUH españoles. Habrá que comprobar si esto es lo que sucede tam- bién en otros países, o si esta actitud se mantiene con el paso del tiempo y la adquisición de una mayor ex- periencia con el fármaco durante las descompensacio- nes agudas. Cabe destacar que poco más del 1% de pacientes con ICA que consultaron en SUH estaba en tratamiento con SV, porcentaje que refleja la lenta im- plantación de dicho fármaco, para el cual existe ade- más la tendencia a utilizarlo en dosis bajas y no a do- sis plenas 8 , como también hemos objetivado en este
Mostrar más

6 Lee mas

Efecto de una intervención formativa en urgencias en la mejora del manejo y el tratamiento de la insuficiencia cardiaca aguda

Efecto de una intervención formativa en urgencias en la mejora del manejo y el tratamiento de la insuficiencia cardiaca aguda

Método: Se diseñó un estudio de intervención cuasi-experimental sin grupo control y con una comparación pre y post-intervención. En una primera fase, se incluyeron de for- ma consecutiva a 708 pacientes que acudieron al SUH de 6 hospitales españoles duran- te un mes con el diagnóstico principal de ICA. En una segunda fase, se realizaron dife- rentes programas de formación sobre el manejo de la ICA según las guías vigentes. Tras la intervención, se volvió a incluir, siguiendo la misma metodología, a 613 pacientes que acudieron de ICA. Las variables principales fueron aquéllas que estudios previos habían detectado una mayor desviación de las recomendaciones de las principales guías (deter- minación de troponinas plasmáticas y BNP o pro-BNP, uso de furosemida en perfusión continua o nitroglicerina endovenosa y utilización de ventilación no invasiva-VNI). Resultados: Hubo escasas diferencias entre los grupos pre y postintervención en sus características demográficas, clínicas o en el tratamiento (en el grupo postintervención, existía un mayor porcentaje de pacientes con enfermedad cerebrovascular, neumopatía crónica, disfunción sistólica y tratamiento ambulatorio con bloqueadores beta-adrenér- gicos; p < 0,05 para todos ellos). Se detectó un aumento significativo en la determi- nación de BNP o pro-BNP (incremento absoluto del 44,7%, IC del 95%: 39,9-49,5%; p < 0,001) y en el uso de nitroglicerina endovenosa (incremento absoluto del 6,9%, IC del 95%: 2,2-11,5; p < 0,01). Se evidenció un aumento no significativo en la deter- minación de troponinas, y en el uso de furosemida en perfusión continua y VNI. Conclusiones: Un programa de formación sobre el manejo diagnóstico y terapéutico de la ICA en los SUH mejora el seguimiento de las recomendaciones de las guías. [Emergencias 2010;22:331-337]
Mostrar más

7 Lee mas

Tratamiento anticoagulante de la enfermedad tromboembólica venosa en urgencias

Tratamiento anticoagulante de la enfermedad tromboembólica venosa en urgencias

L os servicios de urgencia hospitalarios (SUH) partici- pan en la prevención y en el tratamiento de la ETEV y de sus complicaciones. El tratamiento anticoagulante (TA) constituye la base de la terapéutica. Contamos para ello con Heparina no fraccionada (HNF) Heparina de Bajo Peso Molecular (HBPM), Anticoagulantes orales (ACO), An- titrombinas y agentes trombolíticos. La HNF, requiere hos- pitalización y control de laboratorio. Su indicación ha que- dado reducida al inicio del tratamiento de determinadas situaciones de TVP o de Embolia Pulmonar (EP) masiva con compromiso hemodinámico. La HBPM ha reemplazado a la HNF en casi todas sus indicaciones en la TVP, la expe- riencia ha demostrado que es, al menos, tan eficaz y segu- ra como la anterior, no requiere controles de laboratorio, se administra por vía subcutánea una o dos veces al día, tiene menor toxicidad y su tratamiento se puede llevar a cabo en régimen ambulatorio, lo que supone un ahorro considerable de cama de hospitalización y económico. Es el tratamiento de elección en embarazadas con ETEV, por no atravesar la placenta y en otras situaciones clínicas en las que el trata- miento a largo plazo con ACO está contraindicado. También se considera el tratamiento indicado en EP sin compromiso hemodinámico. Existen presentaciones para administración una o dos veces al día en el tratamiento de la TVP y para administración una vez al día en la profilaxis. Las complica- ciones más frecuentes son las hemorrágicas, que se neu- tralizan con sulfato de protamina. La trombopenia y la oste- oporosis son complicaciones comunes para ambas formas de heparina, pero menos frecuentes y menos graves para la HBPM. Los ACO, constituyen el tratamiento a largo plazo de la ETEV. Su administración se inicia simultáneamente con la HBPM hasta que se alcanza un INR entre 2-3. Re- quiere controles de laboratorio. Las Antitrombinas son tra- tamientos alternativos, para pacientes en los que está con- traindicada la utilización de heparina. La trombolisis en la ETEV sólo está indicada en situaciones hemodinámicamen- te inestables de EP o trombosis iliofemoral.
Mostrar más

11 Lee mas

TRAMADOL EN EL TRATAMIENTO DEL DOLOR DE ORIGEN DENTARIO EN UN SERVICIO DE URGENCIAS HOSPITALARIO

TRAMADOL EN EL TRATAMIENTO DEL DOLOR DE ORIGEN DENTARIO EN UN SERVICIO DE URGENCIAS HOSPITALARIO

Los resultados obtenidos permiten afirmar que con el tramadol hemos encontrado un fármaco eficaz en el tratamiento de las odontalgias, independientemente de la patología que las origine. Además, comprobada la eficacia del fármaco por vía oral, disponemos de una administración fácil del mismo. Y, por último, pode- mos poner de manifiesto que cuando se utiliza esta vía y en las dosis mencionadas el porcentaje de efectos secundarios es muy bajo, y cuando éstos se presentan tienen carácter leve.

5 Lee mas

Seguridad de la cardioversión de la fibrilación auricular de reciente comienzo en urgencias

Seguridad de la cardioversión de la fibrilación auricular de reciente comienzo en urgencias

Se analizaron 718 procedimientos de cardioversión en un total de 570 pacientes (Figura 1). Las característi- cas generales de la cohorte estudiada se muestran en la Tabla 1. La edad media fue de 64 años (DE 13,5) y un 51,5% fueron mujeres. Se realizaron 479 CVU (66,7%) y 239 CVP (33,3%). En los episodios en que se realizó CVU farmacológica, los antiarrítmicos utilizados fueron: amiodarona en 71 episodios (22,5%), grupo Ic en 113 (35,9%, 112 de flecainida y 1 de propafenona); beta- bloqueantes en 63 (20,0%) y vernakalant en 52 (16,5%). En la Tabla 1 pueden verse las diferencias en- tre estos dos grupos, destacando que los pacientes so- metidos a CVU fueron en mayor porcentaje mujeres y más jóvenes, recibían más antiarrítmicos de base, espe- cialmente del grupo Ic, y tratamiento anticoagulante. La prevalencia de FA de nuevo diagnóstico fue menor
Mostrar más

6 Lee mas

Infección respiratoria en observación de urgencias

Infección respiratoria en observación de urgencias

ción de enfermedad pulmonar crónica obstructiva (EPOC) por infección respiratoria en los que no estaba clara la decisión de ingreso, quedaban en observación con el tratamiento que se consideraba más oportuno y que incluía antibioterapia con cefonicid intravenoso o intramuscular (grupos A-2 y B-3 del protocolo de la (Tabla I). En 24-48 horas, dependiendo de la evolución seguida, se le ingresaba o enviaba a su domicilio. Se consideró que la reagudización se debía a infección respiratoria cuando el enfermo reagudizado presentaba fiebre, sin otro foco, o cuando cumplía los criterios de Anthonisen et al 10 (existencia de dos de los tres
Mostrar más

5 Lee mas

Urgencias psiquiátricas en la adolescencia

Urgencias psiquiátricas en la adolescencia

el niño está tranquilo es normal. Historiando al paciente presenta antecedentes de bronquiolitis los dos primeros años de vida y laringitis graves de repetición por reflujo gastroesofágico. Con 5 años se le practicó tratamiento quirúrgico Nissen. En la evolución estos síntomas de apariencia neurológica remitieron pero a la semana presenta una tos persistente que interfiere de forma grave en su vida e impide su escolarización. La tos no responde a los tratamientos habituales y no se encuentra patología física que la justifique. Ante estos hallazgos y la sospecha de que los síntomas sean psicógenos se deriva al niño a la consulta de psiquiatría infantil.
Mostrar más

8 Lee mas

Asistencia en pacientes ingresados en la sala de observación de urgencias

Asistencia en pacientes ingresados en la sala de observación de urgencias

La evolución del paciente es únicamente registrada en muchos casos por el personal de enfermería, y no siempre anota los datos relevantes de ésta. El perso­ nal médico tras efectuar el diagnóstico y prescribir el tratamiento confía en que la evolución sea la correc­ ta, dejando en manos de la enfermeras/os del Servicio el registro de ésta, por lo cual la hoja de curso clínico que debía der conjunta del equipo asistencial, se con­ vierte en realidad un hoja de seguimiento de enferme­ ría.

5 Lee mas

Infección intraabdominal en urgencias

Infección intraabdominal en urgencias

La mayoría de las infecciones intraabdominales, inclu- yendo las de origen biliar, son diagnosticadas e inicialmente tratadas en el servicio de urgencias, donde se inicia a menudo el estudio microbiológico. Además, con frecuencia, estas afecciones quedan a cargo de los médicos de urgencias o de las unidades de corta estancia durante una primera fase del proceso, salvo que se haya decidido tratamiento quirúrgico de entrada. Sin embargo, no hay ningún estudio amplio en nues- tro medio que nos indique cuales son las características de es- tas infecciones, el agente causal, sensibilidad a los diferentes antibióticos y la evolución. Asimismo desconocemos cuáles son las prácticas habituales en los servicios de urgencias de España en el manejo de las infecciones intraabdominales. Con el objetivo de aportar datos sobre estos aspectos se ha realiza- do un estudio epidemiológico multicéntrico para conocer los
Mostrar más

10 Lee mas

UNIDAD DE OBSERVACIÓN DE URGENCIAS EN LA INTOXICACIÓN AGUDA GRAVE

UNIDAD DE OBSERVACIÓN DE URGENCIAS EN LA INTOXICACIÓN AGUDA GRAVE

intoxicaciones que precisaron tratamiento y observación por un período superior a seis horas. Resultados: De 31.563 urgencias, 151 fueron diagnosticadas de intoxicación aguda grave, 12 precisaron ingreso en UCI. Los grupos de tóxicos implicados fueron en el 50% fármacos, en el 33% drogas, 10% productos agrícolas y 7% cáusticos. Los agentes más frecuentes en cada grupo fueron las benzodiacepinas, alcohol, anticolinesterásicos y álcalis. La vía de absorción digestiva fue la más utilizada. La edad media fue de 33,6 años. Existió intencionalidad suicida en el 59%, con un 4% de
Mostrar más

6 Lee mas

Eficacia del salbutamol en el tratamiento de la hiperpotasemia aguda grave

Eficacia del salbutamol en el tratamiento de la hiperpotasemia aguda grave

Mujer de 58 años con hipertensión arterial en tratamiento con antiinflamatorios no esteroideos, diabetes mellitus tipo 2 e hipercolesterolemia. A los 33 años, durante el parto de su cuarto hijo tuvo una hemorragia vaginal cuantiosa seguida de hipotensión mantenida, que requirió ingreso en UCI y transfu- sión sanguínea. Tras remontar este cuadro presentó amenorrea e imposibilidad para la lactancia. Consultó en el Servicio de Urgencias Hospitalario (SUH) por astenia de tres meses de evolución y cuadro de vómitos y dolor abdominal en los dos últimos días. En el examen físico se apreciaba bradipsiquia, edema palpebral, alopecia de la cola de las cejas, palidez mu- cocutánea, con engrosamiento de la piel y ausencia de vello axilar y pubiano. Los análisis revelaron anemia leve de tras-
Mostrar más

9 Lee mas

Inmunomonitorización de la infección grave

Inmunomonitorización de la infección grave

En 1991 tiene lugar la primera conferencia del “American College of Chest Physicians and the Society of Critical Care Medicine” (ACCP/SCCM) con el objetivo de consensuar las definiciones de los términos de SIRS (síndrome de respuesta inflamatoria sistémica), sepsis y sus diferentes grados de gravedad (108). El avance de la medicina hace necesaria la actualización de estos conceptos y el establecimiento de criterios más concretos y precisos que permitan profundizar y llegar a entender la fisiopatología de la sepsis. Por ello, en 2001 diferentes organizaciones como la SCCM, la “European Society of Intensive Care Medicine” (ESICM), el ACCP, el ATS, y el “Surgical Infection Society” (SIS) junto con otros grupos de investigadores, se reúnen en una conferencia internacional y crean un documento actualizado sobre el manejo de la sepsis (109). Estas definiciones y las indicaciones clínicas respecto del diagnóstico y tratamiento han sido actualizadas periódicamente gracias a iniciativas como la “Surviving Sepsis Campaign” (SSC), cuyas últimas recomendaciones se recogen en un documento publicado en 2012 tanto en “Critical Care Medicin” como en “Intensive Care Medicine”.
Mostrar más

283 Lee mas

Show all 10000 documents...